Juan 1:1

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Juan 1:1 en el Evangeliario de Ostromir, con el retrato de Juan Evangelista, 1056 o 1057.

Juan 1:1 es el primer versículo del Evangelio de Juan. La versión Reina-Valera 1960 del versículo lee «En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios». La frase «el Verbo» (una traducción de la palabra griega «Logos») es ampliamente interpretada como una referencia a Jesús, como se indica en otros versículos más adelante en el mismo capítulo.[1]​ Este verso y otros en toda la literatura joánica conectan la comprensión cristiana de Jesús a la idea filosófica del Logos y la literatura sapiencial hebrea. También preparan el escenario para después entender el desarrollo de la teología trinitaria a principios de la era post-bíblica.

Según Matthew Henry (1662-1714) en su comentario, Jesús es llamado el «Verbo» en este versículo porque él era el Hijo de Dios enviado a la tierra para revelar la mente de su Padre al mundo. Él afirma que una simple lectura del verso tiene a Juan el Evangelista haciendo entender el versículo como prueba de que Jesús es Dios; que Jesús ha estado con y existió como Dios Padre desde el principio, el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios.[2]

La traducción adecuada del texto original griego koiné sigue siendo una fuente de intenso debate entre los traductores de la Biblia.

Fuente de texto y traducciones[editar]

Griego koiné Ἐν ἀρχῇ ἦν ὁ λόγος, καὶ ὁ λόγος ἦν πρὸς τὸν θεόν, καὶ θεός ἦν ὁ λόγος.[3][4]
Transliteración griega En archē ēn ho Lógos, kai ho Lógos ēn pros ton Theón, kai Theós ēn ho Lógos.
Griego al español En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y Dios era el Verbo.
Griego alternativo (principio: original, fundación, origen, principio) (Palabra: razón, dicho) (con: hacia, frente)
Peshitta siríaca ܒ݁ܪܺܫܺܝܬ݂ ܐܺܝܬ݂ܰܘܗ݈ܝ ܗ݈ܘܳܐ ܡܶܠܬ݂ܳܐ ܘܗܽܘ ܡܶܠܬ݂ܳܐ ܐܺܝܬ݂ܰܘܗ݈ܝ ܗ݈ܘܳܐ ܠܘܳܬ݂ ܐܰܠܳܗܳܐ ܘܰܐܠܳܗܳܐ ܐܺܝܬ݂ܰܘܗ݈ܝ ܗ݈ܘܳܐ ܗܽܘ ܡܶܠܬ݂ܳܐ ܀
Transliteración siríaca brīšīṯ ʾiṯawhi milṯā, whu milṯā ʾiṯauhi hwā luaṯ ʾalāhā; wʾalāhā iṯauhi hwā hu milṯā
Copto sahídico ϨΝ ΤЄϨΟΥЄΙΤЄ ΝЄϤϢΟΟΠ ΝϬΙΠϢΑϪЄ, ΑΥШ ΠϢΑϪЄ ΝЄϤϢΟΟΠ ΝΝΑϨΡΜ ΠΝΟΥΤЄ. ΑΥШ ΝЄΥΝΟΥΤЄ ΠЄ ΠϢΑϪЄ
Transliteración copta Hn teHoueite neFSoop nCi pSaJe auw pSaJe neFSoop nnaHrm pnoute auw neunoute pe pSaJe.[5]
Copto sahídico al español En el principio existía el Verbo y el Verbo existía con el dios y un dios era el Verbo.[6]
Vulgata latina In principio erat Verbum et Verbum erat apud Deum et Deus erat Verbum
Latín al español En principio era el Verbo y el Verbo estaba junto a (al lado) Dios y Dios era el Verbo.
Latín alternativo (al lado: por, al lado, cerca, al lado de)

Juan 1:1 en versiones españolas[editar]

La traducción más común en español es:

En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios.

Según Murray J. Harris, «[Es] evidente que en la traducción ‹el Verbo era Dios›, el término Dios está siendo utilizado para denotar su naturaleza o esencia, y no su persona. Pero en el uso del inglés normal ‹Dios› es un nombre propio, en referencia a la persona del Padre o corporativamente a las tres personas de la Trinidad. Por otra parte, ‹el Verbo era Dios› sugiere que ‹el Verbo› y ‹Dios› son términos convertibles, que la proposición es un movimiento alternativo. Pero la Palabra no es ni el Padre ni la Trinidad [...]. La traducción no puede sostenerse sin ninguna explicación».[7]​ Las traducciones de James Moffatt, Hugh J. Schonfield y Edgar Goodspeed interpretan esa parte del versículo como «[...] y el Verbo era divino».

