Color cálido y frío

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

El color cálido y frío es una oposición en teoría del color que apareció a partir del siglo XVIII en el análisis de las pinturas para definir el efecto que provocaban determinados colores en el espectador. De este modo, los colores relacionados con el verde o el azul son fríos, mientras que los colores relacionados con el rojo o el amarillo son cálidos. Curiosamente, es una sensación opuesta a la temperatura de color real, ya que las estrellas que emiten más calor son azules y no amarillas o rojas. La distinción ha pasado a la cultura popular, por ejemplo en el grifo, donde el rojo indica agua caliente y el azul agua fría.

Se considera que el color más frío es el azul oscuro, que se parece al cielo de noche, similar al negro o al fondo del mar, elementos naturales que se asocian a la sensación de frío. Hay polémica entre los artistas, en cambio, sobre qué color es el más cálido,[1]​ algunos indican el rojo por su fuerza (es el que impera en la cultura popular como símbolo de alta temperatura , como el fuego) y otros el amarillo, internamente unido a la luz.

Calidez de color y nombres[editar]

No todas las lenguas se refieren a los colores cálidos y fríos con los mismos términos. Según la teoría evolucionaria de los nombres del color de Kay, si un idioma tiene solamente tres palabras para designar color, estas equivaldrán al color negro, blanco y rojo, que aparece como el más básico. Posteriormente emerge el contraste entre el verde y el amarillo y más adelante una palabra específica para el azul. Y tampoco todas las lenguas agrupan estos contrastes de la misma forma.

Respecto a los colores fríos existen las siguientes posibilidades:

  • Distinción entre azul y verde como tonos esenciales (con variantes o sin ellas).
  • No hay distinción entre azul y verde, que se designan con una sola palabra (la opción más frecuente entre lenguas).
  • Los colores fríos se parecen a colores oscuros y reciben un nombre como el negro.
  • Hay un mismo término que engloba los colores fríos y el amarillo en oposición al básico rojo.
  • El azul se separa de un término que designa al mismo tiempo amarillo-verde, considerados colores cálidos.

Respecto a los colores cálidos se observan las siguientes variaciones:

  • Se diferencia entre tonos de amarillo y de rojo, la opción más común.
  • Se asocian todos los colores cálidos a un solo término.

Teniendo en cuenta que el rojo es el color más básico, no existe ninguna lengua conocida que separe los colores fríos y en cambio utilice un solo término para los colores cálidos. [2][3]

Referencias[editar]

  1. «handprint : color temperature». www.handprint.com. Consultado el 13 de diciembre de 2016. 
  2. «WALS Online - Chapter Red and Yellow». wals.info. Consultado el 13 de diciembre de 2016. 
  3. «Color càlid i fred» |url= incorrecta con autorreferencia (ayuda). Viquipèdia, l'enciclopèdia lliure (en catalán). 23 de agosto de 2016. Consultado el 13 de diciembre de 2016.