Guantes de boxeo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Guantes de boxeo.

Los guantes de boxeo son los guantes acolchonados reglamentarios que los combatientes usan con el fin de suavizar el impacto de los golpes durante los combates de boxeo. Se utilizan a menudo con la ayuda de otro tipo de protección más en la defensiva (shell, protectores bucales, el pecho, etc.) según el deporte.

El uso de los guantes de boxeo modernos da como resultado menos heridas faciales pero mayor daño al cerebro de los púgiles, mientras que también se ha comprobado que reducen en un 70% la fuerza de los puñetazos lanzados por el luchador.[1] [2]

Historia[editar]

Boxeador australiano sin guantes, a. 1890.

El uso de protección de las manos en la lucha deportiva data al menos de la Antigua Grecia. En el siglo segundo, (San) Clemente de Alejandría reconoció al mitológico Amycus, hijo de Poseidón y rey de los bébricos en Anatolia, como el inventor de los guantes de boxeo. Sin embargo, los guantes y el deporte en sí mismo eran muy distintos al boxeo moderno. En la Antigua Grecia, se acostumbraba a ligar tiras de cuero alrededor de las manos para su protección. En la era romana, no obstante, éste se convirtió en el caestus que usaban los gladiadores, con el metal añadido a los guantes para infligir más daño. El empleo del caestus se prohibió en el año 50 A.C., y "el boxeo fue asimismo prohibido durante el mandato de Arcadio en el 393 dC".

El boxeo resurgió en Inglaterra en el siglo XVII. Muchos combates se hacían con los nudillos descubiertos y sin reglas establecidas (hasta las Reglas del Ring por Premio de Londres), si bien a veces se utilizaban los guantes. Los guantes fueron establecidos con el reglamento del Marqués de Queensbury, publicado en 1867. A partir de entonces, la popularidad de los combates con los puños descubiertos se fue perdiendo, y actualmente son dudosamente legales en algunos países.

El guante moderno probablemente debe su origen a Jack Broughton, quien creó una forma parecida a la de los guantes de boxeo actuales (conocidos en inglés como mufflers) en el siglo XIX.

Tipos de guantes[editar]

Guantes de boxeo antiguos de color negro.
Guantes de entrenamiento y guantillas.

Los guantes de boxeo presentan diferentes estilos y pesos, y generalmente se usan acompañados de una venda protectora que envuelve las manos, la cual ayuda a proteger los puños de posibles fracturas óseas y de otras heridas. Los guantes de velocidad son de vinilo suave o manopla de cuero, especialmente diseñados para proteger las manos del atleta contra raspones y contusiones cuando el puño impacta contra el saco de entrenamiento, como por ejemplo con el saco de velocidad (inglés, speed bag). Los guantes de saco de boxeo se rellenan para proteger al deportista del duro impacto contra otros sacos de boxeo; éstos son los guantes más recomendados por los entrenadores, en especial para aquellos que no hacen sparring.

Finalmente, los guantes de sparring pueden ser de 14 a 20 onzas, mientras que los guantes de saco de entrenamiento, de amateurs y de profesionales varían de 8 a 10 onzas. Durante la competición, los guantes se ajustan a la mano y se sujetan con una cinta antes del inicio del combate. Sin embargo, los guantes de entrenamiento generalmente emplean velcro en vez de cintas para que los atletas puedan ponérselos y quitárselos con más facilidad.

Por otro lado, los guantes que se utilizan en el boxeo amateur suelen ser azules o rojos, con una sección de color blanco que sería la "zona de puntuación". Esta zona blanca del guante sirve para que los jueces, en su caso, puedan ver, registrar los puntos y evaluar a los púgiles de una forma eficaz. Los pesos más frecuentes de los guantes en los Estados Unidos son de dieciséis, doce y ocho onzas. Muchos atletas entrenan con guantes más grandes y pesados que los que usarían en las competiciones con el fin de aumentar la capacidad de resistencia.

Impacto de los guantes[editar]

Guantes en uso durante un combate profesional de kick boxing.

El impacto de los guantes en las heridas durante un combate ha sido objeto de controversia. Muchos estudios académicos[1] [2] no han escatimado recursos en demostrar que los guantes causan daños más severos e irreversibles al cerebro y a los ojos que si los púgiles no los empleasen. Todo esto a pesar de que a simple vista, el impacto superficial (cortes e hinchazón) de los golpes con los guantes sea menos evidente. En parte también puede deberse a que los combates modernos tienen más asaltos, si bien de breve duración, gracias a la ayuda de los guantes, lo cual posibilita que los combates sean más extensos que antes, cuando los boxeadores golpeaban con más contundencia. También hay que tener en cuenta que antes de que los guantes fuesen introducidos como elementos reglamentarios en los combates de boxeo, los púgiles por lo general evitaban lanzar golpes a la cabeza, sobre todo por el riesgo de herir sus propios puños. Esta investigación en ocasiones no es tenida en cuenta por los promotores del boxeo, por la creencia de que el público prefiere combates más duraderos en vez de peleas más breves con un nocaut al comienzo de la contienda.[3]

Peso[editar]

El peso de los guantes de boxeo se indica en onzas (abreviación OZ). 1 onza equivale aproximadamente a 28g.

1 oz 28,35 g
8 oz 226,80 g
10 oz 283,50 g
12 oz 340,20 g
14 oz 396,90 g
16 oz 453,60 g

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. a b British Medical Journal: The Boxing Debate (en inglés)
  2. a b Dillner L. Boxing should be counted out, says BMA report. BMJ. 1993;306:1561–1562 (en inglés)
  3. Bare Knuckle Fights, The Case for and against (en inglés)

Enlaces externos[editar]