Gustavo Díaz Ordaz

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Díaz Ordaz Bolanos»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Gustavo Díaz Ordaz Bolaños
GustavoDOrdaz.jpg
Retrato de Gustavo Díaz Ordaz por Suárez Olvera

Seal of the Government of Mexico.svg
Presidente de los Estados Unidos Mexicanos
1 de diciembre de 1964-30 de noviembre de 1970
Gabinete Gabinete de Gustavo Díaz Ordaz
Predecesor Adolfo López Mateos
Sucesor Luis Echeverría Álvarez

Seal of the Government of Mexico.svg
Secretario de Gobernación de México
1 de diciembre de 1958-18 de noviembre de 1963
Presidente Adolfo López Mateos
Predecesor Ángel Carvajal
Sucesor Luis Echeverría Álvarez

Seal of the Government of Mexico.svg
Senador al Congreso de la Unión de México
por Puebla
Primera fórmula
1 de septiembre de 1946-31 de agosto de 1952
Predecesor Noé Lecona Soto
Sucesor Luis C. Manjarrez

Seal of the Government of Mexico.svg
Diputado al Congreso de la Unión de México
por Distrito 1 de Puebla
1 de septiembre de 1943-31 de agosto de 1946
Predecesor Blas Chumacero
Sucesor Blas Chumacero

Información personal
Nombre en español Gustavo Díaz Ordaz Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacimiento 12 de marzo de 1911
Bandera de México Ciudad Serdán, México.
Fallecimiento 15 de julio de 1979 (68 años)
Bandera de México Ciudad de México, México.
Causa de muerte Parada cardiorrespiratoria Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Mexicana Ver y modificar los datos en Wikidata
Religión Católica
Partido político PRI logo (Mexico).svg Partido Revolucionario Institucional
Familia
Cónyuge

Guadalupe Borja

(1915-1974)
Educación
Alma máter Universidad Autónoma de Puebla
Información profesional
Ocupación Abogado
Distinciones
[editar datos en Wikidata]

Gustavo Díaz Ordaz Bolaños (San Andrés Chalchicomula —hoy Ciudad Serdán—, Puebla; 12 de marzo de 1911 - México, D. F.; 15 de julio de 1979) fue un abogado y político mexicano que se desempeñó como Presidente de México del 1 de diciembre de 1964 al 30 de noviembre de 1970. En su gestión presidencial la economía nacional tuvo uno de sus mayores crecimientos, de un orden de entre 6 al 8% del Producto Interno Bruto (PIB) y la inflación (2.7%) se mantuvo en mínimos que no volverían a tenerse en el país en las siguientes décadas.[1]​ También se celebraron los primeros eventos deportivos internacionales del país como los Juegos Olímpicos de México 1968 y la Copa Mundial de Fútbol de 1970. Según conclusiones de la fiscalía mexicana,[2]​ Díaz Ordaz ordenó la represión sistemática al Movimiento de 1968 en México y el operativo militar denominada Operación Galeana que causó la llamada posteriormente "matanza de Tlatelolco" causando un número indeterminado de muertos, heridos y detenidos .[3]

Biografía[editar]

Díaz Ordaz en los Juegos Olimpicos de 1968 en México.

Gustavo Díaz Ordaz Bolaños nació el 12 de marzo de 1911 en la entonces llamada San Andrés Chalchicomula —hoy Ciudad Serdán— en el estado de Puebla; hijo de Ramón Díaz Ordaz Redonet y de Sabina Bolaños Cacho.

Las familias Díaz Ordaz y Bolaños Cacho eran de gran raigambre en el estado de Oaxaca, de donde ambos eran originarios; Ramón Díaz Ordaz era nieto del héroe liberal José María Díaz Ordaz, quien encabezó en Oaxaca a los liberales frente a las fuerzas conservadoras durante la Guerra de Reforma, se desempeñó como Gobernador del estado intermitentemente entre 1857 y 1860 y murió asesinado en circunstancias no aclaradas en Santo Domingo del Valle —llamada posteriormente en su honor Villa Díaz Ordaz— en 1860. Diversos miembros de la familia Bolaños Cacho también llegarían a ocupar cargos destacados en la política local y nacional.

Lejanamente emparentado con Porfirio Díaz y siendo descendiente de un héroe de la Reforma, Ramón Díaz Ordaz ocupó diversos cargos políticos entre los que estuvo el de Jefe Político del distrito poblado de Chalchicomula en el que se desempeñaba al nacer su hijo Gustavo; sin embargo, el estallido y triunfo de la Revolución mexicana barrió con la estructura burocrática porfirista y dejó a la familia Díaz Ordaz en graves problemas económicos por haber perdido gran parte de sus propiedades. Tras haberse traslado temporalmente a Jalisco retornaron a Oaxaca donde Gustavo Díaz Ordaz realizó sus estudios básicos e ingresó al célebre Instituto de Ciencias y Artes de Oaxaca a estudiar la preparatoria, sin embargo la falta de empleo e ingresos económicos llevó a la familia a emigrar definitivamente a la ciudad de Puebla de Zaragoza.

