Yolande de Polastron

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Yolande de Polastron
Condesa y Duquesa de Polignac
Gabrielle de Polastron.jpg
Información personal
Nombre secular Yolande Martine Gabrielle de Polastron
Nacimiento 8 de septiembre de 1749
París, Francia Bandera de Francia
Fallecimiento 9 de diciembre de 1793
Viena, Austria Bandera de Austria

Yolande Martine Gabrielle de Polastron, condesa y duquesa de Polignac (París; 8 de septiembre de 1749 - Viena; 9 de diciembre de 1793), aristócrata francesa.

Yolande Martine Gabrielle de Polastron, duquesa de Polignac, era una aristócrata francesa, conocida por su amistad con María Antonieta. Simpatizaron cuando fueron presentadas en Versalles en 1775. Sus críticos históricos han discutido que la duquesa de Polignac fuera una aristócrata activa en la corte de Versalles antes de la Revolución francesa y que perteneciera a la exclusividad, el olvido y el egoísmo extravagante de la clase predominante. Sin embargo, historiadores más comprensivos, como Pierre de Nolhac y el marqués de Ségur, creen que la mayoría de los problemas se originaron en su entorno. Aparte de los gravámenes de su carácter, se dice que fue una de las figuras dominantes en el movimiento ultramonárquico de los comienzos del verano de 1789, actuando bajo influencia de su amigo, el conde de Artois.

Biografía[editar]

Yolande Martine Gabrielle de Polastron, también conocida como Madame de Polignac, nació en París durante el reinado de Luis XV. Fue hija de Jean François Gabriel, conde de Polastron y Jeanne Charlotte Hérault. Poco tiempo después se trasladó a la provincia de Languedoc, al sur de Francia. La familia de Polignac era de un antiguo linaje muy respetado, pero desacreditado por muchas deudas que alejaban a la familia de una vida lujosa. Su abuelo materno era René Hérault, que había servido como teniente general de la policía de París (es decir, jefe de la policía de París) entre 1725 y 1739. Perdió a su madre, Jeanne, a la edad de tres años. Gabrielle fue puesta al cuidado de su tía, Madame d'Andlau, quien decidió que Gabrielle recibiría educación en un convento. En 1767, a los 18 años, se casó con el conde Jules de Polignac, capitán del ejército francés. Tuvieron cuatro hijos. Sin embargo, las deudas de la familia de Mme. Polignac privaban al joven matrimonio de lujos.

Cuando Diane de Polignac, su cuñada, la llamó para que fuera al palacio de Versalles, ella fue con su marido y fue presentada en una reunión formal en 1775. La reina María Antonieta enseguida siente por ella una viva amistad. La ambición, junto con el comportamiento vivo y alegre de la condesa pronto logra sustituir a princesa de Lamballe, la mejor amiga de la joven reina hasta entonces, debido a que su comportamiento centrado era considerado como "aburrido" por la reina, quien se volvía más frívola con el paso del tiempo. Además de conseguir que su amante entrara al círculo de favoritos de la reina, Mme. de Polignac también ganó la amistad del hermano más joven del rey, el conde de Artois y la aprobación del rey Luis XVI, que le agradecía su influencia, que calmaba a su esposa, animando su amistad. La condesa veía en la inmensa generosidad de la reina una manera para sacar a su familia de las deudas y lograr una vida llena de lujos. Ella, sin embargo, era odiada por otros miembros del entorno real, particularmente el confesor y su consejero político, el embajador austríaco de la reina, el conde Mercy-Argenteau.


Favores de la Reina[editar]

Obtiene para su familia y para sí misma toda clase de favores. En 1779, consigue que Luis XVI dote a su hija con 80.000 libras, suma sorprendente e insólita, puesto que las dotes que concede el rey no sobrepasan las 8.000 libras. El Tesoro real se hace cargo también de las deudas del matrimonio Polignac (400.000 libras). El resto de la familia Polignac se aprovecha igualmente de esta oportunidad: el abad de Polignac recibe la sede de Meaux, Diana de Polignac, a pesar de su pésima reputación, pasa a ser la superintendente del palacio de Madame Isabel, hermana del rey. A Vaudreuil se le asignan 30.000 libras de renta anual, y el cargo honorífico y lucrativo de Gran Halconero de Francia. Para poder visitar a su amiga, que está embarazada, María Antonieta hace que su corte se desplace a La Muette.

