Historia de Madonna en el cine

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Madonna promocionando su película W.E. en el Festival Internacional de Cine de Toronto.

La estadounidense Madonna es principalmente una cantante, pero también ha reforzado su carrera paralelamente como actriz y expandido su obra como directora de cine. Las críticas sobre la artista en el mundo del séptimo arte han sido ambivalentes pero generalmente negativas. Esto ha despertado el interés de los aficionados, académicos y el sensacionalismo de los medios en general, haciendo de Madonna un caso de interés e interpretación única en Hollywood.[1][2]​ Con un récord de más premios Golden Raspberry ganados a lo mejor de lo peor en el cine, es la peor actriz del siglo xx.[3][4]

La creencia popular es que Madonna es una mala actriz. No obstante, el cineasta Alberto Fuguet dijo que se ha convertido, poco a poco, en la «reina del cine».[5]​ Además, expertos aseguran que la artista ha revolucionado la industria cinematográfica, mientras el pensador francés Georges-Claude Guilbert la describe como una estrella que ha reconstruido la cultura de Hollywood.[6][7]​ Varias de sus cintas se han convertido en objeto de culto, como por ejemplo: En la cama con Madonna, Evita o Desperately Seeking Susan (esta última durante la década de 1980).[8][9][10]

Madonna ha popularizado varios estilos de moda a través de sus películas, principalmente con Desperately Seeking Susan que definió lo que más tarde fue conocido como «Madonna wannabe»,[11]​ una tendencia donde millones de jóvenes de varias partes del mundo emulaban el estilo de la artista. También ha sido una influencia en la moda para varias estrellas de Hollywood.[12]​ Sirvió de inspiración para la película Katy Perry: Part of Me y a Salma Hayek para interpretar su personaje en Tale of Tales.[13][14]

Las películas protagonizadas por Madonna la ha convertido en una de las 600 personalidades más taquilleras de todos los tiempos, según datos proporcionados por Box Office Mojo,[15][n. 1]​ aunque la mayoría de los filmes sean considerados un fracaso de taquilla.[17]​ No obstante, a lo largo de su carrera actoral ha establecido varios récords mundiales y obtenido premios y nominaciones, entre los que destaca el Globo de Oro a la mejor actriz de comedia o musical por su papel en Evita y una nominación a mejor actriz para los premios Saturn por Dick Tracy.[10][18]

Madonna ha publicado tres bandas sonoras para sus películas, además de colaborar en la parte musical de otras cintas. Estos álbumes vendieron millones de copias en todo el mundo y los temas lograron ubicarse entre los primeros lugares de los principales mercados de música. Ganó un Globo de Oro en la categoría de mejor canción original por «Masterpiece» para la película que dirigió en 2011, llamada W.E..[19]​ Su tema «Crazy for You» del filme Vision Quest pudo desbancar del número uno a «We Are the World» en la cartelera Billboard Hot 100.[20]​ Las canciones «Sooner or Later» y «You Must Love Me» ganaron la categoría a la mejor canción original en los premios Óscar.[21][22]

Historia[editar]

Madonna y su exmarido y cineasta británico Guy Ritchie.

Durante su infancia, Madonna se inspiró por varias actrices: «Amaba a Carole Lombard, a Judy Holliday y a Marilyn Monroe. Todos eran increíblemente divertidas... y me vi a mi misma en ellas... mi feminidad, mi conciencia y mi inocencia», dijo la artista.[23]​ Más tarde, su video de «Material Girl» recreó el estilo de Monroe en la canción «Diamonds Are a Girl's Best Friend», de la película Los caballeros las prefieren rubias. Estudió las comedias de la década de 1930, particularmente las de Lombard, en preparación para la película ¿Quién es esa chica? El video de «Express Yourself» fue inspirado por la película de Fritz Lang Metrópolis (1927). El de «Vogue» recreó el estilo de las fotografías del glamur de Hollywood, en particular las de Horst P. Horst, imitando las poses de Marlene Dietrich, Carole Lombard y Rita Hayworth, mientras que en la letra del tema hace referencia a muchas de las estrellas que la habían inspirado, incluyendo Bette Davis, a quien describió como uno de sus ídolos.[24]​ La profesora E. Ann Kaplan también afirma que «Oh Father» alude a Citizen Kane.[25]

