Cape Flats

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Cape Flats (en afrikáans, Die Kaapse Vlakte; lit. "Planicies del Cabo") es una extensa región de baja altura ubicada en el distrito centra de Ciudad del Cabo. Para muchas personas en Ciudad del Cabo, el área es conocida simplemente como The Flats.

Imagen Landsat de Cape Town y sus alrededores, vista aproximadamente desde el este. La península del Cabo en el frente; Table Bay y la isla Robben en la izquierda; False Bay con Seal Island (pequeño punto blanco) a la derecha. Las montañas de Boland en la parte posterior. El óvalo (eje largo de aproximadamente de 25 km) demarca las Planicies del Cabo.

Ha sido descrita como el "vertedero del apartheid", ya que a partir de los años 1950 el área se convirtió en el hogar de personas que el gobierno del apartheid designó como no-blancas. Leyes basadas en la raza, como las Group Area Acts y las leyes de pases, expulsaron a las personas que no eran blancas de las zonas urbanas más centrales que fueron designadas para blancos y las reubicaron en viviendas comunales construidas por el gobierno en estas planicies, o hicieron ilegales a sus viviendas en la zona, obligando a muchas personas designadas como negras y coloured a vivir en asentamientos informales en otros lugares de esta región. Desde ese entonces, las Flats han sido el hogar de gran parte de la población de la región metropolitana de Ciudad del Cabo.

Geología y geografía[editar]

En términos geológicos, el área es esencialmente una amplia capa de área eoliana, principalmente de origen marino, la cual se formó gracias a las playas adyacentes en un periodo de cien mil años. Debajo de la arena, el lecho de la roca es en general es el esquisto de Malmesbury, con la excepción del margen occidental entre Zeekoevlei al sur de Claremont y Wetton al norte, en donde se puede encontrar una masa intrusiva de granito del Cabo.

Al oeste, la expansión de las planicies se ve limitada por una elevación que se extiende hacia las alturas montañosas de la península del Cabo, mientras que en el este la tierra se eleva de forma gradual hacia la cordillera Hottentots Holland y otras regiones elevadas en el interior de Boland.

Gran parte de la arena no está consolidada; sin embargo, en algunos lugares cerca de la costa de la bahía Falsa las dunas de arena más antiguas se han consolidado en una arenisca suave. Estas formaciones cuentan con importantes fósiles como el extinto león del Cabo y también contiene evidencia física de que decenas de miles de años atrás hombres de la edad de piedra usaban la zona para cazar.

El área tiene un clima mediterráneo, con veranos cálidos y secos e inviernos frescos y húmedos. Por lo general está expuesta al viento, tanto del noroeste (invierno) como del sureste (verano). Las inundaciones pueden ser un problema en julio y agosto. Periodos fríos y lluviosos, en especial entre agosto y septiembre, pueden hacer muy difícil la vida para las personas que cuentan con casas de calidad inferior.

Historia[editar]

Antes de 1950[editar]

El naturalista inglés William John Burchell indicó en 1811 que las profundas arenas de las planicies hacían los viajes por carreta o carros extremadamente difíciles. La situación se hacía mucho peor debido a una falta generalizada de leña, haciendo que las personas que recolectaban combustible podaran los pocos arbustos y árboles nativos del lugar que estabilizaban la arena.[1]

Durante la segunda mitad del siglo 19, el área fue devorada por completo por vegetación foránea, principalmente de origen australiano.[2]​ Las plantas incluían a hakeas y especialmente mimosas. La principal causa de esta infestación de debió a las decisiones tomadas por las autoridades coloniales. Esta era una época que precedía a los avances tecnológicos modernos para la construcción de caminos permanentes y en esos días las planicies del Cabo era un masivo mar de dunas no estabilizadas que se movían sin limitaciones con los fuertes vientos. Esto hacía que los viajes desde Ciudad del Cabo al interior fueran muy difíciles, en especial para las carretas jaladas por bueyes de esa época. Las autoridades decidieron tratar de estabilizar la arena con plantas nativas de las colonias británicas de Nueva Gales del Sur y Australia Occidental.

La primera importación de mimosas se dio en 1827. Las plantaciones masivas fueron establecidas en los años 1840 y 1850; las obras continuaron incluso más allá después de 1875.

