Monasterio de Nuestra Señora de Alconada

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

o MONASTERIO DE NUESTRA SEÑORA DE ARCONADA

Monasterio cisterciense de Nuestra Señora de Arconada (o Alconada)
Ampudia - Monasterio de Nuestra Señora de Alconada 5.jpg
Localización
País España
División Ampudia
Dirección Bandera de España Ampudia, España
Coordenadas 41°55′17″N 4°44′50″O / 41.9214, -4.74722
Información religiosa
Culto Iglesia católica
Diócesis Palencia
Orden Cistercienses de Castilla
Advocación Nuestra Señora de Arconada
Historia del edificio
Construcción 1729-1747
Datos arquitectónicos
Tipo Monasterio
Estilo Barroco
Sitio web oficial

Nuestra Señora de Alconada (o Arconada) es la denominación de un monasterio cisterciense -antiguo santuario mariano- regentado y custodiado por madres de la Congregación de san Bernardo o de Castilla del císter, situado en Ampudia, en la comarca de Tierra de Campos de Palencia (Castilla y León, España). El actual edificio del templo data del siglo XVIII y en su interior acoge una réplica de la imagen románica de la muy venerada Virgen homónima.

Historia y descripción[editar]

El monasterio se halla a unos 2 kilómetros al nordeste de Ampudia, en la carretera de Dueñas y Palencia, junto al arroyo del Salón, en una pradera arbolada. El monumento remonta sus orígenes al siglo XIII, cuando se erigió una ermita, quizá de traza románica, para custodia devocional de una imagen románica sedente de la Virgen María con el Niño hallada por un labrador que, gracias a ella, recobró la vista, según la tradición popular, en 1133, en una capilla subterránea, en el pueblo de Arconada, cerca de Carrión de los Condes. Tras su descubrimiento, la imagen permaneció en el altar mayor de la iglesia parroquial de Arconada hasta que en 1219, en acatamiento, según continúa diciendo el relato tradicional, del deseo de la Virgen, fue trasladada a Ampudia para recibir culto en un primitivo santuario particular bajo la advocación de Nuestra Señora de Arconada, en referencia al citado pueblo. Esta Virgen se convirtió en la patrona de Ampudia y de la comarca de Tierra de Campos palentina. Su festividad se celebra el 8 de septiembre, festividad de la Natividad de la Virgen María.

Se trata de una talla muy antigua, una obra románica de finales del siglo XII o principios del XIII. La Virgen ya fue venerada en Écija (Sevilla), bajo la advocación de Nuestra Señora de los Remedios, hasta la ocupación árabe de 711, en que dos capitanes del derrotado ejército visigodo la pusieron a salvo, llevándola hasta Arconada, donde la enterraron. Actualmente, la talla se halla en el museo de Arte Sacro de Ampudia, situado en el antiguo edificio del convento de San Francisco.

Alfonso X le dedica una de las últimas composiciones en sus Cantigas de Santa María, escritas en gallego-portugués. También hay referencias de la imagen mariana en las obras del mítico arcediano del Alcor (especie de vicario episcopal de la zona, cargo hoy desaparecido por la preeminencia del arcipreste y del vicario de Campos). Benedicto XIII (el papa Luna) distingue en su Cartulario la advocación de esta Virgen.

Ya en el siglo XXI, el nombre de "Nuestra Señora de Arconada" cambia por el de Nuestra Señora de Alconada, por la sustitución entre la /r/ y /l/ en situación implosiva, es decir, en este caso, al final de la primera sílaba, aunque en honor a la autenticidad y al origen primigenio del nombre (hagiotopónimo: localidad de Arconada) junto a las diversas referencias a la Virgen de "ARCONADA" en los cuadros con escenas de los milagros marianos situados en las paredes del templo santuario; y las diferentes referencias del lugar recogidas en la cartografía oficial (INSTITUTO GEOGRÁFICO NACIONAL) y otras entidades que publican cartografía de España (entidades militares, etc.), la vacilación o alternancia entre los hispanohablantes (especialmente los que no proceden de Ampudia y de las zonas limítrofes) a la hora de pronunciar el nombre de la advocación mariana: unos utilizan la forma con /l/ (Alconada); otros, la forma con /r/ (Arconada); finalmente, el hecho peculiar -señalado al inicio de este párrafo- de la característica alternancia entre /l/ y /r/ en posición implosiva, es decir, entre el fonema alveolar lateral sonoro /l/ y el fonema alveolar vibrante sonoro /r/ explican el uso alternante de "Arconada"/"Alconada", aunque, como aducíamos, por origen y por autenticidad el término hagiotoponímico que debería utilizarse es la forma "Arconada".

El edificio de la iglesia:

La fábrica corresponde a una reforma general acometida entre 1729 y 1747 bajo la dirección del maestro arquitecto fray Juan Antonio Suárez. Gracias a las generosas limosnas de los devotos, la antigua ermita-santuario fue reconstruida y ampliada en estilo barroco en un espacioso templo con planta de cruz latina, bóveda de cañón y rico mobiliario; con todo, las obras quedaron inconclusas por falta de fondos. El interior acoge los siguientes elementos: el retablo mayor, realizado en madera dorada y jaspeada (1784) , de estilo neoclásico, en cuyo centro, en un camarín, se alza la imagen (répicla de la talla original) de la Virgen de Alconada; otros cuatro retablos de estilo barroco; cuatro lienzos de 1749 con diversos pasajes de la leyenda de la Virgen, y diversas tallas de santos.