Madonna ha trabajado también como directora de cine, una pasión que adquirió desde que iniciara sus clases de baile antes de dar comienzo a su carrera profesional.[26]​ Ella misma describe que la dirección que toma en las películas que produce es desde una perspectiva feminista.[26]​ Al momento de presentar a los medios su segunda película, W.E., agradeció a los directores y exmaridos Sean Penn y Guy Ritchie por inspirarla a seguir una carrera en este arte. Ella dijo: «Me siento y sentí atraída hacia gente muy creativa y es por lo que me casé con Penn y Ritchie, dos directores con mucho talento... Ambos me animaron como directora y como persona creativa a hacer lo que hice, y ambos me apoyaron mucho».[27]

Bandas sonoras[editar]

Madonna tras ganar su segundo Globo de Oro durante la ceremonia de 2011 en la categoría de mejor canción original.

Madonna ha realizado varios discos como parte de las bandas sonoras en las películas que ha protagonizado o simplemente ha colaborado con canciones para otras cintas. «Crazy for You» es el primer sencillo de la artista para un filme; en esta ocasión formó parte de Vision Quest. Este tema pudo desbancar del número uno a «We Are the World» en la cartelera Billboard Hot 100.[20]​ Para Desperately Seeking Susan utilizó «Into the Groove», que se convirtió en su canción más vendida en el Reino Unido.[28]​ «Live to Tell» formó parte del filme protagonizado por su entonces esposo Sean Penn para la película At Close Range; el tema se ubicó en la primera posición del Billboard Hot 100.[29]

Su primer lanzamiento oficial en disco es Who's That Girl, que acompañó la parte musical de la película del mismo nombre que Madonna protagonizó. El álbum vendió 6 millones de copias.[30]​ El tema principal, también homónimo al título de la cinta, se ubicó en el número 1 del Billboard Hot 100.[29]​ La segunda banda sonora de la artista, I'm Breathless, se lanzó para acompañar y promocionar Dick Tracy donde compartió créditos con su entonces novio Warren Beatty. El álbum vendió 7 millones de copias.[31]​ «Sooner or Later», tema principal de la película e intérpretada por Madonna, ganó la categoría a la mejor canción original en la 63.ª entrega anual de los premios Óscar.[21]

Madonna también formó parte de la banda sonora en la película que protagonizó en 1992, A League of Their Own, con el tema «This Used to Be My Playground». Se ubicó en el número uno del Billboard Hot 100.[29]​ En 1994 colaboró con la parte musical de la película With Honors con «I'll Remember» que logró el segundo puesto en el Billboard Hot 100.[29]

En 1996 lanzó su tercer y hasta momento último álbum en banda sonora, Evita, que formó la parte musical de la película del mismo nombre. Este disco vendió 11 millones de copias en todo el mundo.[32]​ El tema «Don't Cry for Me Argentina» llegó a los primeros puestos de varias listas en todo el mundo.[10]​ Es considerado por el diario argentino La Nación como una de las versiones más famosas del tema original.[33]​ Además, el tema interpretado por Madonna, «You Must Love Me» ganó la categoría de mejor canción original en la 69.ª entrega de los premios Óscar.[22]

En 1999, contribuyó en la banda sonora de la película Austin Powers: The Spy Who Shagged Me con el tema «Beautiful Stranger», del que le hizo ganadora de un premio Grammy a la mejor canción escrita para una película.[34]​ En 2000 protagonizó el filme The Next Best Thing y para promocionarlo versionó «American Pie», tema original de Don McLean. La canción alcanzó el número uno de la UK Singles Chart.[28]​ En 2002 hizo un cameo en la película de James Bond Die Another Day y colaboró con el tema homónimo. Madonna utilizó a «Masterpiece» como tema principal de su película W.E. Esta melodía la hizo acreedora del Globo de Oro en la categoría de mejor canción original.[19]

Análisis[editar]

Contexto[editar]

Madonna en el estreno de su documental I Am Because We Are.

