Mandato francés de Siria

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Mandat Français de la Syrie
Mandato francés de Siria

Mandato de la Sociedad de Naciones de la Tercera República Francesa

Ottoman flag.svg

1920-1943/46

Flag of Syria (1932-1958; 1961-1963).svg

Bandera de Siria

Bandera

Ubicación de Siria
Mandato francés de Siria y sus divisiones administrativas (en diversos colores) hasta 1923, fecha de la separación definitiva del Mandato francés del Líbano (en verde).
Capital Damasco
Idioma oficial Árabe
Religión Islam, Cristianismo
Período histórico Periodo de entreguerras
 • Mandato emitido 1920

El Mandato francés de Siria o bien Mandato francés de Siria y Líbano hasta 1922, fue un mandato de la Sociedad de Naciones sobre la parte septentrional de la Siria Otomana, creado tras la Primera Guerra Mundial y a través de la partición del Imperio Turco, determinado por las potencias victoriosas, siendo las más beneficiadas la República Francesa y el Reino Unido.

Antecentes[editar]

Durante la Primera Guerra Mundial, el 16 de mayo de 1916, surgiría un acuerdo secreto entre Gran Bretaña y Francia para dividirse los territorios del Próximo Oriente, si llegasen a ser vencedores sobre los Imperios Centrales, siendo uno de ellos el Imperio Otomano.

De esta manera, en el año 1917, en el territorio de la Siria Otomana fue creada la Administración del Territorio Enemigo Ocupado (ATEO u OETA, por sus siglas en inglés) que se dividiría en tres zonas: Norte u Oeste, Este y Sur.

Durante los dos años que siguieron al final de la gran guerra en 1918, y de acuerdo con los antes citados Acuerdos Sykes-Picot, los británicos mantuvieron el control de la provincia otomana de Mesopotamia que finalmente se transformaría en un Mandato británico —en el actual Irak— y con la parte meridional de la provincia otomana de Siria —la región palestina y la actual Jordania— se formaría el Mandato británico de Palestina.

Los franceses terminarían controlando el resto del territorio turco de Siria (los actuales territorios de Siria y Líbano, además de la provincia de Hatay, en la moderna Turquía).

Mandato de la Sociedad de Naciones encomendado a Francia[editar]

Bandera del Mandato francés de Siria y Líbano, hasta 1922.

De esta forma, el Imperio Otomano fue formalmente dividido por el Tratado de Sèvres en 1920, decidiéndose que cuatro de sus territorios en Oriente Medio debieran ser mandatos temporalmente gobernados por el Reino Unido y Francia en nombre de todas las naciones.

Durante los primeros años de la década de 1920, el control británico y francés de los territorios mencionados fueron formalizados por el sistema de Mandatos de la Sociedad de las Naciones, de forma que Francia obtuvo el de Siria y el del Líbano oficialmene el 29 de septiembre de 1923.

Sistema monetario sirio[editar]

Siendo parte del Imperio otomano, el territorio sirio usaba como sistema monetario la lira turca. Al culminar la gran guerra en 1918, comenzó a circular por toda la exSiria Otomana la libra egipcia.

Como el Egipto con Sudán conformaban una «colonia de facto» que los británicos llamaban «Protectorado de Egipto», hasta 1922, año en que se transformaría en una monarquía hereditaria semiindependiente y obteniendo una verdadera protección británica, no interesaba a Francia que en sus zonas de influencia circulara una unidad monetaria dominada por lo británicos.

Durante la ocupacón francesa de Siria, fue introducida en 1919 la libra siria (o livre) vinculada a un valor de 20 francos franceses.

Surgimiento y secesión del Estado del Gran Líbano[editar]

El 1 de septiembre de 1920, el general Gouraud proclamó el establecimiento del Estado del Gran Líbano con sus fronteras actuales y con capital en Beirut[1] que formaría una federación con el resto de los Estados conformados por los franceses en el resto de Siria, siendo éstos: Aleppo, Damasco, Jabal al-Druze y el Estado Alauita.

El nuevo Estado se separaría definitivamente del resto de Siria en 1923, al cual se le asignó una nueva bandera —uniendo los colores franceces con el cedro libanés— y un sistema monetario propio que empezaría a circular al año siguiente.

Fin del Mandato y sus consecuencias[editar]

El Mandato francés de la antigua Siria perduró hasta 1943, surgiendo así dos países independientes de dicha entidad: Siria y Líbano, tras una campaña, aunque seguían ocupados fácticamente por Francia, durante la Segunda Guerra Mundial.

La región de Hatay que formaba parte del Mandato sirio, había formalizado su unión con Turquía en 1939, a través de un referendo.

Las Fuerzas Francesas Libres abandonaron en forma definitiva el territorio del antiguo Mandato en 1946.

Notas[editar]

Referencias[editar]