Aníbal Pinto Santa Cruz

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Aníbal Pinto Santa Cruz
Información personal
Nacimiento 1919 Ver y modificar los datos en Wikidata
Santiago (Chile) Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 3 de enero de 1996 Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Chilena
Familia
Cónyuge
Hijos
Educación
Educado en
Información profesional
Ocupación Economista Ver y modificar los datos en Wikidata
Empleador
  • Universidad de Chile Ver y modificar los datos en Wikidata
Distinciones

Aníbal Pinto Santa Cruz (Santiago, 1919-3 de enero de 1996) fue un economista chileno galardonado con el Premio Nacional de Humanidades y Ciencias Sociales en 1995.[1]

Biografía[editar]

Vinculado familiarmente a la aristocracia chilena, era bisnieto de Francisco Antonio Pinto, importante político liberal de comienzos del siglo XIX.

Aníbal Pinto estudió Derecho en la Universidad de Chile. En 1940 fue jefe de crónica del recién fundado diario El Siglo, órgano del Partido Comunista.[2]​ Ese mismo año obtuvo una beca que le permitió ingresar a la London School of Economics en donde permanecerá hasta 1947. En plena II Guerra Mundial, contrajo matrimonio con Malucha Solari, joven bailarina que también estaba becada en Inglaterra.

En 1947, ya en Chile, tuvo estrecha relación con el Partido Comunista, participando en debates económicos en su nombre.[3]​ Bajo el sello de la Editorial Universitaria fundó en 1947 y dirigió durante varios años la revista quincenal "Panorama Económico", que muy pronto fue reconocida por la profundidad de su análisis.

Paralelamente ocupó las cátedras de Finanzas Públicas y de Desarrollo Económico en la Escuela de Economía de la Universidad de Chile. También se incorporó al equipo periodístico que publicaba la revista Ercilla. De esta manera, Aníbal Pinto pasaba a formar filas con lo más selecto del periodismo chileno y americano. Más tarde adquirió (junto a Arturo Matte Alessandri) y dirigió el vespertino Las Noticias de Última Hora.

A mediados de la década de 1950 se integra a la Comisión Económica para América Latina y el Caribe,[1]​ dentro de la cual fue director de la Subsede de CEPAL/ILPES en Río de Janeiro, entre 1960 y 1965, y entre 1970 y 1979 Director de la División de Desarrollo,[4]​ y desde 1986 hasta su muerte fue Director de la Revista de la CEPAL.[5]

Además fue Director de la Escuela Latinoamericana para Graduados de la Universidad de Chile (1965-1971), y entre 1981 y 1987 fue Director de la revista española Pensamiento Iberoamericano.[4]

Obra[editar]

La producción bibliográfica de Aníbal Pinto Santa Cruz es abundante, sin considerar las múltiples separatas o sobretiros de "El Trimestre Económico", de la "Colección de Estudios de CIEPLAN" o de otras publicaciones donde colaboró con agudos análisis centrados sobre todo en la realidad americana, los libros que contienen su pensamiento son igualmente abundantes. He aquí una lista seleccionada:

Una de sus obras más citadas es "Chile, un caso de desarrollo frustrado", publicado en 1959.[6]​ En ella se distingue que durante 100 años, Chile dispuso de las condiciones favorables del modelo clásico y liberal de crecimiento y que, sin embargo, a pesar de su progreso, no consiguió liberarse de las limitaciones de una estructura subdesarrollada, subordinada al comercio exterior y a la monoexportación. Hasta hoy, este libro es un clásico que brilla con luz propia en plena vigencia.

En 1951, la Editorial del Pacífico le publica su "Finanzas públicas, mitos y realidades". La misma editorial, por las mismas fechas, reunirá en un volumen varios trabajos de diversos autores: "Inflación, naturaleza y problemas". En 1953, aparecen "Hacia nuestra independencia económica", un sólido y bien fundado esquema de innegable acento izquierdizante, y "Cuestiones principales de la economía".