Robert Ham, de la revista The Portland Mercury, explica que es común que estrellas del pop crucen el puente imaginario y delgado que existe entre la música y el mundo de Hollywood.[1]​ Sin embargo, existe más de un autor que afirma que el caso de Madonna es «único».[1]​ Esta es una de las justificaciones que da el contribuidor de Vanity Fair Juan Sanguino a la hora de estudiar el rol de la artista como una actriz, ya que «se trata de un caso único en Hollywood» y que «es el ejemplo perfecto de cómo una estrella puede utilizar sus películas para transmitir la imagen que quiera de sí misma».[2]​ Peter Rainer, de Los Angeles Times, explica que Madonna representa algo nuevo porque «ella entiende que los medios utilizan a los artistas y que la única manera de sobrevivir es cambiando su aspecto».[35]

Interpretaciones y críticas[editar]

Madonna durante la gira Blond Ambition World Tour recreando escenas de Dick Tracy.

La carrera cinematográfica de Madonna ha dividido la opinión de los críticos,[9]​ pero los comentarios han sido universalmente negativos. La creencia popular es que Madonna no puede actuar o es una mala actriz.[4]​ Esto ha dado origen a varias interpretaciones de especialistas y académicos como aficionados por igual. Uno de los que ha criticado esta faceta de la artista es el sociólogo Luc Sante, quien insiste en que «es una mala actriz».[36]​ La editora Giselle Rojas Pérez, en un artículo para el diario colombiano El Mundo, asegura que incluso los seguidores de la cantante reconocen que su paso por el cine no le ha favorecido.[6]​ La crítica cinematográfica para The New York Times, Caryn James, concluyó que las películas son el «eslabón más débil en la carrera perfectamente planificada de Madonna».[37]

Robert Ham de la revista The Portland Mercury aclara que por el ego descomunal de la artista, su filmografía está llena de actuaciones lamentables, fracasos en taquilla o extrañas apariciones, ya que la cantante siempre ha buscado el deseo de la respetabilidad y cada movimiento «cinematográfico» que realiza es calculado.[1]​ De manera similar, la periodista Liz Smith en su análisis llegó a la conclusión que el problema es cuando «ella es la estrella, el objeto de toda la atención por parte de la audiencia». También pone en relieve que «Madonna es autónoma en el escenario y en la dirección de su música». Aquí, Smith ve una contradicción, porque la cantante posiblemente se ve obligada a cumplir con la visión de alguien más o con las órdenes de un director.[38]​ Smith destaca algunas habilidades de Madonna pero notó que su cara es expresiva y su voz demasiado artificial.[38]​ Contrario a Smith, la escritora Jennifer Egan explica que una de las desventajas de la artista a la hora de actuar es por el esfuerzo de mantener una cara seria.[36]

El hermano de Madonna, Christopher Ciccone, confía en las capacidades de actuación de la cantante pero asegura que la elección de la artista es la que ha arruinado su carrera cinematográfica. Él dijo: «Cuando abandona ese control y permite que otras personas lo lleven consigue mejores resultados como con Evita. Su mala elección y su excesivo control han provocado que su carrera como actriz sea lo que es».[39]​ Peter Rainer, de Los Angeles Times, dijo que incluso si los guiones de las películas donde ha intervenido la artista fueran mejores, todavía habrían sido mal vistas por ella.[35]

El colaborador para AllMovie Phineas Topollino, en la biografía de la artista para el sitio web, redactó que cualquiera que sea su papel, las habilidades como actriz de Madonna logra socavar cualquier producción que lleve su nombre en los créditos. El autor de referencia notó que al igual que Elvis Presley, la artista ha demostrado que no importa el éxito que alcance en listas musicales como el Billboard Hot 100, ya que de ninguna manera se va a traducir en aplausos o éxito en taquilla.[40]​ Otra interpretación que se ha generalizado es que Madonna ha tenido éxito en la pantalla grande solo con roles que se asemejan a ella misma, como lo es con el filme o documental En la cama con Madonna, Desperately Seeking Susan, Evita o incluso El cuerpo del delito.[1][37][41][35]

Madonna durante la promoción de su primera película como directora, Filth and Wisdom en el Festival Internacional de Cine de Berlín.

