Batalla de Mars-la-Tour

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Batalla de Mars-la-Tour
Guerra franco-prusiana
Battle-Mars-Le-Tour-large.jpg
Carga de la muerte de Von Bredow - el 7º Coraceros prusiano carga sobre los cañones franceses en la batalla de Mars-la-Tour.
Fecha 16 de agosto de 1870
Lugar Mars-La-Tour, Francia
Coordenadas 49°06′11″N 5°52′21″E / 49.103095, 5.872536Coordenadas: 49°06′11″N 5°52′21″E / 49.103095, 5.872536
Resultado Inconcluso
Beligerantes
Bandera de Imperio alemán Confederación Alemana del Norte Bandera de Francia Francia
Comandantes
Bandera de Imperio alemán Príncipe Federico Carlos Bandera de Francia François Bazaine
Unidades militares
Segundo Ejército Ejército del Rin
Fuerzas en combate
30.000 120.000
Bajas
15.779
4421 muertos
10.402 heridos
956 desaparecidos
16.959
1367 muertos
10.120 heridos
5472 desaparecidos
[editar datos en Wikidata]

La Batalla de Mars-La-Tour se libró el 16 de agosto de 1870, durante la guerra franco-prusiana, en las cercanías de la ciudad de Mars-La-Tour en el nordeste de Francia. Dos cuerpos prusianos se enfrentaron a la totalidad del Ejército del Rin francés en una batalla inesperada, y sorprendentemente, con éxito forzó al Ejército del Rin a retirarse a la fortaleza de Metz.

Una patrulla de caballería, el 1º Escuadrón del 1º Regimiento de Dragones hanoveriano Nº 9, liderado por el capitán (Rittmeister) Oskar von Blumenthal, descubrió que 130.000 tropas francesas, después de sufrir varias derrotas en el frente, intentaban escapar de Metz para unirse con las fuerzas francesas en Verdún. Esta información de inteligencia urgió al Príncipe y General Federico Carlos a enviar, el 16 de agosto de 1870, un número de 30.000 hombres del avanzado III Cuerpo (del 2º Ejército) a las órdenes del General Constantin von Alvensleben con órdenes de cortarles el paso. Localizaron al Ejército francés en las cercanías de Vionville, al este de Mars-la-Tour. A pesar se ser superados en una relación de más de cuatro a uno, el III Cuerpo derrotó a los franceses y capturó Vionville, bloqueando posteriores intentos de escapada hacia el oeste. Una vez que se les impidió la retirada, los franceses dentro de Metz no tenían más opción que luchar una batalla que vería la última gran carga de caballería en Europa Occidental. El III Cuerpo, reforzado por el X Cuerpo a las órdenes de Konstantin Bernhard von Voigts-Rhetz, fue devastado por incesantes cargas de caballería, perdiendo la mitad de sus hombres, mientras que los franceses sufrieron equivalentes pérdidas numéricas de 17.000 soldados,[1][2]​ aunque aún se agarraron a una abrumadora superioridad numérica.

El 16 de agosto de 1870, los franceses pudieron haber barrido la defensa clave prusiana y haber escapado. Dos cuerpo prusianos atacaron la guardia francesa avanzada, creyendo que era la retaguardia en retirada del Ejército francés del Mosa. A pesar de este error de juicio, los dos cuerpos prusianos sostuvieron al Ejército francés al completo durante todo el día. La extraordinaria confianza y tenacidad de los prusianos prevaleció sobre la indecisión de Bazaine.

La Batalla[editar]

Un mapa de 1895 de la batalla.

El combate se inició en torno a Mars-la-Tour. Esto era un "batalla de los soldados", donde los comandantes de las unidades y el espíritu de las tropas a ambos lados sería la clave de la victoria. Combates desesperados por las calles prosiguieron, con grandes pérdidas a ambos lados. La infantería prusiana intentó superar las posiciones francesas, pero los franceses los expulsaron. Los prusianos eran superados numéricamente cuatro a uno, pero Bazaine nunca reconoció este hecho. Fracasó en enviar toda su fuerza, mientras que los prusianos comprometieron cada hombre y cada armamento en la batalla. Con la inestimable ventaja de la confianza individual, los prusianos aguantaron.

"Carga de la muerte" de von Bredow[editar]

La Batalla de Mars-La-Tour también es notoria por una de las últimas cargas de la caballería con éxito de la guerra moderna.[3]​ Acosado por la artillería francesa cada vez que desplegaba sus fuerzas tras un ataque francés, con sus reservas de infantería exhaustas y temiendo que su tembloroso flanco izquierdo estaba a punto de ser cargado por la caballería francesa, el General Alvensleben envió un mensaje al comandante de la cercana 12ª Brigada de Caballería, el Mayor General Friedrich Wilhelm Adalbert von Bredow, urgiéndole a que silenciara la artillería del general francés François Canrobert y previniese una carga de la caballería francesa con una propia.

El 16º Ulanos carga sobre las líneas francesas.

"Costara lo que costara", von Bredow se tomó su tiempo en organizar la brigada, que consistía en el 7º Coraceros, el 19º Dragones, y el 16º Ulanos. En la que sería conocida como "Carga de la Muerte de von Bredow", la caballería abandonó las líneas prusianas a las 14:00 h, utilizando von Bredow el terreno y el humo de los cañones para enmascarar los movimientos de los observadores franceses hasta el último momento. Estallando a la vista a unos 1000 m de las líneas francesas, la caballería prusiana cargó y rompió la línea de cañones franceses, causando el pánico y dispersando a los soldados de Canrobert en todas direcciones. Dos brigadas de la caballería francesa intentaron contra-cargar en el flanco de Bredow y su retaguardia, pero fueron en parte dispersados por la infantería de Canrobert, quien disparaba sobre cualquier hombre a caballo que pudiera verse sin discriminación.

Habiendo silenciado la artillería francesa, neutralizado la caballería francesa y puesto en pánico a la infantería francesa, la brigada de von Bredow logró retirarse a sus propias líneas. De los 800 hombres a caballo que salieron, solo 420 retornaron.[3]​ Entre los heridos de la 12ª Brigada se hallaba el Teniente Herbert von Bismarck, hijo del canciller prusiano Otto von Bismarck.

Resultado[editar]

Análisis[editar]

La batalla fue una victoria estratégica para los prusianos. Bazaine no pudo llegar a Verdún. En poco tiempo, los prusianos atraparon a Bazaine en la ciudad, a lo que siguió el sitio de Metz.

La carga de la muerte de Von Bredow "fue quizás la última carga de caballería con éxito en la guerra en Europa Occidental".[3]​ Su éxito alcanzó renombre entre los historiadores militares, para crear un mito por el que durante décadas el logro de Bredow fue la norma, según el cual la caballería todavía podía jugar un papel decisivo en las batallas de la guerra moderna entre fuerzas igualmente equipadas, de tal modo que las unidades de caballería continuaron formando parte de las fuerzas armadas de las potencias europeas durante la siguiente mitad de siglo.

Referencias[editar]

  1. Howard, 1991, p. 127.
  2. Clodfelter, 2017, p. 187.
  3. a b c Howard, Michael. The Franco-Prussian War. New York: Dorset Press. 1990, p. 157 [originally published in 1961]. ISBN 0-88029-432-9.

Bibliografía[editar]