Carrascoy y El Valle

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
El Valle y Carrascoy
(El Valle y Carrascoy)
colspan="2" Plantilla:Ficha de espacio natural/IUCN Parque regional
Situación
País España
División Comunidad autónoma de la Región de Murcia
Subdivisión Huerta de Murcia
Ciudad cercana Murcia
Datos generales
Administración Comunidad autónoma de la Región de Murcia
Grado de protección Parque natural
Fecha de creación 1979
Legislación Orden de 18 de mayo de 2005.
Nº de localidades 1 (Los Teatinos)
Situación del espacio dentro de la Región de Murcia.
Situación del espacio dentro de la Región de Murcia.

El Valle y Carrascoy es un parque regional[1] situado en la comunidad autónoma de la Región de Murcia (España), enclavado en los municipios de Murcia, Fuente Álamo de Murcia y Alhama de Murcia, a caballo entre las comarcas de la Huerta de Murcia y el Campo de Cartagena. Está integrado por la extensa cadena de montañas que cierran el Valle del río Segura por el sur, englobando una superficie total aproximada de 16.724 hectáreas.

Por su cercanía a Murcia, constituye el principal pulmón verde de la capital y toda su área metropolitana. Entre las poblaciones aledañas al parque, en su mayoría integradas dentro del área sub-comarcal denominada Cordillera Sur, destacan: Sangonera la Verde, El Palmar, La Alberca, Beniaján, Corvera y Sucina.

Geografía[editar]

Vista de la Sierra de Columbares.

En general se trata de relieves muy abruptos, con fuertes pendientes y diversidad geológica. Las paredes de la cara norte son húmedas y con una densa vegetación, mientras que las del sur configuran grandes espacios de una aridez extrema (lo que se ha venido a denominar paisaje lunar). Las partes más bajas de las sierras están ocupadas por cultivos, en su mayoría cítricos y frutales de hueso.

  • Sierra de Carrascoy, la más extensa y elevada del conjunto, cuyo vértice alcanza los 1.065 metros de altitud.
  • Sierra del Puerto, atalaya rocosa que domina el puerto de La Cadena, coronada a 540 metros por el castillo árabe de La Asomada.
  • Cresta del Gallo, debe su nombre al conjunto de picos enclavados en lo alto de ella, cuya forma recuerdan a los de la cresta de un gallo. Su cumbre asciende hasta los 518 metros de altura sobre el nivel del mar, aunque es otro vértice ubicado al suroeste de la sierra, el Relojero, el que la corona con sus 603 metros. Recibe la denominación popular de El Valle, nombre de una tradicional zona recreativa enclavada en uno de los valles de la sierra.
  • Miravete, monte de 425 metros sobre el nivel del mar, continuación de la Sierra de la Cresta del Gallo tras la interrupción que supone la rambla del Garruchal.
  • Columbares, se yergue solitaria en el extremo oriental del área protegida hasta los 646 metros de altitud.
  • Sierra Altaona, la más seca y quebrada de las que configuran el parque, destaca por sus erosionados peñascos elevándose sobre ramblizos y barrancos, entre Beniaján y Sucina.
  • Puertos de La Cadena, Garruchal y San Pedro, pasos naturales entre la Huerta de Murcia y el Campo de Cartagena, en los que se documentan caminos y rutas de trashumancia desde época romana.

Flora y vegetación[editar]

Pico de la Cresta del Gallo, rodeado de Pinus halepensis.

El paisaje forestal está dominado por densos pinares de pino carrasco (Pinus halepensis) asociado a chaparras (Quercus ilex) y coscojas (Quercus coccifera), especialmente por encima de los 450-500 msnm y en las umbrías.

En el resto de pinar, el sotobosque lo forman matorrales típicos del bosque mediterráneo como el lentisco (Pistacia lentiscus), enebro de la miera (Juniperus oxycedrus), palmito (Chamaerops humilis), de nuevo la coscoja (Quercus coccifera), el acebuche (Olea europaea) o el espino negro (Rhamnus lycioides). En muchas zonas del Parque, el sotobosque ha desaparecido y aparece casi exclusivamente una especie herbácea, el lastón (Brachypodium sp.), tapizando el suelo bajo los pinos.

Puntualmente aparecen pies de pino piñonero (Pinus pinea) entre los pinos carrascos.

