Anexo:Atentados contra Álvaro Uribe

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Los atentados contra Álvaro Uribe Vélez han sido perpetrados por la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), por diferencias ideológicas y debido a que Uribe había prometido acabarlas militarmente.

Álvaro Uribe Vélez, presidente de la república de Colombia (2002-2010).

Antecedentes[editar]

Uribe afirmó que su padre fue asesinado en un intento de secuestro por la guerrilla del llamado frente 36 de las FARC en su finca en de Ubérrimo. según Uribe En el atentado también resultó herido su hermano Santiago Uribe y se estableció en el último debate político del senado contra el hoy actual congresista Álvaro Uribe que su padre fue trasladado en dicho atentado en un helicóptero que finalmente pasaría a las propiedades de Pablo Escobar, narcotraficante quien es primo del copartidario del partido Centro Democrático que Uribe creó en el año 2013, el igualmente senador Jose Obdulio Gaviria.[1]

El exguerrillero Pablo Catatumbo ex comandante del Bloque Occidental de las FARC Así lo manifestó en entrevista con El Espectador periódico Colombiano: "Nosotros no matamos al papá de Uribe. Eso es falso, nosotros no teníamos guerrilla por ahí. La hermana de Uribe contó que él llegó en un helicóptero, se escondió y empezó a dar bala. Si vamos a secuestrar a un tipo que llegó en un helicóptero, no le mandamos dos guerrilleros, ni bobos que fuéramos.

Reiteró: "El papá de Uribe no fue asesinado por las FARC, allá no teníamos unidades. ¿Dónde hay un juez o una investigación seria que diga que fuimos nosotros?", respondió el jefe guerrillero.

Atentado del 14 de abril de 2002[editar]

Durante una visita de Álvaro Uribe como candidato a la presidencia de Colombia a la ciudad de Barranquilla, Colombia, guerrilleros de Columna Móvil Teófilo Forero de las FARC activaron una carga explosiva de 12 arrobas de explosivo, dispuestas en tres cilindros”, que explotó a cinco metros de la caravana en la que se desplazaba Uribe. el candidato Uribe se movilizaba en un vehículo con un nivel de blindaje 5, considerado de los más fuertes. Sin embargo, al vehículo le ayudó a resistir la onda expansiva, un bus del servicio público que se atravesó en el momento de la explosión.[2]

Como "plan B" las FARC pretendían asesinar a Uribe en Barranquilla en una conferencia de prensa que tenía prevista. Los guerrilleros planearon activar una grabadora de audio con el explosivo tritonal y metralla con cianuro. Pero los asesores de Uribe le recomendaron devolverse a Bogotá tras el primer atentado, por lo que el segundo plan también les falló a las FARC.[3]

El ataque dejó cinco muertos y decenas de heridos entre transeúntes que caminaban por la calle en el momento de la explosión y pasajeros del bus que se interpuso a la onda expansiva.[4]

El 19 de septiembre de 2002, las autoridades colombianas capturaron a Oswaldo Enrique Díaz Alfaro, de 33 años, conocido con los alias de "El profe" y "Felipe León ", segundo al mando del frente 37 de las FARC. Díaz sería el responsable de haber conseguido el dinero y los explosivos para el atentado.[4]

Atentados de febrero de 2003[editar]

En febrero de 2003, nuevamente las FARC realizaron otro atentado contra el presidente Uribe en la ciudad de Neiva, departamento del Huila. Una carga de explosivos fue activada en una casa de un sector de la ciudad de Neiva por miembros de la Columna Móvil Teófilo Forero de las FARC cuando estaba siendo allanada por funcionarios del gobierno bajo sospechas de un atentado contra el presidente.[5]

Atentado de abril de 2005[editar]

En abril de 2005, las FARC lanzaron un cohete o rocket hacia la pista del aeropuerto de Neiva en momentos en que aterrizaba el avión de Uribe, sin poder alcanzarlo.[5]

Información de atentados en computadores de Raúl Reyes[editar]

Según información descubierta en los computadores incautados al jefe guerrillero Raúl Reyes durante la Operación Fénix el 1 de marzo de 2008, en el primer intento por activar los explosivos se armó mal un "suiche" (sic), y en el segundo intento, el guerrillero encargado de activar los explosivos accionó involuntariamente el control antes del paso de la caravana. Los correos electrónicos estaban firmados por el jefe guerrillero alias "Iván Márquez" y por un comandante identificado como alias "Nariño".[2]

