Anexo:Reptiles de Honduras

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Los reptiles que habitan Honduras, incluyen serpientes, lagartos, cocodrilos y tortugas. Honduras cuenta con una amplia biodiversidad, con una herpetofauna que incluye de 217[1]​ hasta 259[2]especies de reptiles, que se agrupan en 3 órdenes y 31 familias.


Contenido

Tortugas: Cheloniidae · Dermochelyidae · Chelydridae · Dermatemydidae · Emydidae · Geoemydidae · Kinosternidae

Crocodilos: Crocodylidae · Alligatoridae

Largartos: Anguidae · Corytophanidae · Dactyloidae · Gekkonidae · Iguanidae · Leiocephalidae · Phrynosomatidae · Polychrotidae · Scincidae · Teiidae · Gymnophthalmidae · Xantusiidae

Serpientes: Leptotyphlopidae · Typhlopidae · Boidae · Loxocemidae · Tropidophiidae · Colubridae · Dipsadidae · Elapidae · Viperidae

Notas       Referencias

Tortugas (Testudines)[editar]

Cheloniidae[editar]

Orden: Testudines. Familia: Cheloniidae

Las tortugas marinas (Cheloniidae) son una familia de grandes tortugas que se encuentran en todos los mares tropicales y algunos mares subtropicales y templados. Las tortugas marinas se desarrollaron a partir de las tortugas de tierra hace unos 120 millones de años y están bien adaptadas a la vida en el mar. Se alimentan principalmente de medusas, crustáceos y calamares. Hay 5 o 6 especies en todo el mundo, de las cuales al menos 5 están actualmente en peligro de extinción.

Dermochelyidae[editar]

Orden: Testudines. Familia: Dermochelyidae

La tortuga laúd (Dermochelys coriacea) es la mayor de todas las tortugas vivientes, alcanzando una longitud de 2 metros y un peso de más de 600 kg. Se encuentra en todos los mares tropicales o subtropicales. A diferencia de la mayoría de las tortugas marinas, las tortugas laúd a menudo se encuentran en las aguas más frías de las zonas templadas. Es la única especie dentro de la familia Dermochelyidae y se encuentra en peligro crítico de extinción. Todas las demás especies sólo se conocen como fósiles.

Chelydridae[editar]

Orden: Testudines. Familia: Chelydridae

Los quelídridos (Chelydridae) son una familia de tortugas que cuenta con siete géneros extintos y dos géneros existentes, ambos nativos del continente americano. Los géneros actuales son las tortugas mordededoras (Chelydra) con tres especies, y las tortugas caimán (Macrochelys), con una sola especie. Del total de cuatro especies existentes, dos ocurren en Honduras.

Dermatemydidae[editar]

Orden: Testudines. Familia: Dermatemydidae

La tortuga blanca es la única especie existente en familia Dermatemydidae. Es una tortuga nocturna, acuática que vive en grandes ríos y lagos de América Central, desde el sur de México hasta el norte de Honduras. Es una de las tortugas más explotadas del mundo y está clasificada como una especie en peligro crítico de extinción por la UICN. Es bastante grande y puede pesar alrededor de 20 kg. Su caparazón aplanado puede alcanzar una longitud de 65 cm y generalmente tiene un color gris o casi negro. Su plastrón es normalmente de color crema.

Emydidae[editar]

Orden: Testudines. Familia: Emydidae

Los emídidos (Emydidae) son una familia de tortugas acuáticas y semiacuáticas carnívoras. Viven la mayor parte del tiempo en estanques, embalses y ríos, yendo a la tierra cuando tienen que encontrar lugares adecuados para hacer la puesta. Esta familia está conformada de 10 géneros que contienen más de 50 especies. tres de ellas ocurren en Honduras.

Geoemydidae[editar]

Los geoemídidos (Geoemydidae) son una familia de tortugas compuesta por 69 especies distribuidas por todo el mundo. Cuatro de ellas occuren en Honduras:

Kinosternidae[editar]

Orden: Testudines. Familia: Kinosternidae

Los quinostérnidos (Kinosternidae), o tortugas de pantano, son una familia de tortugas propias de América. En su mayoría son tortugas pequeñas que habitan los cuerpo de agua con fondos blandos y fangosos con una abundancia de vegetación. Todos los miembros de la familia son carnívoros y se alimentan de crustáceos, insectos acuáticos, moluscos, anélidos, anfibios, peces pequeños y, a veces carroña. La familia Kinosternidae tiene más de 25 especies. Cinco especies ocurren en Honduras.