En Puebla ingresó al Colegio del Estado de donde egresó a los 26 años obtuvo el título de abogado. Desempeñó varios cargos públicos en su división administrativa natal, entre los que estuvo el de Presidente de la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje y magistrado del Supremo Tribunal de Justicia del Estado de Puebla. En estos cargos llamaría la atención del entonces gobernador y cacique poblano Maximino Ávila Camacho, quien a partir de entonces lo impulsaría en su carrera política.

Por nombramientos de Ávila Camacho llegaría primero a la vicerrectoría de la Universidad de Puebla y luego a ser Secretario General de Gobierno en la administración del gobernador Gonzalo Bautista Castillo, sucesor de Maximino pero que se encontraba bajo el dominio político de éste. En 1943 fue postulado y electo diputado federal a la XXXIX Legislatura en representación del Distrito 1 de Puebla y al terminar este cargo en 1946 pasó a ser Senador por su estado en el periodo comprendido entre ese año y el de 1952. En las Legislaturas XL y XLI en que fungió como senador, coincidió en dicha corporación con personajes como Adolfo López Mateos, Alfonso Corona del Rosal o Donato Miranda Fonseca con los que posteriormente desarrollaría alianzas políticas de importancia.

El 1 de diciembre de 1952 el nuevo presidente Adolfo Ruiz Cortines lo nombró Director General Jurídico de la Secretaría de Gobernación y algunos meses después pasó a ocupar la Oficilía Mayor de la misma dependencia; aunque ambos cargos no eran netamente políticos, el titular de la Secretaría, Ángel Carvajal Bernal, y su subsecretario, Fernando Román Lugo, eran enemigos políticos y prácticamente no se hablablan, en consecuencia muchos de los conflictos manejados por la secretaría tuvieron que ser resueltos por Díaz Ordaz.

El 1 de diciembre de 1958 asumió la Presidencia de México Adolfo López Mateos, con quien lo unía una cercana relación desde que ambos eran senadores, y desde ese día lo nombró titular de la Secretaría de Gobernación. Ocupó dicho cargo hasta que por instrucciones del mismo López Mateos fue postulado candidato del PRI a Presidente de México el 15 de noviembre de 1963.

Presidente de México (1964-1970)[editar]

El gobierno de Díaz Ordaz fomentó el desarrollo económico de México, siguió el modelo del "desarrollo estabilizador". El PIB nacional se mantuvo en un crecimiento de entre el 6 y el 8%, y la inflación se sostuvo en niveles bajos en un 2.7%, el cual contrastaría con el de su sucesor, Luis Echeverría Álvarez, un promedio del 15%.[1]​ Pese a dicho crecimiento económico, la desigualdad de ingreso entre las clases sociales del país y los entornos urbano y rural, así como los niveles de desempleo, no se contuvieron.[4]

En 1967, se firmó en la capital de la República, bajo su auspicio, el denominado Tratado de Tlatelolco, del que habría de surgir el Organismo para la Proscripción de Armas Nucleares de América Latina (OPANAL).

Actuación en el movimiento de 1968 en México[editar]

El presidente mexicano Gustavo Díaz Ordaz (izquierda) con el presidente estadounidense Richard Nixon durante un recorrido en automóvil en San Diego, California.

Durante su mandato, ordenó represión a los movimientos sociales, especialmente a las protestas estudiantiles como el movimiento de 1968 en México.[2]​ La fiscalía mexicana determinó en una investigación posterior que desde el gobierno de Díaz Ordaz se realizaron detenciones ilegales, maltratos, torturas, persecuciones, desapariciones forzadas, espionaje, criminalización, homicidios y ejecuciones extrajudiciales con el fin de extinguir al movimiento social presente en la Ciudad de México y algunos de los estados de la república.[2]

Aunque décadas después se sabría que esto era falso,[5]​ Díaz Ordaz basó sus acciones en la hipótesis de la conexión entre el movimiento estudiantil y el comunismo internacional, y que desde dicho sector se buscaría la realización de actos de sabotaje a los juegos olímpicos. Díaz dio información falsa a la Embajada de los Estados Unidos en México y a la Agencia Central de Inteligencia de ese país, de la cual era informante.[5][6]​ Según esta versión apócrifa, el movimiento derivaría en una revolución de ideología comunista que sería apoyada por la Unión Soviética, Cuba y China. Esta versión se encuentra presente en informes policiacos del Departamento del Distrito Federal y la Dirección Federal de Seguridad luego de los Enfrentamientos del 26 y 27 de julio de 1968, lo cual desencadenó una fuerte represión contra las organizaciones locales comunistas más visibles: el Partido Comunista Mexicano y la Central Nacional de Estudiantes Democráticos, cuyas oficinas fueron allanadas y sus miembros, detenidos arbitrariamente el mismo 27 de julio.[2]

