Meet the Robinsons

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Descubriendo a los Robinsons»)
Saltar a: navegación, búsqueda

Meet the Robinsons (Descubriendo a los Robinsons en España, La familia del futuro en Hispanoamérica) es una película de animación por ordenador y la producción animada número 47 de Walt Disney Animation Studios y Walt Disney Pictures. La frase promocional es: Algunas familias son todo un viaje... ¡ésta es una aventura! La película también estuvo presentada en Disney Digital 3D en cines seleccionados.

Argumento[editar]

Una mujer joven deja a su bebé en la entrada de un orfanato. Doce años después Lewis, el bebé, aún no ha sido adoptado, pero es un gran genio. Es muy inteligente e intenta inventar un escáner de memoria que le permita recordar a su madre, con la esperanza de encontrarla. Esta labor nocturna no deja dormir a Mike "Goob" Yagoobian, su compañero de cuarto, que desea jugar al béisbol en las ligas menores.

Durante la feria científica en la escuela de Lewis, la representante de Inventco, la Dra. Krunklehorn, es la jueza del evento. Un niño de trece años llamado Wilbur Robinson se acerca a Lewis diciendo ser un «policía del tiempo» venido del futuro y le dice que un hombre con un sombrero de bombín robó una máquina del tiempo. El siniestro hombre del "bombín", a quien Wilbur está buscando, envía a Doris, un sombrero robótico con brazos mecánicos, a sabotear el escaner de memoria de Lewis. Cuando Lewis muestra su invento, este explota, causando el caos dentro de la feria. Lewis sale corriendo, dejando atrás su escaner de memoria, y el tipo del sombrero lo roba.

De vuelta en el orfanato, Lewis sube hasta la azotea, aplastado por su "fracaso" en la feria científica. Wilbur aparece y le dice a Lewis que vaya de regreso a la feria científica y arregle su máquina. Lewis acepta, bajo la condición de que Wilbur pruebe que viene del futuro. Wilbur lleva a Lewis a donde está su máquina del tiempo voladora, y la usa para llevarlos hasta el año 2037, treinta años en el futuro.

En 2037, se destruye la máquina del tiempo y Wilbur lleva a Lewis al garaje para que repare la máquina del tiempo. Él en un principio se niega, pero al final accede ya que Wilbur promete llevarlo a conocer a su mamá. Pero en eso lo succiona un tubo y Lewis conoce al abuelo de Wilbur, Bud, que le ofrece una visita guiada de la casa durante la que conoce al resto de la rara y divertida familia Robinson: Franny, la amistosa madre de Wilbur, entrena ranas para cantar, vestir trajes y hablar, los tíos de Wilbur y otros seres extraños. Wilbur se asegura de que nadie sepa que Lewis viene del pasado y le explica que su padre, Cornelius, el único miembro de la familia que no se presenta a Lewis debido a que está de viaje, inventó prácticamente todo lo que Lewis está viendo, incluyendo las máquinas del tiempo. Además, le muestra su corporación y su lema "Camina hacia el futuro".

El del bombín llega al pasado y se encuentra a Goob, que está triste debido a que se quedó dormido durante un partido muy importante y fue golpeado por los que estaban en el equipo por hacerles perder. Goob le dice que todos le han aconsejado olvidarlo y que él piensa que es mejor así, pero el del bombín le dice que no lo haga, que lo encierre en lo más profundo de su corazón y que lo guarde. El del bombín sube a ver a Lewis, pero solo encuentra rastros de viajes en el tiempo, por lo que regresa al futuro.

Durante un almuerzo, los Robinson le piden a Lewis que se quite el sombrero que Wilbur le puso para taparle el cabello, pero Wilbur inicia una guerra de albóndigas entre Franny y su tío y lo salva. El del bombín llega y Doris crea una Mini-Doris que el hombre del bombín puede controlar desde la máquina. Mientras, la rana Frankie y las demás ranas de Franny están contando chistes y bebiendo, cuando Mini-Doris se apodera de Frankie y lo controla, el del bombín le ordena atacar a Lewis, pero Frankie contesta que hay muchas personas y él es muy pequeño, también indica que considera que la idea no está bien planificada, el del bombín deja a la rana y se lleva a Mini-Doris. El del bombín va al pasado y vuelve con un dinosaurio, controlado por Mini-Doris, y le ordena llevarse a Lewis, tras una larga lucha entre los Robinson y el dinosaurio, éste le dice al hombre que no puede atacar Lewis porque sus brazos son muy cortos, añadiendo sus dudas acerca de que la idea esté bien planificada. Wilbur localiza a Mini-Doris y se la saca de la cabeza, las ranas y Frankie se llevan a Mini-Doris.