Este último libro nació de la permanente inquietud de Aníbal al comprobar, una y otra vez la pobreza franciscana de conceptos modernos económicos en los colegios secundarios y aún en los primeros años de Universidad. Ese año el que escribe estas líneas y colaborador de Aníbal se recibía de profesor de Historia, función que ya ejercía en algunos colegios razón por la cual Aníbal le consultó su opinión profesional sobre las bondades del texto. La descarnada respuesta fue que no servía en absoluto para fines escolares principalmente por carecer de una ordenación formal, por abusar de la redacción metafórica, que si bien aligera la lectura puede oscurecer el sentido de las cosas y por la ausencia de capítulos que eran indispensables para una correcta concordancia del texto y los programas escolares en uso. Aníbal no discutió estas conclusiones y solo dijo, parcamente, "Hágalo de nuevo". Así de simple nació un "Curso de Economía" que sería un récord editorial hasta el día de hoy. Año tras año fue reeditado por la Editorial Universitaria hasta completar el asombroso número de más de cuarenta ediciones en castellano y quince en portugués (1970, editorial Forum, Brasil).

Además conviene agregar "Hacia nuestra independencia económica" (Editorial del Pacífico, 1953); "Antecedentes sobre el desarrollo de la economía chilena" (1954); "Ni estabilidad, ni desarrollo, la política del Fondo Monetario" (1960); "Chile, una economía difícil" (Fondo de Cultura Económica, México, 1964); "Distribución del ingreso en América Latina" (Editorial Universitaria de Buenos Aires, Argentina, 1967); "Política y desarrollo", (Editorial Universitaria, Chile, 1968); "Ensayos sobre Chile y América Latina", (Ediciones Solar, Buenos Aires, Argentina, 1972); "América Latina y el cambio de la economía mundial" (Instituto de Estudios Peruanos, Lima, 1973); "Inflación, raíces estructurales" (Fondo de Cultura Económica, México, 1974); "Inflación reciente en Brasil y en América Latina" (Editorial Graal, Río de Janeiro, Brasil, 1978); "La internacionalización de la economía mundial. Una visión latinoamericana" (Ediciones Cultura Hispánica, Madrid, 1980); etc.

En 1982 empezó una publicación que naturalmente causó revuelo en los círculos económicos y políticos. "Pensamiento Iberoamericano. Revista de Economía Política".

Reconocimientos[editar]

Además de los cargos que desempeñó, Aníbal Pinto Santa Cruz recibió en vida una serie de distinciones:[5]

Además, pocos meses antes de morir, fue objeto de un tributo de sus colegas de la CEPAL, y una colección de sus escritos fue publicada por la Universidad Nacional Autónoma de México.[5]​ También en 2008 fue parte de la lista original de 60 chilenos, presentada por Televisión Nacional de Chile como parte del programa Grandes Chilenos, aunque no llegó a la lista final de 10 nombres, cuyas biografías fueron transmitidas por televisión.[7][8]

Referencias[editar]

  1. a b «La Cepal y las reformas estructurales en Chile (1948-1970)». Memoria Chilena. Consultado el 15 de febrero de 2013. 
  2. Luis Corvalán, De lo vivido y lo peleado. Memorias, Santiago: Lom Ediciones, 1997, p.41.
  3. Ercilla, N°616, 18/febrero/1947, pp. 4-5.
  4. a b Universidad de Chile. Premios Nacionales de Humanidades: Aníbal Pinto Santa Cruz
  5. a b c Gert Rosenthal. Aníbal Pinto Santa Cruz. CEPAL Review N° 58, abril de 1996.
  6. Pinto, Aníbal (1959). Chile, un caso de desarrollo frustrado. Universitaria. p. 391. Consultado el 17 de octubre de 2017. 
  7. EducarChile Elige a tus 10 Grandes Chilenos
  8. Televisión nacional de Chile. Listado 60 grandes chilenos de nuestra historia. 2008

Enlaces externos[editar]