Carismática y hermosa, Gabrielle llegó a ser indiscutible líder del círculo exclusivo de la reina, asegurándose de que pocos se hicieran amigos de la reina sin su aprobación. La familia entera de Polignac se benefició enormemente de la generosidad considerable de la reina, pero su riqueza en aumento ultrajó a muchas familias aristocráticas, que se resentían en la corte. En última instancia, el favoritismo de la reina hacia Gabrielle y su familia eran una de las muchas causas que influyeron para que bajara la popularidad de María Antonieta. Hacia finales de 1780, los millares de folletos hostiles, pornográficos, decían que Gabrielle era la amante de la reina, y aunque estas acusaciones no eran verdad hicieron un daño inconmensurable al prestigio de la monarquía.

La cantidad de favores que reciben los Polignac intensifica la impopularidad creciente de la reina, sobre todo en un período en el que se habla de economizar. Los Polignac no dejan de intrigar con los favoritos, como el barón de Besenval, entrometiéndose en la política. Se les llama "el partido de la reina", lo que perjudica seriamente su reputación.

Yolande de Polastron, favorita de la Reina.

Gabrielle fue designada cuidadora de los niños reales, incluyendo a Luis XVII y a la princesa María Teresa. Promovieron a su marido, lo que hizo que subieran dos peldaños en la escala aristocrática, convirtiéndose su marido en duque y Gabrielle en duquesa, otra de las causas del enojo en la corte de Versalles. Más adelante, la hermosa cuñada de Gabrielle, Louise, se hizo la amante del hermano más joven de Luis XVI, el conde de Artois (rey más tarde como Carlos X).

El casamiento de Gabrielle era cordial, si no acertado; una típica boda aristocrática. Por muchos años, Gabrielle fue amante del capitán Protector de la realeza, el comandante de Vaudreuil. Hubo rumores en Versalles de que ella engendró un hijo de Vaudreuil, el segundo.

La influencia excesiva de Gabrielle sobre María Antonieta comenzó a disminuir después de 1785, cuando nació el segundo hijo de la reina. La reina se molestaba cada vez más con el círculo Polignac. Ella confió en otra mujer, Henriette Campan, una de las que estaban en descontento con los Polignac. Eventualmente, Gabrielle sintió descontento por María Antonieta y decidió visitar a amigos en Inglaterra, particularmente a la duquesa de Devonshire, que era la líder de la alta sociedad de Londres y una de los confidentes más cercanas de Gabrielle.

A unos meses de que estallara la revolución francesa en julio de 1789, consideraron que se acercarían la reina y la familia Polignac una vez más. Gabrielle y sus amigos apoyaron el movimiento ultramonárquico en Versalles. Junto con el diplomático barón de Breteuil y el conde de Artois persuadieron a María Antonieta para ayudar al Ministro de Hacienda del rey, Jacques Necker. Sin embargo, sin la ayuda necesaria de los militares para controlar la situación, se despidió a Necker, culminando en el ataque contra la Bastilla.

Cuando estalla la Revolución francesa, Mme. de Polignac huye con su familia. Después de la toma de la Bastilla el 14 de julio de 1789, y con Luis XVI y María Antonieta detenidos, varios miembros de la familia Polignac decidieron emigrar. El conde de Artois se fue por orden de Luis XVI, al igual que Breteuil. Gabrielle y su familia se escaparon a Suiza, en donde mantuvieron contacto con el rey y la reina a través de cartas. Después de que ella se hubiera marchado, el cuidado de los niños reales fue confiado a la marquesa de Tourzel.

Gabrielle desarrolló cáncer mientras vivía en Suiza, aunque había estado mal de salud por varios años. Murió en diciembre de 1793 en Viena, poco después de oír hablar de la ejecución de María Antonieta.

Legado[editar]

Gabrielle fue la madre de Jules, príncipe de Polignac, futuro primer ministro de Francia, y de Aglaïé de Polignac, duquesa de Guiche, llamada en la familia "Guichette", que murió en 1803 en un incendio.

Gabrielle de Polastron ha dejado su huella en la historia y puede ser vista en libros de historia, novelas, películas y otras clases de medios.

En la serie y manga de La Rosa de Versalles, hace varias apariciones mientras se hace amiga de María Antonieta para aprovecharse de ella. También le dan dos hijas adicionales, Charlotte y Rosalie (la segunda que es ilegítima), que ella intentó utilizar para sus propios propósitos.

En el cine[editar]

Año Película Director Actor
1989 Historia de una revolución Roberto Enrico
Richard T. Heffron
Claudia Cardinale
2006 María Antonieta Sofía Coppola Rose Byrne
2012 Adiós a la reina Benoît Jacquot Virginie Ledoyen