Un Comentario Ortodoxo Bíblico anota: «Este segundo theos también podría traducirse ‹divina› como la construcción indica ‹un sentido cualitativo para theos›. El Verbo no es Dios en el sentido de que es la misma persona que los theos mencionados en 1:1a; él no es Dios Padre (Dios absolutamente como en el uso común del Nuevo Testamento) o la Trinidad. El punto que se desarrollado es que el Logos es de la misma naturaleza increada o esencia como Dios el Padre, con quien existe eternamente. Este verso se repite en el Credo de Nicea: ‹Dios (cualitativo o derivado) de Dios (personal, el Padre), Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero [...] homoousion con el Padre›».[8]

Otras variantes de traducción de Juan 1:1 son:

  • Good News Bible (1966, 2001) lee: «...y él era lo mismo que Dios».
  • Revised English Bible (1970, 1989) lee: «...y lo que Dios era, la Palabra era».
  • La Biblia de Wycliffe (siglo XIV, desde la Vulgata latina del siglo IV) lee: «En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y Dios era el Verbo».
  • La Wuest Expanded Translation (1956) lee: «En el principio fue el Verbo existente. Y el Verbo estaba en comunión con Dios Padre. Y el Verbo era en cuanto a su esencia absoluta deidad».[9]
  • Thomas Belsham, The New Testament, in An Improved Version, Upon the Basis of Archbishop Newcome’s New Translation: With a Corrected Text (1808) lee: «...y el Verbo era un dios».
  • A New Emphatic Version (1864) lee: «el LOGOS era Dios, esto fue en el principio con Dios».
  • Benjamin Wilson, The Emphatic Diaglott (1864) lee: «y un dios era el Verbo».
  • La Traducción de la Biblia de Joseph Smith (1867) lee: «En el principio era el evangelio predicado por medio del Hijo. Y el evangelio era la palabra, y la palabra estaba con el Hijo, y el Hijo estaba con Dios, y el Hijo era de Dios».
  • John M. P. Smith y Edgar J. Goodspeed, The Bible—An American Translation (1935) lee: «y el Verbo era divino».
  • Hugh J. Schonfield, The Authentic New Testament (1935) lee: «por lo que el Verbo era divino».
  • Johannes Schneider, Das Evangelium nach Johannes (1978) lee: «y semejante a un dios era el Logos».

Otras traducciones de Juan 1:1 se pueden encontrar en la referencia.[10]

Dificultades[editar]

El texto de Juan 1:1 tiene un pasado sórdido y un sinnúmero de interpretaciones. Con el griego solo, podemos crear empatía, ortodoxia, declaraciones como credo, o podemos cometer herejía pura y sin adulterar. Desde el punto de vista de la historia de la iglesia temprana, la herejía se desarrolla cuando surge un malentendido en relación con los artículos griegos, el predicado nominativo y el orden de las palabras gramaticales. La herejía en la iglesia primitiva del sabelianismo entiende Juan 1:1c leyendo «y el Verbo era el Dios». La herejía del arrianismo en la iglesia primitiva entendía la lectura «y el Verbo era un dios».

— David A. Reed.[11]

Hay dos cuestiones que afectan a la traducción del verso, la teología y la correcta aplicación de las reglas gramaticales. La teología común de que Jesús es Dios, naturalmente, nos lleva a creer que la forma correcta de representar el versículo es el que es el más popular.[12]​ La teología opuesta, que Jesús está subordinado a Dios como su agente Jefe, conduce a la conclusión de que «...un dios» o «...divino» es la lectura adecuada.[13]​ Algunos estudiosos se oponen firmemente a la traducción «...un dios»[14][15][16][17]​ mientras que otros creen que es posible o incluso preferible.[18][19][20]

Teología[editar]

Las creencias en competencia han causado controversia sobre si Jesús era el único Dios, o era un dios, menor que y completamente distinto de Dios.

