Luis Gómezbeck

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Luis Gómezbeck, (Guadalajara, México, 31 de julio de 1977), es un artista e intelectual mexicano activo en diferentes campos del arte (teatro, fotografía, museografía, organización de eventos culturales y artísticos) y del intelecto (estudio, docencia, literatura, poesía, traducción, periodismo), en Grecia y en el extranjero. Es el primer mexicano en escribir y publicar en lengua griega.[1]​ Es el único mexicano hasta ahora que ha escrito y publicado poesía en griego.[2]​ Es uno de los no griegos que traducen de otras lenguas al griego. Es uno de los pocos mexicanos que ha trabajado como actor en Londres. Se ha presentado en escenarios de Inglaterra, Argentina, Grecia, México, España, Israel, Italia y Escocia. Es miembro de la Corporación de Actores de Grecia, de la Unión de Fotoperiodistas de Grecia; y co-fundador de la Compañía Urbana Cultural "la Melena del Huachinango" (con sede en Atenas) y del Colectivo de Artistas e Intelectuales Mexicanos en Atenas "BALAM". Ha sido premiado en Grecia por su trabajo como fotógrafo.

"…es un ciudadano del mundo. Un periegeta y un detector de personas, que se encontró, quizás fortuitamente, en diferentes partes del planeta. Que conoció a personas de diferentes culturas y clases sociales, reinas y criadas, grandes artistas y artistas de la calle, políticos y apolíticos, lujo y pobreza”.[3]

Biografía[editar]

Nació en Guadalajara, México el 31 de julio de 1977. Es hijo del reconocido en México y California, E.U.A. (en el campo del teatro chicano) director, actor, libretista y caricaturista, El Tal Gómezbeck (1944-1989), y de Josefina Hernández. La familia paterna es originaria de Yahualica, Jalisco y de Rusia, por otro lado, la familia materna es originaria de La Barca, Jalisco y de España.

Su niñez fue difícil, sus padres nunca estuvieron juntos, cada uno partió con rumbo distinto, y por esta razón no hubo un hogar seguro para el entonces recién nacido Luis. La irresponsabilidad de los progenitores fue tal, que el niño hasta los seis años de edad vivió con diferentes familias. Su abuela paterna tomó cartas en el asunto, y logró que el niño viviera con ella por un tiempo. Fue entonces cuando la hija mayor de la familia decidió y aceptó velar por el niño, darle educación y sobre todo; un hogar. Ella, junto con su esposo no criaron solamente a Luis, sino a sus tres hijos biológicos. A ellos los considera sus padres y hermanos.

"Mi padre falleció en 1989, cuando tenía 12 años, edad en que más necesitaba explicaciones. A mi padre no lo conocí, fisicamente sí; incluso pase algunos días de vacaciones con él, pero profundamente no lo conocí. No se quien fue. Puedo contar con exactitud los días que pasé con él, fueron pocos en total. Él vivía en Estados Unidos y cuando iba a Guadalajara lo veía como si fuera cualquier otro familiar que venía a visitarnos. Lo veíamos por algunas horas y después nos marchabamos. Me parecía increible el que no me buscara, el que no anhelara verme, abrazarme, preguntarme cosas, contarme cosas. Fue siempre una sombra. En realidad creo me veía como la continuación de mi madre y eso no lo soportaba. De mi madre que decir; me compadezco de ella, su vida no fue la más fácil, sin embargo, nunca tuvo el carácter para sobrepasar las vicisitudes, nunca tuvo los oídos para escuchar un buen consejo, nunca tuvo la inteligencia para salir del lodo. Al final eso fue lo que le gustó, el lodo”.[4]

Con excepción de un año que pasó en la Ciudad de México, vivió en su ciudad natal hasta los 22 años. Ahí cursó estudios en lengua española (Escuela Normal Superior de Jalisco), actuación y teatro físico (Escuela de Teatro de Xalisco), además de tomar parte en talleres y cursillos de música, guitarra, mandolina, danza contemporánea, voz, dicción y canto para actores, tanto en el Instituto Cultural Cabañas como en los talleres de la Universidad de Guadalajara. Sus profesores de teatro fueron Eduardo Villalpando, Marypaz Gómez Pruneda, Rafael Garzanitti, Susana Yamasaki, Carlos ĺñiguez Romero y Gabriel Gutiérrez Mojica.

