Mota de Trespalacio

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La Mota castral de Trespalacio es un yacimiento arqueológico situado en el pueblo de Hinojedo, municipio de Suances, Cantabria. Se encuentra en el barrio de Gándara. Se estima que su datación se corresponde entre los siglos X y XI D.C.

Los restos son perfectamente visibles, constando de un círculo de tierra rodeado de dos anillos, también de tierra. Posiblemente se situara sobre el círculo central una torre o fortificación y, sobre los anillos circundantes, murallas defensivas. No se aprecian aberturas en los anillos, por lo que se estima pudieran tener acceso elevado, aprovechando el espacio entre elevaciones para servir de foso inundado.

La Mota de Trespalacio es un elemento defensivo poco habitual en Cantabria, al contrario que en países como Holanda, Francia o Gran Bretaña, donde se encuentran numerosos ejemplos de diversas características morfológicas.

Origen del nombre[editar]

Aunque el término local y originario sea en singular, en varias ocasiones aparece escrito, siempre en documentos muy modernos, como Trespalacios, en plural. Éste es un error habitual motivado por la confusión de Tres con un numeral, siendo en realidad una preposición típica del lenguaje popular cántabro, equivalente al castellano Tras. Su significado real es (Trespalacio=Tras Palacio). Ejemplos de este fenómeno son: Tresvisu (Tras Visum), Tresileja (Tras Iglesia), Trespeña (Tras Peña), Tresgallo, etc, etc.

No se sabe bien por qué se le ha dado el término de Trespalacio, topónimo de una fuente y lavadero, que se encuentra tras el Palacio de Velarde, a unos 400 metros de distancia. Posiblemente, se deba a una confusión debido a la existencia de un túmulo prehistórico en el lugar de Trespalacio. Éste, lamentablemente, fue destruido durante las obras de realización de un aparcamiento para la cercana iglesia de San Saturnino, en los primeros años del siglo XXI. Una de las lajas de piedra que formaban parte de dicho enterramiento prehistórico arrasado, puede contemplarse en el parque infantil, detrás de la iglesia, con una placa conmemorativa de su realización.

Curiosidades[editar]

La escritora de novela negra de origen cántabro, María Oruña, incluye en su novela "Un lugar a donde ir" a la Mota castral de Trespalacio como escenario de un crimen.