Mate cocido

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Mate cocido.

El mate cocido (en portugués chá mate) es una infusión típica de las gastronomías de los países del Cono Sur de América: Paraguay, Argentina, Bolivia, Brasil y Chile, con un importante consumo en Paraguay. El mate cocido se obtiene cuando se disuelve yerba mate en agua caliente (por distintos métodos de cocción), el resultado, es un líquido aromático de color verde transparente, de un sabor amargo suave, cuyo color puede variar a más o menos oscuro dependiendo de la concentración de yerba Mate disuelta en el agua. Se acostumbra servirlo caliente en una taza o un jarro, se puede endulzar con azúcar o edulcorante y agregársele leche o no.

Por su valor nutricional y energizante propio, y por brindar sensación de saciedad se lo suele beber en el desayuno o la merienda, acompañado con un alimento sólido como pan u otros productos de confitería.

Algunas denominaciones regionales: en Brasil se lo llama Chá Mate, donde la palabra «Chá » significa «Té » en portugués. En Paraguay es conocido simplemente como cocido y suele llamarse «cocido negro» al mate cocido puro sin leche. En la región argentina de Cuyo, que comprende las provincias de Mendoza, San Juan y San Luis, se lo llama «Yerbiado ». En Corrientes y Tucumán se lo llama cocido. Es también una infusión propia de la República Oriental del Uruguay, siendo muy frecuente su uso en el interior de la República.

Propiedades[editar]

El mate cocido posee las propiedades que le otorga la yerba mate:

  • Es antioxidante, una fuente de vitaminas, también fuente de minerales, tiene efecto energizante al contener «mateína» una sustancia similar a la cafeína y ayuda a disminuir el colesterol malo.[1]​ Según informe del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM; organización no gubernamental), República Argentina.
  • Posee cantidades considerables de potasio, hierro, fósforo, sodio y magnesio; también contiene diversas sustancias antioxidantes, vitaminas (A, B1, B2, C y K) y carotenos.[2]​ Según informe de la Dirección Nacional de Alimentos [3]​ perteneciente a la Secretaría de Desarrollo Rural del Ministerio de Agroindustria de la República Argentina.

Elaboración[editar]

Modos de preparación[editar]

Yerba mate molida, despalada (izq.). Yerba mate molida, con palo (der.).
  • Si se prepara mate cocido a partir de «yerba mate molida» (presentación comercial: paquetes de un cuarto, medio, un kilogramo, etc.). Se lo hace colocando una cucharada sopera colmada de yerba molida por cada 250 mL de agua en un recipiente, y según la preferencia del consumidor se puede agregar la yerba antes que hierva el agua o después que hirvió, en ambos casos se debe dejar reposar unos minutos, y debe ser colado (filtrado) antes de beberlo.
  • Si se dispone de «yerba mate en saquitos» (presentación comercial: saquitos o bolsitas de 2 ó 3 gramos, en envases de 25, 50,100 unidades, etc.). La preparación se lleva a cabo vertiendo agua caliente sobre un saquito colocado dentro de una taza, igual que con el .
  • Si no se dispone de saquitos, se añade la cantidad deseada de yerba a granel y se filtra luego de infusionado o se asienta con un chorro de agua fría.
  • El mate cocido se elabora actualmente en la forma comercial de «Yerba Mate Soluble Instantánea». La preparación se simplifica a verter una cucharadita de «yerba instantánea» en una taza con agua caliente, igual que con el café instantáneo.

La elaboración, en fábrica, de la yerba para «mate cocido en saquitos», es prácticamente igual a la producción de la «yerba mate molida»,[4]​ con la diferencia que en la molienda de aquella se eliminan el polvillo y los palitos, clasificando y procesando solamente las hojas de la planta de yerba mate.[5]

Cocido quemado[editar]

Existe una versión del mate cocido típica en todo el territorio de la Republica del Paraguay llamado “cocido quemado” o “cocido negro”, con una receta de preparación tradicional que brinda un sabor único. Consiste en: Hervir el agua en un recipiente. Mientras tanto; colocar la yerba y el azúcar en un plato o recipiente, de un lado la yerba y del otro el azúcar. Echar sobre ellos una brasa de carbon encendida y dejar que se fundan tanto la yerba como el azúcar… Echar ésta preparación al agua hiviendo. Dejar reposar y servir en una taza utilizando un colador o tamiz. Es muy común servirlo con un poco de leche, acompañando de otros preparados tradicionales como chipa, mbeju, galletas o coquitos.[6]​ También en el Noreste de Argentina, y aún más en zonas puebleras y rurales, llamándose en estos "mate cocido quemado".[7]​ En esta versión la misma consiste también en tostar o "quemar" la yerba a la vez que que se carameliza un poco de azúcar en la olla, todo esto antes de agregarle agua ya caliente. El "tostado" o "quemado" de la yerba y caramelización del azúcar puede hacer directamente con un brasa encendida, o también con el calor del fuego dando en la olla. El resultado es una infusión con el sabor a yerba mate tostada endulzado con "caramelo de azúcar".

Modalidades en la cocción[editar]

Algunos especialistas recomiendan que el agua para el mate cocido debe llevarse hasta la temperatura de 89 °C (evitando que hierva) porque, según opinan, al igual que con el «mate cebado», a esta temperatura se conserva el sabor de la yerba mate sin ser modificado por la temperatura. Muchos consumidores prefieren, en vez de preocuparse por controlar la temperatura del agua, agregar agua fría luego del primer hervor para bajar la temperatura de la misma, y así, acercarse a los 89 °C recomendados por los especialistas.

Consumo[editar]

  • En Paraguay, en el Oriente Boliviano y en parte del Noreste Argentino, tradicionalmente se consume en la forma de «mate cocido quemado» (en especial en zonas rurales), que se prepara con azúcar y yerba quemados en una olla, y agua hirviendo.
  • Otra modalidad consiste en consumirlo frío, particularmente en verano.
  • Esta bebida tiene un elevado índice de consumo doméstico, por ser de bajo costo y tener valores nutritivos altos.
  • Algunas escuelas públicas paraguayas y argentinas sirven como desayuno mate cocido con pan, como tradición desde comienzos del siglo XIX.
  • Se puede cortar con leche o hacer exclusivamente con leche.
  • En Uruguay la costumbre se ha ido perdiendo y el mercado no llegó aún a presentar el mate en saquitos, de hacerse con yerba a granel un chorrito de agua fría sedimenta la yerba en suspensión.

Referencias[editar]