Economía de Gabón

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Economía de Gabón
Moneda Franco CFA de África Central
Organizaciones OMC, Unión Africana
Estadísticas
PIB (PPA) 20,81 mil millones ([1] 2009) (120.º)
Variación del PIB -2,8% (2009)
PIB per cápita 13.700
PIB por sectores agricultura 5,4%, industria 56,7% comercio y servicios 37,9% (2009)
Inflación (IPC) 3% (2009)
IDH sin informaciones
Coef. de Gini sin informaciones
Fuerza Laboral 633.000 (2009)
Desempleo 21%
Industrias principales extracción y refino de petróleo, manganeso, oro, productos químicos; reparo de navíos, alimentos y bebidas, textiles, madera, cemento
Comercio
Exportaciones 5 868 millones (2009[1] )
Destino de exportaciones Estados Unidos 28,2%, República Popular de China 21,2%, Japón 11,3%, Francia 6,2%, España 4,5%, Trinidad y Tobago 4,4% (2008)[1]
Importaciones 2 296 millones (2009[1] )
Origen de importaciones Francia 32,2%, Estados Unidos 11,1%, República Popular de China 5,4%, Bélgica 4,7%, Camerún 4,4%, Países Bajos 4,2% (2008)[1]
Finanzas Públicas
Deuda externa (pública y privada) 3 065 millones (2009)
Ingresos 3 141 millones
Gasto público 2 877 millones
Ayuda económica 53,87 millones (2005)
Salvo que se indique lo contrario, los valores están expresados en doláres estadounidenses
[editar datos en Wikidata]

Gabón tiene una renta per cápita que es el cuádruple de la de muchas naciones del África subsahariana. Aunque por una alta desigualdad en los ingresos una amplia proporción de la población es pobre.[1] Gabón dependió de la leña y del manganeso hasta que se descubrió petróleo a principios de los 70. Ahora el sector del petróleo supone el 50% del PNB y el 80% de las exportaciones.[1] La producción de petróleo ahora está disminuyendo de su apogeo de 370.000 barriles por día en 1997. La caída de los precios del petróleo en 1998 tuvo un impacto negativo en los beneficios del gobierno y la economía.

El 1997 una misión del Fondo Monetario Internacional criticó el gobierno de Gabón por su excesivo gasto fuera del planeado en el presupuesto, además de excesiva toma de préstamos junto al banco central y de la demora de los procesos de privatización.

Problemas financieros[editar]

El exceso de gasto en el Ferrocarril Transgabonés, el precio del crudo de 1986 y la devaluación del Franco CFA de 1994 causaron problemas de endeudamiento. Gabón se ha ganado una mala reputación ante el Club de París y el Fondo Monetario Internacional for la pobre administración de sus deudas e ingresos. Ciertas misiones del FMI han criticado al gobierno Gabonés por su exceso de gasto en elementos externos al presupuesto (tanto en buenos años como en malos), por la excesiva cantidad que tomó prestada del Banco Central y por no cumplir los plazos establecidos en privatizaciones y otras reformas administrativas.

Los ingresos del petróleo dan a Gabón un fuerte PIB per capita de 10.000$, extremadamente alto para la región.[2] Por otro lado, la distribución de la renta es desigual y los indicadores sociales son negativos. La economía es altamente dependiente de la extracción de materiales primarios abundantes. Después del petróleo, la madera y el manganeso son los otros sectores notables. Gabón continúa haciendo frente a los precios fluctuantes de estos materiales, así como el de sus exportaciones de Uranio. Observadores extranjeros y locales lamentan constantemente la falta de transformación de materias primas en la economía gabonesa. Varios factores han dificultado su diversificación: un mercado de 1 millón de personas, la dependencia de las importaciones francesas, la inhabilidad de incorporar los mercados regionales, la ausencia de espíritu emprendedor o la renta estable proveniente del crudo están entre los más notables. Los sectores de producción y servicios son pequeños y están mayormente dominados por unos pocos inversores locales prominentes.

En 1992, el déficit fiscal aumentó hasta el 2.4% del PIB, y Gabón no fue capaz de atrasar su deuda bilateral, llevándole a la cancelación de los acuerdos de reestructuración con los acreedores públicos y privados. La devaluación del Franco CFA en un 50% el 12 de enero de 1994 dio lugar a una oleada inflacionaria única del 35%; el índice cayó a 6% en 1996. El FMI proporcionó un trato de espera de un año de duración entre 1994 y 1995 y una mayor facilidad de financiación durante tres años a partir de finales de 1995. Dichos acuerdos propiciarían el progreso en la privatización y la Disciplina fiscal. Francia aportó apoyo financiero adicional en enero de 1997 después de que Gabón cumpliese los objetivos que el FMI tenía para mediados de 1996. En 1997, un misión del Fondo Monetario Internacional en Gabón criticó al Gobierno gabonés por su gestión de los recursos y su incumplimiento de los plazos de pago. El repunte de los precios del petróleo en 1999 ayudó al crecimiento, pero los descensos en producción han supuesto un obstáculo para a Gabón a la hora de lograr sus ganancias potenciales

Referencias[editar]