Geografía de Sri Lanka

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Geografía de Sri Lanka
Ceylan-map.png
Tipo de entidad / Localización

Continente Asia
Región Sudeste asiático
Características geográficas
Superficie 65.610 km²
  95,6% km² (tierra)
  4,4% km² (agua)
Línea de costa 1.340 km
Puntos extremos
Punto más bajo 0 m (Océano Índico)
Punto más alto 2.524 m (Pidurutalagala)
Fronteras territoriales
Internacionales 0 (país insular)
 
Mapa topográfico de Sri Lanka

Sri Lanka es un país situado en el subcontinente indio. Más concretamente es una isla situada en el SE de la India, separada de esta por el estrecho de Palk. El país ocupa la totalidad de la isla de Ceilán e islas adyacentes a ésta. Tiene una superficie de 65.610 km2, de los que 64.740 km2 son tierras y 870 km2 es agua. Su litoral mide 1.340 km. El clima comprende dos monzones tropicales, el del nordeste, de diciembre a marzo, y el del sudoeste, de junio a octubre. El relieve es, en general, poco elevado, dominado por llanuras, con un conjunto de tres zonas montañosas en el sur y centro de la isla. El punto culminante es el monte Pidurutalagala, de 2.524 m. Los principales recursos naturales son la caliza, el gráfito, las arenas minerales, piedras preciosas, fosfatos, arcilla y energía hidroeléctrica. La isla está unida al subcontinente indio por el puente de Adán, una cadena de arrecifes y bancos de arena entre las islas de Rameswaram, frente a la costa suroriental de Tamil Nadu (sur de la India) y Mannárama (en el noroeste de Sri Lanka).

Relieve[editar]

Pico de Adán, de 2.243 m, en el sur de Sri Lanka.

En Sri Lanka se distinguen tres zonas geográficas principales: las montañas centrales, las llanuras y el cinturón costero.

Las arrugadas mesetas centrales de Sri Lanka, patrimonio de la humanidad desde 2010, son el corazón del país, en el centro-sur del territorio. Se trata de una región de tierras altas que discurre de norte a sur a lo largo de 65 km e incluye las montañas más elevadas, que culminan en el monte Pidurutalagala, de 2.524 m. En el extremo sur de esta zona montañosa y relativamente homogénea formada por mesetas y montañas, las sierras se alargan unos 50 km hacia el oeste y unos 50 km hacia el este. Hacia el oeste, culminan en el pico de Adán, de 2.243 m, lugar sagrado para los budistas al encontrarse cerca de la cima una huella del Buda, que para los hindúes es de Shiva y para los cristianos de Adán. Hacia el este, las montañas culminan en el monte Namunukula, a 2.036 m. Flanqueando las sierras centrales hay dos mesetas más bajas; al oeste, se halla la meseta Hatton, una serie de sierras diseccionadas profundamente que descienden hacia el norte; al este, se halla la cuenca de la provincia de Uva, bajo el Namunukula, una serie de colinas cubiertas de herbazales atravesadas pro unas cuantas gargantas y profundos valles. Separado por estrechos valles, al norte se encuentra el macizo de Knuckles (nudillos), una serie de escarpes, gargantas y picos que alcanzan los 1.800 m. Al sur del pico de Adán se extienden la sierra paralela de Rakwana, con varias cimas de 1.400 m. Desde la meseta central, la tierra desciende en una serie de escarpes y acantilados de 400 a 500 m antes de descender hasta la llanura costera.

Gran parte de la superficie de la isla consisten llanuras de entre 30 y 300 m sobre el nivel del mar. Al sudoeste, sierras y valles se alzan progresivamente hasta converger con las tierras altas, dando al paisaje un aspecto quebrado. La amplia erosión en esta área ha reducido las sierras y depositado suelos ricos para la agricultura en las zonas bajas. Al sudeste, un suelo rojo y laterítico cubre el territorio, que es adornado con monolíticas colinas. La transición en este zona es brusca, y las montañas parecen alzarse como una pared. Al este y norte, llanura es plana, cortada por largas y estrechas crestas de granito procedentes de la meseta central.

Un cinturón costero de unos 30 m de altitud rodea el interior. La mayor parte consiste en playas de arena salpicadas de lagunas costeras. En la península de Jaffna, la caliza expuesta a las olas forma bajos acantilados en algunos lugares. En el nordeste y sudoeste donde la costa corta de través la estratificación de las rocas cristalinas, se encuentran acantilados, bahías e islas. Estas condiciones han dado lugar a los bellos puertos de Trincomalee, en la costa nordeste, y de Galle, en la costa sudoeste.

Corte esquemático de la superficie de Sri Lanka.[1]

Hidrología[editar]

Río Maha Oya en Pinnawala.
Embalse Victoria, en el río Mahaweli Ganga, en Sri Lanka.

Los ríos de Sri Lanka fluyen desde la meseta central en forma radial hacia el mar. Muchos son cortos. Hay 16 ríos principales que superan los 100 km de longitud, de los que 12 descargan el 75% del agua de todo el país. El más largo es el Mahaweli Ganga, que tiene unos 300 km, nace en el Parque Nacional Horton Plains y cubre un quinto del país para desembocar en Trincomalee, donde forma uno de los puertos más bellos del mundo. Le sigue el río Malvathu, de 164 km, que cruza la ciudad de Anuradhapura, patrimonio de la humanidad, y a este los ríos Kala Oya (145 km), Kelani (145 km), que desemboca en Colombo, Yan Oya (142 km), Deduru Oya (142 km); Walawe, que nace en el pico de Adán, Maha Oya (134 km), etc.

En las tierras altas, los cursos de los ríos se ven alterados por las discontinuidades del terreno, y donde encuentran escarpes se forman cascadas y rápidos que dan lugar a gargantas. Una vez en la llanura, los ríos forman meandros, llanuras de inundación y deltas. Los cursos altos son salvajes e innavegables, y los cursos bajos tienen a desbordarse en época húmeda. En el norte, este y sudeste, los ríos alimentan numerosos embalses.[2]​ En las décadas de 1970 y 1980, proyectos a gran escala embalsaron el Mahaweli Ganga y sus vecinos. Además, durante el siglo XVIII, los alemanes construyeron cientos de kilómetros de canales en el sudoeste de Sri Lanka.

La presa más alta, de 122 m, da lugar al embalse Victoria, a 209 km de la desembocadura del río Mahaweli Ganga; la presa tiene 122 m de altura y 520 m de longitud, embalsa 700 millones de m3, forma un lago de 23 km2 y produce 210 MW.

Geología[editar]

Desplazamiento de la placa Índica, con Sri Lanka siempre en su interior.

Sri Lanka se separa de la península de la India en el Mioceno, lo que es de forma reciente geológicamente. Aunque forma parte del subcontinente indio y forma parte de la misma placa que la India, es considerada una de las partes más antiguas y estables de la corteza terrestre. Más del 90% de la superficie de Sri Lanka yace sobre un estrato de rocas cristalinas precámbricas, datado en unos 2.000 millones de años (granito, cuarcita mármoles...) con dos pequeñas cuencas del Mesozoico en la costa occidental. Hace unos 200 millones de años, Sri Lanka estaba unida a la India en el continente de Gondwana, cuando las masas de tierra empezaron a separarse. La India chocó con Asia y formó el Himalaya. Sri Lanka no experimentó terremotos ni actividad volcánica al encontrarse en el centro de la placa índica. Las zonas sedimentarias son limitadas en la isla, alrededor de las tierras altas y en los lechos de los ríos. Hay dos fragmentos del Jurásico (140 a 190 millones de años) en el distrito de Puttalam y un cinturón mayor de calizas del Mioceno (5 a 120 millones de años>) a lo largo de la costa occidental, cubiertas en ocasiones por depósitos del Plioceno (1 millón de años). La costa noroeste forma parte de la profunda cuenca del río Kaveri, que lleva recogiendo sedimentos de las tierras altas de la India y Sri Lanka desde la ruptura de Gondwana.

Clima[editar]

Mapa de Köppen de lluvias en Sri Lanka. En azul claro, tropical de sabana; en azul medio, monzónico; en azul oscuro, ecuatorial y en verde, templado oceánico.
Campos de té en las tierras altas de Sri Lanka.
Las distintas zonas de la isla según la cantidad de lluvia que reciben de media al año.