Orígenes de Alejandría, un profesor de gramática griega del siglo III, escribió sobre el uso del artículo definido:

A continuación observamos el uso de Juan del artículo en estas frases. Él no escribe sin cuidados en este sentido, ni está familiarizado con las sutilezas de la lengua griega. En algunos casos se utiliza el artículo, y en otros se omite. Añade el artículo al Logos, pero en el nombre de Dios lo añade algunas veces solamente. Él utiliza el artículo, cuando el nombre de Dios se refiere a la causa increada de todas las cosas, y omite cuando el Logos se denomina Dios [...]. El verdadero Dios, entonces, es El Dios (ho theos).[21]

Gramática[editar]

Un punto importante de discusión, ya que los theos en cuestión se reproducen sin el artículo definido (el), dentro del debate gramatical es la correcta aplicación de la regla de Colwell,[22]​ establecida por el erudito griego E.C. Colwell, que establece:

El primer versículo del Evangelio de Juan contiene uno de los muchos pasajes donde esta regla sugiere la traducción de un predicado como un sustantivo definido Kai theos en ho logos se ve mucho más como «Y el Verbo era Dios» que «Y el Verbo era divino» cuando visto con referencia a esta regla. La ausencia del artículo no hace al predicado indefinido o cualitativo cuando precede al verbo, es indefinida en esta posición sólo cuando el contexto lo exige. El contexto no hace tal demanda en el Evangelio de Juan, ya que esta declaración no puede considerarse extraña en el prólogo del evangelio que alcanza su punto culminante en la confesión de Tomás (Juan 20:28).

La cuestión es si la regla de Colwell aplica a Juan 1:1, y si es un estándar fiable por el cual las construcciones gramaticales de este tipo deben medirse. Se ha señalado que la regla de Colwell no ayuda al determinar definitud.[23]​ Rodney J. Decker afirmó, «a menudo ha sido mal utilizada por los defensores bien intencionados de la deidad de Cristo».[24]

Daniel B. Wallace argumenta que el uso de los theos sin artículo (la falta del artículo definido antes del segundo theos) es debido a su uso como sustantivo cualitativo, describiendo la naturaleza o esencia del Verbo, no se debe a la regla de Colwell.[25]

La traducción como «un dios» es justificada por algunos no-trinitarios comparándolo con Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Hechos 28, 6». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). , que afirman tiene una construcción gramatical similar:[26]​ «Ellos estaban esperando que él se hinchase, o cayese muerto de repente; mas habiendo esperado mucho, y viendo que ningún mal le venía, cambiaron de parecer y dijeron que era un dios». Sin embargo, se señala que las palabras hebreas El, HaElohim y Yahweh (todo lo referente a Dios) se representan como theos sin artículo en la Septuaginta en Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Nahúm 1, 2». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). , Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Isaías 37, 16, 41, 4». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). , Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Jeremías 23, 23». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource).  y Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Ezequiel 45, 9». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). , entre muchos otros lugares. Además, los theos sin artículo del Nuevo Testamento son utilizados para referirse a Dios en otros lugares, entre ellos Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Juan 1, 18a». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). , Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Romanos 8, 33». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). , Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «2 Corintios 5, 19, 6, 16». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource).  y Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Hebreos 11, 16». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource).  (aunque las dos últimas referencias tienen un aspecto adjetivo para ellos). Construcciones tanto sin o con artículo por sí mismas, sin contexto, no pueden determinar la forma de conciliar en un idioma de destino.

En el número de octubre de 2011 de la Journal of Theological Studies,[27]​ Brian J. Wright y Tim Ricchuiti señalaron que el artículo indefinido en la traducción copta, de Juan 1:1, tiene un significado cualitativo. Muchos de estos sucesos de sustantivos cualitativos se identifican en el Nuevo Testamento copto, incluyendo Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «1 Juan 1, 5». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource).  y Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «1 Juan 4, 8». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). . Por otra parte, el artículo indefinido se usa para referirse a Dios en Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Deuteronomio 4, 31». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource).  y Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Malaquías 2, 10». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). .

El estudioso copto George Horner reproduce Juan 1:1c desde el Sahidic copto de como «y [un] Dios era el Verbo», mientras que en una nota menciona, «los corchetes reproducen las palabras utilizadas por el copto y no requeridas por el inglés».[28]

Paralelos[editar]

La primera parte del primer versículo del Evangelio de Juan: «En el principio (archē) era el Verbo (logos)» es comparada con:

«tal como nos lo enseñaron los que desde el principio (archē) lo vieron con sus ojos, y fueron ministros de la palabra (logos)».[29]
«Lo que era desde el principio (archē), lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros ojos, lo que hemos contemplado, y palparon nuestras manos tocante al Verbo (logos) de vida».[30]

La sección final del mismo versículo: «era Dios (theós)» es comparada con:

«Ellos estaban esperando que él se hinchase, o cayese muerto de repente; mas habiendo esperado mucho, y viendo que ningún mal le venía, cambiaron de parecer y dijeron que era un dios (theón)» (RVR1960).[31]
«Y ellos esperaban que comenzara a hincharse, o que súbitamente cayera muerto. Pero después de esperar por largo rato, y de no observar nada anormal en él, cambiaron de parecer y decían que era un dios (theón)» (LBLA).[32]
«La gente esperaba que se hinchara o cayera muerto de repente, pero después de esperar un buen rato y de ver que nada extraño le sucedía, cambiaron de parecer y decían que era un dios (theón)» (NVI).[33]
Interlineal:[34]
hoi de prosedokōn auton mellein pimprasthai ē katapiptein aphnō nekron
οἱ δὲ προσεδόκων αὐτὸν μέλλειν πίμπρασθαι καταπίπτειν ἄφνω νεκρόν
- Pero ellos estaban esperando que él estuviera yendo [a] inflamarse o cayese de repente muerto
epi poly de autōn prosdokōntōn kai theōrountōn mēden atopon eis auton ginomenon
ἐπὶ πολὺ δὲ αὐτῶν προσδοκώντων καὶ θεωρούντων μηδὲν ἄτοπον εἰς αὐτὸν γινόμενον
después de un rato grande sin embargo ellos esperaban y veían ningún mal a él pasar
metabalomenoi elegon auton einai theon
μεταβαλόμενοι ἔλεγον αὐτὸν εἶναι θεόν
habiendo cambiado su opinión dijeron [que] él era un dios
Textus Receptus 1894:[35]
οι δε προςεδοκων αyτον μελλειν πιμπραςθαι η καταπιπτειν αφνω νεκρον
hoi de prosedokOn auton mellein pimprasthai E katapiptein aphnO nekron
THE YET THEY-TOWARD-SEEMED him TO-BE-beING-ABOUT TO-BE-beING-INFLAMED OR TO-BE-DOWN-FALLING suddenly DEAD
επι πολυ δε αyτων προςδοκωντων και θεωρουντων μηδεν ατοπον εις αυτον γινομενον
epi polu de autOn prosdokOntOn kai theOrountOn mEden atopon eis auton ginomenon
ON much YET OF-them TOWARD-SEEMING AND OF-beholdING NO-YET-ONE UN-PLACED INTO him BECOMING
μεταβαλλομενοι ελεγον θεον αyτων ειναι
metaballomenoi elegon theon auton einai
after-CASTING THEY-said god him TO-BE

Logos[editar]

La palabra griega λόγος o logos es una palabra con varios significados. A menudo se traduce al español como «Verbo» (o «Palabra»), pero también puede significar pensamiento, habla, cuenta, es decir, razón, proporción, principio, estándar, o lógica, entre otras cosas. Tiene un uso variado en los campos de la filosofía, la psicología analítica, la retórica y la religión.

Cristología[editar]

De los Evangelios, Juan tiene la más alta y explícita cristología. Aquí Jesús es el Hijo Unigénito de Dios, el Camino, la Verdad, la Vida, la vid verdadera, etc. En 1:1, Juan identifica a Jesús como el Logos, el que hizo que la existencia del mundo creado fuera posible.

En la comprensión cristiana ortodoxa de la cristología de Juan, la concepción de que Jesucristo es el Logos ha sido importante en el establecimiento de la doctrina de la divinidad de Jesús, así como la de la Trinidad, como se establece en el Credo de Calcedonia.

El debate sobre la naturaleza de Cristo del siglo I a través del Concilio de Calcedonia (451 d. C.) debe entenderse a la luz de la visión del mundo dominante del dualismo platónico. El platonismo se divide normalmente en cuatro períodos: Antigua Academia (347-267 a. C.), Nueva Academia (267-80 a. C.), el platonismo medio (80 a. C.-250 d. C.), y el neoplatonismo (250 d. C. a través de la Reforma).[36][37]

Algunos estudiosos de la Biblia han sugerido que Juan hizo uso creativo de doble sentido en la palabra Logos para comunicar a ambos: judíos, que estaban familiarizados con la tradición sapiencial en el judaísmo; y el politeísmo helénico, especialmente los seguidores de Filón, a menudo llamado judaísmo helenístico. Cada uno de estos dos grupos tenían su propia historia asociada con el concepto del Logos, y cada uno podría entender el uso de Juan de la expresión en uno o ambos de esos contextos. Especialmente para los griegos, sin embargo, Juan convierte el concepto del Logos en su cabeza cuando afirmó «Y el Logos se hizo carne y habitó entre nosotros» (v. 14).

