Marco Mario Gratidiano

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Marco Mario Gratidiano (f. 82 a. C.) fue un pretor y partidario de la facción de los populares liderada por su tío Cayo Mario durante las últimas guerras civiles de los años 80 a. C. en la República romana. Gratidiano es conocido fundamente por haber sufrido una muerte particularmente violenta durante las proscripciones de Sila. Según los relatos más sensacionales, fue torturado y desmembrado por Catilina en la tumba de Quinto Lutacio Catulo César, en una forma que evocaba un sacrificio humano.

Como pretor, Gratidiano también es conocido por su reforma monetaria durante la crisis económica de los años 80 a. C.

Familia y carrera[editar]

Gratidiano fue el hijo de la hermana de Cayo Mario y Marco Gratidio de Arpino. Fue adoptado por Marco, el hermano de Mario. Una tía se casó con el Marco Tulio Cicerón que fue el abuelo del famoso Cicerón.[1] Gratidiano habría mantenido una relación especialmente acre con uno de sus parientes: su hermana podría haber sido la primera esposa de Catilina, quien fue acusado por Cicerón de participar en su tortura y asesinato.[2]

Gratidius, su padre biológico, era un amigo cercano de Marco Antonio el Orador, el cónsul de 99 a. C.. Fue asesinado ca. 102–100 a. C., mientras fungía de prefecto bajo el gobierno de Antonio en Cilicia.[3] En 92 a. C., Antonio desplegó sus famosas capacidades oratorias para defender al hijo de su amigo cuando Gratidiano fue demandado por el cultivador de ostras y especulador de bienes raíces Cayo Sergio Orata en un caso civil que involucró la venta de una propiedad en el Lago Lucrino.[4] Orata también contaba con un buen orador en la persona de Lucio Licinio Craso el Orador. Cicerón afirma que Orata estaba tratando de forzar a Gratidiano a comprar nuevamente la propiedad cuando el plan de negocios de Orata fracasó, probablemente, debido a complicaciones imprevistas relaciones con el derecho de agua y de pesca.[5] Poco antes de 91 a. C., una demanda, probablemente también civil, fue presentada contra Gratidiano, esta vez, por Gaio Viselio Aculeo, defendida nuevamente por Craso; sin embargo, los detalles de la demanda no son conocidos.[6]

Para 87 a. C., Gratidiano era un tribuno de la plebe.[7] y, por tanto, estuvo entre los seis de los diez tribunos que dejaron la ciudad para tomar las armas cuando Cina fue expulsado.[8] Ese mismo año, Gratidiano era un legatus, posiblemente, el comandante nombrado Mario.[9] que fue enviado por Cina al norte con el objetivo de capturar Ariminum e interrumpir los refuerzos que podían ser enviados a Sula desde la Galia Cisalpina. Este Mario logró derrotar a Publio Servilio Vatia Isáurico y tomó el control de su ejército.[10]

A fines de 87 a. C., Gratidiano había regresado a Roma con Cina y Mario. Allí encabezó el procesamiento de Quinto Lutacio Catulo César, una acción que probó con el tiempo ser fatal. Catulo había sido el colega consular de Mario en 102 a. C. y había compartido su triunfo sobre los cimbros en la guerra, pero posteriormente había roto con él. Antes que enfrentar el veredicto inevitable de culpabilidad, Catulo se suicidó.[11] El cargo fue probablemente perduellio sometido al juicio del pueblo (iudicium populi), por el cual el castigo era muerte por flagelación.[12]

Referencias[editar]