Tal hipótesis se supo en Estados Unidos al menos desde septiembre de 1968.[7]​ El gobierno de México, con la complacencia de los Estados Unidos, implementó una campaña en medios de comunicación para reforzar la idea de la "conjura comunista" en la población, tendiente a justificar una represión a gran escala que exterminara, entonces, con un movimiento caracterizado como un riesgo a la seguridad nacional y a la soberanía.[7]

El estado mexicano caracterizó a dos sectores de la población, estudiantes y comunistas, como un problema de Seguridad Nacional y debían, por tanto, ser tratados con la misma estrategia de persecución y exterminio.

FEMOSPP, "Informe..." pp. 24

En su cuarto informe de gobierno el 1 de septiembre de 1968, Díaz asoció ante el congreso mexicano el descontento social con intentos de sabotaje a los juegos olímpicos de México 1968.[8]​ "Los desórdenes juveniles que ha habido en el mundo han coincidido con frecuencia con la celebración de un acto de importancia en la ciudad donde ocurren; en Punta del Este, Uruguay, ante el anuncio de la reunión de los presidentes de América, se aprovechó a la juventud estudiantil para provocar graves conflictos". Por tanto anunció que no toleraría ningún esfuerzo por restar "lucimiento" a los juegos olímpicos. Argumentó que en la actuación estudiantil influían causas externas al país, ya que se realizaban "calca de los lemas usados en otros países, las mismas pancartas, idénticas leyendas, unas veces en simple traducción literal, otras en absurda parodia".[8]​ "El se mostró profundamente ofendido por la toma de la catedral y por el izamiento de un estandarte rojinegro en el asta bandera del Zócalo", informó a los Estados Unidos el entonces embajador de ese país en México, Fulton Freeman.[9]

La orden final dada por Díaz Ordaz culminó en la implementación del operativo militar llamado Operación Galeana, que culminó en la matanza de la Plaza de las Tres Culturas (Tlatelolco, ciudad de México) el 2 de octubre de 1968, convirtiéndose así en responsable intelectual, junto con sus secretarios de Gobernación (Luis Echeverría Álvarez) y de la Defensa Nacional (Marcelino García Barragán), del asesinato, detención y desaparición de varias centenas de estudiantes. En el operativo participaron la Secretaría de Gobernación, el Ejército Mexicano, la Policía Secreta y un cuerpo paramilitar formado específicamente formado para la represión a este movimiento llamado Batallón Olimpia.[2]

El 1 de septiembre de 1969 declaró en su quinto informe de gobierno al congreso:

Por mi parte, asumo íntegramente la responsabilidad personal, ética, social, jurídica, política e histórica, por las decisiones del gobierno en relación con los sucesos del año pasado

Gustavo Díaz Ordaz, 1 de septiembre de 1969.

Su sucesor en la presidencia, Luis Echeverría, declaró a Jorge G. Castañeda en el libro La Herencia:[10]

Porque cuando me preguntan ¿usted mandó a los soldados a Tlatelolco? siempre contesto: "No, el comandante supremo era él, yo no lo fui hasta el día primero de diciembre de 1970."

Luis Echeverría

El 1 de diciembre de 1970 le sucedió en la presidencia Luis Echeverría Álvarez. En abril de 1977 se le nombró embajador en España, al reanudarse las relaciones diplomáticas entre ambos países, tras 38 años de interrupción de las mismas, a raíz de la instauración del régimen franquista. Pocos meses después, renunció a su cargo, debido a las críticas que recibió tanto en México como en España por los acontecimientos en Tlatelolco.

Además fue cuestionado por su supuesta relación sentimental con la actriz y cantante Irma Serrano.[11]​ Sobre el control férreo que ejerció sobre los medios de comunicación durante su mandato, dice el periodista Jacobo Zabludovsky:

"Le voy a contar una anécdota personal que refleja en gran medida el carácter de Díaz Ordaz, más que muchos libros o testimonios: el día 3 de octubre [de 1968] me llamó por teléfono. Fue la única vez que Díaz Ordaz me llamó por teléfono, aunque habíamos conversado en otras ocasiones. Me habló para preguntarme por qué la víspera había yo aparecido en pantalla con corbata negra. Le dije: 'Señor Presidente, yo uso corbata negra desde hace unos años. No tengo otra, más que negra'. Él estaba muy disgustado."[12]

Murió el 15 de julio de 1979 en la Ciudad de México, por causas de un cáncer de colon y de asma.