Gordon Clark traduce Logos como «lógica» en los primeros versículos del Evangelio: «En el principio era la lógica, y la lógica estaba con Dios y la lógica era Dios». Se refería a entender por esta traducción que las leyes de la lógica estaban contenidas en la Biblia misma y por lo tanto no eran un principio secular impuesto a la cosmovisión cristiana.

Siguiendo las traducciones jesuitas del siglo XVIII, hoy en día la mayoría de las traducciones de la Biblia chinas usan la palabra «Tao»[38]​ en Juan 1:1 para traducir Logos, a raíz de la utilización de «Idea» en el taoísmo.[39]

En la cristología unitaria hay otras interpretaciones de Juan 1:1. En los comentarios sobre Juan cap. 1 de Lelio Sozzini (Zúrich, c. 1559)[40]​ y su sobrino Fausto Sozzini (Lyon, c. 1562)[41]​ la «palabra» se «hizo carne» se toma como una referencia al nacimiento virginal, y no a la preexistencia personal de Cristo. Los pasajes del Nuevo Testamento que se refieren al Logos fueron explicados por Fausto Sozzini como relacionada con la obra conocida de antemano de Cristo como el autor de la nueva creación, no como en relación con la «vieja» creación del Génesis.[42]​ Fausto Sozzini se propone a «totalmente desplatonizar» la lectura de Juan 1:1-15.[43]

Referencias[editar]