  1. Seager, Robin (1994). "Sulla," en: The Cambridge Ancient History. Cambridge University Press, 2da. edición, vol. 9, p. 173; A.R. Dyck (1996) A Commentary on Cicero, De officiis. University of Michigan Press, p. 598.
  2. La evidencia del matrimonio proviene de un fragmento del Historiae de Salusto (1.37, con el comentario sobre el pasaje por P. McGushin, Sallust: the Histories, 1992); véase: Syme, Ronald (2002). Sallust. University of California Press, 2002, pp. 85–86 online; si estuvieron casados, «se puede suponer que Catilina se deshizo de ella rápidamente». La existencia de un matrimonio entre la hermana de Gratidiano y Catilina ha sido objeto de debate y, a menudo, cuestionado.
  3. Cicerón, De legibus 36 and Brutus 168.
  4. Cicerón, De oratore 1.178 and De officiis 3.67; Badian, E. (1957). "Caepio and Norbanus: Notes on the Decade 100–90 B.C.," Historia 6: 332; D'Arms, John H. (1968). "The Campanian Villas of C. Marius and the Sullan Confiscation," Classical Quarterly 18, p. 185, nota 6.
  5. Las bases legales de la demanda fue la servidumbre (servitutes) que Orata reclamaba (erróneamente, según Cicerón) que Gratidiano había ocultado. Para mayor discusión del caso, véase Bannon, Cynthia (2001). "Servitudes for Water Use in the Roman Suburbium," Historia 50: 47–50.
  6. Cicerón. De oratore 2.262, 269; Gruen, Erich S. (1966). "Political Prosecutions in the 90's B.C.," Historia 15, p. 52, nota 121; Alexander, Michael C. (1990). Trials in the Late Roman Republic, 149 BC to 50 BC. University of Toronto Press, p. 173–174.
  7. A menos que se especifique lo contrario, los cargos y fechas son tomados de: T.R.S. Broughton (1952). The Magistrates of the Roman Republic, vol. 2, 99 B.C.–31 B.C. Nueva York: American Philological Association, pp. 50, 52 (nota 8), 57, 59 (nota 1), 60, 589. Existe una pequeña duda de que Gratidiano haya sido tribuno ese año.
  8. Seager, Cambridge Ancient History, p. 174; Dyck, A Commentary on Cicero, De officiis, p. 598.
  9. Granio Liciniano 35.20; es probable que este Mario no sea el hijo de Cayo Mario, quien parece haber estado con su padre en esta época.
  10. Seager, Cambridge Ancient History, p. 176; Lovano, Michael (2002). The Age of Cinna. Franz Steiner, p. 87 online.
  11. Dyck, A Commentary on Cicero, De officiis, p. 598; Marshall, Bruce (1985). "Catilina and the Execution of M. Marius Gratidianus," Classical Quarterly 35, p. 125, nota 8; Gruen, Erich (1968). Roman Politics and the Criminal Courts, 149–78 B.C.. Cambridge, Mass., pp. 232–234.
  12. Michael C. Alexander, Michael C. (1990). Trials in the Late Roman Republic, 149 BC to 50 BC (University of Toronto Press, p. 60, citando fuentes primarias del proceso de Gratidiano de Catulo, al igual que Cicerón De oratore 3.9, Brutus 307, Tusculanae Quaestiones 5.56, De natura deorum 3.80; Diodorus Siculus 39.4.2; Velleius Paterculus 2.22.4; Valerius Maximus 9.12.4; Plutarch, Life of Marius 44.5; Appian, Bellum Civile 1.74; Florus, Epitome 2.9.15; Berne Scholiast on Lucan 2.173; Bobbio Scholiast 176 (Stangl); Augustine of Hippo, De civitate Dei 3.27.

Bibliografía[editar]

  • The Cambridge Ancient History. Cambridge University Press, 2da edición, 1994, vol. 9.
  • Damon, Cynthia (1993). "Com. Pet. 10." Harvard Studies in Classical Philology 95: 281–288, Vista previa limitada
  • Dyck, A.R. (1996). A Commentary on Cicero, [[De officiis]. University of Michigan Press, Vista previa limitada
  • Marshall, Bruce (1985). "Catilina and the Execution of M. Marius Gratidianus." Classical Quarterly 35: 124-133.
  • Rawson, Elizabeth (1987). "Sallust on the Eighties?" Classical Quarterly 37: 163–180.