Jerzy Grotowski

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Jerzy Grotowski
Jerzy Grotowski wOpolu.jpg
Información personal
Nacimiento 11 de agosto de 1933
Rzeszów
Fallecimiento 14 de enero de 1999
Pontedera
Nacionalidad Polaca
Información profesional
Ocupación Director de teatro
Empleador
Obras notables Hacia un teatro pobre, Teatro Laboratorio
Miembro de
Distinciones
[editar datos en Wikidata]

Jerzy Grotowski (Rzeszów, 11 de agosto de 1933Pontedera, Italia, 14 de enero de 1999) fue un director de teatro polaco y una destacada figura en el teatro vanguardista del siglo XX. Lo más notable de su trabajo posiblemente sea el desarrollo del llamado teatro pobre, que involucra la técnica avanzada del trabajo psicofísico del pionero Konstantín Stanislavski.

Vida[editar]

Nacido en Rzeszow el 11 de agosto de 1933, su padre cursó estudios artísticos como pintor y escultor y al marchar a la guerra, nunca regresó a Polonia, perdiendo la comunicación con su hijo. Su madre, maestra, introdujo en él una serie de valores que luego se verían reflejados en su teatro, como el sentido de unidad y de comunidad.

Jerzy se formó  como actor y director en la escuela Ludwik Solski de Cracovia (Państwowa Wyższa Szkoła Teatralna im. Ludwika Solskiego de Cracovia) y en la Universidad Rusa de arte teatral de Moscú.

A su regreso de la URSS, asumió la dirección de un pequeño teatro de Opole (60 mil habitantes) llamado el “Teatro de las 13 filas” junto con Ludwik Flaszen que sería su asesor literario durante su carrera. Dirigió el teatro entre 1959 y 1964 Más tarde, pasó a llamarse Teatro Laboratorio en 1965, cuando se trasladaron a la localidad de Breslavia (Wroclaw).

Grotowski montó algunos textos clásicos de la literatura polaca y mundial: Caín de Byron Sakuntala de Kalidasa, Los antepasados de Eva de Mickievicz, Kordian de Slowacki, Akropolis de Wyspiański, Hamlet de Shakespeare, Doctor Fausto de Marlowe, El príncipe constante de Calderón de la Barca, donde Ryszard Cieślak encarna su concepción de actor santo. y los Evangelios en Apocalipsis cum figuris.

En 1976 el Teatro Laboratorio desapareció y continuó con la enseñanza y el trabajo experimental por todo el mundo. Genera el concepto de Teatro Pobre. La revolución que supuso sus técnicas en los ensayos y en el training para el actor, se describen en distintos libros, especialmente en Hacia un teatro pobre, recopilación de textos que adopta el título de un artículo publicado en 1965.

Su obra ha influido en directores y actores contemporáneos, como Alejandro Jodorowsky, Eugenio Barba y Peter Brook. La colección de sus escritos teóricos, Hacia un teatro pobre, se publicó en 1968 con introducción de Brook.

Etapas posteriores[editar]

-1967 Viaja por primera vez a EEUU para mostrar y hablar de su trabajo.

-1968. Hacia un teatro pobre se publica.

-1969-1978. Parateatro, también llamado teatro de participación: en este periodo se aleja del arte teatral y elimina la distinción entre actores y espectadores.

-1976-82 Teatro de los Orígenes: donde Grotowski busca “técnicas de origen, arcaicas o nativas que nos acerquen de vuelta a los orígenes de la vida, para dirigir, la percepción primitiva, a la experiencia de la vida orgánica primaria.”

-1983-86. Drama Objetivo: se desarrolla en la Universidad de California y la búsqueda se centra en elementos específicos de rituales ancestrales de varias culturas.

-1986-1999 El teatro como vehículo: corresponde con la fase final de trabajo de Grotowski. Esta etapa se desarrolla en Pontedera (Italia),  apoyado por el Centro per la Sperimentazione e la Ricerca Teatrale de Roberto Bacci y Carla Pollastreti, nace el Workcenter of Jerzy Grotowski. Se desarrollan estructuras de representación consistentes en acciones relacionadas con canciones muy antiguas que servían a propósitos rituales. En este momento, el actor americano Thomas Richards colabora con Grotowski.

