Artémides Zatti

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Artémides Zatti
Altar de Artémides Zatti - Basílica María Auxiliadora y San Carlos.JPG
Laico y médico salesiano argentino de origen italiano.
Representación ubicada en un altar lateral de la Basílica María Auxiliadora y San Carlos, Buenos Aires.
Beato
Nacimiento 12 de octubre de 1880
Bandera de Italia Boretto, Italia
Fallecimiento 15 de marzo de 1951
Bandera de Argentina Viedma, Argentina
Venerado en Argentina e Italia.
Beatificación 2002
Canonización En proceso
Festividad 15 de marzo, aunque por recomendación de la Causa de los Santos de la Congregación Salesiana se lo celebra el 11 de noviembre, fecha en la que llegó la primera expedición misionera salesiana a la Patagonia.
[editar datos en Wikidata]

Artémides Joaquín Desiderio Zatti fue un religioso ítalo-argentino, nombrado beato por la Iglesia Católica. Nació el 12 de octubre de 1880 en Boretto, Reggio Emilia, Italia. Murió el 15 de marzo de 1951 en Viedma, Río Negro, Argentina. Su sobrino, el salesiano sacerdote Juan Edmundo Vecchi, llegó a ser Rector Mayor de la Congregación Salesiana entre 1996 y 2002.

Biografía[editar]

Infancia[editar]

Artémides era hijo de Luís Zatti y Albina Vecchi; tenía 7 hermanos. Como muchos italianos de esa época, eran campesinos pobres que ingresaron a la Argentina para escapar del drama del hambre y la desocupación en Europa. Entre las miles de familias que llegaron al Puerto de Buenos Aires el 9 de febrero de 1897 estaba la familia Zatti. Luego se trasladarían a Bahía Blanca.

Juventud[editar]

Artémides era de profesión “baldosero”. Colocando las baldosas de la Parroquia Nuestra Señora de la Merced en Bahía Blanca fue cuando conversando asiduamente con el padre Carlos Cavalli éste lo instó a ingresar al aspirantado de Bernal para formarse como salesiano, el 19 de abril de 1900.

Un año más tarde contrajo tuberculosis y por este motivo viajó a la ciudad de Viedma para curarse. Allí conoció al padre Evasio Garrone y por medio de éste Artémides le hizo una promesa a la Virgen María si se curaba de su mal. La promesa consistía en que se consagraría al cuidado de los enfermos el Hospital San José de Viedma.

Repuesto de su enfermedad comenzó con su largo peregrinar como enfermero de los pobres. A medida de que transcurría el tiempo, su fama de santidad creció y con ello la del servicio a los más humildes, tanto así que el 23 de mayo de 1915 publicó en el semanario católico “Flores del Campo” un escrito con el lema de su vida “Creí, Prometí, Sané”. Ya como enfermero iniciado, en 1902 tuvo a su cuidado a otro “santo” argentino, Ceferino Namuncurá. El 5 de marzo de 1903 comenzó a trabajar como encargado de la Farmacia “San Francisco de Sales” del hospital San José.

Salesiano coadjutor[editar]

El 18 de febrero de 1911 Artémides Zatti profesó como salesiano coadjutor del Hospital y en 1913 como director, administrador y enfermero. A pesar de tener esos cargos, nunca dejó de moverse en bicicleta, visitando a los enfermos sin importar el horario o la distancia, el viento o el frío (constantes en la Patagonia Argentina) siempre como enfermero del Colegio San Francisco de Sales, del Colegio de las Hermanas de María Auxiliadora, del Círculo de Obreros Católicos y de la cárcel. Fue el ángel protector de todos los desamparados de "su Hospital".

En 1914 recibió la ciudadanía argentina en la ciudad de La Plata, donde además le entregaron el título en la Universidad como “Idóneo en Farmacia”. Su tarea prosiguió de manera firme y estoica; nunca una queja, nunca un descanso. Trabajó durante 48 años en el Hospital San José hasta el 19 de julio de 1950 que cayó de forma estrepitosa de una escalera y de allí su salud comenzó a abandonarlo hasta el día de su muerte, unos meses más tarde a los 70 años de edad.

Sus restos descansan y son venerados en la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús, en el Instituto San Juan Bosco de Viedma.

Proceso de canonización[editar]

En 1976, el “Pariente de los Pobres” (como lo llamaban) comenzaba su camino de santidad por la Conferencia Episcopal Argentina. En 1980 fue declarado Siervo de Dios, y venerable el 17 de julio de 1997. El 14 de abril del año 2002 el papa Juan Pablo II lo declaró beato y en su homilía expresó: “El Hermano Artémides Zatti vivió su vocación salesiana en comunidad consagrándose a los enfermos especialmente a los pobres en la ciudad de Viedma”.

Otros reconocimientos[editar]

En la ciudad de Viedma, capital de la provincia de Río Negro (Argentina) donde Artémides Zatti desarrolló su labor, un reconocido hospital zonal lleva su nombre.[1] El mismo forma parte como unidad centinela de la Red Nacional de Vigilancia del síndrome urémico hemolítico, conformada en el año 2005 por el Ministerio de Salud de la Nación como estrategia destinada a realizar una vigilancia intensiva de la enfermedad.[2]

Referencias[editar]

  1. Noriega, Néstor A. (1997). Artémides Zatti: el hombre, el apóstol, el santo. Rosario, Argentina: Ediciones Didascalia. p. XIV. ISBN 978-950-787-040-8. 
  2. Di Pietro, S.; Stafforini, G.; Cifone, N.; Alvarez, M.L.; Arellano, O.; Mancini, S.; y otros colaboradores (2013). «Epidemiología del síndrome urémico hemolítico, Viedma, provincia de Río Negro 2003-2012». Revista Argentina de Zoonosis y Enfermedades Infecciosas Emergentes 8 (2): 11–15. Consultado el 6 de diciembre de 2014. 

Bibliografía[editar]

Enlaces[editar]