En ese entonces el plan funcionó muy bien: el avance de las dunas se detuvo. El precio a pagar, en términos ecológicos, fue que las planicies del Cabo se vieron cubiertas de especies invasoras. En años recientes se ha tratado intensamente de luchar en contra de la sobrepoblación de estas especies foráneas.

A partir de 1950[editar]

Las Cape Flats sufrieron un cambio revolucionario en la segunda mitad del siglo 20. En 1950 el área prácticamente estaba inhabitada. Existía tan solo un camino estrecho que conectaba a Ciudad del Cabo con Strand que estaba flanqueado de vegetación foránea y era posible viajar a lo largo de esta vía durante varios kilómetros sin encontrar ninguna señal de urbanización salvo por unas cuantas cercas y un puñado de granjas. Los antílopes nativos de la zona se paseaban a placer por el lugar. El ejército utilizaba el área para ejercicios militares y los pocos agricultores que vivían en los Flats trataban de ganarse la vida cultivando vegetales en pequeños pedazos de suelo de mala calidad debido a las dunas. No existían servicios modernos y el agua potable era recolectada de tanques en los techos de las casas y la iluminación a la noche era provista por lámparas de aceite.

Murales 'West Side' & 'Thug Life' en el township de coloured de Manenberg, en el territorio de la pandilla Hard Livings
Escena callejera en el township de Bonteheuwel
Estación de trenes de Cape Flats
Recolectores de chatarra de Cape Flats
Barrio pobre en Cape Flats

La era de la arena y los antílopes desapareció por completo en poco más de una generación. El cultivo de verduras persistió, pero en mucho menor medida, porque la urbanización envolvió vastas extensiones de tierra en poco tiempo. Durante la era del apartheid, aquí se construyeron grandes proyectos de vivienda, principalmente como parte del esfuerzo más grande del gobierno nacionalista para forzar a la llamada comunidad de color a salir de las áreas centrales y occidentales de Ciudad del Cabo, que los teóricos políticos de la época habían designado como áreas solo para blancos. Esto significaba que solo los blancos podían residir allí permanentemente; las personas de color podían trabajar en la ciudad pero no podían vivir allí. Además, otros grandes municipios de personas de raza negra (como Khayelitsha y Gugulethu) crecieron en los departamentos como producto tanto de asentamientos informales como de reubicaciones forzadas del gobierno. Dado que muchas personas Xhosa de la región, incluidas las personas nacidas y criadas en el área de Ciudad del Cabo, fueron designadas bajo el apartheid como residentes de bantustanes, muchos se vieron obligados a vivir ilegalmente en el área, contribuyendo aún más al crecimiento de los asentamientos informales. Estos consistían principalmente en chozas hechas de "estaño" (en realidad hierro corrugado que, de manera confusa, hoy en día está hecho de acero dulce), cartón y madera. En 1993, Ciudad del Cabo tenía una cartera de viviendas de aproximadamente 40 000 casas y con el número de personas que emigran de las zonas rurales aumentando cada año, por lo que la cartera de pedidos aumenta. Una de las principales prioridades del PDR (Programa de Reconstrucción y Desarrollo) es construir casas.[3]

Desde el fin del apartheid, estas comunidades ya no están legalmente limitadas por restricciones racionales; pero su historia, lenguaje, economía y política étnica aún contribuyen a la homogeneidad de las áreas locales. Es por esto que, por ejemplo, la mayoría de los residentes de Mitchell's Plain aún hablan una versión de afrikáans propia del lugar, además de inglés, y ya sea ellos o sus padres fueron designados como coloured bajo las leyes del apartheid; la mayoría de los residentes de Khayelitsha aún hablan xhosa e inglés, y ya sea ellos como sus padres fueron designados como negros bajo las leyes del apartheid. No obstante, algunas áreas de Cape Flats han visto un aumento en la diversidad de sus residentes, habiendo cada vez más hablantes de xhosa en lugares en los que anteriormente se hablaba exclusivamente afrikáans.

Cultura y política[editar]

Las planicies del Cabo son hogar de una rica historia cultural. Su música va desde el más serio jazz de Abdullah Ibrahim y Basil Coetzee y su himno 'Mannenberg' (nombrado en honor a un caserío de Cape Flats), a las canciones alegres de pop de Brenda Fassie; y continúa el día de hoy en un movimiento de hip-hop.[4][5]

Entre sus comunidades religiosas (para nombrar algunas) se encuentran congregaciones hablantes de afrikáans de la Iglesia reformada neerlandesa, comunidades rastafari, personas que solo practican religiones xhosa, iglesias sincréticas cristianas xhosa, iglesias cristianas evangélicas y la comunidad musulmán de África más grande del sur de África (la cual tiene sus raíces en la comunidad histórica de malayos del cabo, la cual ha estado presente desde el siglo 17).

