Los cuentos del timonel

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Los cuentos del timonel es una película de Argentina filmada en colores dirigida por Eduardo Montes Bradley que se estrenó el 8 de noviembre de 2001. El título del filme se refiere al puesto de marinero timonel que Bayer desempeñó a los diecisiete años en el río Rhin, trabajo que en la película dice añorar. La película tuvo los títulos alternativos de Los cuentos del timonel. Osvaldo Bayer y Bayer: Memorias del timonel.

Sinopsis[editar]

Sobre la vida del historiador y político simpatizante del anarquismo[1]Osvaldo Bayer.[2]

Críticas[editar]

Gustavo Noriega en El Amante del Cine opinó:

«La película introduce una novedad en lo que se espera de la semblanza de un intelectual de izquierda: es la belleza. La música, los lugares nevados por donde camina, la formalmente perfecta manera de relatar del escritor ponen énfasis en otro lugar que el esperado.»[2]

Walter Tiepelmann en el sitio web leedor.com opinó:

«es uno de esos documentales en los que el personaje se funde con el film, hasta el punto en que resulta casi imposible separar a uno del otro. Esta es quizás la mayor virtud del realizador, esa invisibilidad que borra por momentos toda huella de enunciación, en un acto de humildad que transfiere lo autoral al protagonismo absoluto y merecido de Bayer….No hay otras voces que la de un Bayer ya anciano (pero vital)… un testimonio disparador, a través de esos retazos de vida, para la reconstrucción de los hechos más importantes de la historia política y social del país. Y que permite acercarse a su protagonista sumergidos en un clima hogareño y cotidiano, propio de los relatos clasificables como historias de vida. Con una edición acertada, en la que se destacan el humor y la riqueza de experiencias de Bayer, el film es una fuerte apuesta contra la costumbre argentina del homenaje póstumo.»[3]

Adrián Fares en el sitio web cineismo.com dijo:

«El film, por suerte, no intenta comprender o analizar la obra de Bayer; si en algún momento lo hace, es sólo por medio de la descripción de algún acontecimiento, intercalada con oportunas imágenes de archivo. Las anécdotas son, cómo no, el plato fuerte de los fluidos circunloquios de Bayer. Tres son imperdibles: la que se refiere al encuentro con el Che, la metida de pata de Norman Briski, y el feliz error de Cortázar….Quizás el mayor mérito de Bradley sea el barajar los años más difíciles de nuestra historia actual, los obvios en todos los films nacionales, para repartirlos frescos y vivos, todavía incógnitos e indescifrables, de la mano de Bayer, a los agradecidos espectadores.»[4]

Premio[editar]

Asociación de Cronistas Cinematográficos de la Argentina

Ganadora del Premios Cóndor 2001 al mejor videofilme. [5]

Referencias[editar]

  1. Bayer, Osvaldo (24 de noviembre de 2018). «Mujeres militares». Página/12: Contratapa. Consultado el 4 de febrero de 2012. 
  2. a b Manrupe, Raúl; Portela, María Alejandra (2003). Un diccionario de films argentinos II 1996-2002. Buenos Aires: Editorial Corregidor. pp. 63-64. ISBN 950-05-1525-3. 
  3. Tiepelmann, Walter (12 de noviembre de 2001). «Los Cuentos del Timonel». Consultado el 27 de noviembre de 2018. 
  4. Fares, Adrián. «Los cuentos del timonel». Consultado el 27 de noviembre de 2018. 
  5. «“El hijo de la novia”, mejor filme de 2001». Clarín. 11 de septiembre de 2002. Consultado el 28 de noviembre de 2018. 

Enlaces externos[editar]