Teatro en México[editar]

Comenzó su carrera teatral en la Ciudad de México en 1989 con la obra Juárez, el hombre, bajo la dirección de Susana Yamasaki. Cuando volvió a Guadalajara participó en bastantes obras estudiantiles, hasta 1994, cuando el director y maestro, Gabriel Gutiérrez Mojica le dio su primera oportunidad profesional en la obra De la Ignominia a la Gloria.

Desde entonces hasta 1999 (año en que partió de México), trabajó en casi 30 producciones teatrales (óperas, tragedias, comedias, sátiras, farsas, infantiles, etc.), como actor, director, asistente de dirección, asistente de producción, escenógrafo, ayudante de escenógrafo, editor de música, taquillero, etc. Por mencionar: Turandot, Madama Butterfly, Un ballo in maschera, Frida Kahlo-autorretrato, 1810: Independencia y Libertad, Don Quijote y Sancho Panza, La Celestina, Julio César, San Felipe de Jesús, Misterios Bufos, Pinocho, Una larga historia de amor, odio y algo más, Los encantos de la Muerte, La muñeca fea, Peter Pan, ¡Anda, cásate idiota!, La pastorela en el pueblo, Casa de muñecas, Un día en la Gloria, Una noche en la Ignominia, Vive como quieras, En un humilde pesebre, Romancero de la Vía Dolorosa. Bajo la dirección de Gabriel Gutiérrez Mojica, Eduardo Villalpando, Marypaz Gómez Pruneda, Carlos ĺñiguez Romero, José Luis Moreno, Martha Luna, Gabriela Araujo y Martha Morales entre otros.

El director y docente Eduardo Villalpando lo invitó a participar como actor en la Compañía de Teatro de la Secretaría de Educación del Estado de Jalisco, en donde permaneció hasta 1999. Participó en varias producciones, realizando además algunas giras por la provincia mexicana. Cabe señalar que alumnos de escuelas públicas visitaban el teatro Jaime Torres Bodet, -sede de la compañía-, en donde veían dichas producciones.

Sus primeros pasos como director escénico los dio con grupos de aficionados y de estudiantes, hasta 1997, cuando a sus 20 años dirigió la superproducción Rosario Viviente en la Plaza de Toros “El Nuevo Progreso”, en donde participaron 120 actores (los cuales aprendieron hebreo arcaico, ya que la obra fue montada en esa lengua), además, se construyeron escenografías especiales por arquitectos y por ingenieros, quienes procesaron y operaron los efectos especiales y mecánicos: sismo, abertura de la tierra, lluvia. Se utilizaron además animales reales (caballos, burros, mulas). La excelencia artística de esta empresa, aseguró su realización por tres años consecutivos (1997, 1998, 1999), siendo el total de espectadores más de 30.000.

Después de esto dirigió otras dos obras, pero sin éxito alguno.

En Guadalajara fungió activamente como miembro y Secretario de Difusión de Teatristas Unidos de Jalisco.

Docencia (México - Grecia)[editar]

De 1994 a 1997, trabajó como maestro de teatro en escuelas primarias públicas de su ciudad. Con sus pequeños “actores” montó cuatro obras e incluso, algunos de sus alumnos siguieron la carrera de actuación o de dirección escénica una vez terminados sus estudios básicos.

En Grecia da clases de teatro a niños, adolescentes y adultos. Por mencionar: Asociación Cultural "Ardittos", Escuela Primaria de San Demetrio No.4, Escuela Primaria de Atenas No.13, Escuela Primaria de Atenas No.106 (en las últimas dos en el marco del programa "Escuelas Abiertas" de la Fundación Stavros Ñiárjos), Secundaria de Ciparisia, además ha colaborado con diversas instituciones para la realización de talleres y cursillos.

Sus obras “escolares” se distinguen por su profesionalismo en todos los ámbitos y por el desempeño actoral de sus alumnos. Creando de esta manera un nuevo lenguaje y estilo en este tipo de montajes.

“No dejamos nada a la suerte, todo lo que ven es el resultado del esfuerzo profesional de todos nosotros. No tememos el invitar a críticos, colegas y periodistas, ya que nuestras obras con nuestros pequeños actores (de 6 a 12 años la mayoría de las veces), son de nivel competitivo, por eso las presentamos en teatros atenienses de renombre, y el que diga que exageramos, no tiene más que venir a vernos”.[5]

Ha participado como ponente en congresos sobre teatro, teatro y rito, educación y cultura; siendo invitado por las siguientes instituciones: Universidad Panteion de Ciencias Sociales y Políticas de Atenas, Alcaldía de Patras, Alcaldía de Tebas, Embajada de México en Atenas, Dirección de Educación Media de la Prefectura de Macedonia Oriental y Tracia, Arquidiócesis de Alejandrópolis, Arquidiócesis de Kavála, Secundaria de Ciparisia, Escuela de Artes CEDART, Museo de la Ciudad de Salta, entre otros.

Italia - Israel[editar]

Con el grupo de teatro “Alebrije” (Alebrije Taller de Teatro del ITESO), participó en un gira internacional por Italia e Israel, con la puesta en escena Pastorela Mexicana, bajo la dirección de Marypaz Gómez Pruneda. La gira se realizó gracias a la invitación del Departamento de Cultura de América Latina del Vaticano, y con motivo de la celebración del “Gran Jubileo 2000” (Grande Giubileo 2000). Las funciones se dieron en el Vaticano, y ya que la celebración se llevó a cabo también en Israel, el grupo ofreció algunas funciones en ese país, visitando además: Tel-Aviv, Jerusalén, Belén, Jericó, Cesarea, Tiberíades y Galilea.

Este viaje fue decisivo, no sólo para su carrera sino también para su vida. Después de muchos viajes de recreación y de investigación por toda Europa, el sudeste de Asia y el norte de África (su fin era el investigar más sobre el teatro físico y antropológico), y de un paso muy rápido por Madrid (en donde tenía previsto originalmente vivir), llegó a Londres, en donde su vida volvió a dar un nuevo giro.[6]

Teatro en Inglaterra[editar]

En Londres, con sus sueños como equipaje, le fue difícil no solo el sobrevivir si no el comunicarse, ya que no hablaba inglés. Debía aprender rápidamente y además trabajar. Los años de relativa comodidad en su ciudad natal habían quedado atrás, no conocía a nadie y el dinero era escaso, tanto que tuvo que dormir algunas noches en parques y jardines, además de evitar gastos "innecesarios" como el transporte público, el cuidado personal y el comer tres veces al día. Sin embargo no claudicó y después de algunos intentos fallidos encontró empleo en la Real Academia de Artes. Comenzó como lavaplatos y terminó como responsable de las “functions”. Ahí desarrolló relaciones con el entonces presidente de la institución y escultor Phillip King, con el artista plástico Sir Peter Blake y con el curador e historiador de arte Norman Rosenthal. Esta experiencia le sería de gran utilidad en su posterior implicación en la organización de eventos culturales y exhibiciones plásticas, y en la apreciación de obras de arte. A pesar de que trabajó en el Shakespeare's Globe Theatre en el mismo sector antes mencionado, no dejó pasar la oportunidad y participó en talleres y master classes en este teatro histórico.

Cuando aprendió a hablar fluidamente el inglés y recaudó el dinero suficiente, se inscribió en el Kensington & Chelsea College, en donde estudió Teatro Físico, Biomecánica de Meyerhold, Teatro de la Crueldad de Artaud y Teatro Naturalista de Berkoff, con los profesores Mike Miller, Brenda York y Matthew Hann. Además, tuvo el honor de participar en master classes con Peter Brook, Adewale Akinnuoye-Agbaje y Mark Rylance.

