José Riquelme y López-Bago

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

José Riquelme y López-Bago (Tarragona, 31 de agosto de 1880 - París, 28 de enero de 1972) fue un militar español que destacó por su actuación en las Guerras de Marruecos y la Guerra Civil Española.

Biografía[editar]

Realizó una parte esencial de su carrera militar en África, durante la conocida como Guerra del Rif. En 1921 ya era Coronel y Jefe de la Policía Indígena. Tras el Desastre de Annual, protagonizó un enfrentamiento con el General Sanjurjo con motivo del Expediente Picasso. En 1924 participó en la reconquista de Tetuán. En 1929 fue miembro del Tribunal Militar que juzgó a José Sánchez Guerra por la sublevación de los artilleros de Ciudad Real.

La absolución del político conservador provocó que Riquelme fuera pasado a la reserva.

Al día siguiente de instaurarse la Segunda República, 15 de abril de 1931, fue ascendido a general de División y nombrado Capitán General de la III Región Militar, en Valencia. En febrero e 1935 José Riquelme fue nombrado jefe de la II División Orgánica, con sede en la ciudad de Sevilla.[1] Sin embargo, poco después el ministro de la Guerra, Gil-Robles, lo cesó de su puesto, en línea con la política de cese de militares considerados "izquierdistas" que siguió el gobierno radical-conservador.[2]

Desde los primeros momentos de la Guerra Civil española, se mantiene fiel al Gobierno republicano. Fue nombrado jefe de la I División Orgánica, ocupando el vacío de mando que existía tras el fracaso del Golpe de Estado del 18 de julio. Mandó las fuerzas que atacaron Toledo y las que pelearon después en el Guadarrama.[3] En agosto fue mandado a Extremadura, donde al frente una fuerza miliciana de 9.000 efectivos intentó detener a las fuerzas del Ejército de África, pero sus fuerzas flaquearon y sólo lograron retrasar el avance unos días.[4] A comienzos de septiembre sus fuerzas sufrieron importantes derrotas en Oropesa y Talavera de la Reina que llevaron a su destitución y provocaron su procesamiento. No obstante, fue absuelto en 1938, y regresó al servicio como comandante militar de Barcelona.

Durante toda la contienda Diego González Ragel fue su fotógrafo personal, nombrado a tal efecto por el Ministerio de la guerra, en 1936.[5]

A partir de 1939, tras la caída de Cataluña, se exilió en Francia. En el exilio, fue miembro de la junta suprema de la Unión Nacional Española (UNE) en Francia.[6] Permaneció en el país galo hasta su muerte en París, en 1972.[7] Se encuentra enterrado en el Cementerio parisino del Père-Lachaise

Familia[editar]

Casado en primeras nupcias con Milagros Ojeda Varona, que fue Presidenta de la Cruz Roja de Larache,[8] y en segundas nupcias con Manuela Ruiz Juan, que fue presidenta del comité de Cruz Roja de la República Española en el exilio en Francia. Tiene de la primera esposa una nieta en México, María Rosa Judez Riquelme, y dos bisnietos, Francisco y Diego Alberto Flores Judez.

Referencias[editar]

  1. "Anoche fue firmada la combinación de altos mandos militares", ABC (15 de febrero de 1935)
  2. Julio Gil Pecharromán (1997). La Segunda República. Esperanzas y frustraciones. Madrid: Historia 16, pp. 87-88
  3. Hugh Thomas (1976). La Guerra Civil española, Barcelona: Grijalbo, ISBN 978-84-9908-087-1, pág. 349
  4. Hugh Thomas (1976). La Guerra Civil española, Barcelona: Grijalbo, ISBN 978-84-9908-087-1, pág. 408
  5. María Santoyo (2010). Ragel, Reporter-fotógrafo. Madrid: Centro Cultural del Conde Duque, pág. 6
  6. Hartmut Heine (1983). La oposición política al franquismo. De 1939 a 1952. Barcelona: Crítica, ISBN 84-7423-198-1, pág. 228
  7. Tarjeta necrológica de José Riquelme
  8. Cruz Roja Española, marzo 1925, Doc. Num. 53.460