Melchor Pérez de Holguín

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Melchor Pérez de Holguín
Melchor Pérez de Holguín en el Billete de 50 Bolivianos (Bs.).jpg
Retrato de Melchor Pérez de Holguín en el billete de 50 bolivianos
Información personal
Nombre de nacimiento Melchor Pérez de Holguín Flores
Nacimiento 17 de marzo de 1942
Bandera del Imperio español Cochabamba, Virreinato del Perú (actual Bolivia)
Fallecimiento 1732 Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Boliviana
Familia
Padres Diego Pérez Holguín y Esperanza Flores
Cónyuge Micaela del Castillo
Información profesional
Área Pintura barroca

Melchor Pérez de Holguín (Cochabamba, Virreinato del Perú, 16601732) fue un pintor, considerado uno de los mejores artistas de la historia de Bolivia y de la pintura barroca española.

Biografía[editar]

Hijo de Diego Pérez Holguín y de Esperanza Flores, Melchor Pérez de Holguín nació en la ciudad de Cochabamba y pasó la mayor parte de su vida en Villa Imperial de Potosí (Alto Perú, actual Bolivia), donde desarrolló en su arte y se casó el 25 de marzo de 1695 con la lugareña Micaela del Castillo.

Se desconoce quién pudo ser su maestro. Su producción principal se centró en los encargos realizados para órdenes religiosas católicas, como la franciscana y la dominicana

Sus obras[editar]

Entre sus pinturas destacan: El Juicio Final (1706), Triunfo de la Iglesia (1708, parroquia de San Lorenzo, Potosí), Entrada del virrey Morcillo en Potosí (1718) San Mateo (1724), perteneciente a la serie de los evangelistas de la Casa de la Moneda de Bolivia; Virgen de la Merced, La peregrina, San Francisco de Asís (1693, Museo de la Casa de Moneda, Potosí) y San Pedro de Alcántara en éxtasis (1701, Museo Nacional de Arte).

Autorretrato de Pérez Holguín, en el cuadro Entrada del virrey Morcillo (1718)

Su obra se inscribe en una Potosí crédula y milagrosa, donde el arte barroco se fundía con el carácter religioso español. La fe de Pérez de Holguín y sus conocimientos de religión, combinados con ciertas creencias sobrenaturales (paganismos), le mantuvieron en numerosas ocasiones al borde de la herejía.

Entrada del virrey arzobispo Morcillo en Potosí (1718). Museo de América, Madrid.

Aqunue toda la obra de Pérez de Holguín se realizó en la Villa Imperial, algunas fuentes sostienen que pudo haber estudiado en Sevilla con Murillo y que recibió gran influencia de los grabados flamencos y de Zurbarán.[1]​ Sea como fuere, hasta la fecha no se ha encontrado un solo cuadro firmado en otro lugar. Más tarde, sus obras fueron llevadas de Potosí a otras ciudades de Bolivia, y también al extranjero.

El principal repositorio de obras de Pérez de Holguín es la Casa Nacional de Moneda en Potosí, entre las que sobresalen los bustos de Mateo el Evangelista y de san Pedro de Alcántara, los retratos de los santos Bernardo de Claraval, Juan de Dios y Luis Gonzaga, un Pentecostés, la excelente Sagrada Familia con san Luis (Luis IX de Francia) y el Nacimiento (fechado en 1701), un san Francisco de Asís (firmado en 1694, que hace par con otro Pedro de Alcántara), y la serie de los cuatro evangelistas de cuerpo entero, firmada en 1724.

Otras muchas obras suyas se encuentran en el Museo Nacional de Arte ubicado en La Paz, frente a la plaza Murillo o de Armas.

Es difícil calcular el número de cuadros de Pérez de Holguín que salieron de Bolivia, pues su exportación fue clandestina. Se conoce solamente lo que se exhibe en museos públicos, por ejemplo, un San Francisco de Paula en el de Arte Hispanoamericano Isaac Fernández Blanco de Buenos Aires, una Huida a Egipto, identificada por Cecilio Guzmán de Rojas en el Nacional de Bellas Artes de Santiago de Chile; esta institución posee, además, otro san Francisco de Paula (óleo sobre tela, 84x63cm); el O'Higginiano y de Bellas Artes de Talca (Chile) tiene un san Gerónimo;[2]​ y en el Museo de América de Madrid, la citada en Entrada del virrey Morcillo.

Aunque no se sabe cuánto produjo Pérez de Holguín, la gran cantidad de cuadros existentes en Bolivia después de un saqueo secular que sufre Potosí, nos da la pauta y permite concluir que fue bastante prolífico. Cobró fama desde la época virreinal, como lo demuestra el que su nombre sea el único que aparece en el inventario de la pinacoteca de los jesuitas de Potosí, levantado en 1769; que se conserven hasta el presente otros documentos de esa época que nos refieren de sus obras y que, finalmente, un informante de fines del virreinato, diga que fue un "pintor eminente", a quien llamaban Brocha de Oro.

Galería[editar]

Referencias[editar]

  1. «Melchor Pérez de Holguín», Biografías y Vidas, s/f; acceso 31.07.2018
  2. «Melchor Pérez de Holguín», Artistas Visuales Chilenos, s/f; acceso 31.07.2018

Enlaces externos[editar]