En una de las comuniciaciones alias "Iván Márquez" le informó a alias "Nariño":

"Fallamos en un nuevo intento en Barranquilla. Lo único que logramos fue asustarlo seriamente y asustar también a las campañas."
Alias "Iván Márquez", comandante de las FARC el 15 de abril de 2002.[3]

Atentados fabricados[editar]

Atentado en Puerto Colombia[editar]

El 15 de junio de 2005, agentes del DAS fueron informados de que en el techo de una casa en Puerto Colombia, departamento del Atlántico había explosivos con el propósito de ser activados con el paso de la caravana presidencial de Uribe, durante la conmemoración de los 100 años del departamento del Atlántico.[6]

Atentados frustrados[editar]

Atentado en Florida y Pradera[editar]

El 20 de septiembre de 2007 el Alto Comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo, afirmó que las FARC tenían preparado un plan para atentar contra el presidente Álvaro Uribe en caso de un eventual encuentro en los municipios de Pradera y Florida, en el departamento del Valle del Cauca, ante la posible desmilitarización de la zona para un eventual "acuerdo humanitario". Según Restrepo los guerrilleros tenían un plan llamado "Plan Meteoro" que consistía en atacar la zona una vez el presidente Uribe y su comitiva llegaran para inspeccionarla.[7]

Atentado en Planadas[editar]

El 10 de junio de 2008 el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) informó que había frustrado un atentado contra el presidente Uribe en la población de Planadas, departamento del Tolima, en el que también se vio amenazada la vida del gobernador del Tolima, Óscar Barrero.[8]​ El atentado fue ordenado por alias "Alfonso Cano", comandante de las FARC, al frente 21 y a la Compañía Cajamarca de las FARC. Los guerrilleros planeaban atentar contra Uribe, cuando Uribe volviera a la región para cumplir compromisos adquiridos días antes durante un consejo comunal.[8]

Los organismos de seguridad del gobierno colombiano encontraron en un taxi una carga de 120 kilos del explosivo benclo. El taxi fue inspeccionado en un retén cuando era conducido por Wilfredy Álvarez González en la carretera que comunica a la ciudad de Ibagué con Alvarado, localidad en la misma región. El conductor fue detenido y tras pasar por interrogatorios hizo comentarios que llevaron al DAS a confirmar que había un plan contra el presidente Uribe.[9]

Posición de las FARC y sectores de la oposición ante atentados[editar]

Las FARC han tildado de "montajes mediáticos basados en atentados prefabricados por el Terrorismo del Estado colombiano", muchos de los atentados realizados en Colombia.[10]​ La senadora Piedad Córdoba también calificó de auto-atentados los ataques contra Álvaro Uribe, incluso el de Barranquilla, en el que dijo que el jefe del DAS seccional Barranquilla, Emilio Vence había "aceptado ser el autor de dichos atentados".[11]​ Emilio Vence fue después absuelto de todos los cargos por la justicia colombiana, tras encontrar que en realidad las acusaciones contra Vence habían sido un montaje contra el ex director del DAS.[6]

Falsos atentados atribuidos erróneamente[editar]

Atentados del 7 de agosto de 2002[editar]

El 7 de agosto de 2002, guerrilleros de las FARC lanzaron varios cohetes contra la Casa de Nariño, sede presidencial donde se llevaban a cabo los actos de posesión presidencial de Álvaro Uribe. Numerosos morteros impactaron la cornisa de la edificación y crearon pánico entre los asistentes. Otros morteros y rockets se desviaron y cayeron en un barrio marginal llamado "El Cartucho" (actual Parque Tercer Milenio) cerca a la Casa de Nariño que al caer mataron a 27 personas e hirieron a 13. El plan original era atentar contra varias instituciones estatales (tales como la Escuela Militar de Cadetes General José María Córdova, el Cantón Norte, el Palacio de Nariño, etc.), haciendo uso de más de 102 morteros. [12][13]​.

. Los atentados, hechos en Bogotá con carro bombas y una casa bomba, fueron previos a la posesión presidencial. SEMANA.COM revela todos los detalles de esta acción criminal.[14]

Véase también[editar]

Referencias[editar]