En la capital inglesa participó en algunas obras de teatro. Por mencionar: Red Lanterns (Pentameters Theatre) bajo la dirección de Sir Timothy Ackroyd, Devised Parole (Gate Theatre) bajo la dirección de Mika Lawrence, Happy Accidents (Tabernacle Notting Hill Theatre) y Rice (Compton's Club) bajo la dirección de Mike Miller. La puesta en escena Rice participó en el Edinburgh Fringe Festival 2002, en el histórico Royale Café dando 25 funciones.

“Debemos decir algo acerca de este actor, ya que Luis actúa con una entrañable excentricidad”.[7]

Sus actuaciones se parecían a un acrobata en la cuerda floja. Sus matices eran delicados y finos. Los directores con los cuales colaboró tomaban en cuenta su versatilidad, ya que con la misma “facilidad” con la que podía reír, también podía llorar.

“Luis no necesita exagerar para convencer al auditorio sobre sus sentimientos. Luis convence al auditorio por que simplemente lleva consigo sus sentimientos”.[8]

Un interés en particular le presentaron las obras que dirigió su profesor Mike Miller (miembro fundador del grupo de teatro físico DV8) y en las cuales tomó parte. Las compañías estaban formadas por actores de élite y de diferentes orígenes (Francia, Inglaterra, España, Australia, Portugal, Rumania, Italia, Grecia, E.U.A.). Esta amalgama de culturas fue un estímulo clave en su posterior investigación y estudio, profundizando en el teatro antropológico, social y ritual.

En la cosmopolita ciudad de Londres conoció a personas de toda el mundo; entre ellos, conoció y se relacionó con griegos. Era sólo el principio. Grecia acechaba, y a principios de 2004 sería su siguiente estación. Una estación duradera.

Grecia[editar]

La primera estación en su nuevo hogar no fue Atenas, fue Komotiní, una ciudad lejos de la capital griega, pero cerca de su nuevo destino. Komotiní, capital de la Prefectura de Tracia, le ofreció nuevas y variadas experiencias. En esta ciudad de 65,000 habitantes, comenzó a trabajar “forsozamente” en el diario “El Tiempo” (griego: Ο Χρόνος), como fotoperiodista, ya que la lente era una ocupación silenciosa (no hablaba griego en lo absoluto). Sin embargo, su pasión por descubrir la región, la lengua griega, la cultura y el arte, las minorías religiosas y la forma de vida de los tracios; lo llevaron a hablar en pocos meses bastante bien el griego, además, rápidamente aprendió a leerlo y escribirlo. En un corto lapso de tiempo fue “bautizado” articulista (sobre todo de reportajes culturales). Así que, lingüisticamente liberado pudo tener mayor contacto con la región, con la gente y su cultura, y le fue posible crear nuevas amistades, colaboraciones y actividades artísticas.

“Me sentaba por las noches a aprender griego. No quería perderme nada en este viaje mágico en la cuna de la Filosofía, el Arte, la Ciencia. Aprendí el griego gracias a un manual inglés-griego; ahora que me doy cuenta, el griego no lo aprendí a través del español sino a través del inglés. Cuando quería buscar una palabra consultaba mi diccionario inglés-griego”.[9]

Sin embargo, en el fondo de su mente siempre estaba Atenas. Deseaba ver la ciudad, vivirla, disfrutarla. Decidió marcharse de Komotiní, pero sin romper lazos. En Atenas las cosas fueron mucho más difíciles, no estaban los buenos amigos, los colegas. Después de casi nueve años en la capital ha aprendido a amar y a comprender la Grecia moderna.

