Demencia de cuerpos de Lewy

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Demencia de cuerpos de Lewy
Clasificación y recursos externos
Especialidad Neurología
CIE-10 G31.8
CIE-9 331.82
DiseasesDB 3800
PubMed Buscar en Medline mediante PubMed (en inglés)
eMedicine neuro/91
MeSH D020961
Wikipedia no es un consultorio médico Aviso médico 
[editar datos en Wikidata]


La demencia de cuerpos de Lewy es la tercera causa de demencia detrás de la enfermedad de Alzheimer y la demencia vascular.[1] Se considera una prevalencia de alrededor del 10 al 20 por ciento del total de casos de demencia.

Es una enfermedad neurodegenerativa. Su etiología no está aclarada. Su diagnóstico de certeza sólo puede hacerse post mórtem, con la demostración de la presencia en la corteza frontal, parietal y temporal, y en la sustancia negra, de los cuerpos de Lewy, que designan a unas estructuras incluidas en las neuronas y que corresponden a degeneración de su citoplasma formadas por la acumulación anormal de proteínas, fundamentalmente de alfa-sinucleína, la cual se identifica con certeza mediante técnicas inmunohistoquímicas.

Los síntomas de la enfermedad incluyen la presencia de deterioro cognitivo, similar a lo que podemos observar en la demencia tipo Alzheimer, además de la aparición de síntomas de parkinsonismo (lentitud de movimientos, rigidez articular y a veces temblor), alucinaciones, delirios o respuestas anormales a diversos fármacos. Las fluctuaciones son otro de los síntomas cardinales de la enfermedad.

Hasta la aparición en 1996 de los criterios diagnósticos del Taller Internacional del Consorcio para la Demencia con Cuerpos de Lewy, los casos de esta enfermedad solían ser erróneamente clasificados como enfermedad de Alzheimer (EA), enfermedad de Parkinson (EP) o la superposición de ambas.

Aún hoy la demencia de Cuerpos de Lewy es infradiagnosticada clínicamente. Constituye más del 10% de todos los casos de demencia que llegan a la necropsia, pero los estudios de muestras clínicas informan que sólo alrededor de un 5% tienen el síndrome de DCL.

Epidemiología[editar]

Se cree que podría constituir del 10% al 36% de las demencias, sólo sobrepasada por la enfermedad de Alzheimer, a la que frecuentemente se asocia. La edad de comienzo suele ser entre los 50 y los 70 años,

Aunque la mayor parte de la DCL es esporádica, hay unas cuantas familias en las que DCL y EP están determinadas genéticamente por anormalidades en el gen de la α-sinucleína, la proteína que se cree que está más implicada en la formación de los cuerpos de Lewy. El gen puede tener una mutación, o presentar secuencias de repetición (duplicación o triplicación).

Histología[editar]

El hallazgo histológico definitorio de la demencia de cuerpos de Lewi es la presencia en las neuronas corticales de los denominados cuerpos de Lewy (CL), inclusiones citoplasmáticas eosinófilas y redondeadas cuyo principal componente es la α-sinucleína, además de ubiquitina y proteínas de neurofilamento. Aparecen también abundantes placas de amiloide (como las de la enfermedad de Alzheimer), y escasos ovillos neurofibrilares.

Tan solo alrededor del 10-20% de los casos de demencia de cuerpos de Lewi son "puros", es decir, sin otras alteraciones histopatológicas acompañantes, otro 10-20% de casos presenta suficiente patología de placas y ovillos para ser acreedor de un diagnóstico histopatológico concomitante de enfermedad de alzheimer. La mayoría de los casos de DCL tiene alguna histopatología del tipo Alzheimer, habitualmente placas de amiloide neocorticales e hipocámpicas. La mayor parte de estos casos tendrá las características clínicas típicas de la demencia de cuerpos de Lewi .

Neuroimagen[editar]

En comparación con la enfermedad de Alzheimer, la atrofia del lóbulo temporal es menos pronunciada en la demencia de cuerpos de Lewy, mientras que la atrofia cerebral difusa (con su correspondiente dilatación ventricular ex vacuo) y las intensidades periventriculares y de la sustancia blanca tampoco diferencian la demencia de cuerpos de Lewy de la enfermedad de Alzheimer o de la Demencia Vascular. Los estudios de neuroimagen funcional con SPECT (tomografía computadorizada de emisión de fotón único) y PET (tomografía de emisión de positrones) han mostrado una hipoactividad parietotemporal similar en la enfermedad de Alzheimer y en la demencia de cuerpos de Lewy, mientras que la hipoactividad occipital es más pronunciada en esta última.

La función dopaminérgica nigroestriatal puede visualizarse mediante trazadores específicos para los transportadores pre-sinápticos de la dopamina (por ejemplo, mediante el carboximetoxi-iodofenil-tropano [CIT]-SPECT o PET). Estudios que han utilizado este método han encontrado una función dopaminérgica gravemente deteriorada en la demencia de cuerpos de Lewy, anormalidad que comparte con la enfermedad de Parkinson pero no con la enfermedad de Alzheimer. Estos hallazgos sugieren que el [CIT]-SPECT podría ser útil en el diagnóstico diferencial entre enfermedad de Alzheimer y demencia de cuerpos de Lewy.

