Yevgeny Miller

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
General Yevgeny Miller.

Yevgeny-Ludvig Karlovich Miller[1] (en ruso: Евгений Карлович Миллер; 25 de septiembre de 1867, Daugavpils, Letonia – 11 de mayo de 1939, Moscú) fue un general ruso y uno de los líderes del anticomunista Ejército Blanco durante la Guerra Civil Rusa.

Biografía[editar]

Miller era un oficial de carrera nacido en el seno de una familia de la nobleza germana del Báltico en Dinaburgo (ahora Daugavpils, Letonia).[2] Después de su graduación en la Escuela del Estado Mayor sirvió en la Guardia Imperial Rusa. Entre 1898 y 1907 fue agregado militar ruso en varias capitales europeas como Roma, La Haya y Bruselas. Durante la Primera Guerra Mundial encabezó el distrito militar de Moscú y el 5.º Ejército Ruso, y fue promovido al rango de teniente general.

Guerra Civil[editar]

Después de la Revolución de Febrero de 1917, el general Miller se opuso a la «democratización» del Ejército ruso y fue arrestado por sus propios soldados tras ordenar que se sacaran los brazaletes rojos.

Tras la Revolución de Octubre, Miller huyó a Arcangelsk y se declaró a sí mismo Gobernador-General del Norte de Rusia. En mayo de 1919, el almirante Kolchak lo eligió para estar al cargo del Ejército Blanco en la región. En Arcangelsk, Murmansk y Olonets su ejército antibolchevique fue apoyado por el Entente, principalmente fuerzas británicas. Sin embargo, tras un avance infructuoso contra el Ejército Rojo a lo largo del río Dvina Septentrional en verano de 1919, las fuerzas británicas se retiraron de la región y los hombres de Miller se enfrentaron al enemigo solos.

Exilio y secuestro[editar]

El general Yevgeny Miller en la década de 1930.

En febrero de 1920, el general Miller fue evacuado de Arcangels por Noruega. Más tarde se trasladó a Francia y conjuntamente con el Gran Duque Nicolás y Piotr Nikolayevich Wrangel continuó el activismo anticomunista. Entre 1930 y 1937 Miller fue director de la Unión Militar Rusa (ROVS).

El 22 de septiembre de 1937, el informante del NKVD y jefe de inteligencia de la Unión Militar Rusa Nikolái Skoblin llevó al general Miller a una casa segura en París, donde debía encontrarse con dos agentes alemanes de la Abwehr. Estos agentes no eran quienes parecían ser. Eran de hecho funcionarios soviéticos de la NKVD disfrazados de alemanes. Drogaron a Miller, lo colocaron en un baúl y lo subieron a bordo de un barco soviético en Le Havre. Sin embargo, Miller dejó escrita tras de sí un nota para ser abierta por si no volvía del encuentro en París. En ella Miller detallaba sus sospechas sobre Skoblin.

La policía francesa lanzó una operación de búsqueda a gran escala, pero Skoblin huyó a la embajada soviética en París y finalmente huyó de incógnito a Barcelona, donde la Segunda República Española rechazó extraditarlo a Francia.[3]

Sin embargo, la esposa de Skoblin, Nadezhda Plevitskaya, fue arrestada, juzgada y sentenciada por un tribunal francés a 20 años de prisión.[3] [4]

La NKVD con éxito trasladó el general Miller a Moscú, donde fue torturado y fusilado sumariamente diecinueve meses después el 11 de mayo de 1939. Según el general de la NKVD Pável Sudoplatov: «Su secuestro fue una causa célebre. Eliminándolo se quebrantó su organización de oficiales zaristas y previno efectivamente su colaboración con los alemanes contra nosotros».[5]

Copias de cartas escritas por Miller mientras estuvo encarcelado en Moscú se encuentran entre los papeles de Dimitri Volkogonov en la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos.

En la cultura popular[editar]

El secuestro fue objeto de un libro escrito por Anatoli Rybakov, The Fear. También fue la base de la película cinematográfica francesa Triple Agente (2004), dirigida por Éric Rohmer.

Además, el secuestro de Miller también es novelado en la premiada película Quemado por el sol de Nikita Mijailkov. En la película el personaje es conocido como "Mitya" (Oleg Ménshikov) como un antiguo oficial blanco convertido en agente del NKVD. Haciéndose pasar por un pianista en París, Mitya se describe por entregar ocho generales blancos al NKVD. Todos ellos se describen como haber sido secuestrados, devueltos a Moscú, y fusilados sin juicio. Uno de los generales recibe el nombre de «Weiner».

Véase también[editar]

Notas[editar]

  1. A. Tarulis, American-Baltic relations, 1918-1922: the struggle over recognition, Catholic University of America Press, 1965, p. 190
  2. V. Goldin, J. Long, Resistance and Retribution: The Life and Fate of General EK Miller. Revolutionary Russia, 1999.
  3. a b Barmine, Alexander, One Who Survived, New York: G.P. Putnam (1945), pp. 232–233
  4. Orlov, Alexander, The March of Time, St. