Eduardo Santos Montejo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Eduardo Santos Montejo
Eduardo-santos-montejo.jpg

Presidential Seal of Colombia.svg
20.º Presidente de la República de Colombia
7 de agosto de 1938-7 de agosto de 1942
Predecesor Alfonso López Pumarejo
Sucesor Alfonso López Pumarejo

Escudo de Santander Colombia.svg
Gobernador de Santander
2 de mayo de 1931-26 de mayo de 1931
Predecesor Alejandro Galvis Galvis
Sucesor Alejandro Cadena D'Costa

Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia.svg
Ministro de Relaciones Exteriores de Colombia
7 de agosto de 1930-13 de diciembre de 1930
Presidente Enrique Olaya Herrera
Predecesor Francisco Samper Madrid
Sucesor Raimundo Rivas

Información personal
Nacimiento 28 de agosto de 1888
Flag of Tunja.svg Tunja, Bandera de Boyacá (Colombia) Boyacá, Bandera de Colombia Colombia
Fallecimiento 27 de marzo de 1974 (85 años)
Flag of Bogotá.svg Bogotá, Bandera de Cundinamarca Cundinamarca, Bandera de Colombia Colombia
Sepultura Cementerio Central de Bogotá Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Colombiana
Familia
Padres Francisco Santos Galvis y Leopoldina Montejo Camero
Cónyuge Lorenza Villegas Restrepo
Hijos Clara Santos Villegas
Educación
Educado en Escudo Universidad Nacional de Colombia.svg Universidad Nacional de Colombia
Información profesional
Ocupación Abogado
periodista
historiador
Político
Partido político Bandera del Partido Liberal Colombiano.svg Partido Liberal Colombiano
Miembro de Academia Colombiana de Historia Ver y modificar los datos en Wikidata
Distinciones

Eduardo Santos Montejo (Tunja,[1]28 de agosto de 1888-Bogotá, 27 de marzo de 1974) fue un abogado, político, humanista y periodista colombiano.[2]

Fue miembro y presidente de la Academia Colombiana de Historia durante los años cuarentas y cincuentas, y miembro del Partido Liberal, siendo director del partido e influyente en las decisiones políticas de su país durante casi cuarenta años. Se le considera como uno de los grandes humanistas del siglo XX en Colombia.[3]

Se casó con Lorenza Villegas Restrepo, de quien compró el periódico El Tiempo, del que fue propietario por varias décadas.[4]​ Desde este periódico, opuso resistencia a su copartidario Alfonso López Pumarejo, a quien hizo ceder y le entregó el poder presidencial, respectivamente, puesto que ocupó el cargo en el intermedio de los dos gobierno de López. La rivalidad radicó por las posturas moderadas de Santos, contra las progresistas de López.

Ocupó el cargo de presidente de la República de Colombia entre 1938 y 1942, en el período conocido como La Gran Pausa, en contraste con el modelo de la Revolución en Marcha de su antecesor y rival Alfonso López Pumarejo. Como presidente logró que Colombia se mantuviera neutral durante la Segunda Guerra Mundial. Creó el Ministerio del Trabajo, dando importancia a las causas obreras que desde los años 20 estaban incursionando en la sociedad colombiana.

Biografía[editar]

Eduardo Santos nació en Tunja, el 28 de agosto de 1888. Sus padres fueron el político y periodista Francisco Santos Galvis y Leopoldina Montejo Camero.

Estudios[editar]

Luego de la temprana muerte de su padre Francisco Santos Galvis, en 1900, comenzó sus estudios de Derecho en la Universidad del Rosario de Bogotá Bogotá, y luego obtuvo el título en Derecho y Ciencias Políticas en la Universidad Nacional de Colombia Universidad Nacional de Colombia, en 1908. Posteriormente, viajó a París a completar su formación, con estudios de literatura y sociología. Todo lo anterior sólo fue posible gracias a la fortuna que su padre dejó al morir.<ref. ñame=":3">«::Presidencia de la República de Colombia::». historico.presidencia.gov.co.  Parámetro desconocido |fecha acceso= ignorado (se sugiere |fechaacceso=) (ayuda)</ref.>

Regresó a Colombia en 1910 y se inició en el periodismo bajo la tutela de Tomás Rueda Vargas, ingresando al diario El Tiempo, fundado en 1911 por Alfonso Villegas Restrepo, quien años después se convirtió en su cuñado, cuando Santos se casó con Lorenza Villegas. En 1913, Eduardo Santos compró el periódico y lo dirigió hasta su muerte, y desde sus páginas defendió el ideario Partido Liberal Colombiano liberal.

Carrera política[editar]

Santos en su juventud

Republicanismo[editar]

Participó en la formación de la Unión Republicana, liderada por Carlos Eugenio Restrepo, y en asocio con su colega periodista Luis Cano Villegas Luis Cano (director de El Espectador), partido que buscaba la coalición entre liberales y conservadores.<ref. ñame=":4">«Biografia de Eduardo Santos». www.biografiasyvidas.com. Consultado el 4 de junio de 2021. </ref>

Restrepo, al llegar a la presidencia en 1914, nombró a Santos en varios cargos intermedios del Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia Ministerio de Relaciones Exteriores. Como activo miembro del republicanismo, emprendió una feroz persecución ideológica y política contra el influyente miembro del liberalismo, Rafael Uribe Uribe.

En 1914 apoyó la candidatura del republicano Nicolás Esguerra, que fue derrotado por el conservador José Vicente Concha, y luego en 1918 la candidatura del poeta conservador Guillermo Valencia, que fue vencido por el oficialista Marco Fidel Suárez.

Regreso al liberalismo[editar]

En 1921, con la designación presidencial del conservador Jorge Holguín como sucesor de Suárez -que se vio obligado a renunciar-, se apartó del republicanismo y desde El Tiempo buscó el fin del proyecto político. Santos entonces regresó al Partido Liberal en ése año.[5]

El presidente Pedro Nel Ospina lo nombró delegado en Washington, donde permació por ocho años, tras la confirmación en el cargo por parte de Miguel Abadía Méndez, hasta su regreso al país para las elecciones de 1930[5]​. Debido a su prestigio como periodista, fue designado director de la campaña presidencial de Enrique Olaya Herrera, quien fue elegido presidente.

Una vez en el cargo, Olaya le encargó el Ministerio de Relaciones Exteriores, entre el 7 de agosto y el 13 de diciembre de 1930; durante su breve paso por la cancillería logró que la comunidad internacional se inclinara a favor de las pretenciones territoriales en Leticia con Perú,[6]​ suscribiendo un documento que presentó en Ginebra para tal fin.[7]

También ocupó un escaño en la Cámara de Representantes y en el Senado, y fue gobernador de Santander entre el 2 y el 26 de mayo de 1931.

A la par del regreso de Laureano Gómez a la dirección del conservatismo, apoyó la postura liberal de mantenerse en la oposición, pese a que Olaya dio participación a los conservadores en su gobierno.[7]​ Posteriormente, durante el primer gobierno del liberal Alfonso López Pumarejo se hizo cargo de la delegación colombiana en la Sociedad de Naciones en los Estados Unidos.

Presidencia (1938-1942)[editar]

Elección[editar]

Para las elecciones de 1938, la facción moderada y progresista del partido liberal había acordado la candidatura del ex presidente Olaya Herrera[8]​. Sin embargo Olaya murió enfermo en Roma, en 1937, lo que llevó a que se definiera la candidatura de 1938 entre Santos y el progresista Darío Echandía, quien se retiró cuando las mayorías santistas se impusieron en las discusiones. A Echandía lo respaldaba López, quien veía en él la continuación de su obra.[9]

