Alfabetización

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Alfabetismo»)
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Ilustración del A Child's Garden of Verses (2017), de Jessie Willcox Smith (1863-1935).

El término alfabetización, según la RAE, proviene del verbo alfabetizar; se trata de la acción de "enseñar a leer y escribir".[1]​ Para Richard L. Venezky «es la habilidad mínima de leer y escribir una lengua específica, como también una forma de entender el uso de la lectura y la escritura en la vida diaria».[2]​ Convencionalmente se define también como «conjunto de competencias de lectura, escritura y cálculo».[3]​ Se reduce a menudo a la habilidad de leer y escribir, o a veces, solo a la de leer, e incluso únicamente al proceso de la enseñanza de tal habilidad.

Algunos, sin embargo, consideran que el uso de la noción de habilidad, en lo referente actualmente a la lectura y la escritura, ya no se considera como tal. Esta crítica se puede observar en los modelos de James Paul Gee (autónomo e ideológico) sobre la alfabetización. Saber lo básico de leer y escribir no habilita para leer y escribir cualquier tipo de texto, todo depende del contexto sociocultural.[4]

Según las investigaciones científicas de los últimos años, desde un enfoque sociohistórico y cultural, el proceso de enseñanza-aprendizaje de la lectura y escritura se da dentro de un contexto cultural específico. Esto significa que se alfabetiza de manera diferente de acuerdo con los contextos socioculturales: diferentes comunidades humanas usan y promueven la lengua escrita de maneras diferentes.[5]​ Esta acción de enseñar puede ser gestionada desde la política pública como área de potencial en cuanto a democratizar el derecho a la educación y al acceso a la información [6]

Se ha extendido un uso del término alfabetización ampliado para denominar al aprendizaje básico de cualquier cosa, uso que lleva a términos como alfabetización visual, alfabetización informática o alfabetización matemática, que no tienen que ver necesariamente con el uso del alfabeto.[7]​ Constituyen un campo de definiciones más amplias de alfabetización.[8][9]

Dentro del campo de la educación puede ser entendida como un proceso de apropiación de las formas de utilizar la lengua escrita en diferentes sociedades.[10]

A lo largo de la historia, la escuela, institución encargada de la función de alfabetizar, ha utilizado diferentes métodos de alfabetización que han sido descriptos y analizados por Berta Braslavski en "La querella de los métodos en la lectura". [11]

El Día Internacional de la Alfabetización se celebra el 8 de septiembre.

Alfabetización y habilidades lingüísticas y cognitivas[editar]

Jóvenes leyendo periódicos en distintos idiomas, Israel 1969
Jóvenes leyendo periódicos en distintos idiomas, Israel 1969

La redefinición del concepto planteada arriba explicita la labor de profesores e instituciones educativas, y evita dar a entender que alfabetizarse académicamente es un asunto que concierne solo a los alumnos. Asimismo, advierte sobre la imposibilidad de lograr alfabetizar en un único curso o a través de ejercicios que parcelan y disuelven las prácticas auténticas de lectura y escritura. También resalta que lo que está en juego es enseñar prácticas típicas de ciertas comunidades, motivadas situacionalmente, lo cual difiere de entrenar habilidades, destrezas o competencias discretas, independientes y separables de sus contextos de uso.

Se destacan entonces en la nueva definición propuesta las acciones que deben implementarse a nivel institucional y didáctico, desde todas las cátedras, para favorecer el aprendizaje de las literacidades académicas (es decir, la participación de los alumnos en sus culturas escritas), a través de una enseñanza que las preserve como tales.

Las personas participan del conocimiento lecto-escriturario cuando pueden:

  • Comprender el lenguaje escrito que ha sido y que es la herramienta fundamental para organizar, sistematizar y conservar la información a través del tiempo.
  • Usar el lenguaje escrito para reelaborar y producir nuevos conocimientos.
  • Participar activamente como ciudadano de la cultura escrita de su tiempo.

El aprendizaje de la lectura y la escritura supone la adquisición de habilidades lingüísticas, cognitivas y semióticas necesarias para el ingreso al mundo de los conocimientos (la ciencia, el arte y los lenguajes simbólicos y matemáticos) que la humanidad ha producido a lo largo de su historia.[12]​ Además, para participar en ese mundo con mayor autonomía y capacidad de interpretación. Así, además de adquirir conocimientos mediante la lectura y la escritura, los alfabetizados usan formas elaboradas y complejas de sistematizar la información en los géneros discursivos secundarios.

