Enrico Cecchetti

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Enrico Cecchetti
Enrico Cecchetti.jpg
Información personal
Nacimiento 21 de junio de 1850 Ver y modificar los datos en Wikidata
Roma, Italia Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 12 de noviembre de 1928 Ver y modificar los datos en Wikidata (78 años)
Milán, Italia Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Reino de Italia Ver y modificar los datos en Wikidata
Información profesional
Ocupación Bailarín de ballet, coreógrafo y bailarín Ver y modificar los datos en Wikidata
Empleador
[editar datos en Wikidata]

Enrico Cecchetti (n. Roma, Italia, 21 de junio de 1850Milán, Italia, 13 de noviembre de 1928) fue un maestro de ballet, bailarín y coreógrafo italiano, creador del método que lleva su nombre "Método Cecchetti" y uno de los coreógrafos de la obra La Cenicienta.[1]

Maestro de ballet en el Gran Teatro Imperial de San Petersburgo en Rusia, preservó la tradición del ballet clásico en la que introdujo elementos acrobáticos. Entre sus discípulos estuvieron Serguéi Diáguilev, Serge Lifar, Alicia Markova, Léonide Massine, Vátslav Nizhinski y Lyubov Yegórova.[2]

Referencias[editar]

  1. «History of Enrico Cecchetti» (en inglés). Archivado desde el original el 16 de enero de 2009. Consultado el 21 de enero de 2009. 
  2. «Biografia de Enrico Cecchetti». Consultado el 21 de enero de 2009. 



Era hijo de dos bailarines (Cesare Cecchetti y Serafina Casagli) y nació en la sala de vestuario del Teatro Tordinona en Roma.

Después de una ilustre carrera como bailarin en Europa, se fue a bailar para el Ballet Imperial de San Petersburgo, Rusia, donde perfeccionó aún más sus habilidades.

Cecchetti fue elogiado por su agilidad y fuerza en sus actuaciones, así como sus habilidades técnicas en la danza. En 1888, fue ampliamente reconocido como el bailarín más virtuoso del mundo.

Después de una muy reconocida carrera en Rusia, con papeles como el Bluebird y Carabosse en “La Bella Durmiente” (obra maestra de Petipa), se pasó a la enseñanza. Algunos de sus estudiantes se convirtieron en bailarines notables del Ballet Imperial, tales como: Anna Pavlova, Léonide Massine, y Vaslav Nijinsky.