Diferencia entre revisiones de «Ángel Laborde»

Ir a la navegación Ir a la búsqueda
942 bytes añadidos ,  hace 4 años
En [[1823]], estando en la capital cubana, su superior, el general Gastón, le entregó el mando de una división naval compuesta por la fragata ''Sabina'' y la corbeta ''Ceres'', con las cuales puso rumbo a Costa Firme. Al llegar la noticia de que una división [[Gran Colombia|colombiana]] de nueve buques, al mando del comodoro Danells, estaba bloqueando Puerto Cabello y no cayendo en la cuenta de que eran muy superiores sus buques, se dirigió hacia el enemigo y le acometió con tanta fuerza que apresó a las corbetas ''María Francisca'' y la ''Zafiro'' (este último, buque insignia del comodoro). Puso en fuga al resto de las naves y levantó el bloqueo de Puerto Cabello, donde pudo reparar a sus buques de los daños sufridos en el combate. En reconocimiento de tan meritoria acción le fue entregada la [[cruz de la Orden de Carlos III]].
 
Cuando tuvo sus buques listos para entrar de nuevo en combate, se dirigió al [[golfo de Maracaibo]]. Al llegar al fondeadero de los Tagues, dejó fondeados sus buques de más calado al mando del comandante de la ''Sabina'', [[José María Chacón]]. Con los más pequeños penetró en la laguna, con la intención de batir a las fuerzas sutiles enemigas, amparadas en aquel lugar de poco fondo y de difícil acceso. El ataque estaba preparado en combinación con las fuerzas de tierra al mando del mariscal [[Francisco Tomás Morales]], que no pudo llegar a tiempo. El 24 de julio de 1823 tras [[batalla naval del Lago de Maracaibo|dos horas de batalla]], la Armada colombiana al mando del almirante Padilla obtuvo una victoria decisiva y Laborde se tuvo que retirar con tan solo 3 goletas que logró salvar al apostadero de partida, Tagues. Por su parte, el comandante Laborde se puso al abrigo del castillo de San Carlos, ganó luego la barra, tocó en Puerto Cabello y con el archivo del apostadero se dirigió a Cuba. Las pérdidas de los republicanos fueron de 8 oficiales y 36 individuos de tripulación y tropa muertos, 14 de los primeros y 150 de los segundos heridos y un oficial contuso, mientras que la de los realistas resultaron mayores, sin contar los 69 oficiales y 368 soldados y marineros que quedaron prisioneros. En 2 horas de recio combate se decidió la acción, la cual abrió camino a las negociaciones con el mariscal Morales Capitán General de Venezuela, quien, al capitular el 3 de agosto siguiente, se obligó a entregar el resto de los buques españoles, la plaza de Maracaibo, el Castillo de San Carlos, el de San Felipe en Puerto Cabello, así como todos los demás sitios que ocupaban los españoles. El día 5 Morales evacuó definitivamente el territorio venezolano.
 
Con la capitulación de las fuerzas españolas en Tierra Firme, sefueron dirigióevacuadas cona susCuba, buquesnombrándosele alsegundo jefe del apostadero de [[La Habana]], nombrándosele segundo jefe de él. Ocupando este cargo, en [[1824]] tuvo que salir con los buques del apostadero en persecución de fuerzas enemigas que habían apresado a la corbeta ''Ceres''. Con las mismas fuerzas, llevó a cabo dos incursiones para socorrer a los defensores del fuerte de [[San Juan de Ulúa]] ([[Veracruz de Ignacio de la Llave|Veracruz]]), que se mantenían en su plaza negándose a rendirse. El [[2 de mayo]] de [[1825]] y a pesar de ser solamente capitán de navío, fue nombrado comandante general del apostadero de La Habana.
 
Salió una vez más a socorrer a los defensores de San Juan de Ulúa con una división compuesta por las fragatas ''Sabina'', ''Casilda'' y ''Aretusa'', junto a varios transportes. Pero un huracán le sorprendió en la Sonda de la Tortuga, lo que le costó que la fragata insignia fuera desarbolada de los tres palos; el temporal desatado imposibilitó el socorro preparado. Por este motivo, con la [[Toma de San Juan de Ulúa (1825)]], cayó el último baluarte español en Tierra Firme.
Usuario anónimo

Menú de navegación