Marcha presidencial rumbo al Capitolio, 7 de agosto de 1938

A la campaña de Santos también se adhirieron los comunistas[8]​, que acababan de ser legalizados en el país, pese a que representaban la facción con la que estaba enemistado dentro de su partido. Santos resultó elegido presidente, pues el partido conservador se había negado a participar de la contienda electoral, gracias a un veto electoral que el líder del partido, Laureano Gómez, impuso a su partido desde 1934, alegando falta de garantías de seguridad y electorales para los conservadores. Fue así como Santos ganó como candidato único, con el 99,7% de la votación total.[10][11]

Accidente de Santa Ana[editar]

Días antes de su posesión presidencial, el 24 de julio de 1938, ocurrió el Accidente aéreo de Santa Ana, donde un avión Hawk II F11C de la Fuerza Aérea Colombiana impactó en la tribuna de los asistentes al evento, entre los que se encontraban Santos, López Pumarejo y un joven Misael Pastrana, que quedó afectado por el accidente en sus nervios faciales. En contraste, ni Santos ni López resultaron heridos.[12]

Gobierno[editar]

Santos mantuvo a Colombia en una posición neutral durante la Segunda Guerra Mundial. Su gobierno fue llamado "la Gran Pausa", en contraposición a la Revolución en Marcha, de la administración anterior de López Pumarejo, ya que congeló las medidas progresistas para contentar a la Iglesia Católica, el Partido Conservador y los terratenientes colombianos[9]​. A pesar de que se le consideraba un opositor de López, no llegó a abolir ninguna de sus leyes ni a revocar ninguna de sus medidas.[8]

Gabinete de Ministros[editar]

Economía y sociedad[editar]

En 1939, fundó el Instituto de Crédito Territorial, orientando a la construcción de viviendas en áreas rurales, el Instituto de Fomento Industrial y Municipal que buscaba impulsar la industria en municipios pobres; y además de granjas industriales, el Fondo Nacional de Ganadería. Fundó la Radiodifusora Nacional de Colombia, entregó los cuarteles de Pamplona, Tunja y Manizales y realizó algunas obras en la Ciudad Universitaria de Bogotá.

Creó el Fondo Nacional del Café, cuya actividad se vio truncada con el estallido de la Segunda Guerra Mundial[8][11]​. La guerra también afectó enormemente la caída del producto, por lo que Santos buscó fortalecer la Federación Nacional de Cafeteros a través de su fondo del café y del Banco Cafetero. En ésta misma dirección promovió la firma del Pacto Internacional Americano de Cuotas, en 1940, para buscar estandarizar los preciso del café.[9]

Santos con el político "Pepe" Vives.

También fue el artífice del Ministerio del Trabajo, y aprobó el sindicalismo en el país, que estaba satanizado desde la década anterior. Desde el ministerio del trabajo estableció el descanso remunerado de los domingos y festivos para los trabajadores del país. También creó el Ministerio de Minas y Petróleo.[9]

Ordenó la demolición de la iglesia de Santo Domingo para construir el Palacio de Comunicaciones, una decisión con mucha oposición y que en la actualidad se considera que acarreó una de las mayores pérdidas patrimoniales de Bogotá.[13]​ La construcción en la actualidad se conoce como Edificio Manuel Murillo Toro, nombrado así por el presidente homónimo, y que hoy es la sede del ministerio de las TIC.

Creó la Escuela de Cadetes de Policía General Santander, al sur de Bogotá, el Instituto Geográfico Agustín Codazzi, y comenzó a sentar las bases del proyecto de la Flota Mercante Grancolombiana para el impulso del café, que culminaría Mariano Ospina Pérez en 1947.[9]

Política internacional[editar]

Santos con el militar venezolano López Contreras, 1941

Durante su gobierno, Eduardo Santos permitió la llegada masiva de españoles que huían de la Guerra Civil que estaba desarrollándose en su país durante el gobierno de Francisco Franco, a quienes les ofreció asilo político y trabajo.[10]

