Faro de Ajo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Faro de Ajo
Cabo de Ajo.jpg
Número internacional D1552 / ARLHS SPA-153
Número nacional ES-01130
Información general
Coordenadas 43°30′40″N 3°35′42″O / 43.51102778, -3.59501389Coordenadas: 43°30′40″N 3°35′42″O / 43.51102778, -3.59501389
Situación Cantabria
País España
Cuerpo de agua océano Atlántico
Apariencia GpOc(3)B 12s
Características de la luz Luz blanca
Fases 6+2+2
Alcance 17 millas náuticas (31 km)
Altura focal 71 metros
Altura soporte 8 metros
Clasificación
Autor del proyecto Fernando Rodríguez Pérez
Entrada en servicio agosto de 1930
Construcción 1930
Códigos internacionales
Almirantazgo británico D1552
NGA 2016
ARLHS SPA005
Faro de Ajo en agosto de 2020
Faro de Ajo en agosto de 2020

El faro de Ajo está situado en el cabo de Ajo, en la localidad cántabra del mismo nombre. Se trata del último faro construido en Cantabria, ya que a pesar de proyectarse su construcción para 1907, fue inaugurado en 1930. Desde 2015, el Ayuntamiento de Bareyo ha impulsado varias actividades en torno al faro para fomentar el turismo, como el pintado de este en 2020 por el artista cántabro Okuda San Miguel.

Historia[editar]

Primeros años[editar]

En 1907 se proyectó este faro como uno de los más importantes del Cantábrico, similar al faro de Cabo Mayor.[1]​ Estaba prevista la construcción de una torre de 18 metros de altura, junto con una vivienda rectangular de dos plantas en la que podían vivir hasta 6 fareros, y sala de máquinas independiente. En 1909 se aprueba su construcción, pero en 1914 se electrifica el faro de Cabo Mayor, dada su mayor potencia, se cancela el proyecto por considerar que ya no es necesario.[1]​ Desde el Ayuntamiento de Bareyo, al que pertenece Ajo, se insiste sobre su idoneidad y tras tres naufragios ocurridos en la zona se aprueba de nuevo el proyecto del faro en 1921 con un alcance de 15 millas y una apariencia de grupos de 3 ocultaciones.[1]

En 1928 se aprobó el proyecto para el edificio, y en agosto de 1930 se inauguró el faro,[1]​ siendo el más nuevo de Cantabria, más modesto que en la idea original, pues incluso la vivienda pasa a tener una sola planta. En 1962 se electrificó con una lámpara de incandescencia, manteniendo sus características anteriores.[1]​ Durante la Guerra Civil dejó de alumbrar durante poco más de un año.[1]​ En 1980 el ingeniero Fernando Rodríguez Pérez proyecta una nueva torre circular,[1]​ realizada en hormigón, dejando el plano focal a 10,73 metros del suelo, y a 71 metros sobre el nivel del mar. Entró en servicio en 1985 dando grupos de tres ocultaciones cada 16", y con un alcance de 17 millas.[1]

Turismo[editar]

En 2015, el Ayuntamiento de Bareyo pidió una subvención a la Consejería de Obras Públicas del Gobierno de Cantabria para realizar un vallado perimetral en paralelo a los acantilados y una senda peatonal de tres metros de anchura.[2]​ El presupuesto era de 67531 euros, y fue subvencionado al 80% por el gobierno cántabro. Desde ese año se abren las puertas del faro a los turistas cada verano, al coste de un euro por persona. En el verano de 2018 se superaron las 35000 visitas.[3]

En 2020, el Gobierno de Cantabria aceptó el proyecto presentado en mayo de ese año por el Ayuntamiento de Bareyo y la Autoridad Portuaria de Santander para pintar el edificio.[4]​ Algunos colectivos y grupos políticos se mostraron en contra de la medida,[5]​ a lo cual el Gobierno indicó que se realizaba por motivos turísticos.[4]​ El proyecto, que tiene un presupuesto de 75000 euros, se encargó al artista cántabro Okuda San Miguel, para mostrar la diversidad cultural de Cantabria.[6]​ Finalmente, el gasto fue de 40000 euros, debido a que se decidió no rehabilitar dos edificios colindantes que también estaban dentro del presupuesto original.[7]

Tras tres jornadas de trabajo, y el uso de más de 100 colores, el artista terminó su trabajo el 26 de agosto.[8]​ Okuda indicó que el nuevo diseño permanecerá como máximo 8 años, que es el tiempo previsto de su duración, y posteriormente podría volver a ser blanco. El primer día de visita se registró una entrada de 1800 personas.[9]

Referencias[editar]

  1. a b c d e f g h «01130 - Cabo de Ajo». lighthousesofspain.es. Consultado el 26 de agosto de 2020. 
  2. «LA FINCA DEL FARO POR FIN ABRIRA SUS PUERTAS». Populares de Bareyo. 16 de marzo de 2015. Consultado el 26 de agosto de 2020. 
  3. «La finca del Faro de Ajo abre sus puertas hasta el 30 de septiembre». Cantabria Liberal. 25 de junio de 2019. Consultado el 26 de agosto de 2020. 
  4. a b «El Faro de Ajo divide a la población». Diario Alerta. 25 de agosto de 2020. Consultado el 26 de agosto de 2020. 
  5. «Okuda comienza su polémico proyecto de colorear el Faro de Ajo en Cantabria». ABC. 25 de agosto de 2020. Consultado el 26 de agosto de 2020. 
  6. «Okuda inicia la polémica intervención artística en el Faro de Ajo». El Diario de Cantabria. 25 de agosto de 2020. Consultado el 26 de agosto de 2020. 
  7. Fernando García (26 de agosto de 2020). «Okuda culmina su polémica y colorista intervención en un faro en Cantabria». La Vanguardia. Consultado el 28 de agosto de 2020. 
  8. Ana Cobo (27 de agosto de 2020). «El faro de Ajo ahora es de colores». El Correo. Consultado el 28 de agosto de 2020. 
  9. «El Faro de Ajo ya luce con el multicolor sello de Okuda, que espera que esta obra se perpetúe». El Diario Cantabria. 28 de agosto de 2020. Consultado el 28 de agosto de 2020. 

Enlaces externos[editar]