“Soy residente de Atenas desde hace algunos años, he visto y pasado por muchas cosas, he trabajado arduamente, me he decepcionado deplorablemente, me he preocupado bastante, pero ante todo he amado a Grecia. Cada día que pasa su riqueza me “inunda”. Dejo viajar a mis sentidos con un poema de Caváfis, de Engonópulos, de Rítsos, con un cuadro de Tsarúchis, de Móralis, de Juliáras, con una canción de Teodorákis o de Hatzidákis, de Xarjákos o de Vamvakáris, con una melodía de Skalkóttas, de Kalomíris, de Xenákis, de Tenídis. Mi mexicanismo se ha reconciliado con el helenismo que se ocultaba dentro de mí, ahora entiendo no solamente la fatiga en los rostros de las personas, sino también su alegría por la vida. Aquí deseo quedarme, aquí, en donde no les fastidia mi cara morena ni mi cabello largo, aquí, en donde la palabra latinoamericano nunca molestó, aquí, en donde el Sol y el Mar adquirieron otro significado”.[6]

Periodismo (Radio - Prensa)[editar]

Con el periodismo tuvo siempre una estrecha afinidad, un interés en particular.

En Guadalajara, fue co-conductor por dos temporadas del programa de radio “Rompiendo la Cuarta Pared”, a cuenta del Sistema Jalisciense de Radio y Televisión y de Teatristas Unidos de Jalisco. Co-conductores fueron Gabriel Gutiérrez Mojica (primera temporada) y Edgar Dehesa (segunda temporada). El programa se refería exclusivamente al teatro (noticias, reportajes especiales, entrevistas, lecturas dramatizadas, etc.).

En Atenas, presentó el programa "Vamos de paseo por América Latina", a cuenta de Athens Community Voice. El programa se refería a temas artísticos y culturales de América Latina.

En Grecia descubrió una nueva vocación profesional, la prensa escrita. Ha colaborado con los diarios “El Tiempo” (Ο Χρόνος), “Mundo Municipal” (Κόσμος των Δήμων), “Otra Época” (Άλλη Εποχή), “Muro” (Τοίχος), “Cíclada” (Κυκλαδική), las revistas “magazΙΝΑ”, “Espejo” (Καθρέφτης), “Travel Times”, “Visión Latinoamericana”, “Miradas” (Ματιές), “Avanti”, “Life & Style”, las revistas electrónicas “artistbook.gr”, “yougles.com”, “thessalonikiartsandculture.com” y el canal de televisión español “Telecinco”.

Los temas con los que se ocupa son variados, pero pone especial énfasis en cultura, turismo y reportaje libre. A través del periodismo intenta descubrir aspectos de la vida que no se ven fácilmente a simple vista.

Fotografía[editar]

“La lente de Luis es un corolario de la presencia en Tracia de una persona inquieta y talentosa”.[10]

El primer contacto "forsozo" con la fotografía fue en Komotiní, cuando tenía que trabajar y sobrevivir de alguna manera. Sin embargo, pronto descubrió que a través de la fotografía también podía expresarse, descubrir, ver de nueva cuenta las personas y las cosas. La lente fue la llave que le abrió las puertas de Tracia.

“Mi lente capturó, espero, la vida tan colorida de los tracios, quienes viven y conviven armónicamente, a pesar de tener un origen, un idioma y una religión diferente”.[11]

Como fotoperiodista ha colaborado con el Ministerio de Comunicaciones y Transportes de Grecia, el Ministerio de Educación y Religiones de Grecia, el Viceministerio de Relaciones Exteriores de Grecia, las compañías ILPAP S.A. y TRAM S.A., la Agencia de Noticias de Atenas, los diarios “El Tiempo” (Ο Χρόνος), “Las Nuevas” (Τα Νέα) y las revistas “Cartero” (Ταχυδρόμος), “Miradas” (Ματιές) y “Workstyle Magazine” (esta última con sede en Milán, Italia).

“Este viajero del mundo, rompe sin restricción alguna el eslabón de una cadena llamado tabú”.[12]

Fue premiado por la Secretaría General de la Juventud de Grecia y la Fundación del Mundo Helénico en el concurso nacional “Fotografiando mi barrio” en 2004; y por la UNESCO y la ONG “Mundo sin Violencia” en el concurso nacional “Es la Paz” en 2010. Además, participó en el Calendario Artístico de la UNESCO 2007 con la fotografía "United Colours of Komotini".

