Alboronía

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Berenjena, ingrediente característico de la alboronía.

La alboronía (del árabe al-baraniyya) es un plato elaborado con verduras (berenjenas, tomates, pimiento y calabazas) y pimentón, propio de los viernes de Cuaresma (en los que los católicos no deben comer carne). Es el precursor del pisto manchego y de otros pistos españoles.[1]

Nombre[editar]

También se dice boronía, moronía y almoronía. Según el Diccionario de Autoridades es una palabra de origen árabe.[2]​ Puede proceder de buraniyya, que en árabe significa guiso.

Historia[editar]

Con el descubrimiento de América llegan a España nuevos productos como tomate y el pimiento, y de aquí el pimentón, que se convirtieron en ingredientes habituales de la alboronía. La alboronía es un plato muy apreciado en Andalucía y Castilla-La Mancha y, al igual que durante la época mozárabe, se la degustaba en bodas y en grandes celebraciones, tal era la categoría gastronómica del plato.

Variantes[editar]

Del sur de España pasa a otras tierras dentro del territorio que lo llaman pisto. Muchos aseguran que la alboronía es la madre de todos los pistos: del manchego (el más conocido), de los demás como el madrileño, el bilbaíno, el tumbet mallorquín o el catalán que llaman xanfaina, en Aragón como fritada.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Gastronomía del Siglo de Oro español, María Inés Chamorro, 2002, Ed. Herder
  2. Diccionario de Autoridades, 1724.

Enlaces externos[editar]