Heterodon nasicus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Symbol question.svg
 
Serpiente de hocico de cerdo occidental
Western Hognose Image 001.jpg
Estado de conservación
Preocupación menor (LC)
Preocupación menor (UICN 3.1)
Taxonomía
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Subfilo: Vertebrata
Clase: Reptilia
Orden: Squamata
Familia: Colubridae
Subfamilia: Xenodontinae
Género: Heterodon
Especie: H. nasicus
(Baird & Girard, 1852)
Subespecies
Véase el texto
[editar datos en Wikidata]

La serpiente de hocico de cerdo occidental (Heterodon nasicus) es una especie de reptil inofensivo de la familia Colubridae. Habita desde el sureste de Alberta y el noroeste de Manitoba en Canadá, hacia el sur hasta en el norte de México. Además de poblaciones disjuntas en Minnesota, Wisconsin, Iowa, Illinois, Missouri y Arkansas. Presenta dos subespecies.[1]

Características[editar]

Los adultos miden entre cuarenta y noventa centímetros de longitud. Los machos son considerablemente más pequeños que las hembras. Se encuentran registros de un metro con un centímetro. El color dorsal puede ser marrón claro, pardo-grisáceo o gris-amarillento. Presenta una hilera dorsal de manchas marrón oscuro. Sobre los laterales presenta una hilera de manchas pequeña. La región ventral presentan gruesas manchas negras dispuestas irregularmente. La cabeza es ancha y corta, con grandes ojos dotados de pupila redonda, y un hocico puntiagudo y curvado hacia arriba. El cuerpo es macizo y está cubierto superiormente por escamas carenadas en veintitrés hileras a la altura media del cuerpo. La escama cloacal está dividida.

Hábitat[editar]

Vive entre las zonas áridas y las sabanas de las regiones subtropicales de clima seco, con vegetación pobre, herbácea y arbustiva, con el suelo a menudo rocoso hasta los dos mil cuatrocientos metros sobre el nivel del mar. No es veloz ni ágil.[2]

Alimentación[editar]

Con su hocico respingado es muy hábil excavando largas galerías y madrigueras para refugiarse tanto de sus predadores como del calor del sol. El sentido de olfato le permite encontrar sapos enterrados, lagartos, serpientes, y huevos de reptiles; también come pájaros y roedores pequeños.

Hábitos y Costumbres[editar]

Es principalmente diurna. Se aparea de marzo a mayo. Coloca de cuatro a veintitrés huevos alargados y delgados de unos treinta y dos milímetros de largo. La puesta la realiza en el suelo arenoso entre los meses de junio y agosto. Después de siete a nueve semanas de incubación, nacen las crías de entre quince y diecinueve centímetros de largo. Vive aproximadamente ocho años.

Interacción con los seres humanos[editar]

A pesar de que esta serpiente no causa daño a los seres humanos, las personas son la mayor amenaza de la serpiente. Las personas a menudo, la confunden con una víbora de cascabel, matándolas para protegerse. Es importante educar a la gente enseñándoles que esta serpiente es inonfensiva, lo que aumentará la supervivencia de la especie. Además, son una de las serpientes dotadas con colmillos posteriores (Opistoglifas) más comercializadas y popularmente mantenidas en muchos hogares de todo el mundo como mascotas, la facilidad de su mantenimiento unida a la extraña forma de su hocico que le otorga una belleza peculiar han hecho de ellas un animal muy popular.

Subespecies[editar]

Solo están reconocidas 2 subespecies. La subespecie Heterodon nasicus kennerlyi (KENNICOTT, 1860) subió de estatus.[2]

Referencias[editar]