Dolce vita (época)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Dolce vita, de Josef Hirthammer.

Con el término dolce vita se designa el período histórico de la Italia republicana comprendido entre finales de los años cincuenta y principios de los años sesenta del Siglo XX, y, especialmente, a las tendencias que surgieron en esta época en la ciudad de Roma, verdadera capital del movimiento.

Contexto[editar]

El striptease de Aïché Nana en 1958, que inspiró una célebre escena de la Dolce vita de Fellini.

A finales de los años cincuenta, Roma era una ciudad viva, ya recuperada del todo de la Segunda Guerra Mundial. Son los años del boom económico, y en esta ciudad coincidieron algunos de los personajes que hicieron de la ciudad eterna la capital del mundo: uno de ellos, el director de origen romañol Federico Fellini.

A menudo se hace coincidir el inicio de la dolce vita, de manera simbólica, con un evento particular, una fiesta privada celebrada en el restaurante Rugantino de Trastevere.[1]​ Era el 5 de noviembre de 1958 y en el restaurante se festejaba el vigésimocuarto cumpleaños de la condesa Olghina di Robilant. Al final de la fiesta, la bailarina turco-armena Aïché Nana realizó un striptease, cuyas fotos, publicadas en el semanario l'Espresso, escandalizaron a la ciudad.

En esta fiesta ya estaban presentes todas las características principales que emergerían posteriormente como típicas de la dolce vita romana: la presencia de periodistas (cuyo mito será celebrado en la obra maestra de Federico Fellini, La dolce vita), fotógrafos (Tazio Secchiaroli, autor de las imágenes de Aiché Nanà semidesnuda, uno de los paparazzi más célebres, junto con Rino Barillari y Marcello Geppetti), y personajes de la alta sociedad y del cine (estaban presentes las actrices Anita Ekberg y Laura Betti).[1]

Icono de la Roma de esa época, posteriormente exportados al resto del mundo fueron los paparazzi, término acuñado por dos testimonios de esa época: Federico Fellini y Ennio Flaiano, este último guionista de la película La dolce vita.

Centro de la dolce vita fue la Via Veneto, célebre calle de la capital, donde se celebraban las fiestas más exclusivas y extravagantes.

Después de los años sesenta se ha vuelto a hablar de dolce vita cada vez que Roma ha vuelto a ser uno de los centros de la vida social europea y mundial. Esto sucedió, en particular, a principios y mediados de los años noventa.[2]

La expresión dolce vita continúa evocando un estilo de vida despreocupado y dedicado a los placeres mundanos. En italiano el diccionario recoge dos derivados: dolcevitaiolo[3]​ y dolcevitoso.[4]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. a b «Addio Aichè Nanà, con il suo spogliarello nacque la Dolce vita». La Repubblica, Archivio Storico del 23 gennaio 2002, aggiornato il 29 gennaio 2014. Consultado el 5 de febrero de 2014. 
  2. «Millardet, schiaffi da saloon». Corriere della Sera, Archivio dell' 8 ottobre 1994. Consultado el 5 de febrero de 2014. 
  3. «Il neologismo dolcevitaiolo». Enciclopedia Treccani. Consultado el 5 de febrero de 2014. 
  4. «Il neologismo dolcevitoso». Enciclopedia Treccani. Consultado el 5 de febrero de 2014.