Alberto Iribarne

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Alberto Iribarne
Iribarne A.JPG

Coat of arms of Argentina.svg
Ministro de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos
25 de julio de 2005-10 de diciembre de 2007
Presidente Néstor Kirchner
Predecesor Horacio Rosatti
Sucesor Aníbal Fernández

Información personal
Nacimiento 2 de agosto de 1950 Ver y modificar los datos en Wikidata (67 años)
Bandera de Argentina Argentina
Nacionalidad Argentina Ver y modificar los datos en Wikidata
[editar datos en Wikidata]

Alberto Iribarne es un abogado y político argentino, que ocupó la titularidad del Ministerio de Justicia durante el gobierno de Néstor Kirchner.

Biografía[editar]

Nacido el 2 de agosto de 1950, es padre de tres hijos, se graduó de bachiller en el Colegio Nacional de Buenos Aires en 1968 y como abogado en la universidad nacional de Buenos Aires en 1974. Escribió tres libros, compiló otro y publicó artículos en diversas revistas. Fue docente en las facultades de Ciencias Económicas, de Filosofía y Letras y de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires y en la de Ciencias Sociales de la Universidad del Salvador .

En el ámbito gremial profesional, fue fundador de PROA (Propuesta Renovadora para la Organización de los Abogados). Fue electo delegado para la Primera Asamblea de Delegados del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal en 1986.

Militante peronista desde su juventud, fue asesor entre los años 1976 y 1983 del escribano Deolindo Bittel, por entonces Vicepresidente 1º a cargo de la Presidencia del Justicialismo, participando en la redacción del documento de denuncia sobre violación a los derechos humanos en Argentina que se presentara ante la Comisión Interamericana en septiembre de 1979.

Fue congresal del distrito Capital Federal, miembro del Consejo Metropolitano y Apoderado de dicho distrito del Partido Justicialista. Fue además Congresal Nacional. Entre 1996 y 1999 fue miembro de la Mesa Directiva del Consejo Nacional del Partido Justicialista Actualmente es Vicepresidente 1º del Partido Justicialista de la Ciudad de Buenos Aires y congresal nacional.

Iribarne fue vice ministro de Carlos Corach y Carlos Ruckauf. Fue jefe de la campaña presidencial de Eduardo Duhalde en 1999, y subsecretario de Juan José Álvarez durante la presidencia del mismo.

Iribarne fue el tercer ministro de justicia de Néstor Kirchner, siendo nombrado para el cargo luego de la renuncia de Horacio Rosatti. Kirchner le pidió como una de sus primeras tareas a Iribarne "acelerar a fondo el avance de los juicios a los responsables del genocidio que nos tocó vivir a los argentinos" durante la última dictadura militar.[1]

Iribarne recordó que por decreto del Presidente de la Nación, se constituyó una comisión multisectorial integrada por jueces, fiscales, defensores, abogados, académicos, representantes del Senado y Cámara de Diputados, con integrantes de la mayoría como de la oposición para la reforma del código penal. La tarea de la comisión se basó en un trabajo efectuado por un grupo, que funcionó en el ámbito del Ministerio de Justicia y analizó las experiencias, las normas vigentes de las distintas provincias del país, de proyectos en estado parlamentario; las estadísticas del foro penal, recomendaciones de distintas organizaciones no gubernamentales y llegó a la conclusión, mantenida como objetivo vigente de la propuesta de la comisión.

Adelantó que en el proceso de instrucción, se sugiere reducir los plazos para conseguir un doble propósito y dar una doble respuesta: evitar que los delitos, sobre todos los más complejos, a partir de una maraña de recursos de nulidades queden impunes, por prescripción de la acción penal. Esto como respuesta de evitar que esos delitos, que al prolongarse en los procesos queden impunes y, por otro lado, garantizar a aquellas personas sometidas a juicio penal, tengan un plazo razonablemente breve de la certeza sobre si serán condenados, absueltos o llevados a juicio. La reforma propone no sólo cambiar normas, sino ir incorporando nuevas herramientas de gestión. Se propone –añadió Iribarne- moralizar las etapas previas al juicio; separar, a través de una oficina judicial, las tareas administrativas de las jurisdiccionales; incorporar tecnología en materia de comunicaciones, de informática; mejorar la atención al público y en particular de la víctima, que tenga una mayor participación.?[2]

Como Ministro defendió la decisión del Presidente Néstor Kirchner de autolimitarse en materia de nombramiento de jueces, fiscales, defensores, a través del Decreto 222 y del 558 del 2003, en cuanto a dar a publicidad las candidaturas para designar jueces, para que todas las personas e instituciones interesadas pudieran formular sus observaciones, limitó aún más el rol que en la selección de estos magistrados tiene el Poder Ejecutivo, después de la reforma del 94.[2]

Cristina Fernández y el Senado designaron a Iribarne como embajador ante la Santa Sede, pero no fue aceptado ya que era divorciada la Cancillería argentina se limitó a recoger antecedentes de embajadores en el Vaticano de otros países -Suiza, México, Cuba que fueron aceptados siendo divorciados-[3]​ el 22 de octubre de 2008, la Presidenta Cristina Fernández con acuerdo del Senado, designó en el cargo a Juan Pablo Cafiero, cuyo placet fue inmediatamente aprobado por la Santa Sede.[4]​Durante su gestión el presupuesto para esa área se incrementó en un 80 por ciento desde el 2005 al 2007.[5]

Escribió varios libros , entre ellos: Letras contra el miedo, donde describe la resistencia de intelectuales peronistas durante el Proceso de Reorganización nacional y la lucha del peronismo para el retorno de la democracia y el juzgamiento de las violaciones a los derechos humanos.[6]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]