En zonas de solana el pinar aparece más abierto y en esas zonas más expuestas al calor y la aridez predominan las especies xerófilas, bien adaptadas a la falta de humedad. Abundan la albaida (Anthyllis cytisoides), la jara (Cistus albidus) y el esparto (Stipa tenacissima), junto a plantas aromáticas como el romero (Rosmarinus officinalis), el poleo de monte (Teucrium capitatum), el tomillo (Thymus hyemalis), o la ajedrea (Satureja).

En la finca de El Majal Blanco, propiedad del Ayuntamiento de Murcia, situada en el centro de la Sierras del Puerto, se conserva entre el carrascal de encinas (Quercus ilex), una pequeña formación de grandes alcornoques (Quercus suber) de origen antrópico. Por su peculiaridad, estos árboles centenarios son especialmente cuidados por el personal del Parque.

En los barrancos y ramblas predominan los tarays (Tamarix gallica) y las adelfas (Nerium oleander), junto con juncos (Juncus sp.) y eneas (Typha sp.) que aparecen junto a las charcas. Algunos ejemplares de madreselva (Lonicera sp.) aparecen en las zonas más húmedas..

En los roquedos aparecen helechos y líquenes además de numerosos endemismos como Centaurea saxicola, Lafuentea rotundifolia o diversas especies del género Teucrium.[2] [3]

Dentro del Parque se han catalogadas 16 especies de flora protegida.[4] [5]

Fauna[editar]

Sierra de la Cresta del Gallo desde la rambla del Garruchal.

En cuanto a la fauna, las aves y los insectos representan lo más destacado del entorno.

Insectos[editar]

Entre los insectos, hay 52 especies de mariposas entre ellas Tarucus theophrastus.[6]

Aves[editar]

El Parque alberga importantes poblaciones de aves rapaces, incluyendo águila culebrera (Circaetus gallicus), águila calzada (Hieraaetus pennata), águila perdicera (Aquila fasciata), cernícalo (Falco tinnunculus), halcón peregrino (Falco peregrinus) en roquedos y cortados, águila real (Aquila chrysaetos), búho real (Bubo bubo, principal especie que motivó la declaración de ZEPA en buena parte del Parque) y la mayor concentración de ratoneros (Buteo buteo) de la Región de Murcia,[7] [7]

En el pinar viven el carbonero común, mito, herrerillo capuchino, verdecillo, piquituerto, pito real, carbonero garrapinos.

Mamíferos[editar]

Como en casi toda la Península, no hay grandes depredadores. Los carnívoros están representados por el gato montés (Felis sylvestris) y algunos ejemplares de garduña (Martes foina), tejón (Meles meles) y comadreja (Mustela nivalis).

Hay catalogadas siete especies de murciélagos (Rhinolophus ferrumequinum, R. euryale, R. hipposideros, Myotis myotis, M. blythii, M. capaccinii, Miniopterus schreibersii).[8] Como todas las especies ibéricas de murciélagos, están incluidas en el Anexo IV de la Directiva Hábitats.[9] [7]

Además del jabalí (Sus scrofa) (principalmente en Carrascoy) no hay otros mamíferos de gran tamaño, aunque son relativamente abundantes los conejos (Oryctolagus cuniculus) y otros roedres menores.

Anfibios y reptiles[editar]

Hay varias especies de reptiles y anfibios.

Galápago leproso (Mauremys leprosa), lagarto ocelado (Timon lepidus), lagartija colilarga (Psammodromus algirus), lagartija ibérica (Podarcis hispanicus), culebra bastarda (Malpolon monspessulanus) y culebra de escalera (Rhinechis scalaris).

En los cauces de algunas ramblas aparecen el sapo común (Bufo bufo) y el sapo corredor (Epidalea calamita).[7]

Conservación[editar]

Las primeras medidas para la conservación de estos parajes se tomaron en 1917, cuando gran parte del área ya fue declarada Sitio Natural de Interés Nacional, no llegando al grado de protección regional actualmente vigente hasta 1992. Recientemente, este espacio natural ha sido propuesto para su incorporación a la Red Natura 2000 (Red Europea de Espacios Naturales). Además, amplias áreas del parque están declaradas Zona de Especial de Protección para las Aves (ZEPA) y Lugar de Interés Comunitario (LIC), ambas figuras de protección a escala europea.

El espacio protegido continúa hacia la provincia de Alicante bajo el nombre de Sierra Escalona, también protegida como ZEPA.