En los años 1940, un tipo de modificación dental conocida como passion gap (brecha de pasión) se puso de moda en la zona y continúa siendo popular hoy en día. La modificación implica la extirpación de los dientes frontales de la persona.[6]

Its political history is complex and sometimes baffling even to insiders: for instance, the politics of the Coloured communities of the Cape Flats have included Trotskyist activism in earlier years, and mobilisation for the United Democratic Front in the 80s; and then, widespread support for the historically white National Party (which had presided over apartheid) in the early post-apartheid elections. More recently, the area has seen an expansion of African National Congress strength from its base in the black townships and into historically Coloured areas [cita requerida], as well as a particularly strong local growth of left-wing social movements like the Treatment Action Campaign which offer a critique of government policies[cita requerida]. Sometimes violent Islamist movements have emerged from Cape Flats communities,[7]​ along with other notable figures within the Muslim community, such as Fareed Ishaq, who embody an ecumenical strain of religious progressivism.

Casi todas las comunidades de los Cape Flats continúan, de una forma u otra, azotadas por la pobreza. Entre los problemas sociales más serios se encuentran los altos niveles de desmpleo y niveles exorbitantes de actividad pandillera. A finales de los años 1990 y principio de los años 2000 tuvo lugar un conflicto armado importante entre varias pandillas y el PAGAD (People Against Gangsterism and Drugs), una organización justiciera. Los proyectos de desarrollo posapartheid, como el RDP, también han llevado a conflictos violentos dentro de las comunidades.[8]​ Para el año 2014 existían varios esfuerzos para combatir la violencia de pandillas, como ser el programa de Hanover Park’s Ceasefire, a través del cual ex miembros de pandillas "utilizan sus experiencias para mediar en disputas entre pandillas y ayudar a jóvenes y mujeres a dejar la vida de pandillas".[9]

Existe una gran cantidad de organizaciones de empoderamiento comunitario que trabajan para luchar contra la violencia, el crimen y los problemas de salud de manera no violenta, y el rol de la sociedad civil en muchas partes de la zona es relativamente fuerte.

Referencias[editar]

  1. Travels in the Interior of Southern Africa - William J. Burchell (1822).
  2. Stirton, C. H. (1978). Plant invaders. Cape Town: Department of Nature and Environmental Conservation of the Cape Provincial Administration. ISBN 0-7984-0092-7. 
  3. "Townships of the Cape Flats", Welcome to the Cape Flats.
  4. Urbansmarts.com
  5. Music.org.za
  6. Fran Blandy (7 de octubre de 2009). «Cape Town's passion gap: sexual myth or fashion victimhood?». The Telegraph. Consultado el 3 de abril de 2014. 
  7. Institute of Security Studies. Archivado el 17 de diciembre de 2005 en la Wayback Machine.
  8. Bähre, Erik. "Housing for the Urban Poor: A post-apartheid dream or nightmare?" Archivado el 14 de julio de 2014 en la Wayback Machine. Global Built Environment Review 1(1). 2001.
  9. Dziewanski, Dariusz. «Unusual suspects – women and gangs in South Africa». IRIN Africa. Consultado el 12 de junio de 2014. 

Enlaces externos[editar]

  • Cape Flats Details Un exhaustivo proyecto de fotoperiodismo del área y su gente.
  • Capeflats.org Un sitio web personal con una descripción general de los idiomas, la política y la cultura de la zona.
  • CAFDA Sitio web del Cape Flats Development Association.
  • Cape Flats tourism (enlace roto disponible en Internet Archive; véase el historial y la última versión). Una iniciativa gubernamental para fomentar el turismo en los Cape Flats.
  • CapeFlatsNature.org Organización que busca organizar a los residentes empobrecidos a ayudar a sustentar áreas de biodiversidad.
  • CFNR El sitio web de la Reserva Natural de los Cape Flats.
  • ISS paper Publicación académica de junio de 2003 sobre "Las contradicciones sociales del crimen organizado en los Cape Flats".
  • Sitio oficial