Métodos alfabetizadores[editar]

Métodos tradicionales[editar]

Libro de lectura inicial

Berta Braslavsky ha hecho un estudio sobre los métodos de alfabetización y analizó las características de los mismos según trabajan con unidades analíticas globales o con unidades menores de la lengua, sintéticas.[11]​ En la historia de los métodos, la bibliografía comienza mencionando estos dos enfoques.

  • Métodos sintéticos: No tienen en cuenta la significación en el proceso de enseñanza.
  1. «Alfabético», «de la letra», «literal» o grafemático: trabaja a partir de letras o grafemas.
  2. «Fonético»: parte de los sonidos simples o fonemas.
  • Métodos analíticos: Parten siempre de la significación
  1. «Global analítico»: parte de signos escritos complejos (palabra, frase, cuento) y el análisis es dirigido por el alfabetizador.
  2. «Global»: parte de la palabra, la frase o el cuento. Postula que el niño llega al aprendizaje por él mismo sin que el alfabetizador dirija el análisis.

La combinación de ambos da lugar a los llamados métodos analítico-sintéticos. En el libro de Braslavsky se desarrollan ampliamente los orígenes, la evolución y los fundamentos psicológicos de cada uno.

Métodos contemporáneos[editar]

Con los avances del constructivismo, de la psicología cognitiva y los estudios socio históricos culturales el campo de la alfabetización ha tenidos un desarrollo importante en teorías, en revisión de métodos y en propuestas de enseñanza que ponen el foco en los niños y sus posibilidades y en los contextos culturales donde han aprendido el lenguaje oral natural. En este sentido podemos destacar los aportes de Emilia Ferreiro y Ana Teberosky quienes inician en la década del ‘80 toda una línea de propuestas apoyadas en principios piagetianos que enfrentan a los prejuicios conductistas o reduccionistas[13]​:

  • considera al niño como sujeto activo,
  • tiene en cuenta los saberes previos como punto de partida, nadie empieza de cero,
  • se apoya en una concepción constructiva del conocimiento,
  • entiende a la lectura como construcción distinta de descifrado,
  • entiende a la escritura como construcción de sentidos, distinta de copia modelo,
  • se configura como diseño experimental.
  • surge de investigaciones psicológicas,
  • trabaja con entrevista clínica,
  • clasifica etapas de lectoescritura según hipótesis del niño: presilábica- silábica- alfabética.

Esta tendencia conocida como “lenguaje total” o “lenguaje integral” trabaja sobre el sentido o la comprensión, dejando de lado aspectos analíticos.

niños alfabetizándose

La teoría socio histórico cultural, cuyos desarrollos se inician en investigaciones soviéticas, se apoya en el desarrollo natural y cultural y en la relación funcional con los signos. Los representantes teóricos son: Vigotsky, Tolchinski, Luria, Bajtin, cuyos planteos proponen un giro al concepto de desarrollo piagetiano al ubicar el trabajo en la Zona de desarrollo próximo y depositar la confianza en una enseñanza transaccional que reconoce el papel de las prácticas de lenguaje en la construcción del conocimiento y la relación entre la historia de desarrollo del niño y la historia cultural del objeto de conocimiento.[14]

Entre sus postulados, podemos señalar:[15]

  • integración de factores actitudinales, cognitivos, comunicativos y sociales
  • la modalidad didáctica de base la constituye todo tipo de interacción;
  • reconstrucción de los sentidos de los textos;
  • consideración del marco socio cognitivo, afectivo y actitudinal del mundo previo;
  • intento de disminuir la ruptura o discontinuidad entre el mundo escolar y el del hogar;
  • sostenimiento de la semiosis en la oralidad;
  • desarrollo de la conciencia fonológica (como predictor de éxito);
  • conceptualización de las tareas de lectura y escritura como procesos con objetivos y propósitos;
  • rescate e importancia de intervención del docente;
  • reconocimiento del error como ocurrencia normal del aprendizaje;
  • trabajo con todas las segmentaciones del código escrito (textos, frases, palabras, oraciones, letras, sílabas, sonidos).

Investigaciones y estudios en la línea socio histórico cultural y en  los estudios narratológicos y etnográficos influyeron con sus avances teóricos en la elaboración de textos etnográficos. En Argentina una de las representantes conocidas por sus investigaciones y propuestas teórico metodológicas materializadas en libros es Ana M. Borzone.[16]

En continuidad con esta línea, últimamente han surgido estudios de investigación que articulan la semiótica con los procesos alfabetizadores proponiendo metodologías que recuperan los sentidos de la vida cotidiana para ofrecer a los niños un pasaje en continuidad desde los diálogos familiares y vecinales a los comunitarios y escolares. [17]

Alfabetización visual[editar]

La alfabetización visual (y audiovisual) consiste en un proceso de enseñanza y aprendizaje para interpretar las imágenes, es decir, para decodificarlas reflexivamente. El tema de la imagen, no es nuevo. Se supone que los primeros trazos humanos apoyaban las recitaciones verbales[18]​ Hoy, ante el desarrollo exponencial de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), se hace imprescindible:

(...) una pedagogía capaz de educar el ojo y sacarle punta incisiva, capaz de afinarlo para que penetre más allá de las apariencias, de diversificarlo para que enriquezca nuestras formas de ver y de sacudirlo para que vuele más alto, se asombre y disfrute de la sensibilidad cotidiana.[19]

Pero no debemos confundir la alfabetización visual con el lenguaje, pues interpretar imágenes no es combinar signos. La interpretación se realiza de manera individual por el sujeto que lo contempla.

(...) una cadena de palabras tiene un sentido, una secuencia de imágenes tiene mil. Una palabra comodín puede tener el doble o triple fondo, pero sus ambivalencias son localizables en el diccionario, exhaustivamente innumerables; se puede ir hasta el fondo del enigma. Una imagen es siempre y definitivamente enigmática, sin buena lección posible. Tiene cinco mil millones de versiones potenciales, ninguna de las cuales puede imponer su autoridad. Polisemia inagotable.[20]

A pesar del aumento sustancial de niños matriculados en la escuela primaria alrededor del mundo, para la mayoría el aprendizaje académico no proporciona las habilidades básicas necesarias para tener éxito en el siglo XXI. El importante retraso en logros académicos es un indicativo de que el simple hecho de hacer que la educación formal esté disponible no satisface las necesidades de los niños de desarrollar la alfabetización. Existe una amplia gama de intervenciones extracurriculares que tienen el objeto de satisfacer esta necesidad a través de canales fuera del sistema educativo formal, como en hogares o en la comunidad.