Genética[editar]

El estudio genético no se puede recomendar como parte del estudio diagnóstico rutinario. La mayor parte de los casos de demencia de cuerpos de Lewy son esporádicos, y solo hay unos pocos casos de familias con enfermedad con CL autosómica dominante. El alelo APOE-ε4 (alelo ε4 de la apolipoproteína E) está muy difundido entre los casos de DCL, como ocurre en la EA, aunque ocurre menos en la EP.[2]

La mayoría de los estudios no han encontrado asociaciones entre la demencia de cuerpos de Lewy y los polimorfismos de genes involucrados en los casos de enfermedad de Alzheimer familiar. Sin embargo, la mutación APP717 (proteína precursora de amiloide 717) puede estar asociada a enfermedad de Alzheimer familiar y a cuerpos de Lewy en la corteza cerebral muy abundantes.[2]

Síntomas[editar]

La característica principal es una demencia de curso progresivo. Son típicos los déficits en la atención y en la función ejecutiva. Una alteración prominente de la memoria puede no ser evidente en las fases iniciales y aparecer de forma progresiva a medida que la enfermedad progresa. Algunos de los síntomas que presentan los pacientes con demencia de cuerpos de Lewy son los siguientesː

  • Breves episodios de confusión sin causa aparente. Es posible que el enfermo durante un periodo de tiempo variable se desoriente y no sepa donde se encuentra o la hora que es, en otras ocasiones tiene dificultad para hablar por no encontrar las palabras adecuadas o no es capaz de encontrar el camino de vuelta a casa. En ocasiones existe falta de atención, dificultad para la toma de decisiones y pérdida de comprensión. Los síntomas de deterioro de la capacidad cognitiva pueden variar considerablemente de un día a otro, por lo que el paciente puede conversar con normalidad en algunas ocasiones y no en otras. Estos síntomas se consideran típicos de la demencia de cuerpos de Lewy, pero pueden aparecer también en otros tipos de demencia, como en la enfermedad de Alzheimer.
  • Existencia de alucinaciones visuales muy llamativas, pueden aparecer también alucinaciones auditivas (escuchar sonidos inexistentes), olfativas y táctiles (tocar cosas que en realidad no existen).
  • Síntoma de dificultad de la movilidad similares a los que presentan los enfermos de enfermedad de Parkinson, por ejemplo rigidez excesiva, postura flexionada, falta de movimiento de los brazos al caminar, tendencia a las caídas, movimientos lentos y temblores.

Evolución de la enfermedad[editar]

La enfermedad cursa con empeoramiento progresivo, la duración media de la vida tras el diagnóstico es de 5 ó 6 años (con un rango de 2 a 20 años), el ritmo de progresión viene a ser de unos 4 ó 5 puntos al año en el Mini Mental State Examination de Folstein. En comparación con controles sanos, la función cognitiva de los pacientes con demencia con cuerpos de Lewy está deteriorada en todas sus áreas, con gran variabilidad. En comparación con la enfermedad de Alzheimer, los pacientes con demencia de cuerpos de Lewy pueden mostrar un deterioro menos grave de la memoria, pero más discapacidad visuoperceptiva, visuoespacial y constructiva.

Diagnóstico diferencial[editar]

La enfermedad guarda muchas similitudes con otros tipos de demencia, sobre todo con la demencia de la enfermedad de Alzheimer y la demencia vascular. Los síntomas motores se parecen mucho a los que existen en la enfermedad de Parkinson. Por otra parte hay que tener en cuenta otros procesos neurológicos y siquiátricos que producen alucinaciones, las cuales pueden aparecer en la mayor parte de los trastornos degenerativos cerebrales. Existen por otra parte numerosos trastornos psicoticos como la esquizofrenia que cursan con delirio y es preciso distinguir el proceso de los síntomas del delirio que aparece en otros muchos procesos de causa orgánica, por ejemplo el delirium tremens de los enfermos alcohólicos.[3]

Tratamiento[editar]

No existe ningún tratamiento capaz de modificar la evolución de la enfermedad. El tratamiento sintomático tiene como condiciones previas el diagnóstico preciso y la identificación de los síntomas más prominentes en cada paciente. El médico debe evaluar tanto el estado cognitivo como los trastornos psiquiátricos y motores.

  • Medidas no farmacológicas.

La mejora de los trastornos sensoriales potencialmente tratables, como las posibles alteraciones de la audición o de la visión, puede reducir las alucinaciones y las caídas. La reducción de los factores de riesgo del entorno (luz deficiente, alfombras con las que se pueda tropezar, escalones.), y otras medidas como el uso de protectores (de cadera, por ejemplo) pueden minimizar tanto las caídas como sus consecuencias.

  • Medidas farmacológicas.

Puede utilizarse un inhibidor de la colinesterasa para los síntomas psicóticos, a menudo con efectos beneficiosos sobre la apatía, la ansiedad, los trastornos del sueño y las alucinaciones. Deben intentar evitarse algunos medicamentos por sus efectos secundarios, los medicamentos con efectos anticolinérgicos, pueden empeoran el estado cognitivo, pueden exacerbar los síntomas psicóticos, o provocar hipotensión ortostática. Las medicaciones antiparkinsonianas pueden contribuir a la confusión y a las alucinaciones, y deberían reducirse a la dosis más baja de monoterapia con levodopa que sea efectiva.

Referencias[editar]

  1. Helpguide artículo sobre la demencia vascular
  2. a b De la Vega, R. y Zambrano, A. Demencia con cuerpos de Lewy [en línea]. Circunvalación del Hipocampo, octubre 2013
  3. Dementia with Lewy Bodies: A Distinct Non-Alzheimer Dementia Syndrome?. Paul G. Ince, Elaine K. Perry y Chris M. Morris, Brain Pathology, abril, 1998.

Enlaces externos[editar]