Franny dice que le tiene cariño a Lewis, así que sugiere adoptarlo, pero Wilbur, al ver lo que pasa, le saca el sombrero, por lo que extrañamente niegan a hacerlo y le dicen que regrese a su tiempo, lo que hace que Lewis se decepcione y se entera de que Wilbur no iba a presentarle a su madre. Lewis enojado se va y se encuentra con el del bombín que le dice que si arregla la máquina, lo llevará con su madre. Lewis acepta, pero más tarde es traicionado y luego se entera de la verdad: Él es el padre de Wilbur, Cornelious y el hombre del bombín es en realidad su amigo Goob, avejentado y profundamente resentido por haber fallado en el intento de atrapar una pelota de béisbol porque se quedó dormido. Su ira interna no le permitió hacer amigos o encontrar una familia y actualmente siendo manipulado por la considerablemente más inteligente DOR-15, una futura invención de Lewis que salió terriblemente mal. Después de que Lewis, sin ninguna fe en sí mismo y sus habilidades, fracasa en reparar la máquina del tiempo, es Goob quien va al pasado, presenta el escáner de memorias y el sombrero asistente DOR-15 a Inventco y logra hacer que Wilbur sea borrado de la existencia. Desafortunadamente para él, el futuro es espantosamente alterado de cuando Doris y sus sombreros asistentes que crea traicionan a Goob y por iniciativa propia controlan al mundo.

Lewis evita a la versión malvada de su futura familia Robinson, ya que está controlada por los sombreros, además de un sombrero gigante con patas de araña y millones de pequeños sombreros, arregla la máquina del tiempo y la utiliza para llegar al momento y lugar precisos cuando el del sombrero firma el contrato que arruinará a la humanidad. Cuando Luis le explica a Goob que cuando DOR-15 tenga lo que quiera, se deshará de él, Doris aparta a Goob y se acerca amenazadoramente a Lewis pero él le dice que nunca la va a inventar y Doris desaparece para siempre.

Lewis lo lleva a ver el futuro que creó Doris, el cual vuelve a cambiar al mundo idílico previo. Aterrizan cerca de la casa de los Robinson, Wilbur vuelve a la existencia y ataca al del bombín, pero Lewis lo convence de adoptarlo. Sin embargo, después de ver el horror que causó, huye avergonzado e inseguro de qué hacer.

Después de que los Robinson regresan a la normalidad, le agradecen a Lewis por arreglar el futuro. Cornelius finalmente aparece y se descubre que es la versión adulta de Lewis. Ambos se encuentran y Cornelius le muestra todos sus inventos, incluyendo el escáner que fue lo que comenzó todo. Lewis se despide de toda la familia y ellos le dicen que pronto lo van a ver de nuevo.

Wilbur lleva a Lewis al pasado, pero en vez de llevarlo a la feria de ciencias lo lleva a conocer a su verdadera madre, tal como prometió. Sin embargo, Lewis se abstiene de conocerla cuando se le ocurre que su futuro está asegurado. Regresa a su presente y previene que Goob se vaya a convertir en el del bombín al despertarlo a tiempo para atrapar la pelota con la que ganan el juego, Goob se convierte en el héroe del equipo. Se revela que la Dra. Krunklehorn y Lucille (la abuela de Wilbur en el futuro) son la misma, e implican que se casó con Bud y que adoptarán a Lewis. Lewis mismo se encuentra luego a una versión infantil de Franny, quien evidentemente es su futura esposa, y la alienta a que siga con su sueño de enseñarle a cantar a las ranas.

Luego se muestra a Lewis con su nueva familia, planeando y creando nuevos inventos, y sobre todo, caminando hacia el futuro.

Al final de la película, aparece una frase del mismo Walt Disney:

“En este lugar no perdemos demasiado tiempo mirando hacia atrás. Camina hacia el futuro, abriendo nuevas puertas y probando cosas nuevas, se curioso... porque nuestra curiosidad siempre nos conduce por nuevos caminos.”

Doblaje[editar]

En España[editar]

En Hispanoamérica[editar]