Amenazas[editar]

Las principales amenazas a la conservación de este espacio son la gran presión turística (pisoteo, ruidos, vertidos incontrolados de escombros y basuras) derivado de las actividades de uso público y excesiva proximidad a Murcia y la presión urbanística en la zona de El Valle (proyectos de carreteras y urbanizaciones, apertura de campos de golf, etc.) y la presión agrícola en las estribaciones de Carrascoy, con apertura y ampliación de regadíos. Puntualmente, el sobrepastoreo, la extracción de áridos y las instalaciones de radiocomunicación y aerogeneradores suponen impactos ambientales negativos.[2] [10]

Estos problemas se asocian entre otros a la mortandad de numerosas especies de aves protegidas, como el águila perdicera, por electrocución en tendidos eléctricos, caza,uso ilegal de venenos y trampas o expolio de nidos.[10]

ZEPA de El Valle y Sierras de Altaona y Escalona[editar]

La mayor parte de la serranía, 14.825 hectáreas, quedan protegidas como Zona de Especial Protección para las Aves dentro de la Red Natura 2000 de la Unión Europea.[10]

Con esta ZEPA se quiere proteger especialmente la alta densidad de ejemplares de búho real y águila perdicera. También se protegen otras rapaces como el águila real, el águila culebrera y el halcón peregrino.

LIC de Carrascoy y El Valle[editar]

Con una superficie algo menor que la de la ZEPA, el Lugar de Importancia Comunitaria de Carrascoy y el Valle protege 10.770 ha de 13 hábitats diferentes considerados como prioritarios dentro de la Unión Europea.[2]

Monumentos y lugares de interés[editar]

Vista de la fachada del Santuario de la Fuensanta.

Tanto su riqueza paisajística y calidad medioambiental, como el antiguo patrimonio arqueológico, histórico y cultural que atesora este rincón de la Huerta de Murcia, le han valido su potenciación como importante reclamo lúdico y turístico de la zona. Excursiones, deportes de montaña, visitas guiadas, rutas monumentales, son algunas de sus muchas posibilidades.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Datos generales del parque. Comunidad autónoma de la Región de Murcia
  2. a b c Lugares de la Lista Nacional. Red Natura 2000. (Dir. 92/43 CEE). Carrascoy y El Valle. 25/10/2003. http://www.mma.es/secciones/biodiversidad/rednatura2000/rednatura_espana/pdf/es6200002.pdf. 
  3. Torrente, P.; Egea, J.M. y Moreno, P. (1985). «Líquenes epífitos de la zona culminal de la sierra de Carrascoy (Murcia, España)». Anales de Biología (Universidad de Murcia) (6):  pp. 29-31. http://revistas.um.es/analesbio/article/view/35431/33941. Consultado el 24 de mayo de 2010. 
  4. «El Valle y Carrascoy. Flora». Región de Murcia digital.
  5. (en español, pdf) Carrascas de Carrascoy. Ayuntamiento de Murcia. http://www.murcia.es/medio%2Dambiente/medio%2Dambiente/material/carrascoy.pdf. 
  6. Javier Carrión Herrero y Miguel López Munguira (24 de enero de 2003). «Conservación de mariposas diurnas en los parques protegidos de España peninsular». Revista Entomología.net. Consultado el 29 de agosto de 2010.
  7. a b c d «El Valle y Carrascoy. Fauna». Región de Murcia digital.
  8. Lisón, Fulgencio; Aledo, Emilio; Calvo, José Francisco (2011). «[http://www.um.es/analesdebiologia/numeros/33/PDF/33_2011_09.pdf Los murciélagos (Mammalia: Chiroptera) de la Región de Murcia (SE España): distribución y estado de conservación]». Anales de Biología (Murcia, España: Dpto. de Ecología e Hidrología, Universidad de Murcia) (33):  pp. 79-92. http://www.um.es/analesdebiologia/numeros/33/PDF/33_2011_09.pdf. 
  9. «Anexo IV – Especies animales y vegetales de interés comunitario que requieren una protección estricta. Directiva 2006/105/CE». Diario Oficial L 363 de 20.12.2006. http://eur-lex.europa.eu/LexUriServ/LexUriServ.do?uri=CELEX:32006L0105:ES:NOT. 
  10. a b c Zonas de Especial Protección para las Aves. Red Natura 2000. (Dir. 79/409 CEE). Monte El Valle y Sierras de Altahona y Escalona. 01/08/2003. http://www.mma.es/secciones/biodiversidad/rednatura2000/rednatura_espana/pdf/es0000269.pdf. 

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]