Casio Dionisio Longino

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Dionisio Longino (Emesa, 213 - Palmira, 273) fue un filósofo y literato griego.

Su elocuencia y filosofía le granjearon mucha reputación en el siglo III.

Era sobrino del retórico Frontón de Emesa. Enseñó en Atenas, viajó en su juventud y se convirtió en alumno de la Escuela de Alejandría, donde tomó lecciones de los neoplatóniscos Ammonios Saccas y Orígenes. En Atenas abrió una escuela de retórica y filosofía que atrajo a muchos discípulos. Hizo clasificaciones de filósofos y, en un banquete, citó a todos los que venían de Atenas.

Antes del año 263 fue maestro de Pórfido de Tiro, quien lo llamó «el mayor crítico de nuestro tiempo». Luego se mudó a Roma, donde asistió la escuela de Plotino. Longino admiraba a Plotino, pero Plotino dijo que Plotino no era un filósofo (‘amigo de la sabiduría’) sino un filólogo (‘amigo de las palabras’).

Se decía de que era una biblioteca viviente. Escribió en griego:

  • Observaciones críticas sobre los autores antiguos

De vuelta en Siria, fue ministro de Zenobia, reina de Palmira, quien buscaba la independencia de Siria contra el Imperio romano. Se asegura que Longino dictó la noble y decidida contestación que Zenobia dio al emperador Aureliano. Cuando los romanos invadieron Palmira, Zenobia le echó la culpa de su levantamiento a sus asesores, principalmente Longino. Su constancia en los tormentos y en la ejecución demostró una magnanimidad digna de Sócrates.

Texto atribuido incorrectamente a Longino[editar]

Un tratado sobre lo sublime, escrito en la época de Longino o poco antes, fue atribuido a este filósofo, pero esto se debió a un error de copista. Actualmente a su autor se le llama Seudo-Longino.

Referencias[editar]