Firmó con Venezuela, el 5 de abril de 1941, el Tratado López de Mesa-Gil Borges, de delimitación de fronteras terrestres, y elevó a la categoría de embajada las delegaciones colombianas en Argentina, Chile, Ecuador, Estados Unidos, México y Venezuela. Así mismo recibió en visita oficial a su homólogo peruano Manuel Prado Ugarteche, una visita evidentemente significativa para la época.[6]

Segunda Guerra Mundial[editar]

La confrontación internacional se desató en septiembre de 1939, un año después de la posesión de Santos. Aunque Colombia se mantuvo no beligerante en el transcurso del conflicto, Santos apoyó la expulsión de alemanes del país, debido a la alianza ideológica de Colombia con los norteamericanos dirigidos por Roosevelt. Si bien Santos no envió tropas a la guerra, si prestó asistencia a las tropas norteamericanas.[9]

Así mismo, ideológicamente, Santos se mostró más inclinado hacia los aliados que hacia el Eje, mostrandose como colaborador asiduo de los Estados Unidos al estilo del gobierno Olaya[6]​. La colaboración de Santos con el presidente Roosevelt llevó a que internacionalmente se reconociera a Colombia como un aliado clave de Estados Unidos en la región.[14][11]​ La ruptura definitiva de las relaciones con el Eje Berlín-Roma-Tokio, se dio con el ataque a Pearl Harbor en 1941, en el que tropas japonesas atacaron la base estadounidense homónima en el Pacífico.[9]

Controversias[editar]

Durante su gobierno ocurrió la Masacre de Guachetá, en enero de 1939, un asesinato masivo de conservadores[15]​. Ese crimen llevó a que el periódico El Siglo, diario conservador dirigido por Laureano Gómez, acusara al gobierno de haber apoyado la masacre.[16]​A pesar de las fuertes acusaciones de los conservadores, la investigación concluyó que el gobierno no intervino en el crimen, y que, por el contrario, facilitó la investigación del delito.

También se hizo acreedor de la ira de Gómez por la firma de un nuevo concordato con el Vaticano en 1939, donde restringía el poder de la Iglesia Católica en la sociedad y el Estado. Gómez consideró la postura de Santos como favorecedora de la masonería (ya que Santos era masón de alto rango[17]​). De hecho la cercanía de Gómez con el fascismo llevó a tildar a Santos de favorecedor del fascismo, puesto que vio con malos ojos la adhesión de Colombia a la causa estadounidense contra Alemania.[9]

No exento de polémica por su colaboracionismo con Estados Unidos, Santos expulsó de Colombia alemanes, italianos, japoneses y empresas de ésas nacionalidades; incluso llegó a renombrar la compañía Scadta por Avianca, y expulsó a sus directores, dejando a estadounidenses al mando de la aerolínea.[9][18]​ En realidad el cambio de nombre se dio por la fusión de Scadta con Saco, en 1940. También se negó a recibir a inmigrantes judíos, polacos y alemanes que huían del sistema nazi, curiosamente siendo también apoyador por Gómez, que consideraba un problema social la entrada excesiva de inmigrantes al país.[9]

Elecciones de 1942[editar]

Para las elecciones de 1942, el presidente Santos trató de evitar el regreso de López Pumarejo al poder, poniéndole en el camino a su copartidario Carlos Arango Vélez. Sin embargo, López contó con el apoyo de los liberales y los conservadores, derrotando en las urnas a Arango, y convirtiéndose para un segundo mandato que de todas maneras no pudo concluir.

Postgobierno[editar]

Castillo de Chapultepec, México.

Santos le entregó el poder a López el 7 de agosto de 1942, en un hecho sin precedentes, ya que había sido su sucesor y ahora era su antecesor.

Recién salido del gobierno, fue nombrado miembro de la Academia Colombiana de Historia, renunciando a su pensión presidencial en favor de su membresía en la academia. Fue presidente de éste órgano en cuatro períodos distintos a lo largo de los años cuarenta y cincuenta.[6]

En 1945, Santos promovió el acercamiento entre los países de la región durante la posguerra, logrando la firma del Acta de Chapultepec en México, y con la cual los países firmantes se comprometieron a defender a uno de sus miembros ante agresión extranjeras, y se establecieron medidas de sanción para los países miembros en caso de infracción de los acuerdos.[6]​ El acta, abiertamente proestadouidense, se enriqueció luego con la fundación de la OEA de 1948.

