Código compartido

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

En la industria de aviación civil, un acuerdo de código compartido (en inglés, codeshare) es un acuerdo suscrito por dos aerolíneas para explotar conjuntamente una determinada ruta. De tal forma, ambas aerolíneas venden asientos de un mismo vuelo y éste tiene dos números de vuelo distintos, uno para cada compañía. Luego el vuelo es operado realmente por una única compañía.

Beneficios[editar]

  • Las compañías pueden ofrecer más alternativas de destinos, itinerarios y conexiones con una inversión mínima.
  • Las compañías pueden recibir comisiones adicionales, cosa que, por ejemplo, no ocurre en los acuerdos interlineales.

Exigencias[editar]

Al implementar un acuerdo de código compartido es conveniente que exista cierta similitud en el tipo y calidad de servicio de ambas compañías.

Además, estos acuerdos exigen que los sistemas de reservas puedan utilizar los mismos códigos y coordinar sus itinerarios.

A su vez, trae consigo la delimitación de roles específicos entre las aerolíneas: Una actúa como Operating encargada de operar y comercializar el vuelo y la otra actúa como Marketing, limitándose a comercializar el vuelo. Mientras la compañía Operating se queda con la venta de los tramos operados por ella, la compañía Marketing recibe una comisión que se asocia a los gastos por distribución en que incurre la compañía al vender los tickets.

Formas de acuerdo[editar]

Los acuerdos de código compartido pueden ser de dos tipos distintos, conocidos por sus nombres en inglés:

  • Freesale: Es el tipo de acuerdo más común. No existen cupos de asientos y la compañía operadora únicamente paga una comisión a la otra.
  • Blockspace: En el que las líneas aéreas se reparten el avión, asignándose una cantidad de asientos para que sean comercializados por cada una de ellas.

En esta última modalidad, cada aerolínea recibe el ingreso completo por la venta de sus respectivos asientos y admite dos variantes: hardblock, en la que cada aerolínea se hace responsable del manejo de sus asientos y softblock, que permite la devolución de los asientos no vendidos.