“Con ternura y sensibilidad, Luis destaca los pequeños e insignificantes detalles de nuestra vida cotidiana”.[13]

Exhibiciones Personales[editar]

Tracia: gente multicolor en papel blanco y negro (Café Bar Gallery offWHITE | Atenas 2014).

Tracia, portal de libertad (Embajada de Grecia | Buenos Aires, Argentina 2009).

Tracia, portal de libertad (Centro Cultural Casa de América | Salta, Argentina 2009).

Retratos (Espacio Cultural “Nosotros” | Atenas 2005).

Komotiní: portal de libertad (Fundación Papanicoláu | Komotiní 2005).

Pan-oramica (Expo “Tracia” | Komotiní 2004).

Exhibiciones Grupales[editar]

Aequinoctium (Ostria Café Gallery | Atenas 2011).

Es la Paz (Texnopolis | Atenas 2010).

Cinco en Atenas (Galería SYN | Atenas 2010).

Creating for UNESCO (Pinacoteca Municipal del Pireo | Pireo 2007).

Fotografiando mi barrio (Fundación del Mundo Helénico | Atenas 2005).

Teatro en Grecia[editar]

Su actividad teatral en Grecia tardo en comenzar, debido en parte a su ardua ocupación periodística de ese tiempo. Tal vez fue una etapa de adaptación teatral y de comprensión de la continuidad. Asumió el papel de espectador, de "crítico", del artista que antes que nada debe liberarse de muchas cosas, para así poder continuar. Cuando se sintió preparado, el mismo destino se encargó de conducirlo al lugar adecuado en el momento adecuado.

En Komotiní, donde muchas veces la incertidumbre de la capital no existe, participó en algunas obras del virtuoso del teatro de sombras griego, Yánnis Vultsídis (Θρακικό Θέατρο Σκιών), en diversas comunidades de Tracia. También dirigió la obra La sombras de la torre de Nikos Lygerós y la presentación dramatizada del libro Babilonia: a la caza de un sueño de Sue Papadákos.

“La dirección escénica de Luis nos recuerda los trabajos de Bergman, sólo que Luis le da una pincelada más humorística”.[14]

Sin embargo, en Atenas la incertidumbre apareció en gran medida. Después de esfuerzos desesperados por trabajar teatralmente (al principio no lo querían por su acento, a la mitad no lo querían por su fisonomía y al final no lo querían por su rigurosidad), logró dirigir algunos performances, pero sin éxito.

El primer momento agradable llegó con la obra La verdadera e increíble historia de la valija perdida y su aventura mágica (2009) con la Compañía de Teatro Okýpus (Teatro Epí Kolonó), con la cual no sólo realizó funciones en Grecia, sino también una interesante gira por Argentina en 2009 (Teatro Belisario, Buenos Aires | [1]Centro Cultural Casa de América, Salta). Este era el momento adecuado para comenzar a trabajar más arduamente en su arte original. Siguieron las puestas: El elefante pequeño y el ratón gigante (Texnopolis, 2009), Todo Lorca, donde representó al poeta (Teatro "Té en el Sáhara", 2010), En tránsito a la... Muerte (Bar Locomotive, 2011) y Cucaracherías (Teatro Paramythojóra, 2015 | Teatro Paramythías, 2016).

En Atenas ha dirigido las siguientes producciones: Serengueti (Teatro 104), Mistero Buffo después de dario fo (Teatro 104), Cucaracherías (Teatro Paramythojóra, 2015 | Teatro Paramythías, 2016), ¿Qué es la Navidad? (BOO Art Gallery, 2014), El círculo caucasiano de tiza (Teatro "Melina Merkouri", 2013), ¡Cuidado con los huevos que son rojos! (Teatro Argó, 2012), aequinoctium, ritual prehispánico mexicano (Texnopolis, 2011), Ceremonia de Inauguración de los XIV Juegos Culturales Panhelénicos, teniendo como presentadores a Popi Tsapanídu y Sílas Serafím (Teatro Real de Salónica, 2008).