Enero 1999 Jerzy Grotowski muere en Pontedera.

Teatro pobre[editar]

El teatro pobre creado por Grotowski implicó la salida de aspectos que, desde otras perspectivas teatrales, se consideran necesarios para la realización de una puesta en escena.Sin embargo, en el teatro desarrollado por Grotowski no es posible privarse de la relación actor-espectador, pues esta es vital para la puesta en escena y también permite el desarrollo del actor y del espectador sobre sí mismos.

Ante la carencia de escenografía, maquillaje y el uso mínimo de elementos de luz y vestuario, el teatro pobre pone énfasis en el trabajo del actor, al cual no se le instruye mediante técnicas preestablecidas, por el contrario, se pretende eliminar las resistencias que el organismo del actor produce ante el conjunto de estas técnicas. Grotowski define esta situación del modo que sigue:

La nuestra es una vía negativa, no una colección de técnicas, sino la destrucción de obstáculos”.

Esta austeridad en el teatro pobre le permite al actor explorar, experimentar y trabajar sobre su propio cuerpo logrando mostrar sensaciones, imágenes y sonidos a través de expresiones faciales, movimientos corporales, posturas, ritmos, etcétera, sin recurrir al uso de maquillaje, vestuario o efectos de sonido. Esto implica que el trabajo del actor es constante, y por ello no cuenta con una serie de técnicas determinadas, ya que en cada representación se conforma una nueva experiencia tanto para el actor como para el espectador.


El príncipe constante[editar]

Jerzy Grotowski realizó en el Teatro Laboratorio de Breslavia entre 1965 y 1968 planteamientos sobre esta obra dramática, que tuvo después ocasión de explicar en Londres, invitado por Peter Brook. Grotowski contaba con la traducción de la obra al polaco realizada por el poeta romántico Juliusz Slowacki, que añadía a su calidad literaria el haberse convertido en todo un símbolo de la independencia polaca. La profundidad y la armonía estaban ahí, Grotowski sólo tenía que desnudar el texto, hacer de la pobreza de su personaje un arma arrojadiza, dejar ver la crueldad en blanco y negro. He aquí cómo describe la experiencia Peter Brook:

"El trabajo de Grotowski lo lleva a penetrar cada vez más profundamente en el mundo interior del actor, hasta el punto en que éste deja de ser actor para convertirse en el hombre esencial. Para ello se requieren todos y cada uno de los elementos dinámicos del drama, de manera tal que se pueda exprimir cada célula del cuerpo para que revele sus secretos."

La obra fue un éxito en París, lo cual dio a conocer el nombre de la obra, el de Grotowski y el de su técnica escénica en todo el occidente. Son célebres las representaciones de este montaje en algunas ciudades importantes de América. En República Argentina continua su tarea el director Federico Herrero y en Brasil el grupo LUME.

Obra[editar]

- Sakuntala. Kalidasa. 1960

- Caín. Byron.  1960

- Los antepasados de Eva. Mickievicz.  1961

- Kordian. Slowacki. 1962

- Dr. Faustus . Marlowe.  1962

- Akropolis . Wyspiański. 1964

- El príncipe constante. Calderón de la Barca. 1965

- Apocalipsis cum figuris. Creación propia. 1969

Bibliografía[editar]

  • Grotowski, Jerzy: Apocalypsis cum figuris [descripción del espectáculo de Małgorzata Dzieduszycka]. Vigo, Maldoror ediciones, 2003. Traducción: Jorge Segovia y Violetta Beck. - 87 p.
  • Grotowski, Jerzy: Hacia un teatro pobre. Siglo XXI. 2008. Traducción: Margo Glantz.
  • Jorge Dubatti: Jerzy Grotowski: el desenmascaramiento del actor en Historia del actor II: del ritual dionisíaco a Tadeusz kantor. Ediciones Colihue, 2009.


Enlaces externos[editar]