Edith Rosenbaum

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Edith Russell
EdithRussell-WithPig-1957.jpg
Información personal
Nombre completo Edith Louise Rosenbaum
Nombre de nacimiento Edith Rosenbaum
Nacimiento 12 de junio de 1879
Bandera de Estados Unidos Cincinnati, Ohio
Fallecimiento 4 de abril de 1975
Bandera de Inglaterra Londres, Gran Londres
Nacionalidad Estadounidense
Información profesional
Ocupación Representante de alta costura
Corresponsal de moda
Corresponsal de guerra
Conocida por Pasajera del RMS Titanic
Empresa La dernière heure à Paris
Women's Wear Daily
Años activa 1908 (alta costura)
1910-1934 (corresponsal)

Edith Louise Rosenbaum (12 de junio de 1879 en Cincinnati, Ohio - 4 de abril de 1975 en Londres, Gran Londres) fue una estilista y corresponsal de moda estadounidense para la revista Women's Wear Daily.

Fue conocida por ser una de las pasajeras y supervivientes del RMS Titanic. La noche del hundimiento, portaba consigo una caja musical en forma de cerdo y la cual reproducía una melodía conocida como Maxixe y que la propia mujer utilizó para calmar a los niños del bote salvavidas. Su historia, conocida a nivel internacional, fue incluida en la novela de Walter Lord: A Night to Remember y en su adaptación cinematográfica.

Biografía[editar]

Vida personal[editar]

Nació en el seno de una familia rica de origen alemán en Cincinnati en 1879.[1]​ Su padre, Harry Rosenbaum fue director de Louis Stix & Co., industria de productos textiles.[2]​ Rosenbaum estudió en varios colegios públicos de la ciudad y en sucesivas escuelas de élite femeninas, entre las que se encontraban Mt. Auburn Young Ladies Institute y Miss Annabel's. En 1895 asistió a la Mrs. Shipley's en Bryn Mawr, Pensilvania.[3]

En 1911 se vio involucrada en un accidente de tráfico junto con su prometido: Ludwig Loewe, fallecido en el siniestro en las proximidades de Ruan. En aquel momento se dirigía con sus amigos a las carreras de Deauville. En consecuencia, sufrió una contusión craneal que le produjo leves pérdidas de memoria, aunque no hubo daños importantes.[4]

A causa del fuerte sentimiento antigermánico debido a la guerra, en 1920 tuvo que adaptar su apellido al inglés, de modo que pasó a llamarse "Russell". La discriminación hacia todo lo alemán estaba extendido en las casas de costura, donde se prohibía el paso a periodistas e incluso clientes con apellidos teutones.[5]

Trayectoria laboral[editar]

Como representante y corresponsal[editar]

Su carrera dentro de la moda empezó en 1908 cuando se trasladó a París para trabajar como representante de la casa de alta costura propiedad de Louise Chéruit en la Plaza Vendôme. Posteriormente pasaría a trabajar en las oficinas parisinas de La dernière heure à Paris, periódico centrado en la moda local, para el departamento comercial de Filadelfia: Wanamaker's. También diseñó bocetos para la firma Butterick Pattern Service y otros grupos textiles estadounidenses.[6]

En 1910 fue contratada como corresponsal en París para la revista Women's Wear Daily. Aparte de cubrir las campañas de moda estivales, hizo amistad con la [entonces] futura costurera: Jeanne Sacerdote, de quien sería una de sus primeras clientas. Como columnista tenía un espacio en la primera página donde cubría las inauguraciones de los desfiles de alta costura y análisis de los eventos y personalidades de la moda francesa.[7]

Entre 1914 y 1919 pasó a formar parte de la Cámara Sindical de Costura como observadora crítica tanto en Nueva York como en París.[8][9]​ En 1915 trabajó como asesora en la Exposición Universal de San Francisco para la exposición americana de la moda.[10]​ A partir de 1917 abandonó Women's Wear Daily, aunque colaboró con artículos de manera ocasional.[11]​ En 1916, diseñaría su propia colección deportiva para Sidney Blumenthal & Co.[12]

En 1934 se retiró de la industria de la moda, no obstante, continuaría viajando por motivos laborales.[13]​ A lo largo de los años conoció e hizo amistades con varias celebridades durante su estancia en el sur francés, Mallorca, Lucerna y Roma.[14]

I Guerra Mundial[editar]