Libros[editar]

Todos los libros que se mencionan a continuación fueron escritos en griego.

Poesía Azteca (Ed. Ocelotos)

“Un mexicano reunió los ejemplos más hermosos de la poesía azteca y los tradujo por primera vez al griego, además, el libro es un breve pero sustancioso viaje por mundo azteca”.

La Muerte en México es de género femenino (Ed. Ocelotos)

“Muerte: lo único seguro en la vida. Tal vez por eso le conviene al mortal tenerla como una buena amiga. Escucharla, hablarle, comer, beber y divertirse junto con ella. El mexicano parece haberse dado cuenta de esta necesidad desde hace siglos. Celebra a la Muerte cada año, con música y baile. Durante tres o cuatro días o una semana entera. Tal como el griego, que hace años así celebraba el matrimonio. Luis Gómezbeck ha creado un manual sobre el Día de Muertos para transmitirle al griego la alegría del alma mexicana hacia la Muerte. Ya que como el mismo autor ha escrito: Se enlutece el alma cada vez que un sueño queda irrealizado... en cualquier otro caso, sin duda, celebra”.[2][3]

Nacimiento en México (Ed. Ocelotos)

“El autor registra en este pequeño manual las tradiciones navideñas mexicanas, sumergiendose al mismo tiempo en su significado más profundo. El Niño Dios que trae los regalos, los Reyes Magos que ofrecen sus golosinas, la procesión de José y María, la piñata, el pesebre, los villancicos, el color, el sabor, el aroma que emana de cada casa y las fiestas que llenan las calles, crean las características de ésta celebración única y de la forma única en que la celebran los mexicanos”.

Historias de Muertos (Ed. Ocelotos)

“Los mexicanos no tienen miedo de contar historias de terror. Es por ello que las buscan y las difunden en su viaje por el tiempo. El autor eligió algunas de las cientos de historias de terror que existen en México. Cuentos populares, simples, ingenuos, que se han convertido en leyendas y mitos. Los mexicanos llenan sus almas con éstas historias. Su propia vida con la Muerte, con el afán de familiarizarse con ella, y al parecer, lo hacen con éxito, ya que como se sabe, la Muerte en México se celebra de manera única, y no es que la muerte en México sólo traiga alegría, lo seguro es que no trae sólo dolor”.

Flor y Serenidad (Ed. Áparsis)

“Mi lengua materna es el español, sin embargo, todos los poemas de ésta colección fueron escritos en griego. Sentimientos, vivencias y reflexiones, no solo de mi renacimiento en Grecia, sino de mis nacimientos anteriores. Lengua materna no es solo aquella que te enseña a hablar, sino aquella que te encuentra palabras para que hables”.[4][5]

“Encantadora y misteriosa la poesía de Luis Gómezbeck, te despierta la curiosidad y el interés desde el primer momento. Su lenguaje no es inocente o fácil en lo absoluto, no anhela ninguna condescendencia, está ahí de pie y te habla. El uso mínimo o en lo absoluto de verbos en algunas partes es como si quisiera remarcar esta inmovilidad. Como si se encontrara encerrado frente al lector y no quisiera abrirsele... aún”.[15]

TRACIA: gente multicolor en papel blanco y negro “Las imágenes que forman parte del álbum son el resultado de mi trabajo como periodista y fotoperiodista en Tracia, durante tres años en el diario local “El Tiempo”. Mi lente capturó, espero, la vida tan colorida de los tracios, quienes viven y conviven armónicamente, a pesar de tener un origen, un idioma y una religión diferente”.[6]

“Luis con su trabajo, da un enorme salto en la realidad de Komotiní, dando al mismo tiempo un puñetazo en un saco de box, que no es nada más que el propio status quo de la región”.[16]

Komotiní: paso a paso (Ed. Alcaldía de Komotiní)

“En las páginas del álbum que tienes en tus manos, puedes conocer Komotiní, descubrir su aroma y su sabor, sus sonidos y sus colores, nuestras comunidades con su tradición y belleza única”.[17]

Traducciones[editar]

Cuando es Navidad | literatura | griego-español | título original Όταν είναι Χριστούγεννα de Konstantina Tassopoulou (Ediciones Ocelotos).