Luego de su mandato, el expresidente Santos se consolidó como el líder de la facción moderada y centrista de su partido, y promovió a Gabriel Turbay para las elecciones de 1946, apoyando su candidatura. Turbay fue vencido por el conservador Mariano Ospina Pérez por la división del liberalismo oficialista que apoyaba a Turbay y la facción disidente adepta al influyente abogado y líder Jorge Eliecer Gaitán.

La influencia de Gaitán dentro del Partido Liberal fue tal que en 1947 le arrebató la dirección del partido a Eduardo Santos, que salió del país para alejarse del partido y de la política.

Bogotazo[editar]

Luego de su regreso al país y durante los sucesos del Bogotazo, el 9 de abril de 1948, el Partido Liberal acudió a negociar en el Palacio de San Carlos, con el gobierno del conservador Ospina Pérez una solución pacífica al caos que se vivía en la ciudad a raíz del asesinato de Gaitán y la consecuente vacancia de la dirección del partido. Las negociaciones concluyeron con la designación de Eduardo Santos para suceder en el poder a Ospina ante su inminente renuncia. La renuncia finalmente no se dio y Santos vio así frustrado su intento de llegar por segunda vez a la presidencia de Colombia.

En 1952, a raíz de los conflictos desatados durante el accidentado gobierno de Roberto Urdaneta, las instalaciones del periódico de la familia Santos fue vandalizado incendiado en medio de manifestaciones violentas de conservadores adeptos a Gómez, que buscaron vengar el asesinato de policías conservador a manos de guerrillas liberales. Otras propiedades de dirigentes liberales sufrieron destinos similares.[19]

Golpe de Estado de 1953[editar]

Presidente Santos junto a Laureano Gómez en el Capitolio bajo el Mural de Bolívar & Santander

Con el derrocamiento de Laureano Gómez en 1953, quien sucedió a Ospina en 1950, Santos comenzó a mostrarse abierto opositor al nuevo gobierno militar del general Gustavo Rojas Pinilla, quien fue apoyado por el propio Ospina Pérez. Los roces del periódico de la familia Santos con el gobierno -que empezó a circular bajo censura-, sumado a un editorial que atacaba al gobierno y que Santos se negó a rectificar[6]​, llevó a que el 3 de agosto de 1955 el gobierno ordenara el cierre de varios periódicos nacionales, incluyendo El Tiempo, propiedad de Santos.

Logo de Intermedio

Este se vio obligado a poner en circulación un sustituto llamado Intermedio, el 21 de febrero de 1956[20][21]​, desde donde presionó para la caída de Rojas. Para proteger sus finanzas y a sus empleados, Santos creó El Tiempo Casa Editorial, empresa que redistribuyó las funciones del antiguo periódico, y que dio a su hermano, Enrique Santos en la dirección del nuevo periódico.[22][23]​ Pese a la censura, Rojas le pidió a Santos que volviera a poner en circulación su antiguo periódico, pero Santos se negó a hacerlo mientras durara la dictadura.[24]

Frente Nacional[editar]

En 1957, tras la renuncia del general Rojas Pinilla, Eduardo Santos fue uno de los miembros de la Comisión bipartidista que se encargó de reordenar el sistema democrático del país, convocada por la Junta Militar que sucedió a Rojas. Como líder influyente del liberalismo y dueño de un periódico clave en Colombia, Santos apoyó la candidatura del liberal Alberto Lleras Camargo para las elecciones de 1958. En 1959 viajó a Nueva York con la intención de radicarse allí, pero su esposa falleció en marzo de 1960.[9]

