Oración del Remanso

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
«Oración del Remanso»
Publicación 1998
Género chamamé
Duración 5:24
Compositor Jorge Fandermole
Letrista Jorge Fandermole
País de origen Argentina

Oración del Remanso es una canción folclórica litoraleña del cantautor argentino Jorge Fandermole, compuesto en 1998. Es considerado uno de los himnos del cancionero popular argentino.

La canción es un chamamé cuya letra metafórica habla de un obrero pescador orando al Cristo de las Redes. También hace referencia al "Remanso Valerio", un paraje ubicado a mitad de camino entre las localidades santafesinas de Rosario y Granadero Baigorria, sobre el río Paraná.

Temática[editar]

Remanso Valerio es un pequeño paraje de pescadores, que avizora los buques cargueros que remontan el Paraná hasta el puerto de San Lorenzo. La vida de ese pueblo gira en torno al río, y los peces como fuente de subsistencia de los obreros locales.[1]

Según el relato popular, debido al crecimiento de la zona y las obras en su entorno, tanto al norte como al sur de este paraje resultó afectado su ecosistema, y por consecuente, muchas familias se vieron muy afectadas.[1]​ Remanso Valerio era protagonista de varias tragedias, y con el tiempo su condición fluvial hostil fue aplacándose. Por esta razón se encomendaron a un Cristo Pescador que los pobladores erigieron en piedra el 27 de mayo de 1995.[2]

Esa advocación cristiana inspiró a Jorge Fandermole, luego de ver un cartel que invitaba a ver a un Cristo Pescador, durante sus viajes por la Ruta 11.[2]

Letra[editar]

Soy de la orilla brava
Del agua turbia y la correntada
Que baja hermosa
Por su barrosa profundidad
Soy un paisano serio
Soy gente del remanso Valerio
Que es donde el cielo
Remonta el vuelo en el Paraná
Tengo el color del río
Y su misma voz en mi canto sigo
El agua mansa y su suave danza
En el corazón
Pero a veces oscura
Va turbulenta en la ciega hondura
Y se hace brillo
En este cuchillo de pescador
Cristo de las redes
No nos abandones
Y en los espineles
Déjanos tus dones
No pienses que nos perdiste
Es que la pobreza nos pone tristes
La sangre tensa
Y uno no piensa más que en morir
Agua del río viejo
Llévate pronto este canto lejos
Que está aclarando
Y vamos pescando para vivir
Llevo mi sombra alerta
Sobre la escama del agua abierta
Y en el reposo vertiginoso
Del espinel
Sueño que alzo la proa
Y subo a la Luna en la canoa
Y así descanso
Hecha un remanso mi propia piel
Calma de mis dolores
Ay, Cristo de los pescadores
Dile a mi amada
Que está apenada esperándome
Que ando pensando en ella
Mientras voy vadeando las estrellas
Que el río está bravo
Y estoy cansado para volver
Cristo de las redes
No nos abandones
Y en los espineles
Déjanos tus dones
No pienses que nos perdiste
Es que la pobreza nos pone tristes
La sangre tensa
Y uno no piensa más que en morir
Agua del río viejo
Llévate pronto este canto lejos
Que está aclarando
Y vamos pescando para vivir

Intérpretes[editar]

Referencias[editar]

  1. a b «Oración del Remanso». Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria. Consultado el 10 de diciembre de 2020. 
  2. a b «La Oración del Remanso y el Cristo de las Redes». Aleteia. Consultado el 10 de diciembre de 2020.