Una revisión de 13 estudios demostró que muchas intervenciones son utilizadas de manera amplia en países de ingresos bajos y medios. Estas incluyen el suministro de bibliotecas, publicaciones en idioma local, instrucción de alfabetización fuera de las escuelas, la distribución de lectores electrónicos (“e-readers”), TV y radio educativa, entre otras. Sin embargo, no hay evidencia rigurosa acerca de la eficacia de las mismas. Por otra parte, se determinó que las intervenciones para la formación de los padres, y de tutoría niño a niño, no son eficaces, mientras que la televisión educativa parece mejorar la alfabetización dada la visualización frecuente.[21]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. «"Alfabetización" - Real Academia Española». 
  2. Asociación Internacional de Lectura (2005). «¿Qué es alfabetización? : Vocabulario de lectura y escritura.». Lectura y Vida. Revista Latinoamericana de Lectura (Universidad Pedagógica Experimental Libertador) 26 (1): 62-64. ISSN 0325-8637. Archivado desde el original el 12 de septiembre de 2007. Consultado el 26 de abril de 2019. 
  3. «Alfabetización». 25 de abril de 2013. 
  4. Street, Brian V. (2005). «Nuevas alfabetizaciones, nuevos tiempos: ¿Cómo describimos y enseñamos los conocimientos, las habilidades y los valores acordes con las formas de alfabetización que las personas necesitan para los nuevos tiempos». (Demetrio Garmendia, trad.). Revista interamericana de educación de adultos (Centro de Cooperación Regional para la Educación de Adultos en América Latina y el Caribe) 30 (2): 41-69. ISSN 0188-8838. Archivado desde el original el 9 de marzo de 2011. Consultado el 26 de abril de 2019. 
  5. Kalman, Judith (2008). «Discusiones conceptuales en el campo de la cultura escrita». Revista Iberoamericana de Educación (Universidad Pedagógica Experimental Libertador) (46): 107-134. ISSN 1022-6508. Consultado el 26 de abril de 2019. 
  6. «UNESCO». 
  7. Kress, Gunter (2003). «Literacy in the New Media Age». Revista Iberoamericana de Educación (46) (Londres: Routledge). pp. 107-134. ISBN 9780415253567. Consultado el 26 de abril de 2019. 
  8. Stordy, Peter (30 de abril de 2015). «Taxonomy of literacies». Journal of Documentation 71 (3): 456-476. ISSN 0022-0418. doi:10.1108/JD-10-2013-0128. Consultado el 20 de marzo de 2019. 
  9. «Alfabetización en matemáticas y ciencias». 
  10. «Discusiones conceptuales en el campo de la cultura escrita». rieoei.org. Consultado el 9 de octubre de 2018. 
  11. a b Braslavski, Berta (2014). La querella de los métodos en la enseñanza en la lectura. http://biblioteca.clacso.edu.ar/Argentina/unipe/20200415060701/La-querella-de-los-metodos-en-la-ensenanza.pdf: UNIPE: Editorial Universitaria. 
  12. "Esta definición de alfabetización ha sido desarrollada en el marco del proyecto Alfabetización Intercultural para Niños de Sectores Urbanos y Rurales Pobres, de A. M. Borzone de Manrique, C. R. Rosemberg y B. Diuk, CONICET"
  13. Ferreiro (coord.), Emilia (1998). Los hijos del analfabetismo. Propuestas para la alfabetización escolar en América Latina. Siglo XXI Editores. ISBN 968-23-1529-8. 
  14. Rinaudo, María Cristina (2006). Textos en contexto 8. Estudios sobre la lectura. Aciertos e infortunios en la investigación de las últimas décadas. Asociación Internacional de Lectura y Vida. 
  15. Alarcón, Mirta Raquel (2012). Alfabetización semiótica en los umbrales escolares. Aportes para la lecto-escritura inicial. Editorial Universitaria - Universidad Nacional de Misiones. ISBN 978-950-579-258-0. 
  16. Borzone- Rosemberg, Ana María- Celia Renata (2000). ¿Qué aprenden los niños cuando aprenden a hablar? El desarrollo lingüístico y cognitivo en los primeros años. Aique. ISBN 950-701-631-7. 
  17. Camblong, Alarcón, Di Modica, Ana María (2012). Alfabetización semiótica en las fronteras. Vol II. Estrategias, juego y vida cotidiana. Editorial Universitaria. Universidad Nacional de Misiones. ISBN 978-950-579-262-7. 
  18. Debray, 1994, p. 42.
  19. Errázurriz Larraín, Luis Hernán (2006). Andros, ed. Sensibilidad estética. Un desafío pendiente en la educación chilena. Santiago de Chile: Pontificia Universidad Católica de Chile. p. 21. ISBN 9789561409033. 
  20. Debray, 1994, p. 52
  21. Campbell Collaboration (2017). «Evidencia limitada de la eficacia de los programas de alfabetización infantil basados en el hogar o en la comunidad, aunque algunos enfoques mejoran los resultados». Oslo: Campbell Collaboration. Consultado el 3 de diciembre de 2019. 

Bibliografía[editar]

  • Borzone de Manrique, Ana María; Marro, Mabel Susana (1990). Lectura y escritura: nuevas propuestas desde la teoría y la práctica. Biblioteca de cultura pedagógica. Didáctica. Buenos Aires: Kapelusz. ISBN 950-13-6137-3. 
  • Debray, Regis (1994). Vida y muerte de la imagen. Historia de la mirada en Occidente. Buenos Aires: Ediciones Paidós Ibérica. ISBN 8475099815. 
  • Borzone de Manrique, Adriana; Rosemberg, Celia Renata; Diuk, Beatriz; Silvestri; Plana , Dolores (2004). Niños y maestros por el camino de la alfabetización. Buenos Aires: Tres Almenas. ISBN 987-98481-3-6. 
  • Silva-Peña, Marcela; Tapia, Rossana; Ibáñez (2016). «Concepciones docentes sobre la escritura en primer año de educación básica». Paradigma (Universidad Pedagógica Experimental Libertador) 37 (1): 46-60. ISSN 1011-2251. Archivado desde el original el 21 de julio de 2016. Consultado el 12 de noviembre de 2016. [1]

Enlaces externos[editar]

  • Querella de métodos (versión inédita)
  • Cátedra Nacional de Alfabetización inicial del Ministerio de Educación. Argentina
  1. Error en la cita: Etiqueta <ref> no válida; no se ha definido el contenido de las referencias llamadas :0