Libro I de los Macabeos

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Libro 1 de los Macabeos
Peter Paul Rubens and workshop 002.jpg
Género Historiografía Ver y modificar los datos en Wikidata
Idioma Hebreo Ver y modificar los datos en Wikidata
Título original ספר חשמונאים א' (hebreo)
Libros Históricos
Libro 1 de los Macabeos

I Macabeos (ספר מקבים א, también llamado Primer Libro de los Macabeos, o 1 Macabeos) es una antigua obra literaria hebrea incluida en la Septuaginta, pero luego considerada como un texto apócrifo por los judíos rabínicos y caraítas, por los judíos mesiánicos, y por los cristianos protestantes, anglicanos y restauracionistas. Sin embargo, este libro ha sido aceptado como canónico solo por los católicos, ortodoxos, y los ortodoxos orientales. Se encuentra ubicado entre los libros de Ester y II Macabeos.

Autor, fecha e idioma[editar]

El nombre del autor de I Macabeos permanece ignorado. Analizando el texto de su libro sabemos que se trataba de un judío fiel y leal a su patria y su religión, y totalmente convencido de la justicia de su causa. Era, además, un profundo conocedor de las cuestiones técnicas atinentes a su teología.

I Macabeos fue escrito aparentemente hacia el año 100 a.C., o sea hacia finales del reinado de Juan Hircano,[1]​ aunque sus originales se han perdido y sólo se conserva la versión griega de los LXX. Es, por consiguiente, casi contemporáneo de los hechos que narra, ya que la rebelión de los Macabeos se registró entre los años 175 y 135 a.C.

Argumento[editar]

I Macabeos narra el intento de helenizar por la fuerza a los judíos, por parte de Antíoco IV Epífanes, un rey de la dinastía seléucida. Los judíos más fieles no se resignan a esta suerte de ingeniería social, se sublevan y se rebelan, conducidos por Matatías, un anciano líder religioso.

Los cinco hijos de este se llaman Judas, Jonatán, Simón, Juan y Eleazar y pronto se convierten en actores principales de la unificación del pueblo judío en la resistencia contra los invasores griegos.

Estructura[editar]

El libro puede dividirse en:[1]

  1. Preámbulo.[2]
  2. Matatías desencadena la guerra santa.[3]
  3. Judas Macabeo, jefe de los judíos.[4]
  4. Jonatán, jefe de los judíos y sumo sacerdote.[5]
  5. Simón, sumo sacerdote y gobernante local de los judíos.[6]

Aspectos históricos[editar]

Contrariamente a los libros históricos anteriores (Tobit, Judit y Ester), I Macabeos no tergiversa u oscurece voluntariamente un hecho histórico pedestre para exaltar la operatividad de Dios en favor del pueblo judío.

El autor, en cambio, toma un hecho histórico real (la Rebelión de los Macabeos), trascendental de por sí para la historia de su pueblo ya que se lo considera la primera revolución nacionalista hebrea, y lo describe de modo bastante imparcial y con suma objetividad. Esto convierte a I Macabeos en un documento histórico muy estimable, aunque en algunos pasajes se observa el cariño con que el autor trata a los personajes que lo protagonizan, e incluso se entusiasma con las nobles luchas que está narrando.

Sentido religioso[editar]

El libro muestra un respeto por la fe y la piedad. Tanto es así, que ni siquiera se atreve a llamar a Dios por su nombre propio (Yahveh) o simplemente denominarlo «Señor», prefiriendo mencionarlo como «Cielo».

Numerosas veces los combatientes recurren a la oración para acrecentar su fuerza, y evidencian una inquebrantable confianza en que Dios prestará su ayuda a quienes dan su sangre en la lucha por la causa de Israel.

Cuando los Macabeos triunfan, el autor bíblico atribuye este éxito al apoyo y la ayuda que Dios les ha prestado.

Otros libros de los macabeos[editar]

Existen cuatro libros de los Macabeos. I y II Macabeos (como Tobit, Judit y las partes griegas agregadas a Ester) son considerados deuterocanónicos, esto es, aceptados por la Iglesia católica pero no por las iglesias protestantes ni por los judíos.

El Concilio de Roma del Papa Dámaso I en el 382, si el Decretum Gelasianum está correctamente asociado con él, emitió un canon bíblico idéntico a la lista dada en Trento, incluidos los primeros dos libros de los Macabeos, Orígenes de Alejandría (253 d. C.)[7]​, Agustín de Hipona (397 d.C.)[8]​, el Papa Inocencio I (405 d. C.)[9][10]​, el Sínodo de Hipona (393 d.C.)[11]​, el Concilio de Cartago (397 d.C.)[12]​, el Concilio de Cartago (419 d.C.)[13]​, los Cánones Apostólicos[14]​, el Concilio de Florencia (1442 d. C.)[15]​ y el Concilio de Trento (1546 d.C.)[16]​ enumeraron los primeros dos libros de los Macabeos como canónicos.

III y IV Macabeos, por el contrario, son considerados apócrifos por los católicos, aunque iglesias ortodoxas y orientales los aceptan como parte del canon bíblico.

Véase también[editar]


Predecesor:
Ester
I Macabeos
Libro histórico y deuterocanónico
del Canon católico y ortodoxo.
Sucesor:
II Macabeos

Referencias[editar]

  1. a b Serrano, Maria (enero de 2011). «Los libros de los macabeos». Minutos de Amor (Bogotá D.C: FESPA) (126): 58-60. ISSN 1657-0282 |issn= incorrecto (ayuda). 
  2. 1 Macabeos 1.1-64
  3. 1 Macabeos 2.1-70
  4. 1 Macabeos 3.1–9.22
  5. 1 Macabeos 9.23–12.53
  6. 1 Macabeos 12.54–16.24
  7. Eusebius, of Caesarea. Ecclesiastical History Book 6 Chapter 25:1–2. newadvent. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  8. Augustine of Hippo. On Christian Doctrine Book II Chapter 8:2. newadvent. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  9. Letter from Innocent I to Exsuperius, bishop of Toulouse.. 
  10. Westcott, Brooke Foss (2005). A general survey of the history of the canon of the New Testament (6th edición). Eugene, OR: Wipf & Stock. p. 570. ISBN 1597522392. 
  11. «Canon XXIV. (Greek xxvii.)», The Canons of the 217 Blessed Fathers who assembled at Carthage, Christian Classics Ethereal Library 
  12. B.F. Westcott, A General Survey of the History of the Canon of the New Testament (5th ed. Edinburgh, 1881), pp. 440, 541–42.
  13. Council of Carthage (A.D. 419) Canon 24
  14. in Trullo, Council. The Apostolic Canons. Canon 85. newadvent. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  15. Session 11–4 February 1442
  16. Session IV Celebrated on the eighth day of April, 1546 under Pope Paul III