  1. Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera (1909). «Juan 1, 14-17». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource). : «Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad. Juan dio testimonio de él, y clamó diciendo: Este es de quien yo decía: El que viene después de mí, es antes de mí; porque era primero que yo. Porque de su plenitud tomamos todos, y gracia sobre gracia. Pues la ley por medio de Moisés fue dada, pero la gracia y la verdad vinieron por medio de Jesucristo».
  2. «Gospel of John - Chapter 1 - Matthew Henry Complete Commentary on the Word of God». Searchgodsword.org. 
  3. The Greek English New Testament. Christianity Today. 1975
  4. Nestle Aland Novum Testamentum Graece Read NA28 online
  5. Sahidica 2.01. J. Warren Wells (2008).
  6. Traducción al inglés (base de la traducción española).
  7. Harris, Murray J. Jesus as God: The New Testament Use of Theos in Reference to Jesus, 1992. Baker Books, pub. SBN 0801021952, p. 69.
  8. Eastern/Greek Orthodox Bible, New Testament, 2009, p. 231.
  9. S. Wuest, Kenneth (1956). New Testament: An Expanded Translation. Wm. B. Eerdmans Publishing Company. p. 209. ISBN 0-8028-1229-5. 
  10. 70 non trinitarian translations of John 1:1.
  11. David A. Reed. «How Semetic Was John? Rethinking the Hellenistic Background to John 1:1». Anglican Theological Review, Fall 2003, Vol. 85 Issue 4, p. 709.
  12. William Arnold III, Colwell's Rule and John 1:1 en apostolic.net: «You could only derive a Trinitarian interpretation from John 1:1 if you come to this passage with an already developed Trinitarian theology. If you approached it with a strict Monotheism (which is what I believe John held to) then this passage would definitely support such a view».
  13. Beduhn en Truth in Translation: Accuracy and Bias in English Translations of the New Testament capítulo 11: «Translators of the KJV, NRSV, NIV, NAB, New American Standard Bible, AB, Good News Bible and LB all approached the text at John 1:1 already believing certain things about the Word...and made sure that the translations came out in accordance with their beliefs.... Ironically, some of these same scholars are quick to charge the NW translation with ‹doctrinal bias› for translating the verse literally, free of KJV influence, following the sense of the Greek. It may very well be that the NW translators came to the task of translating John 1:1 with as much bias as the other translators did. It just so happens that their bias corresponds in this case to a more accurate translation of the Greek».
  14. Dr. J. R. Mantey: "It is neither scholarly nor reasonable to translate John 1:1 'The Word was a god.'"
  15. Dr. Bruce M. Metzger of Princeton (Professor of New Testament Language and Literature): "As a matter of solid fact, however, such a rendering is a frightful mistranslation. It overlooks entirely an established rule of Greek grammar which necessitates the rendering "...and the Word was God." chapter IV point 1.
  16. Dr. Samuel J. Mikolaski of Zurich, Switzerland: "It is monstrous to translate the phrase 'the Word was a god.'"
  17. Ben Witherington III, The Living Word of God, 2007, Baylor University Press, pp. 211-213.
  18. Dr. Jason BeDuhn (of Northern Arizona University) in regard to the Kingdom Interlinear's appendix that gives the reason why the NWT favoured a translation of John 1:1 as saying the Word was not "God" but "a god" said: "In fact the KIT [Appendix 2A, p.1139] explanation is perfectly correct according to the best scholarship done on this subject.."
  19. Murray J. Harris has written: "Accordingly, from the point of view of grammar alone, [QEOS HN hO LOGOS] could be rendered "the Word was a god,...." -Jesus As God, 1992, p. 60.
  20. C. H. Dodd says: «If a translation were a matter of substituting words, a possible translation of [QEOS EN hO LOGOS]; would be, "The Word was a god". As a word-for-word translation it cannot be faulted».
  21. Origen, Commentary on John, Book II, cap. 2
  22. Colwell's Rule
  23. Wallace Greek Grammar NT syntaxThe Journal of Theological Studies, NS, Vol. 62, Pt 2, October 2011 BRIAN J. WRIGHT Jesus as God: The New Testament Use of Theos in Reference to Jesus p.51-71 author|Murray J. Harris
  24. A Summary of Colwell's Rule 19 Nov. 2009
  25. Daniel B. Wallace, Greek Grammar Beyond the Basics: An Exegetical Syntax of the New Testament
  26. David Barron (an anti-Trinitarian Seventh-day Adventist) (2011). John 1:1 Non-Trinitarian - The Nature and Deity of Christ.. Archivado desde el original el 1 de mayo de 2012. 
  27. The Journal of Theological Studies, NS, Vol. 62, Pt 2, October 2011
  28. Coptic John 1:1: Another Lie to Justify the NWT?
  29. David L. Jeffrey (1992). A Dictionary of biblical tradition in English literature. p. 460 «...in his reference to ‹eyewitnesses, and ministers of the word› (Luke 1:2) he is certainly speaking of the person as well as the words and actions of Jesus».
  30. Dwight Moody Smith (1991). First, Second, and Third John. p. 48 «Of course, were it not for the Gospel, it would not be so obvious to us that ‹the word of life› in 1 John 1:1 is Jesus Christ. Strikingly, only in the prologue of each is the logos to be identified with Jesus».
  31. Hechos 28, Reina-Valera 1960.
  32. Hechos 28, La Biblia de las Américas.
  33. Hechos 28, Nueva Versión Internacional.
  34. Hechos 28:6, Biblia Interlineal
  35. Hechos 28, Textus Receptus 1894
  36. Edwin Moore: Neoplatonism in The Internet Encyclopedia of Philosophy, available at [1].
  37. J.M. Dillion: "Plato/Platonism," in The dictionary of New Testament Background, ed. by Craig A. Evans and Stanley E. Porter, (Downers Grove: Intervarsity Press, 2000).
  38. Wiktionary.
  39. Amy Golahny (2004). Points of contact: crossing cultural boundaries. p. 38. «By way of contrast, most eighteenth-century translations in China were theological works, and Jesuits turned instead to translating ... ultimately ‹to find God› for the Jesuits and ‹to fathom principles› of the Tao for the Chinese».
  40. Sozzini, Lelio; Brevis explicatio in primum Iohannis caput publicado póstumemente en De falsa et vera unius Dei Patri, filii, et spiritus sancti 1568, Alba Iulia
  41. Sozzini, Fausto; Brevis explicatio in primum Iohannis caput Ámsterdam ¿1565? también publicado en Alba Iulia 1568, por Francis David en su Refutatio propositionum Melii pero atribuido como una segunda versión del comentario de Lelio Sozzini.
  42. Robert Lawrence Ottley (2009). The Doctrine of the Incarnation. p. 322. «The passages in the New Testament referring to the Logos were explained by Socinus to relate to the predestined work of the Redeemer as the author of the new moral creation».
  43. Wilhelm Schmidt-Biggemann, Anja Hallacker (2007). Apokalypse und Philologie: Wissensgeschichten und Weltentwürfe der. p. 86. «Es ist klar, dass Sozzini unter diesen Bedingungen eine eigenständige Logos-Theologie nicht akzeptieren kann. Er versucht vielmehr, den Prolog des Johannesevangeliums vollständig zu entplatonisieren».