Retablo de la Capilla Mayor del Santuario.

Durante los dos siglos siguientes, el edificio fue deteriorándose hasta el punto de presentar un aspecto deplorable, según informa una crónica del navarro Monasterio de la Oliva fechada en 1950. En 1956 la comunidad de 30 monjas que habitaban el monasterio de Sancti Spiritu de Olmedo, Valladolid, adscrito a la Orden Cisterciense de la Estricta Observancia (Trapenses), se trasladó a este lugar, convirtiendo en monasterio las dependencias adosadas al santuario. En 1978, esta primera comunidad monacal se mudó al Santuario de Nuestra Señora de Vico, en Arnedo, La Rioja.

El monasterio de Alconada quedó vacío hasta 1985, año en que cuatro hermanas procedentes del monasterio de Nuestra Señora del Valle de Aranda de Duero, Burgos, perteneciente a la Congregación de San Bernardo o de Castilla, del Císter, tomó posesión del mismo, bajo el pontificado del obispo Nicolás Castellanos, Premio Príncipe de Asturias y último obispo nombrado por Pablo VI. En 1988, el santuario fue objeto de una amplia restauración. En agosto y septiembre de 2021, cuando se acometían unas obras en el tejado del templo, este sufrió un doble incendio, parece que no fue intencionado; la comunidad de madres cistercienses no se vio afectada al habitar en las dependencias anexas.

Existe la Asociación de Amigos y Amigas de la Virgen de Alconada, con sede en Ampudia. Hace una década se singularizaba por su dinamismo, proyectos y actividades. Pero desde 2010 o se ha extinguido o funciona mínimamente. Su página web ofrece buena muestra de la inactividad al no aparecer contenidos actualizados, ni informaciones relativas a actos, programas, proyectos.

La Villa de Ampudia, como acto de hermanamiento con la localidad de Arconada, celebra encuentros y actividades para conmemorar el origen primigenio de la imagen de la Virgen.

Las perspectivas sobre la devoción en el futuro parece que son halagüeñas, ya que impera en la memoria colectiva y por ende en las nuevas generaciones la religiosidad popular mariana, muy arraigada en los jóvenes a través del imaginario colectivo y las familias: la antropología cultural, el folclore, las romerías, los votos y la gran celebración que congrega a los habitantes -creyentes o no- el día 8 de septiembre favorecen la perpetuidad de este elemento multifacético en torno a la Virgen. La piedad y la práctica religiosa (novenas, misas, religiosidad popular) se pueden perder, pero siempre quedará en las venideras juventudes el elemento folclórico, el encuentro popular y el festejo de celebraciones y actos vinculados a la Virgen.


En la actualidad, las madres cistercienses, no sin dificultades - por las estrecheces económicas- mantienen vivo el carisma de san Benito: consagradas y dedicadas a la oración, a la "Lectio Divina" (ORANT); al trabajo de las encuadernaciones artesanales y la elaboración de productos de repostería que pueden adquirirse en la tienda del monasterio (LABORANT). Asimismo, tienen previsto abrir una hospedería.

Demografía[editar]

Evolución de la población en el siglo XXI[1]
Gráfica de evolución demográfica de Nuestra Señora de Alconada entre 2000 y 2020

     Población de derecho (2000-2020) según el padrón municipal del INE

Galería[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]

  • ÉTIMO DE ARCONADA: Aparece documentado sin variantes en 1011. Gonzalo Martínez Díez indica: "deriva de arcón, diminutivo de arca, con el significado de mojón que divide las tierras; arconada equivaldría a divisoria o límite”.
  • El topónimo Arconada es frecuente en el ámbito castellanoleonés: Burgos, Palencia, Segovia, Salamanca...
  • EVOLUCIÓN SEMÁNTICA DEL TÉRMINO PATRIMONIAL DESDE EL LATÍN:
  • Así, el término ARCÓN, con el significado de ‘piedra de marco, señal de lindero’ era frecuente en el castellano medieval. Igual podría decirse de su sinónimo "arca". Este contenido semántico ya lo tenía el latín clásico y vulgar: ARCA: "'marca de lindero." El sufijo –"ón" del vocablo arcón: adjetivo deverbal como se observa en otros términos; así en el sayagués fincón ‘laja de piedra hincada en el suelo que forma parte de los vallados’.
  • "Arconada", por lo tanto, ha de entenderse como un adjetivo sustantivado cuyo significado primario sería: 'tierra arconada', 'linde arconada', ‘tierra marcada por arcones o mojoneras’.
  • https://pt.m.wikisource.org/wiki/Cantigas_de_Santa_Maria
  • Wikimedia Commons alberga una categoría multimedia sobre Monasterio de Nuestra Señora de Alconada.
  • Web del Monasterio de N.ª S.ª de Alconada
  • Asociación de Amigos de la Virgen de Alconada