En tiempos de la I Guerra Mundial se tomó un tiempo sabático del periodismo de moda para trabajar en la Cruz Roja como corresponsal de guerra, siendo una de las primeras mujeres en ejercer tal puesto. Sus cartas, en las que describió sus experiencias en las trincheras con las tropas francesas y británicas, fueron publicadas en periódicos como el New York World y el New York Herald entre otros.[15]​ En abril de 1917, mientras trabajaba en un convento habilitado como hospital, se vio atrapada por un bombardeo en Chemin des Dames, durante la Segunda Batalla de Aisne.[16]

En 1923 la Associated Dress Industries of America reconoció sus logros, y dos años después fue homenajeada por la International Ladies' Garment Workers' Union por su trabajo durante la guerra.

A bordo del RMS Titanic[editar]

El 5 de abril de 1912, al estar en París, cubrió un reportaje sobre los vestidos que llevaron el público femenino a las carreras de Auteuil.[17]​ Una vez terminó su trabajo, compró un billete para subir a bordo del SS George Washington, el cual zarparía dos días después hacia Nueva York para pasar el domingo de Pascua.[18]​ Sin embargo, su director le pidió que cubriera otro evento automovilístico que iba a tener lugar el domingo: Paris-Roubaix. Finalmente, el 10 del mismo mes pudo embarcar en el RMS Titanic desde Southampton. Cuatro días después se produjo la fatídica colisión con el iceberg. Rosenbaum declaró haber guardado en sus baúles todo su material de costura que estaba importando. Mientras observaba cómo se llevaba a cabo la evacuación general, llamó al sobrecargo de los camarotes para decirle que "estaba preocupada por sus pertenencias" a lo que este respondió que "se despidiera de su equipaje".[19]

No obstante, el sobrecargo regresó al camarote y recogió su "mascota": una caja musical en forma de cerdo con la piel con motas blancas y negras y que reproducía el tango brasileño Maxixe cuando se le daba cuerda al rabo.[20]​ Tras descubrir que en Francia, el cerdo estaba considerado un "símbolo de buena suerte", su madre se lo regaló tras el accidente sufrido el año pasado. Desde entonces, Rosenbaum lo llevaba consigo a todas partes, tal como le prometió a su madre. Wareham, nombre del sobrecargo en cuestión, regresó con el juguete envuelto en una sábana y se lo devolvió a la dueña, la cual se dirigió a la cubierta de botes, al lado de estribor. J. Bruce Ismay, presidente de la White Star Line, le recriminó entonces que no hubiera subido todavía a ninguno de los botes.[21]​ Finalmente embarcó en el bote 11 ayudada por un pasajero varón después de que un miembro de la tripulación hubiera confundido el juguete con un "bebé" o "animal doméstico".

En aquel momento, mientras se alejaban del navío, para calmar y entretener a los menores, Edith decidió reproducir el Maxixe.[22]​ Uno de aquellos niños fue Frank Aks de 10 meses de edad y con el cual coincidió años más tarde.[23]

Posteriormente demandaría a White Star Line por la pérdida irrecuperable de su equipaje siendo una de las reclamaciones más notorias contra la compañía naviera tras el desastre del RMS Titanic.[24]

Su supervivencia atrajo a la opinión pública y durante un tiempo vivió en Londres. En 1953 asistió a la premier de la película de 1953: Titanic. Más adelante concedería entrevistas a la revista Life y a los principales diarios de Nueva York.[25]​ En varias fotos, aparecía junto con su famoso cerdo de juguete y con el vestido que llevó puesto aquella noche. En 1955 el historiador Walter Lord publicó su novela A Night to Remember de la cual se hizo una adaptación cinematográfica.[26][27]

Fallecimiento[editar]

Falleció el 4 de abril de 1975 en el hospital Mary Abbott, en Londres a los 95 años de edad.[28]​ Sus pertenencias fueron repartidas entre familiares y amigos, incluido Walter Lord, quien heredó el cerdo musical. Tras el fallecimiento de este en 2002, dicho juguete fue legado al Museo Marítimo Nacional de Greenwich junto con el par de zapatillas con estampados florales que llevó en la noche del hundimiento.

Legado cultural[editar]

En su expedición de 2001 a la brecha del RMS Titanic, el cineasta James Cameron y su equipo técnico descubrieron el camarote de Rosenbaum con el espejo del armario en posición vertical y en perfecto estado. En 2003, Don Lynch y Ken Marschall publicaron varias fotos y otros detalles en su libro Ghosts of the Abyss. La propia Edith apareció también en el documental realizado por Walt Disney Pictures.[29]

En 2005, la editorial Harper Collins publicó Pig on the Titanic, obra infantil escrita por Gary Crew.