Informador de la CIA[editar]

Díaz Ordaz fue colaborador de la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos.[13]​ Documentos desclasificados de la agencia varias décadas después le asignan el código Litempo-2.[14]Litempo 1 era Emilio Bolaños, un sobrino de Gustavo Díaz Ordaz que podría haber sido el conducto por el cual la CIA entró en contacto con el mandatario cuando este era secretario de Gobernación.[15]​ El código Litempo era compuesto por el prefijo LI, que identificaba operaciones en México y Tempo, que identificaba al programa de relación entre la CIA y "altos funcionarios selectos" de México.[16]

Referencias[editar]

  1. a b Comparán Ferrer, Alejandro (19 de julio de 2004). «Economía mexicana: ¿fueron mejores los sesenta?». Red Universitaria / Gaceta de la Universidad de Guadalajara (Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas). Consultado el 31 de julio de 2017. 
  2. a b c d e FEMOSPP. Informe Histórico presentado a la sociedad mexicana: Fiscalía especial FEMOSPP. Serie: México: Genocidio y delitos de lesa humanidad. Documentos fundamentales 1968-2008. Tomo IX. México, Comité 68, 2008, 890 páginas. También disponible en versión digital.
  3. «El Universal | Matanza de Tlatelolco». El Universal. Consultado el 31 de julio de 2017. 
  4. Gollás, Manuel (Febrero de 2003). «MÉXICO. CRECIMIENTO CON DESIGUALDAD Y POBREZA (DE LA SUSTITUCIÓN DE IMPORTACIONES A LOS TRATADOS DE LIBRE COMERCIO CON QUIEN SE DEJE).». Serie Documentos de Trabajo (Centro de Estudios Económicos - El Colegio de México). 
  5. a b Méndez, Alfredo (3 de octubre de 2008). «Díaz Ordaz engañó a la CIA: Doyle». www.jornada.unam.mx. La Jornada. Consultado el 31 de julio de 2017. 
  6. Carreño, José. «"Echeverría y Díaz Ordaz engañaron a CIA sobre el 68"». El Universal. p. 2008-10-19. Consultado el 31 de julio de 2017. 
  7. a b Vargas, Rosa (28 de septiembre de 2008). «Revela documental injerencia de Estados Unidos en el conflicto estudiantil del 68». www.jornada.unam.mx. Consultado el 31 de julio de 2017. 
  8. a b Verduzco, Carolina; Chávez, Ileana; Revueltas, José; Comité 68 Pro Libertades Democráticas (2008). México, genocidio y delitos de lesa humanidad: documentos fundamentales, 1968-2008. Comité 68 Pro Libertades Democráticas. Consultado el 31 de julio de 2017. 
  9. Mireya Cuéllar (26 de septiembre de 2002). «Tlatelolco, las claves de la masacre». www.jornada.unam.mx. La Jornada. Consultado el 18 de agosto de 2016. 
  10. 1953-, Castañeda, Jorge G., (1999). La herencia : arqueología de la sucesión presidencial en México (1. ed edición). Aguilar, Altea, Taurus, Alfaguara. ISBN 9681905733. OCLC 41660222. 
  11. http://www.jornada.unam.mx/1998/09/30/irma.html Yo vivía con Díaz Ordaz; no ordenó disparar: Irma Serrano
  12. http://www.jornada.unam.mx/1998/09/28/nunca.html Nunca creí que hubiera conjura comunista en 68: Zabludovsky
  13. Morley, Jefferson (1 de enero de 2011). Nuestro hombre en México: Winston Scott y la historia oculta de la CIA. Santillana Ediciones Generales. ISBN 9786071108883. Consultado el 20 de agosto de 2016. 
  14. http://www.eluniversal.com.mx/internacional/56551.html El espía que impactó a México
  15. http://www2.eluniversal.com.mx/pls/impreso/noticia.html?id_nota=144374&tabla=nacion "Echeverría y Díaz Ordaz engañaron a CIA sobre el 68"
  16. "Echeverría y Díaz Ordaz engañaron a CIA sobre el 68" - El Universal - México

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]

Videos[editar]


Predecesor:
Adolfo López Mateos
Presidente de los Estados Unidos Mexicanos
México

1964-1970
Sucesor:
Luis Echeverría Álvarez
Predecesor:
Adolfo López Mateos
Candidato Presidencial del Partido Revolucionario Institucional
1963-1964
Sucesor:
Luis Echeverría Álvarez
Predecesor:
Ángel Carvajal Bernal
Secretario de Gobernación de México
1958-1963
Sucesor:
Luis Echeverría Álvarez
Predecesor:
Adalberto Tejeda Olivares
Embajador de México en España
1977
Sucesor:
José Gómez Gordoa
Predecesor:
Blas Chumacero
Diputado Federal por el
I Distrito de Puebla

1943-1946
Sucesor:
Blas Chumacero