Analfabetismo digital

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Contexto[editar]

Hoy en día la generación de tecnologías digitales se transforman constantemente, lo cual implica que las personas actualicen su formación para aplicarlas en los diversos ámbitos en los que se desenvuelven.

Es importante mencionar que las necesidades que se van generando para la formación de las personas en el manejo e interacción de las tecnologías digitales es determinado e impuesto por las mismas. Es decir, del nivel de formación instrumental, cognitivo y actitudinal se deriva del uso de las tecnologías digitales. (Area Moreira, M. 2009, p. 9)[1]

Concepto[editar]

El analfabetismo digital es el nivel de desconocimiento de las nuevas tecnologías que impide que las personas puedan acceder a las posibilidades de interactuar con éstas, es decir, por una parte navegar en la web, disfrutar de contenidos multimedia, socializar mediante las redes sociales, crear documentación, discriminar información relevante de la superflua, etcétera.

Cabe mencionar que la población que es considerada analfabeta digital, oscila entre los 55 o más años de edad, ya que sus principales fuentes de información es a través de medios impresos y medios de comunicación como la radio, televisión y telefonía fija. Y se requieren hacer uso de las tecnologías digitales o de las Tecnologías de la información y la Comunicación, se apoyan de los considerados nativos digitales. Sin embargo, existen excepciones pues hay personas que se encuentran en este rango de edad y cuentan con las capacidades y habilidades para interactuar con las nuevas tecnologías. (Rosas, C. 2012)[2]

Manejo de la computadora personal[editar]

Se refiere a poder encender y apagar una computadora, sea esta de escritorio, portátil o un teléfono inteligente, de acuerdo al sistema operativo que se manifieste, así como poder integrar sus periféricos, como cámaras, impresoras, escáneres, etc.

Manejo de software esencial[editar]

Independientemente del sistema operativo, debe ser capaz de operar una versión de una suite ofimática, sea una versión de pago, libre o pirata en sus módulos elementales como lo son el procesador de texto, la planilla electrónica, y el sistema de correo electrónico asociado.

Background informático[editar]

Se refiere a comprender el concepto de software libre o GNU y el Software de pago, cuáles son sus ventajas y desventajas, como así mismo lo que el Internet significa en esta Nueva Economía, y el ser un esclavo virtual mediante gusano informático.

La habilidad por si sola o competencia para manejar herramientas e instrumentos tecnológicos (teléfonos móviles, iPods, PC, etc) no establece la condición de ser un alfabeto digital, como si lo hace el desarrollar habilidades que permitan al ciudadano ser capaz de relacionarse, aprender e interactuar con los individuos o sociedades de la aldea global mediante diversas aplicaciones a través de los medios digitales que nos disponen las nuevas tecnologías.

En la Vieja Economía, se consideraba a una persona como alfabeto siempre y cuando manejara el proceso de lectoescritura en su lengua nativa y la utilizara mediante un proceso intelectual e instrumental, para acceder al conocimiento alojado en documentos y libros, o dejara sus experiencia registrada en documentos.

Repercusiones Laborales[3] [editar]

La tecnología es esencial hoy en día para el trabajo y actividades diarias.

Los avances tecnológicos representan un progreso social, sin embargo no  todos los sectores resultan beneficiados. Por ejemplo, el impacto de las TIC se ve en una evidente diferencia entre los jóvenes de hoy en comparación con generaciones pasadas. De ahì que surja el concepto de brecha digital, que se pueden entender como una diferencia en las oportunidades de desarrollo de las poblaciones y que marca una distancia entre las que tiene y las que no tienen acceso a las tecnologías.

De este modo podemos hablar de los nativos digitales[4] , la generación que ha crecido y se ha acostumbrado a estar rodeado de computadoras, videojuegos teléfono y otras herramientas digitales, y que incluso manifiestan facilidad para su uso. La contraparte de este concepto son los inmigrantes digitales aquellos individuos que se han visto obligados por la necesidad de estar al día y se han tenido que formar y adaptar aceleradamente a los constantes cambios tecnológicos.

A pesar de estas diferencias ninguna generación queda exento de inconvenientes, ya que representan una oportunidad de desarrollo profesional en diferentes contextos[5] y al no poseer estos conocimientos es poco competitivo y queda relgado del mercado laboral. De este modo las habilidades tecnologicas e informáticas se han converid en aptitudes necesarias para vivir en la sociedad de la información, pues es común encontrar en las bolsas de trabajo que las empresas solicitan a sus prospectos el dominio de computadoras, softwares u otras herramientas digitales para llevar a cabo distintas tareas.

Por otra parte, el uso de las tecnologías en el ámbito laboral implica también la posibilidad de crear nuevos espacios donde las relaciones laborales son virtuales y que requiere, además de las habilidades tecnologicas, las socicomunicativas para llevar a cabo un buen desempeño laboral.

Conclusión[editar]

Una de las dificultades que se presentan, subayace en fomentar procesos educativos encaminados a la alfabetización tecnologica, que permitan desarrollar los conocimientos, habilidades y actitudes necesarias para hacer frente a dicha situación, pues de no hacerlo se amplía la población de analfabetos tecnológicos.

Referencias[editar]

  1. Area Moreira, Manuel. «Manual electrónico: Introducción a la Tecnología Educativa». 2009. 
  2. Rosas, Maria Cristina. «El analfabetismo digital. México: América Latina en movimiento online.». 2012. Consultado el 17 de noviembre de 2016. 
  3. «Peligros del analfabetismo digital». www.zator.com. Consultado el 21 de octubre de 2016. 
  4. Prensky, Marc. «Nativos e inmigrantes digitales». (s.f). 
  5. Tello Leal, Edgar. «Las tecnologías de la información (TIC) y la brecha digital: su impacto en la sociedad de México». 2009. 

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]