Crocodilos (Crocodylia)[editar]

Crocodylidae[editar]

Crocodylus acutus
Crocodylus moreletii

Orden: Crocodylia. Familia: Crocodylidae

Los crocodílidos (Crocodylidae) son una familia de saurópsidos (reptiles) arcosaurios comúnmente conocidos como cocodrilos. Incluye a 14 especies de grandes reptiles semiacuáticos que habitan las zonas tropicales del mundo. Los cocodrilos tienden a congregar en hábitats de agua dulce, como ríos, lagos, humedales y a veces en agua salobre. Los cocodrilos son cazadores de emboscada, esperando que peces o animales de tierra se acercan, para lanzarse sobre la presa. Como depredadores de sangre fría, tienen un metabolismo muy lento y por lo tanto pueden sobrevivir largos períodos sin alimentos. Se alimentan principalmente de vertebrados como peces, reptiles y mamíferos, y a veces invertebrados como moluscos y crustáceos, dependiendo de la especie. Pese a su apariencia lenta, los cocodrilos son muy rápidos en distancias cortas, incluso fuera del agua.

Alligatoridae[editar]

Caiman crocodilus

Orden: Crocodylia. Familia: Alligatoridae

Los aligatóridos (Alligatoridae) son una familia de saurópsidos (reptiles) crocodilianos propios de América (con excepción de una especie), conocidos vulgarmente como aligatores, caimanes y yacarés. Incluye los géneros existentes Alligator, Caiman, Melanosuchus y Paleosuchus, así como numerosos géneros extintos. De las 7 especies que habitan América, una ocurre en Honduras.

Lagartos (Squamata - suborden Lacertilia)[editar]

Anguidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Anguidae

Los ánguidos (Aguidae), conocidos popularmente como lagartos de cristal, son una familia de reptiles lacertilios caracterizados por atrofia de las patas, a pesar de que no están directamente emparentados con las serpientes; se trata, pues, de un notable caso de convergencia evolutiva. La distribución de Anguidae abarca el viejo y nuevo mundo. Es ausente solo en Australia. La mayoría de las especies son terrestres, viven en la hojarasca en piso de bosque. La familia de los ánguidos se divide en tres subfamilias, ocho géneros y contiene 94 especies, de las cuales 6 ocurren en Honduras.

Corytophanidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Corytophanidae

Los coritofánidos (Corytophanidae) son una familia de reptiles escamosos del suborden de los lagartos. Presentan típicamente crestas delanteras en forma de casco, las cuales son caracteres sexualmente dimórficos en las especies del género Basiliscus, ya que sólo los machos las desarrollan, mientras que en las especies de Corytophanes y Laemanctus se encuentran presentes tanto en machos como en hembras. Su área de distribución incluye México, América Central y Sudamérica hasta Ecuador.

Dactyloidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Dactyloidae

Gekkonidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Gekkonidae

Los gecónidos o gecos (Gekkonidae) son una familia de saurópsidos (reptiles) escamosos, que incluye especies de tamaño pequeño a mediano que se encuentran en climas templados y tropicales de todo el mundo. Tienen varios rasgos peculiares que los distinguen claramente de otros lagartos. Son únicos por su vocalización, ya que emiten ruidos chirriantes en sus interacciones con otros gecos. Son de hábitos nocturnos, con ojos grandes y dotados de pupilas verticales lobuladas que permiten un extraordinario margen de variación en su abertura. Muchas especies tienen almohadillas adhesivas en las plantas de los pies que las permiten escalar superficies lisas verticales e incluso transitar por los techos. Los gecónidos forman una gran familia de lagartos con cerca de 1500 especies con una distribución global. En Honduras ocurren 21 especies.

Iguanidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Iguanidae

Los iguánidos (Iguanidae) son una familia de lagartos cuya distribución se extiende del sur de Estados Unidos, América Central hasta Paraguay, y de las islas del Caribe a las Islas Galápagos y Fiyi. Los iguánidos pueden alcanzar longitudes que varían entre 14 cm y 200 cm. La cola es a menudo más largo que el resto del cuerpo. A menudo tienen una papada que contribuye a regular la temperatura corporal, y espinas dorsales que son más pronunciadas en los machos que en las hembras. Algunas especies son terrestres, otros prefieren vivir en los árboles o las rocas. Los machos suelen ser territoriales y defienden su territorio contra otros machos, pero toleran las hembras. Todas las iguanas son ovíparas. Los nidos suelen ser bastante grandes, a menudo varias hembras ponen sus huevos en la proximidad de otros nidos para facilitar su defensa. Los juveniles se alimentan principalmente de insectos y otros invertebrados, mientras que los adultos, especialmente en las especies más grandes, cambian a una dieta principalmente vegetal. En Honduras se encuentran siete iguánidos, cuatro de los cuales son endémicos.

Leiocephalidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Leiocephalidae

Phrynosomatidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Phrynosomatidae

Los frinosomátidos (Phrynosomatidae) son una familia de lagartos conocidos como lagartijas espinosas. Poseen un ojo parietal, escamas variables que van desde las punteadas con quilla o sin quilla, hasta las mucronadas. Viven entre las rocas, en el suelo, en vegetación arbustiva, arborícola, bajo troncos o bajo rocas. Su área de distribución incluye el sur de Canadá, Estados Unidos, México y América Central. Se distinguen 136 especies reconocidas, 4 de ellas ocurren en Honduras.

Polychrotidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Polychrotidae

Scincidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Scincidae

Los escíncidos (Scincidae) son una familia de saurópsidos (reptiles) escamosos; es el grupo más diverso de lagartos. Comprende los escincos o eslizones. Pertenece a la superfamilia o infraorden Scincomorpha, que incluye también a los lagartos verdaderos (Lacertidae). La familia Scincidae contiene unas 1200 especies de lagartos que tienen una distribución global. En Honduras ocurren 6 especies.

Teiidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Teiidae

Los teíidos (Teiidae) son una familia de lagartos con cuerpos alargados, miembros bien desarrollados, provistas de escamas granulares dorsales, y las placas ventrales grandes, rectangulares; la cabeza tiene placas grandes. Todos los teíidos tienen una lengua bífida, parecida a la de una serpiente. Son terrestres y diurnos, y principalmente insectívoros, aunque algunas especies incluyen una pequeña cantidad de materia vegetal en su dieta. Todos ponen huevos. Se distinguen diez géneros con más de 230 especies, de las cuales 6 ocurren en Honduras.

Gymnophthalmidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Gymnophthalmidae

Gymnophthalmidae es una familia de lagartos, también conocidos como microteíidos. Tienen párpados inferiores transparentes, lo que permite ver con los ojos cerrados. Son emparentados con los teíidos, pero con sus escamas lisas son más parecidos a escíncidos. Por lo general son pequeños lagartos, muchas especies tienen las extremidades reducidas. Viven en una gran variedad de hábitats - desde el desierto a la montaña a la selva tropical - a lo largo de América Central y América del Sur. Por lo general habitan el suelo del bosque o las zonas húmedas asociadas a los bosques tropicales. Son animales nocturnos o son activos de forma intermitente durante el día. Se alimentan principalmente de insectos y otros invertebrados. Todas las especies son ovíparas. La familia se compone de más de 220 especies agrupadas en 40 géneros. En Honduras ocurre una especie.

Xantusiidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Xantusiidae

Serpientes (Squamata - suborden Serpentes)[editar]

Leptotyphlopidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Leptotyphlopidae

Los leptotiflopidos (Leptotyphlopidae) son una familia de serpientes nativas de América, África y Asia. Son serpientes cavadores, adaptadas a vivir en madrigueras, que se alimentan de hormigas y termitas. Son serpientes relativamente pequeñas que raramente exceden los 30 cm de longitud. El cuerpo es cilíndrico con una cabeza roma y una cola corta. Las escamas están pulidas. Su dieta consiste principalmente de termitas u hormigas, así como sus larvas y pupas. Las feromonas que producen las protejan de los ataques de las termitas. Se distinguen 2 géneros que comprenden 87 especies, dos de ellas ocurren en Honduras.

Typhlopidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Typhlopidae

Boidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Boidae

Los boidos o boas (Boidae) son una familia de serpientes no venenosas, nativas de América, África, Europa, Asia y algunas islas del Pacífico. Son serpientes constrictoras, es decir que matan a sus presas por constricción, encerrándolas en sus anillos y mediante la aplicación y el mantenimiento de suficiente presión para inhibir la inhalación, la presa finalmente sucumbe asfixiada. Se distinguen 43 especies, agrupadas en dos subfamilias y ocho géneros. Dos especies ocurren en Honduras.

Tropidophiidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Tropidophiidae

Los boas enanos (Tropidophiidae) son una familia de serpientes no venenosas cuya área de distribución se extiende desde México hasta el sur de Brasil, incluyendo el Caribe. Son serpientes fosoriales pequeñas a medianas, algunas con patrones de colores llamativos. La mayoría de las especies pasan el día bajo tierra o bajo la hojarasca, saliendo sólo durante la noche o cuando llueve. Algunas especies son arborícolas y se ven a menudo escondidas en bromelias. Tienen la capacidad de cambiar el color de su piel de claro (cuando están activos durante la noche) a oscuro (de día, cuando son inactivos). Cuando se sienten amenazados, se enrollan en una bola apretada. Otra conducta defensiva peculiar es su capacidad de sangrar voluntariamente de los ojos, la boca y la nariz. Se alimentan principalmente de anfibios y lagartijas. En la actualidad, se distinguen 4 géneros vivos, que se componen de 22 especies y un género extinto de una sola especie. En Honduras ocurre una especie.

Loxocemidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Loxocemidae

Los loxocémidos (Loxocemidae) son una familia de serpientes constrictoras. La familia monotípica Loxocemidae tiene un solo género (Loxocemus) y una sola especie Loxocemus bicolor. Puede alcanzar una longitud de 157 cm, pero por lo general mide de 77 a 100 cm. Tiene una cabeza triangular, un cuerpo cilíndrico bastante robusto, un poco aplastado dorsoventralmente en la región posterior; cola corta y cónica. Los ojos son pequeños; las escamas son anchas y lisas, todas parecidas con excepción de una hilera ventral ligeramente alargada. Tienen vestigios de cintura pélvica y una estructura en forma de garra como en los bóidos. Son excavadoras, pero no tan especializadas. Solo son encontradas en zonas muy particulares de las selvas tropicales de México y Centroamérica.

Colubridae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Colubridae

Los colúbridos o culebras (Colubridæ) son una familia de serpientes con una distribución mundial que incluye todos los continentes, excepto Antártida. Se caracterizan por tener la cabeza recubierta de escamas grandes de disposición típica. Las escamas dorsales y laterales del cuerpo son de contorno aproximadamente romboidal; en la parte ventral presentan una sola fila de escamas ensanchadas. Son generalmente diurnos, con ojos bien desarrollados y pupila principalmente circular. La mayoría son terrestres, pero hay también especies excavadoras, anfibias, acuáticas, arborícolas e incluso planeadoras. Aunque la mayoría de colúbridos no es venenosa (o posee un veneno que no afecta a los seres humanos), algunas especies, como las del género Boiga, pueden producir mordeduras con efectos médicos significativos. Los colúbridos forman la más grande familia de serpientes con un total de 1938 especies, agrupadas en 304 géneros. En Honduras ocurren 76 especies de colúbridos.

Dipsadidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Dipsadidae

Elapidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Elapidae

Los elápidos (Elapidae) son una familia de serpientes altamente venenosas que habitan en las regiones tropicales y subtropicales del mundo. Se caracterizan por poseer colmillos fijos huecos por los que inyectan el veneno. Su tamaño es muy variable, entre 18 centímetros (Drysdalia) hasta más de 5 metros (Ophiophagus) de longitud. Algunos de sus miembros más conocidos son las cobras, las serpientes de coral, las mambas y las serpientes marinas. Exteriormente, los elápidos terrestres son similares a los colúbridos; casi todos tienen cuerpos largos y finos, cabezas cubiertas de escamas grandes y ojos con pupilas redondas. Además, su comportamiento es, por lo general, bastante activo, y muchas especies son ovíparas. Las serpientes marinas, que también son elápidos, se han adaptado a la vida marina de diferentes maneras y en varios grados. Sus características pueden incluir cuerpos aplastados lateralmente, colas timón para nadar, y la habilidad de excretar sal. En la actualidad se distingue un total de 61 géneros que incluyen 325 especies en todo el mundo. Seis especies de serpientes Elapidae se producen en Honduras, de las cuales cinco son serpientes de coral y una es una serpiente marina.

Viperidae[editar]

Orden: Squamata. Familia: Viperidae

Los vipéridos (Viperidae) son una familia de serpientes altamente venenosas que comprende cuatro subfamilias. La subfamilia Crotalinae, comúnmente conocida como "víboras de foseta", son los únicos vipéridos nativos de las Américas. Poseen una foseta loreal, un orificio a cada lado de la cabeza entre el ojo y el orificio nasal; se trata de un órgano termoreceptor muy sensible a las variaciones de temperatura que sirve a detectar las presas de sangre caliente. Se distinguen aproximadamente 224 especies de vipéridos, agrupadas en 32 géneros. En Honduras ocurren 15 especies que pertenecen a 7 géneros difrentes.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Wilson, Larry David; McCranie, James R (enero de 2004). «The conservation status of the herpetofauna of Honduras». Amphibian & Reptile Conservation 3 (1): 6–33. doi:10.1514/journal.arc.0000012. 
  2. Uetz, P. & Jirí Hošek (ed.). «Honduras». Reptile Database. Reptarium. Consultado el 1 de junio de 2014. 
  3. Actualmente, la mayoría de las autoridades taxonómicas consideran Chelonia agassizii como una subespecie de Chelonia mydas (Chelonia mydas agassizi) que habita el Pacífico. Véase: Sistema Integrado de Información Taxonómica. «Chelonia mydas (TSN 173833)» (en inglés). 

Referencias[editar]

  • Uetz, P. & Jirí Hošek (ed.). «Honduras». Reptile Database. Reptarium. Consultado el 1 de junio.