El clima de Sri Lanka es tropical, cálido y húmedo al hallarse entre 5 y 10 grados norte del ecuador, moderado por los vientos del océano. Las temperaturas medias oscilan entre los 16 oC de Nuwara Eliya, a más de 1.800 m en la provincia central, bajo el monte Pidurutalagala, donde incluso puede helar, y los 32 oC de Trincomalee, en la costa nordeste. En general, las medias oscilan entre los 28 oC y los 30 oC con variaciones diurnas de 4 a 7 oC. Como en toda la región tropical del hemisferio norte, enero es el mes más frio y mayo el más cálido, antes del periodo de lluvias.[3]

Las lluvias están determinadas por el régimen monzónico, que depende del paso del sol por la vertical del país dos veces al año, en abril y octubre. En las tierras altas del interior, además, la orientación de las vertientes influye mucho en el régimen de lluvias; por ejemplo, en el sudoeste y áreas costeras de esta zona, donde se halla Colombo, las lluvias son más intensas, mientras que en las costas noroeste y sudeste el clima es más seco.

El régimen de lluvias está marcado por cuatro estaciones en todo el país. En la primera, de mediados de mayo a octubre, con vientos del sudoeste, las nubes proceden del océano Índico; cuando encuentran las montañas centrales producen lluvias que pueden alcanzar los 2.500 mm mensuales, pero al otro lado de las montañas apenas llueve. En la segunda, de octubre a noviembre, entre monzones, a veces se producen turbonadas o llegan ciclones y llueve en el sudoeste, nordeste y las partes orientales de la isla. En la tercera, de diciembre a marzo, el monzón procede del nordeste, y las nubes vienen del golfo de Bengala; las vertientes nordeste de las montañas reciben hasta 1.250 mm mensuales. En el cuarto periodo se produce otro episodio intermonzónico entre marzo y mediados de mayo.

Por regiones, en el noroeste caen entre 1.300 y 1.400 mm. En Jaffna, con 1.300 mm, caen entre enero y septiembre entre 20 (marzo) y 70 mm, pero entre octubre y diciembre caen entre 250 y 350 mm mensuales, con temperaturas de 23-28 oC en enero y 27-33 oC en mayo-junio. En Mannar, más al sur, caen 960 mm, con lluvias menos intensas entre octubre y diciembre. En Puttalan, en la costa centro oriental caen 1.195 mm, pero ya se ve afectado por el régimen de monzones del sudoeste, con un aumento de lluvias entre marzo y mayo (abril 175 mm; noviembre, 250 mm).

En la costa sudoeste, mucho más húmeda, Colombo recibe 2.500 mm anuales, con ningún mes inferior a 60 mm (enero), y picos entre abril y junio (mayo, 390 mm) y septiembre a diciembre (noviembre, 415 mm). En Galle, en el extremo sudoeste, caen 2.400 mm. Las temperaturas oscilan entre 22-31 oC en enero y 25-32 oC en abril y mayo.

En la costa oriental, el monzón del nordeste afecta de octubre a diciembre. Las lluvias siguen siendo abundante, pero el calor hace que el paisaje sea semiárido. En Trincomalee caen 1.635 mm, con mínimos de 50 mm en abril y mayo, y solo 25 m en junio, cuando hace más calor, entre 26 y 35 oC); en noviembre y diciembre se superan los 350 mm. El mes más frío, enero, las temperaturas se mantienen entre 24 y 28 oC.

EN la costa sudeste, rozada por los monzones, en Hambantota caen en torno a 1.045 mm anuales, con cerca de 100 mm entre abril y mayo, y más de 100 mm entre octubre y diciembre.

En el interior, en Kandy, a 450 m, en el centro de la isla, caen unos 1.800 mm, con máximos en abril (190 mm) y luego en octubre y noviembre (295 mm). Las temperaturas entre los 18-28 oC de enero y los 22.30 oC de mayo. En Nuwara Eliya, a 1.900 m, caen 1.900 mm con lluvias más repartidas, pero que superan los 200 mm solo en octubre y noviembre.[4]

Los ciclones suelen pasar más al norte, entre India y el golfo de Bengala. Pueden darse entre abril y diciembre, con dos picos en mayo y noviembre.

Ecosistemas[editar]

Zonas húmeda (wet) y seca (dry), con las zonas de regadío en las cuencas de los rios, enmarcadas entre rayas discontinuas.
Costa sur de Sri Lanka donde se observa el patrón de uso del suelo.

El patrón de la vida en Sri Lanka depende directamente de la disponibilidad de agua. Las montañas y la parte sudoeste del país, conocidas como la 'zona húmeda' reciben más de 2.500 mm. La mayor parte del sudeste, este y norte comprende la 'zona seca', que recibe entre 1.200 y 1.900 mm anualmente. En estas áreas, el grueso de la lluvia cae entre octubre y enero, y durante el resto del año apenas llueve, por lo que los seres vivos deben adaptarse a la retención de agua. Las costas áridas del noroeste y el sudeste reciben entre 600 y 1.200 mm concentrados en la época el monzón.