En sus últimos años, Eduardo Santos se dedicó al periodismo desde su periódico, a la historia a través de la Academia Colombiana de Historia (que lo nombró presidente honorario en 1962[9]​), y a la defensa del sistema del Frente Nacional, apoyando las candidaturas y gobiernos de Guillermo León Valencia, Carlos Lleras Restrepo y finalmente de Misael Pastrana, mostrandose feroz opositor a la campaña presidencial de Gustavo Rojas Pinilla en 1970. También sacó avante proyectos que tenía en mente realizar con su difunta esposa, como el Hospital Clarita Santos y el Hospital Lorencita Villegas.[9]

Muerte[editar]

Eduardo Santos Montejo falleció en Bogotá, el 27 de marzo de 1974, a los 85 años. Sus restos reposan en el Cementerio Central de Bogotá.

Familia[editar]

Eduardo Santos hacía parte de la familia Familia Santos Montejo, la cual ha tenido dos presidentes y varios periodistas importantes en Colombia. Su padre fue el político Francisco Santos Galvis, descendiente de la heroína santandereana Antonia Santos, influyente mujer de la Independencia de Colombia.

Medallas otorgadas A Eduardo Santos Montejo, entre ellas la Cruz de Boyacá. Colección privada Familia Montejo

Eduardo era hermano del periodista Enrique Santos, quien, bajo el nombre de Calibán, fue columnista de El Tiempo. Calibán entró al periódico por invitación de su hermano, en 1913.[25]​ Enrique fue padre de Enrique y Hernando Santos Castillo.

Eduardo Santos y Lorenza Villegas de Santos, publicada un día antes de contraer matrimonio. Revista el gráfico ilustraciones, historia, información, literatura y variedades. Nro. 381; 24 de noviembre de 1917.

Enrique Santos Castillo, fue periodista del periódico de la familia. De su matrimonio con Clemencia Calderón tuvo a Juan Manuel Santos, presidente de Colombia entre el 2010 y el 2018, y premio Nobel de la Paz en 2016; Enrique Santos Calderón, periodista; y Luis Fernando Santos, empresario de medios de comunicación.

Por su parte Hernando Santos Castillo, también era periodista, quien casado con otra Calderón, tuvo al político Francisco Santos Calderón, vicepresidente de Colombia en el gobierno de Álvaro Uribe; y Rafael Santos Calderón, periodista y rector universitario.

Matrimonio[editar]