En 2012, en conmemoración del centenario del hundimiento, se publicaron varios artículos en revistas y periódicos relacionados con Rosenbaum y el cerdo musical, además de exposiciones. En aquel año se reparó el mecanismo del juguete por lo que se pudo escuchar el Maxixe por primera vez en sesenta años.[30]

Su historia ha aparecido en varias obras literarias como: Gilded Lives, Fatal Voyage de Hugh Brewster y Shadow of the Titanic de Andrew Wilson.

Véase también[editar]

Bibliografía[editar]

  • Brewster, Hugh (2013). RMS Titanic : Gilded Lives on a Fatal Voyage (1st edición). Toronto: Collins. ISBN 1443405310. 
  • Butler, Daniel Allen (1998). Unsinkable : The Full Story of the RMS Titanic (1st edición). Mechanicsburg, PA: Stackpole Books. p. 118. ISBN 978-0-8117-1814-1. 
  • Eaton, John P.; John Maxtone-Graham; Charles A. Hass (1995). Titanic : Triumph and Tragedy (2nd edición). Sparkford: Patrick Stephens. p. 153. ISBN 978-1-85260-493-6. 

Referencias[editar]

  1. Cincinnati Enquirer, June 16, 1890 and June 13, 1895
  2. New York Times, August 20, 1927
  3. Cincinnati Enquirer, June 9, 1895 and September 19, 1895; Kentucky Post, December 9, 1896
  4. Le Figaro, August 22, 1911; Women's Wear Daily, August 23, 1911; New York Times, August 22, 1911.
  5. Women's Wear Daily, December 22, 1915.
  6. «Edith Louise Rosenbaum Russell (1879-1975)». Consultado el 16 de abril de 2017. 
  7. Women's Wear Daily, May 25–26, July 25, August 22, September 6–8 and September 13, 1911 and February 8, March 5, March 7, April 10 and April 13, 1912.
  8. Women's Wear Daily, May 15, 1915; Crawford, M.D.C., The Ways of Fashion (1948), pp. 121-122.
  9. American Cloak & Suit Review, March 1914, p. 167.
  10. Women's Wear Daily, June 30, 1915.
  11. Women's Wear Daily, March 27, 1916
  12. Library of Congress Catalogue of Copyright Entries, No. 4, V. 11-12 (1916-1917), p. 7325.
  13. CinecittaLuce (17 de junio de 2012). «Arrivi e partenze. Napoli. Palermo. Roma». Consultado el 16 de abril de 2017 – via YouTube. 
  14. Brewster, Hugh, Gilded Lives, Fatal Voyage (2012), p. 287; Lawford, Lady, Bitch: The Autobiography of Lady Lawford (1986), pp. 103-107.
  15. New York Herald, July 22, 1917; Kansas City Star, September 12, 1917.
  16. New York Herald, July 22, 1917.
  17. Women's Wear Daily, April 16, 1912.
  18. Ladies Home Companion, May 1964, p. 90.
  19. «BBC - Archive - Survivors of the Titanic - Line Up - Edith Russell». Consultado el 16 de abril de 2017. 
  20. BBC History Magazine (Titanic supplement), April 2012, p. 8.
  21. New York Times, April 23, 1912.
  22. «Listen to eerie music from Titanic sinking, 101 years on». Consultado el 16 de abril de 2017. 
  23. Life Magazine, May 18, 1953, p. 91.
  24. New York Herald, February 12, 1913.
  25. Life Magazine, May 18, 1953, p. 96.
  26. Lord, Walter, A Night to Remember (1955), pp. 44, 123, 187.
  27. MacQuitty, William, A Life to Remember (1994), p. 326.
  28. New York Times, April 5, 1975; The Guardian, April 5, 1975.
  29. Lynch, Don and Marschall, Ken, Ghosts of the Abyss (2003), pp. 32, 106-107.
  30. Bennett-Smith, Meredith (23 de agosto de 2013). «Musical Toy Pig Rescued From Titanic Repaired, Once Again Plays Eerie Tune That Soothed Survivors». Consultado el 16 de abril de 2017 – via Huff Post. 

Enlaces externos[editar]