La vegetación natural de la zona seca está adaptada a los contrastes anuales entre sequía e inundación. La cobertura típica es el bosque de matorral, intercalado con arbustos y cactus en las áreas más secas. Las plantas crecen muy deprisa entre noviembre y febrero, cuando disponen de agua y dejan de crecer entre marzo y agosto. Se han desarrollado varias adaptaciones a la sequedad; los árboles tienen la corteza gruesa, muchos tienen hojas pequeñas y algunos las dejan caer en periodo seco. Asimismo, las ramas altas de los árboles más grandes se entrelazan, formando una cobertura contra el calor y los vientos secos. En época seca, las llanuras secas están dominadas por los grises y los marrones. Cuando el agua está disponible, ya sea en época de lluvias o junto a los ríos, la vegetación explota en una gama de verdes y florece. Diversas variedades de acacia se se han adaptado a los condiciones secas y florecen en la península de Jaffna, al norte del país. Entre los árboles de la zona seca hay valiosas especies como la buruta, el ébano, las Casuarináceas y la caoba.

En la zona húmeda, la vegetación dominante es el bosque tropical siempre verde, con árboles altos, follaje espeso y una densa cobertura de trepadoras y enredaderas. El bosque subtropical de clima templado crece en las zonas más altas. En las cimas, la vegetación es rala a causa del viento.

Los bosques cubrían la isla por completo antiguamente, pero en el siglo XX, los bosques y las reservas forestales cubrían solo un quinto del territorio. En las décadas de 1970 y 1980, se protegieron unos 1.900 km2 de bosques.

Influencia humana en el paisaje[editar]

Palmera Borassus, normal a orillas de los campos de arroz en Sri Lanka.

Durante los últimos 2.500 años, el patrón de asentamiento humano consistía en comunidades rurales de campesinos. Hasta la década de 1980, la mayoría de la gente vivía en pequeños pueblos y trabajaba en la agricultura. Las técnicas agrarias y el estilo de vida oscilaban en torno a dos tipos de agricultura: seca y húmeda, dependiendo de la disponibilidad de agua.

El patrón de asentamiento típico de las áreas arroceras es un grupo de casas compacto rodeado por varios centros religiosos que centralizan las actividades comunales. A veces, las casas están situadas a lo largo de una carretera principal que incluye unos pocos comercios, o el pueblo incluye algunas aldeas periféricas. Los campos de arroz empiezan donde acaban las casas. Algunos campos irrigados pueden contener otros cultivos, como caña de azúcar o cultivos de cocoteros. Las palmeras Borassus flabellifer crecen en los bordes de los campos o a lo largo de carreteras y senderos. Algunas casas separadas también pueden tener huertas. Durante la época de lluvias, el medio ambiente es intensamente verde.

La naturaleza de las actividades agrarias ha ido cambiando según la disponibilidad de tierra y agua. En otros tiempos, cuando los agricultores tenían acceso al bosque que separaba los cultivos se utilizaba la roza y quema. El crecimiento de la población y la presión comercial reducen la cantidad de tierra forestal disponible y la tala y quema declina en favor de los cultivos permanentes de propietarios privados. Hasta el siglo XIII, se mantuvieron principalmente en las llanuras septentrionales, en torno a Anuradhapura y después Polonnaruwa, las antiguas capitales de Sri Lanka, pero más tarde se desplazaron hacia el sudoeste.

Datos básicos[editar]

  • Extensión: 65 610 km².
  • Montaña más alta: Pidurutalagala (de 2524 metros de altura).

Ríos[editar]

Montañas[editar]

Parques nacionales[editar]

Referencias[editar]

  1. Darashaw Nosherwan Wadia (1943). Records of the Department of Mineralogy, Ceylon. 
  2. S. de Silva, Sena (1988). «Reservoirs in Sri Lanka and their fisheries». FAO (en inglés). Consultado el 10 de noviembre de 2018. 
  3. «Climate-Sri Lanka». Climates to travel, World Climate Guide. Consultado el 11 de noviembre de 2018. 
  4. «Nuwara Eliya, Sri Lanka». World Meteorological Information. Consultado el 11 de noviembre de 2018.