Matt Singer, contribuidor en la cadena de televisión por cable IFC, concluyó que Madonna ama las películas, porque ha soportado muchas críticas. Es seguro que no necesita dinero. Singer dijo que puede ser frustrante y lamentable, pero también puede ser inspirador. Él comparó a Madonna «la actriz», como si pudiésemos imaginar a Michael Jordan jugar béisbol.[42]​ En 2006 la propia artista dijo que no volvería a actuar más en películas, y que las que había grabado anteriormente «ya estaban muertas desde antes de ser estrenadas».[43]​ A diferencia de muchos actores que se han convertido en directores, Madonna ha optado por no protagonizar sus películas.[44]

Madonna ha recibido la aclamación universal como una estrella del videoclip,[45]​ donde utiliza el formato como una especie de pequeñas películas en las que puede ser protagonista.[46]​ En este punto, el periodista musical Adam Sexton en el libro Buscando desesperadamente a Madonna sugiere que los productores antes de hacer una película con la artista, deben estudiar y proporcionar un personaje como ella en sus mejores vídeos.[47]

Entre las críticas más positivas, se encuentra la de Nigel Smith para el diario británico The Guardian, quien sugiere que hay varios filmes donde la actuación de Madonna en realidad no es tan mala. También indicó que muchas de estas películas han tenido un decente resultado en la taquilla.[44]​ El profesor John McCrossan escribió que como actriz, Madonna ganó notoriedad por su persistencia en conseguir los papeles que quería y preparar con mucho cuidado sus roles. Esto también le ayudó a ser considera para protagonizar una producción de Broadway escrita por David Mamet.[48]

En un intento de explicar los fracasos comerciales de sus películas, Smith opina que parte de este problema se debe a lo que se esperaba de ella desde un principio. Al tener vídeos musicales «maravillosos», todo el mundo era de la opinión de «¿cómo no podía Madonna convertirse en una estrella en la pantalla grande?».[38]​ Similar a Smith, la escritora Egan explica que estos fracasos son colosales en Madonna, pero también las películas de cualquier manera lo hubiesen sido sin la artista.[36]

Controversias[editar]

Madonna promocionando su documental I'm Going to Tell You a Secret.

Según la periodista Liz Smith, desde que Madonna estrenó la película Shanghai Surprise en 1986 ninguna actriz ha enfurecido a los críticos de cine igual que la intérprete.[38]​ Giselle Rojas Pérez, del diario colombiano El Mundo, escribió que hay quienes piensan que estuvo casada con Guy Ritchie para al parecer buscar ingresar al mundo del cine, perfeccionar su actuación y aprender trucos.[6]

Varios autores han escrito que las controversias en la carrera de Madonna han aminorado algunas interpretaciones de la actriz en la gran pantalla. Por ejemplo, Phineas Topollino de AllMovie escribió que las críticas favorables para su protagónico A League of Their Own fueron eclipsadas por la atención mediática negativa cuando publicó al mismo tiempo el libro Sex y el álbum Erotica, junto a la película El cuerpo del delito.[40]​ Lo mismo pasó con Dick Tracy, como opina Yago García de Cinemanía, donde la prensa prestó más atención a la relación que mantuvo con el actor Warren Beatty.[49]​ Puso de ejemplo también el documental En la cama con Madonna, con los escándalos que generó en el Vaticano y que la artista se dedicó acosar a Antonio Banderas frente a su entonces esposa, Ana Leza.[49]

Tras esta etapa, Madonna mantuvo un perfil bajo como actriz, con solo apariciones breves en películas como Four Rooms de Quentin Tarantino y Girl 6 de Spike Lee.[40]​ Para 1996, filmó su protagónico más aclamado, el de Eva Perón para la película Evita. Mark Savage, corresponsal de la BBC, afirmó que fue aquí donde la artista pudo suavizar y rehabilitar su imagen ante el público.[50]​ Sin embargo, antes de ser electa para interpretar a Perón, sufrió críticas de todo tipo, especialmente por los simpatizantes del peronismo y dirigentes como el mismo presidente de la República Argentina, Carlos Menem. Varios la consideraron una sacrílega.[51][52]​ La actriz Meryl Streep dijo: «Yo canto mejor que ella. Si Madonna obtiene ese papel, ¡le arrancaré la garganta!».[53]