Eduardo Santos Montejo y Lorenza Villegas Restrepo tuvieron una hija, Clara Santos, en 1923, quien falleció de 3 años, en 1926. Lorenza, la madre y esposa, murió en 1960, en Nueva York, a los 61 años. Desde ese momento Santos se mantuvo soltero y no volvió a tener descendencia.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Enrique Santos Molano (7 de septiembre de 2013). «Eduardo Santos, de periodista a cogestor de la república liberal». Diario El Tiempo. «Eduardo Santos había nacido en Tunja (reza su partida de bautismo, reproducida en el libro de Gustavo Mateus Cortés Eduardo Santos, aproximación genealógica y entorno afectivo) el 28 de agosto de 1888. Aunque él sostuvo siempre que nació en Bogotá en el barrio de La Candelaria, calle de la Esperanza (calle 10), unas casas arriba de la de los Cuervo, sede actual del benemérito Instituto Caro y Cuervo, no aparecen en los archivos de La Catedral, donde se bautizaba a los nacidos en esa parroquia, sino las partidas de bautizo de los tres hermanos mayores de Eduardo (Hernando, Guillermo y Enrique) y la de su hermano menor (Gustavo). No la de Eduardo, que, efectivamente, como lo indica Mateus Cortés, se encuentra en la ciudad de Tunja.» 
  2. Tiempo, Casa Editorial El (20 de abril de 1999). «EDUARDO SANTOS, UN HOMBRE DE IDEAS I». El Tiempo. Consultado el 22 de septiembre de 2020. 
  3. Tiempo, Casa Editorial El (20 de abril de 1999). «EDUARDO SANTOS, UN HOMBRE DE IDEAS I». El Tiempo. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  4. «Bibliográfica InfoPublicacion». bibliotecanacional.gov.co. Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  5. a b Error en la cita: Etiqueta <ref> no válida; no se ha definido el contenido de las referencias llamadas :3
  6. a b c d e f Error en la cita: Etiqueta <ref> no válida; no se ha definido el contenido de las referencias llamadas :4
  7. a b «Eduardo Santos Montejo - Presidentes de Colombia - Historia de Colombia - Colombia Info». www.colombia.com. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  8. a b c d República, Subgerencia Cultural del Banco de la. «La "Gran pausa" de Eduardo Santos». www.banrepcultural.org. Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  9. a b c d e f g h i j k l m Desarrollo, Prospectiva en Justicia y (29 de agosto de 2018). «Eduardo Santos, el presidente de Colombia en la Segunda Guerra Mundial». Prospectiva en Justicia y Desarrollo. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  10. a b Tiempo, Casa Editorial El (4 de agosto de 2018). «La historia presidencial a la que Duque se suma». El Tiempo. Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  11. a b c «EDUARDO SANTOS MONTEJO». Revista Credencial. 17 de noviembre de 2016. Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  12. Tiempo, Casa Editorial El (17 de diciembre de 1991). «CLAVE 1938 TRAGEDIA SANTA ANA». El Tiempo. Consultado el 11 de junio de 2021. 
  13. Alberto Escovar, Guía Bogotá Centro, Guías Elarca de Arquitectura - Tomo IV, Gamma, Bogotá, 2010.
  14. «Eduardo Santos Montejo - Enciclopedia | Banrepcultural». enciclopedia.banrepcultural.org. Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  15. «Historia Crítica :». historiacritica.uniandes.edu.co (en inglés). Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  16. «Contenido». docencia.udea.edu.co. Consultado el 4 de septiembre de 2020. 
  17. «Genealogías masónicas en Colombia». Consultado el 4 de junio de 2021. 
  18. «Tradición, Experiencia y Compromiso - Acerca de Avianca». web.archive.org. 29 de enero de 2013. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  19. Espectador, El. «ELESPECTADOR.COM». ELESPECTADOR.COM. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  20. Tiempo, Casa Editorial El (14 de enero de 1992). «CLAVE 1956 NACE INTERMEDIO». El Tiempo. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  21. «Intermedio - Google News Archive Search». news.google.com. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  22. «El Tiempo - Búsqueda en el archivo de Google Noticias». news.google.com. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  23. Tiempo, Casa Editorial El (4 de agosto de 2005). «A CONTINUACIÓN, INTERMEDIO». El Tiempo. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  24. «El Tiempo - Búsqueda en el archivo de Google Noticias». news.google.com. Consultado el 4 de junio de 2021. 
  25. Tiempo, Casa Editorial El (4 de abril de 1999). «ENRIQUE SANTOS MONTEJO 1886 - 1971. CALIBÁN Y SU MANDATO PERIODÍSTICO». El Tiempo. Consultado el 22 de septiembre de 2020. 

Estos son los 14 presidentes boyacenses en la historia de Colombia. Periódico El Tiempo, 31 de mayo de 2010. Link http://www.eltiempo.com/archivo/documento/CMS-7733870

Enlaces externos[editar]


Predecesor:
Francisco Samper Madrid
Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia.svg
Ministro de relaciones exteriores de Colombia

7 de agosto de 1930 - 13 de diciembre de 1930
Sucesor:
Raimundo Rivas
Predecesor:
Alejandro Galvis Galvis
Coat of arms of Santander Department.svg
Gobernador de Santander

2 de mayo de 1931 - 26 de mayo de 1931
Sucesor:
Alejandro Cadena D'Costa
Predecesor:
Alfonso López Pumarejo
Presidential Seal of Colombia.svg
Presidente de Colombia

7 de agosto de 1938 - 7 de agosto de 1942
Sucesor:
Alfonso López Pumarejo
.