Emilio Rodríguez Demorizi

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Emilio Rodríguez Demorizi (1904-1986). Nació en la ciudad de Sánchez, Samaná, República Dominicana, el 14 de abril de 1904, hijo de Félix Francisco Rodríguez y Genoveva Demorizi Campos. Historiador, lingüista diplomático e intelectual, en el más estricto sentido de la palabra, con su rica producción bibliográfica se propuso delinear todos los contornos de la dominicanidad a través de la historia, la geografía, la literatura, el arte, el folclor, la economía, y todas las ramas de las ciencias humanas, así como las más nobles expresiones del espíritu.

Es el más grande y prolífico documentalista en la historiografía dominicana Su vida y su obra hablan de la solidez de su vocación como historiador, responsablemente ejercida a través de una infatigable, generosa y trascendente labor como documentalista, lo cual ha convertido su producción intelectual en insoslayable punto de referencia para el estudio o investigación de cualquier tema dominicano.

Su paradigmática capacidad de trabajo se ha traducido en una rica producción bibliográfica que supera el centenar de títulos de libros, folletos y artículos en destacadas publicaciones periódicas, órganos de divulgación de sociedades doctas nacionales e internacionales.

La versatilidad de su producción intelectual constituye una fehaciente prueba de su respeto por las diversas manifestaciones del arte y la cultura, como invaluables recursos para interpretar la historia y contextualizar las ideologías. Dejó como parte de su legado 120 libros de personas y acontecimientos de la historia nacional.

Sus responsabilidades en señeras posiciones en el sector gubernamental supo armonizarlas con su fructífera participación en instituciones doctas del país y de Ibero América, de las cuales fue pilar. Cabe destacar entre las nacionales, la Academia Dominicana de la Historia, la Academia Dominicana de la Lengua y la Sociedad Dominicana de Geografía, de la cual fue su fundador.

Estaba casado con Silveria Rodríguez Castellanos, madre de su hija Clara Rodríguez.

“Rodríguez Demorizi, considerado en República Dominicana como el padre de la historia contemporánea, además del español, hablaba y escribía en francés e italiano. Hizo sus primeros estudios en La Vega y posteriormente se trasladó a la ciudad de Santo Domingo, donde se graduó de licenciado en Derecho en la Universidad de Santo Domingo.

También desempeñaba los cargos de presidente de la Academia Dominicana de la Historia y de la Sociedad Dominicana de Geografía.

Rodríguez Demorizi falleció al sufrir un derrame cerebral en su residencia.

En un trabajo sobre su vida, la periodista Angela Peña anota que entre sus obras hay de política, poesía, arte, milicia, periodismo, folclor, geografía, historia, mineralogía, agricultura, derecho, gramática y decenas de biografías. Fue galardonado con los premios “Nacional de Literatura, “Miguel de Cervantes, Premio de la Academia de Ciencias.

Refiere que José Francisco Peña Gómez habló ante su cuerpo exánime expuesto en la Academia de la Historia. Con Peña Gómez montaron guardia de honor Julio Genaro Campillo Pérez y Manuel de Jesús Mañón, mientras Hugo Eduardo Polanco Brito pronunciaba una oración frente al féretro.

Manuel de Jesús Goico Castro leyó el panegírico en el Cementerio Nacional de la Avenida Máximo Gómez..

Entre los que acudieron al velatorio el 26 de abril de 1986, se contaron los ex-Presidente de la República Dominicana Juan Bosch, Joaquín Balaguer Ricardo, y el presidente en ese momento el Dr. Salvador Jorge Blanco y su esposa Asela Mera de Jorge, Pedro Troncoso Sánchez y Porfirio Herrera Báez.

Los restos fueron despedidos entre floreos, honores de estilo, disparos de salva, toques de corneta e interpretación del Himno Nacional.