Madonna también ha recibido el rechazo de varios directores y cineastas. Por ejemplo, su entonces esposo Guy Ritchie, cuando inició el rodaje de la película Revolver, dijo que ella era una mala actriz, por lo que la descartó en el casting.[43]​ Tras ganar su segundo Globo de Oro durante la ceremonia de 2011 por la canción «Masterpiece» para su película W.E., atrajo la crítica del cineasta David Furnish. Los medios interpretaron que fue porque su esposo Elton John perdió el galardón ante Madonna por su canción «Hello Hello», interpretada junto a Lady Gaga.[19]​ Él además dijo:

Que Madonna gane el premio a la mejor canción original demuestra claramente que estos certámenes no tienen nada que ver con los méritos.[19]

La película Swept Away, que dirigió su entonces esposo Guy Ritchie, fue criticada universalmente y resultó ser un desastre comercial, ya que tuvieron que cancelar la proyección del fime en cines del Reino Unido. Algunos comentaristas dijeron que no era necesario hacer una adaptación de la película italiana de 1974, Insólito destino.[54]El cuerpo del delito también fue universalmente críticada por los especialistas en cine y sobre todo comentadores de arte popular, quienes lo consideraron como un filme de porno blando.[55]Roger Ebert colocó a este filme en su lista de los más odiados de todos los tiempos.[56]

Según la cadena estadounidense de televisión por cable, IFC, Madonna es la «Reina de los Razzies».[42]​ De hecho, es la actriz que más premios Golden Raspberry ha ganado, en reconocimiento a lo mejor de lo peor del cine, entre ellos el antihonorífico peor actriz del siglo xx.[3][4]​ La revista Complex ubicó a Madonna entre las 50 peores actrices «más calientes» de todos los tiempos.[57]

Legado[editar]

Vestido que Madonna utilizó en la película El cuerpo del delito exhibida en el Hard Rock Cafe en Oslo. Madonna también ha sido un referente en la moda a través del cine.

El académico Douglas Kellner dijo que Madonna es una «actriz exitosa» que ha sobresalido por la comercialización de su imagen.[45]​ Expertos aseguran que la artista ha revolucionado la industria cinematográfica y que ha reconstruido la cultura de Hollywood.[6][7]​ Asimismo, su caso tiene una posición de interés e interpratación única en Hollywood.[1][2]​ El cineasta Alberto Fuguet dijo que Madonna se ha convertido, poco a poco, en la «reina del cine».[5]

En 2016 el teatro Metrograph de Nueva York rindió homenaje a la carrera filmográfica de Madonna durante casi una semana, ya que sus roles son extensiones de la marca que ha construido: una insaciable mujer fatal. Afirman que el papel que interpreta mejor es el de Madonna y ha llegado a ser autora de una obra singular, convirtiéndose a la vez en su propia Svengali y musa del personaje enigmático que ha construido.[58]

Varias películas de Madonna se han convertido en objetos de culto, como por ejemplo, Desperately Seeking Susan durante la década de 1980.[9]​ El académico francés Georges-Claude Guilbert mencionó que Evita lo llegó a ser mucho antes que se estrenara.[10]​ De hecho, diversos medios afirman que su participación en la película popularizó la política de Argentina.[59]En la cama con Madonna también se convirtió en un documental de culto, especialmente para la cultura LGBT. De hecho, llegó a ser para millones de personas la primera película homosexual en sus vidas y ayudó a que diversas cintas de esta temática recibieran la aceptación del público.[8]​ También contribuyó al futuro del culto a las celebridades, siendo comparada por la predicción de Nostradamus de lo que esta tendencia llegaría a ser. Así, podemos ver ejemplos en programas como Keeping Up with the Kardashians o hasta en redes sociales como Twitter o Instagram.[60]

