Escarcha (cosmético)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Muestra de escarcha.

La brillantina, escarcha o purpurina es una variedad muy pequeña (cerca de 1 mm²) de pedazos de plásticos copolimerizados, hojas de aluminio, dióxido de titanio, óxidos de hierro, oxicloreto de bismuto u otros materiales pintados con el metal, colores de neón y colores iridiscentes para reflejar la luz en un espectro de espumantes.[1][2]

Usos[editar]

Generalmente se vende y almacena en pequeños tubos semejantes a saleros, que tienen aperturas que controlan el flujo, y que contienen uno o más colores. Se aplica en forma permanente con pegamento fuerte, o en forma temporal por medio de otros materiales pegajosos, como maquillajes. No debe confundirse con el «confeti», que contiene pedazos más grandes, ni tampoco con las «lentejuelas», que también son mayores.

La escarcha se usa en proyectos de artesanía, especialmente para los niños, debido a los efectos brillantes que se puede conseguir con facilidad. La escarcha se usa como elemento decorativo, y puede añadirse a las gomas y plásticos. También se usa, frecuentemente, en productos cosméticos, como el gloss y las sombras. Estos cosméticos brillantes son populares entre los jóvenes, aunque también son usados por los adultos. La escarcha fue inventada por Henry Ruschmann.[3]

La palabra «escarcha» se usa frecuentemente para referirse sistemáticamente al glamur, pero superficial. A partir de este significado viene el término glitterati para referirse a las estrellas de pop (la palabra se deriva de glitter y literati[cita requerida]).

Referencias[editar]

  1. «Glitter: A Brief History». NYMag.com. 
  2. «¿Cómo se hace la brillantina?». 
  3. «A Brief History of Glitter». New York Magazine. Consultado el 5 de diciembre de 2007.