When Christmas is here | literatura | griego-inglés | título original Όταν είναι Χριστούγεννα de Konstantina Tassopoulou (Ediciones Ocelotos).

El verano de Euclides | literatura | griego-español | título original Το καλοκαίρι του Ευκλείδη de Konstantina Tassopoulou.

Serengeti | teatro | español-griego | título original Serengueti de Ramiro Torres de Miguel (Librería Española Nikolopoulos).

Η Νέα Αλεξάνδρεια | teatro | español-griego | título original La Nueva Alejandría de Verónica Musalem.

Citas[editar]

“Lengua materna no es solo aquella que te enseña a hablar, sino aquella que te encuentra palabras para que hables”.[18]

"El complejo es la desesperación máxima del hombre".

“¿Mi origen? Mi padre es México y mi madre es Grecia”.[19]

Elytis dijo: griega dieron mi lengua. Yo digo: griega elegí mi lengua”.

“Quien haya enterrado su fantasía nunca será feliz”.

“Perezoso no es quien no hace las labores caseras, sino quien no hace ninguna labor con su propio ser”.

“Se enlutece el alma cada vez que un sueño queda irrealizado”.[20]

Enlaces externos[editar]

Referencias[editar]

  1. ENstaff. «Mexican author Luis Gomezbeck writes in Greek». Consultado el 23 de septiembre de 2016. 
  2. «Luis Gómezbeck: ενας Μεξικανος συγγραφεας που γραφει ποιηση και στα ελληνικα - Savoir Ville» (en inglés estadounidense). 8 de octubre de 2014. Consultado el 23 de septiembre de 2016. 
  3. Fragmento del artículo de María Nikoláu para la revista griega "Revista de la Ciudad" (Περιοδικό της Πόλης) (2005).
  4. Confesiones de Luis Gómezbeck en el programa de radio griego "Artistas de Profundis" (2010).
  5. «nooz.gr». 
  6. a b Artículo de L.G. "Camino al sueño" a cuenta de la revista electrónica www.amerikalatina.gr (2011).
  7. Crítica de la obra "The Red Lanterns" por Dereck Smith a cuenta del periódico "The Stage" (7 de noviembre de 2002).
  8. Declaraciones del director Sir Timothy Ackroyd a la Prensa durante los ensayos de la obra "The Red Lanterns" (2002).
  9. Declaraciones de L.G. en un programa de radio de ERT (Radio y Television Publica de Grecia) (2014).
  10. Fragmento del artículo del periódico "Antifonitís" sobre la exhibición de Luis Gómezbeck: "Komotiní, portal de libertad" (2005).
  11. Fragmento del prólogo del álbum "Tracia: gente multicolor en papel blanco y negro".
  12. Fragmento de artículo de la revista griega "Revista de la Ciudad" (Περιοδικό της Πόλης) (2005).
  13. Fragmento del diario griego "Observador" (Παρατηρητής) (2006).
  14. Critica publica del cantautor griego Thanasis Gaifillias con motivo del estreno de la obra "Las sombras de la torre".
  15. Fragmento del prólogo, para la edición, por la profesora y lingüista en la Universidad Demócrita de Tracia, Penélope Kambákis-Vougiouklís.
  16. Declaraciones del ex Alcalde de Komotiní, Tásos Vavatsiklís.
  17. Texto del ex Alcalde de Komotiní, Dimítris Kotsákis que acompaña la edición.
  18. De la contraportada del libro de poemas "Flor y Serenidad" (Ed. Áparsis).
  19. Del discurso de inauguración de la exhibición "TRACIA: gente multicolor en papel blanco y negro" en Atenas (2014).
  20. De la contraportada del libro "Historias de Muertos" (Ed. Ocelotos).