Madonna ha impuesto varios récords en el mundo cinematográfico, entre ellos por el mayor número de vestuarios en una película, con Evita cuando recurrió a un cambio unas 85 veces.[4]En la cama con Madonna permaneció como el documental más taquillero jamás filmado durante más de una década.[38]​ Las películas protagonizadas por Madonna la han convertido en una de las 600 personalidades más taquilleras de todos los tiempos, según datos proporcionados por Box Office Mojo.[15][n. 1]

La artista también ha impuesto varias modas a través de sus películas. El teórico cinematográfico David Desser, en el libro Hollywood Goes Shopping, apuntó que en la década de 1980, el estilo deseado tanto para hombres como mujeres transmitió una autonomía de excesos y éxito financiero. La imagen de Madonna en Desperately Seeking Susan generó confianza y despertó a la vez la idea del consumismo. Además, con Evita impuso cambios a la moda de Hollywood. Desser concluye que como resultado, Madonna ha influido profundamente en el estilo de las estrellas de Hollywood.[12]​ En 2014 la chaqueta que la artista utilizó para interpretar a Susan fue vendida por la casa de subastas Julien's Auctions a un precio de USD 252 000, mientras que el pendiente que también utilizó en la filmación lo vendieron a USD 34 375.[61]

Referencias culturales[editar]

Una estatua de cera en Irlanda inspirada en la película Desperately Seeking Susan.

Varios artistas han realizado sus propias versiones de las canciones que Madonna ha grabado en sus películas. Por ejemplo, Seiko Matsuda con «Crazy for You», Jon Auer con «Beautiful Stranger» o la Royal Philharmonic Orchestra con «This Used to Be My Playground».[62][63]​ Además, sus temas han figurado en muchos filmes ya sea como una referencia cultural o como parte de la banda sonora. Por ejemplo, en la película Material Girls de Hilary Duff se utilizó la canción «Material Girl» o Hannah Arterton quien interpretó «Holiday» para la cinta Walking on Sunshine.[64][65]

También se han hecho varios filmes sobre la base de Madonna, incluyendo el documental Strike a Pose o la película Material Boy (2010).[66]​ Otras referencias culturales en el séptimo arte sobre Madonna es que varias películas han sido nombradas en honor a alguna obra de la artista, tal es el caso del filme coreano Like a Virgin (2006).[67]​ A grandes rasgos, sirvió de inspiración para la película Katy Perry: Part of Me.[13]Salma Hayek se inspiró en la artista para interpretar su personaje en Tale of Tales.[14]

Existen otras formas de apariciones culturales, como nombramientos a la cantante. Tal es el caso de Bridget Jones: The Edge of Reason donde la protagonista enseña el tema «Like a Virgin» a un grupo de mujeres en una prisión tailandesa, ya que, en su opinión, no estaban cantándolo correctamente. Además les dice: «¡Madonna es perfeccionista!».[68]

Con el paso de los años, algunas películas han sido catalogadas como buenas y se les ha incluido en las listas de medios como Billboard o Digital Spy, donde generalmente figuran En la cama con Madonna, Evita, Desperately Seeking Susan, Who's That Girl, Dick Tracy y A League of Their Own.[69][70]

Véase también[editar]

Notas aclaratorias[editar]

  1. a b El estimado de recaudación (datos hasta 2016) es de USD 349.3 millones con un promedio de USD 24.9 millones por película. En términos propios, la recaudación total asciende a USD 717 471 200 con inflación incluida. Nótese que solo son las películas donde Madonna ha realizado papeles principales o secundarios, no cameos.[16]

Referencias[editar]

