Iglesia católica en Uruguay

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Imagen de la Virgen de los Treinta y Tres, patrona del Uruguay.

La Iglesia católica en el Uruguay es parte de la Iglesia Católica mundial, bajo el liderato espiritual de el Papa y la curia en Roma.

Generalidades[editar]

Hay 9 diócesis y la arquidiócesis de Montevideo. El actual arzobispo es Daniel Sturla, nombrado por el papa Francisco el 11 de febrero de 2014.[1]

También están presentes algunas iglesias católicas orientales: la Iglesia Católica Armenia y la Iglesia Maronita.

Historia[editar]

El proceso de evangelización de Uruguay siguió a la colonización española, iniciada en 1624 con la fundación de Santo Domingo de Soriano por parte de misioneros. Todo ese tiempo, el territorio de la Banda Oriental dependió eclesiásticamente del obispo de Buenos Aires. Los jesuitas realizaron una importante labor, siguiendo el modelo de las reducciones.

La Iglesia Católica tuvo un importante papel como institución educadora, varios prohombres uruguayos asistieron a escuelas católicas en una época en la cual no había escuelas públicas. También hubo sacerdotes muy destacados en la época de las gestas independentistas; el presbítero José Benito Monterroso fue secretario del prócer José Gervasio Artigas, y se le atribuye la autoría de muchas frases y pensamientos de Artigas: "libertad civil y religiosa en toda su extensión imaginable".

Montevideo fue erigido en vicariato en 1830, ante el advenimiento de la primera Constitución de Uruguay como país independiente (que institucionalizó a la Iglesia Católica como religión oficial). Se convierte en diócesis recién en 1878.

La Constitución de Uruguay de 1918 separó al Estado de la Iglesia, iniciándose una etapa de autonomía religiosa. A partir de ese momento, el catolicismo uruguayo tuvo una historia propia, independiente de los intereses de las clases gobernantes. Es de destacar la actuación de la Juventud Obrera Católica como movimiento laico a mediados del siglo XX.[2]

Órdenes religiosas[editar]

Diversos institutos de vida consagrada están presentes en Uruguay.[3]​ Algunos de ellos llegaron en plena época colonial y participaron en el proceso de colonización del antiguo territorio de la Banda Oriental, si bien su presencia fue intermitente durante cierto tiempo:

Cuando Uruguay se constituyó como estado independiente, muchas otras órdenes religiosas fueron llegando a establecerse en la joven nación:

Religiosos católicos uruguayos destacados[editar]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Arquidiócesis de Montevideo en Catholich Hierarchy (en inglés)
  2. JOC en Uruguay
  3. «Institutos de vida consagrada en Montevideo». Consultado el 15 de mayo de 2013. 
  4. Historia de los franciscanos en Uruguay
  5. Provincia de los Hermanos Menores Capuchinos en el Río de la Plata
  6. Dominicos en Uruguay (enlace roto disponible en Internet Archive; véase el historial y la última versión).
  7. Historia de la Compañía de Jesús en Uruguay
  8. «Los padres bayoneses». Consultado el 1 de mayo de 2013. 
  9. Llegada de los salesianos al Uruguay
  10. Adoratrices en Uruguay
  11. Hermanas Alemanas en Uruguay
  12. Palotinos en Uruguay
  13. Sagrada Familia en Montevideo
  14. Historia de los Vicentinos en Uruguay
  15. Madre Rubatto en Uruguay
  16. OSFS en Uruguay (enlace roto disponible en Internet Archive; véase el historial y la última versión).
  17. Carmelitas en Uruguay
  18. Domínicas en Uruguay
  19. «Maronitas en Uruguay». Consultado el 15 de mayo de 2013. 
  20. Oblatos en Uruguay
  21. Agustinos en Uruguay
  22. Corazonistas en Montevideo
  23. Familia Dehoniana en Uruguay
  24. Pasionistas en Uruguay
  25. Hermanos de La Mennais en Uruguay
  26. Christian Brothers
  27. Opus Dei en Uruguay
  28. Provincia de las Hermanas Hospitalarias
  29. Scalabrinianos en Montevideo
  30. Misioneras de la Caridad en Uruguay
  31. Provincia del Río de la Plata de los Conventuales
  32. Claretianos en Uruguay
  33. Don Orione en Uruguay
  34. Maristas en Uruguay
  35. Misericordistas en Uruguay
  36. Jesús María en Uruguay