Arya

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Arya
Personaje de El Legado
Primera aparición Eragon
Interpretado por Sienna Guillory
Información
Sexo Femenino
Color de pelo negro
Color de ojos verdes
Aliados Vardenos, Elfos, Jinete de Dragón
Casa Tialdarí

Arya es un personaje de la saga El Legado, de Christopher Paolini. Es una de las protagonistas. Esta elfa criada en Ellesméra es la hija de la reina Islanzadí, pero en vez de quedarse en su reino decidió abandonarlo y convertise en mensajera y embajadora de los elfos con los Vardenos. Al final de la saga se convierte en Jinete de Dragón de de Firnen un Dragón macho de color verde esmeralda y se convierte en Reina de los Elfos a la muerte de su madre en la batalla en Urû'baen

Eragon[editar]

La más importante de todas las misiones realizadas por ella fue la de transportar el huevo de dragón de Saphira a Ellesméra a Farthen Dûr cada diez años para que los jóvenes pudieran tocar el huevo, con la esperanza de que éste se abriera para alguno de ellos. Sin embargo, en uno de sus viajes hacia Ellesméra, el sombra Durza, siervo de Galbatorix, junto con un pequeño grupo de úrgalos atacó a Arya y a sus dos escoltas para intentar conseguir el huevo. La elfa consiguió, mediante la magia, mandar el huevo a la única persona en quien podía confiar, Brom, antiguo Jinete de Dragón y ahora residente en Carvahall. Pero debido a las prisas y al peligro, no pudo hacer llegar el huevo con exactitud errando por unos cuantos kilómetros. Esto hizo que el huevo apareciera en las Vertebradas, donde se encontraba Eragon, el cual cuidó de él hasta que se abrió.

Arya fue capturada por Durza puesto que tras mandar el huevo a Brom quedó exhausta. Durante meses fue sometida a torturas para que revelara la posición del huevo, de los elfos, o de los Vardenos. Pero su gran tenacidad y conocimiento del Idioma Antiguo le permitieron resistir, no sin sufrir grandes heridas. Se le administraba un veneno por las mañanas y su antídoto por las noches, para mantenerla débil pero viva. Consiguió comunicarse con Eragon mentalmente(no fue intencional), apareciendo en sus sueños, y una semana antes de que la llevaran a Urû'baen, capital del Imperio, ante Galbatorix, Eragon logró rescatarla de su prisión.

Después de curar sus heridas, Eragon se introdujo en su mente y descubrió que estaba en un estado de sueño inducido por ella misma para retardar la acción del veneno, pero aun así, si no recibía el antídoto en unos pocos días, moriría. Arya le contó a Eragon que sólo podría encontrar el antídoto en Ellesméra o en el refugio de los Vardenos. Después de que el Jinete jurara en el Idioma Antiguo que no revelaría la posición de los Vardenos, Arya le dio las indicaciones para llegar a Farthen Dûr, a donde consiguieron llegar a tiempo, a pesar de las dificultades.

Una vez recuperada, puso a prueba a Eragon con la espada, y algo después luchó en la Batalla bajo Farthen Dûr, contra los úrgalos.

Eldest[editar]

Semanas después, cuando Eragon se recuperó de sus heridas tras la lucha con Durza, Arya marchó con él y con Orik hacia Ellesméra, para que el joven Jinete de Dragón pueda terminar su aprendizaje junto a Oromis.

Antes de llegar, Arya empezó a instruir a Eragon en el protocolo elfo, para que no la avergonzara por su falta de conocimiento acerca de las costumbres de su pueblo. Una vez allí redujo su contacto con él: sabiendo que sentía atracción por ella, entendió que no debía distraer a aquel que era la esperanza de todo un Imperio. Durante la celebración del Agaetí Blodhren, fiesta sagrada de los elfos, Arya tuvo que rechazar el amor de Eragon por estos motivos. En el Agaetí Blodhrem Eragon se tranforma en mitad elfo por las gemelas y su danza, es el regalo de los dragones hacia Eragon.

Después de esta fecha, abandonó de nuevo a los elfos para dirigirse hacia Surda y preparar a los Vardenos para la batalla. Arya luchó valientemente en la Batalla de los Llanos Ardientes junto a los Vardenos y los enanos, consiguiendo al final la victoria, a pesar del descubrimiento del nuevo jinete de Galbatorix, Murtagh.