  1. a b c d e f Ham, Robert (14 de octubre de 2015). «The Woeful Cinematic Career of Madonna». The Portland Mercury (en inglés). Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  2. a b c Sanguino, Juan (11 de octubre de 2016). «Todas las películas de Madonna, ordenadas de horrible a mediocre». Vanity Fair. España: Condé Nast Publications. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  3. a b Wilson, John (11 de septiembre de 2011). «All-Time RAZZIE Cham-Peens LIST» (en inglés). Golden Raspberry. Archivado desde el original el 21 de febrero de 2012. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  4. a b c d «15… No, Um, 10… No, Seven Times Madonna Was A Really Great Actress» (en inglés). Queerty.com. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  5. a b Fuguet, 2011, p. n/a
  6. a b c d Rojas Pérez, Giselle Tatiana (24 de noviembre de 2012). «Fans esperan a Madonna». El Mundo. Colombia. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  7. a b Guilbert, 2002, p. iii
  8. a b Deino, Daryl (17 de febrero de 2016). «Madonna’s Groundbreaking ‘Truth or Dare’ Helped the LGBT Community at Its Most Vulnerable Time». The Huffington Post (en inglés). Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  9. a b c «Madonna's movies». Stylist (en inglés). Reino Unido. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  10. a b c d Guilbert, 2002, pp. 93
  11. Dickinson, 2003, p. 182
  12. a b Desser y Jowett, 2000, pp. 195
  13. a b Dihn, James (4 de junio de 2012). «Katy Perry's 'Part Of Me' Film Inspired By Madonna» (en inglés). MTV. Consultado el 14 de octubre de 2016. 
  14. a b «Salma Hayek se inspira en Madonna para ser una reina». El Universal. México. 21 de agosto de 2016. Consultado el 14 de octubre de 2016. 
  15. a b «PEOPLE INDEX by Gross» (en inglés). Box Office Mojo. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  16. «Madonna chart» (en inglés). Box Office Mojo. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  17. Sonneborn, 2014, p. 137
  18. «Showbiz > Madonna». China Daily (en inglés). 4 de noviembre de 2009. Consultado el 13 de octubre de 2013. 
  19. a b c d Alandete, David (17 de enero de 2012). «Guerra de divas entre Elton John y Madonna». El País. España. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  20. a b DeKnock, Jan (10 de mayo de 1985). «Madonna Pulls Out Of A Stall To Capture The No. 1 Spot». Chicago Tribune (en inglés). Consultado el 13 de octubre de 2013. 
  21. a b «The 63rd Academy Awards | 1991» (en inglés). premios Óscar. Consultado el 17 de octubre de 2016. 
  22. a b «The 69th Academy Awards | 1991» (en inglés). premios Óscar. Consultado el 17 de octubre de 2016. 
  23. Worrell, Denise (1985). «Madonna, Why She's Hot». Time (en inglés). ISSN 0040-781X. 
  24. Victor, 2001, pp. 78
  25. Forbes y Mahan, 2005, p. 79
  26. a b Cohen, Rich (31 de marzo de 2008). «Madonnarama!». Vanity Fair (en inglés). Condé Nast Publications. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  27. «Madonna: 'Penn and Ritchie encouraged film career'». Daily Express (en inglés). Reino Unido. 2 de septiembre de 2011. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  28. a b Myers, Justin (16 de agosto de 2016). «Madonna’s Official Top 40 Biggest Selling Singles» (en inglés). Reino Unido: The Official Charts Company. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  29. a b c d «Madonna - Chart history». Billboard (en inglés). Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  30. Taraborrelli, 2001, p. 145
  31. «Madonna biography» (en inglés). Contactmusic.com. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  32. Clerk, 2008, p. 142
  33. «Todas las "Evas" de la ficción». La Nación. Argentina. 14 de septiembre de 2011. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  34. «Madonna at Grammy Awards site» (en inglés). Grammy.com. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  35. a b c Rainer, Peter (23 de enero de 1993). «COMMENTARY : Madonna as Actress? The 'Evidence' Is In» (en inglés). Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  36. a b c Egan, Jennifer (27 de mayo de 1985). «You Don't Know Madonna» (en inglés). Consultado el 5 de septiembre de 2016. 
  37. a b James, Caryn (17 de enero de 1993). «FILM VIEW; Madonna's Best Role Remains Madonna». The New York Times (en inglés). Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  38. a b c d e Smith, Liz (15 de agosto de 2016). «LIZ SMITH: Madonna-Thon» (en inglés). New York Social Diary. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  39. «'Madonna ha arruinado su propia carrera como actriz', declara su propio hermano». Los 40 Principales. 8 de abril de 2008. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  40. a b c Topollino, Phineas. «Madonna Biography» (en inglés). AllMovie. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  41. Ebert, Roger (26 de diciembre de 1996). «Madonna: possessed by Evita» (en inglés). Consultado el 14 de octubre de 2016. 
  42. a b Singer, Matt (2 de febrero de 2012). «Like an (acting) virgin: five terrible (and one terribly good) Madonna performances» (en inglés). IFC. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  43. a b «Madonna dice adiós a la pantalla grande». Los 40 Principales. 15 de agosto de 2006. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  44. a b Smith, Nigel N. (21 de agosto de 2016). «Is Madonna's acting really that bad? A career retrospective lets you be the judge» (en inglés). Consultado el 14 de octubre de 2016. 
  45. a b Kellner, 1995, pp. 268
  46. Pendle, 2001, p. 412
  47. Sexton, 1992
  48. McCrossan, 2000, pp. 159
  49. a b García, Yago (7 de septiembre de 2011). «10 razones para que Madonna abandone el cine». Cinemanía. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  50. Savege, Mark (15 de agosto de 2008). «Pop superstars turn 50» (en inglés). Reino Unido: BBC. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  51. dos Santos Coelho, Guillermo (8 de septiembre de 2015). «El caso "Evita": aquella insólita guerra fría de Menem y Andrea del Boca contra Madonna». Clarín. Argentina. Consultado el 15 de septiembre de 2016. 
  52. Jiménez, Yuri Lorena (26 de enero de 1997). «InEVITAblemente Madonna». La Nación. Costa Rica. Consultado el 15 de septiembre de 2016. 
  53. «Tres razones para odiar a Meryl Streep». La Nación. Argentina. 9 de febrero de 2012. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  54. «Filme de Madonna: "un desastre"». BBC Mundo. 9 de noviembre de 2002. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  55. Williams, 2005, pp. 44
  56. Ebert, Roger (11 de agosto de 2005). «Ebert's Most Hated» (en inglés). Consultado el 14 de octubre de 2016. 
  57. «The 50 Hottest Bad Actresses Of All Time». Complex (en inglés). 25 de octubre de 2012. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  58. «Body of Work: A Madonna Retrospective» (en inglés). Metrograph. 2016. Consultado el 12 de octubre de 2016. 
  59. «How Madonna changed the World!» (en inglés). World Music Awards. 13 de agosto de 2013. Consultado el 4 de agosto de 2016. 
  60. Bailey, Jason (25 de agosto de 2016). «How ‘Madonna: Truth or Dare’ Peeked into the Future of Celebrity Culture» (en inglés). Flavorwire. Consultado el 12 de septiembre de 2016. 
  61. «Una chaqueta de Madonna, vendida por más de 200.000 euros». El Mundo. España. 10 de noviembre de 2014. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  62. «Seiko Matsuda cover of Madonna's Crazy for You» (en inglés). WhoSampled. Consultado el 2 de abril de 2016. 
  63. «Jon Auer cover of Madonna's Beautiful Stranger» (en inglés). WhoSampled. Consultado el 6 de abril de 2016. 
  64. «Hannah Arterton cover of Madonna's Holiday» (en inglés). WhoSampled. Consultado el 2 de abril de 2016. 
  65. Reid, Shaheem (8 de octubre de 2005). «Lil Jon Jamming On LPs From Trillville, Scrappy — And Jessica And Hilary» (en inglés). MTV. Consultado el 23 de octubre de 2015. 
  66. Alexander, Neta (4 de junio de 2015). «Tales of Brooklyn, surgery, suicide, country music: What to see at Tel Aviv gay film fest» (en inglés). Israel: Haaretz. Consultado el 21 de noviembre de 2015. 
  67. Deming, Mark. «Like a Virgin (2006)» (en inglés). AllMovie. Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  68. Traves, Peter (16 de noviembre de 2004). «Bridget Jones: The Egde of Reason». Rolling Stone (en inglés). Consultado el 21 de noviembre de 2015. 
  69. Lynch, Joe (3 de mayo de 2015). «5 Madonna Movies That Don't Suck». Billboard (en inglés). Consultado el 13 de octubre de 2016. 
  70. Burt, John (20 de abril de 2016). «9 Madonna films that were actually quite good». Digital Spy (en inglés). Consultado el 13 de octubre de 2016. 

Bibliografía consultada[editar]

Lectura complementaria[editar]

Enlaces externos[editar]