Brisingr[editar]

En el tercer libro de la saga su participación como personaje en el argumento se reduce un tanto. Mientras Eragon está en Helgrind con su primo Roran ella permanece con los vardenos manteniendo su puesto como embajadora, pero cuando Saphira regresa solo con Roran y sin su jinete, que se había rezagado en verdad por culpa de Sloan, parte a buscarlo (sin escuchar la opinión de Nasuada al respecto)y se encuentra con él en Eastcroft por casualidad. Viajan juntos hacia los vardenos, y se ven momentos de cercanía entre los dos en varias ocasiones. De regreso al campamento, la elfa ayuda a Eragon enviándole parte de su energía (como los demás elfos) durante su encuentro con Murtagh y su dragón, Espina. Cuando Eragon regresa de su misión en Ellesmera Arya se halla en un aprieto durante el sitio a una ciudad por los vardenos junto con el elfo Blödhgarm, por lo que el joven jinete vuela a rescatarles. Después los dos se dirigen a la casa de la señora del lugar, Lady Lorana, para capturarla, encontrando un grupo de hechiceros que contra la voluntad de su señora estaban convirtiendo uno de ellos en un nuevo Sombra. Finalmente entre los tres (Saphira les acompaña) matan a los hechiceros que invocaron a los espíritus, y, gracias a una maniobra de Eragon, Arya logra acabar con el sombra, pasando a ser llamada Asesina de Sombra al igual que su compañero Eragon.

Legado[editar]

En el último libro de la saga Arya ayuda a tomar la cuidad del Belatona junto con Eragon y participa junto con los demás Elfos Hechiceros a sanar las heridas de Saphira ya que casi muere a causa de la Dauthdaert (una antigua arma creada para asesinar Dragones)llamada Niernen. Ayuda a entrenar a Eragon en su formación con la espada y el desarrollar sus poderes mentales junto con Glaedr que ahora vive dentro de su Eldunarí. Participa junto con Eragon, Angela, Solembum y el Elfo Hechicero Wyrden, en una misión para abrir las puertas de Dras-Leona y poder tomar la cuidad, en esta misión muere Wyrden, mientras Arya y Eragon son tomados prisioneros por los Sacerdotes de Helgrind para alimentar a las crias de los Ra'zac, Angela y Solembum los ayudan a escapar, y gracias a la victoria de Eragon y Saphira sobre Murthag y Espina logran tomar la cuidad. en la batalla final en Urû-Baen Arya acompaña a Eragon junto con Saphira, Blödgharm y los demás elfos, Elva y junto con los Eldunaris, al interior de la cuidad para poder enfrentarse al Rey, solo logran llegar al Gran salón del trono donde se encuentra Galbatorix soprendentemente sabe que los eldunaris están con ellos, y también sabe que Elva está en el grupo, por lo que pronuncia un hechizo para silenciarla. Una vez ha hecho eso, les propone unirse a él y proclamarle lealtad en el idioma antiguo. Se niegan, y entonces Galbatorix les dice una palabra con la que atrapa a todos, ya que esa palabra es " la palabra" del idioma antiguo, con la que se puede controlar todo. Una vez que Eragon y Murthag se enfrentan y sale vistorioso Eragon, Murthag logra liberarse de control de Galbatorix logrando cambiar su Verdadero Nombre. Arya ataca a Shruikan junto con Saphira y Espina, ella le da muerte con la Dauthdert clavándosela en la sien. Después de la muerte de Galbatorix y la muerte de su madre la Reina Islanzadí en manos de Lord Barst regresa a Du Weldenvarden junto con todos los Elfos para elegir a su nuevo gobernante y con ella se lleva el huevo que aun estaba en manos de Galbatorix. Cuando se encuentran de nuevo con Eragon, Arya aparece montada en un dragón verde y le comunica a Eragon que el Huevo de Dragón ha nacido a ella cuando llegan a Ellesméra ella misma lo cuidó en los Riscos de Tel'naeír asta que el pudo defenderse solo y le pone el nombre de Firnen, y se le ha otorgado la espada Támerlein que la élfa Rhunön modificó para que pudiera tener un manejo total sobre la espada, esta es verde esmeralda exactamente igual a las escamas de Firnen y tiene una esmeralda en la empuñadura. También le comunica a Eragon que ha sido nombrada reina de los elfos, y que por ellos no puede acompañarle en su nueva misión. Se declaran sus sentimientos el uno al otro, y Arya le dice a Eragon su verdadero nombre así como el a ella. Al final de Libro Arya y Firnen acompañan a Eragon y Saphira hacia el este dondo tienen una triste separación ya que Arya desarrolló fuertes sentimientos por Eragon así como su Dragón Firnen por Saphira.

Película de Eragon[editar]

Ha sido interpretada por la actriz británica Sienna Guillory, aunque ni siquiera aparece caracterizada como elfa sino que se pretende que sea una humana noble.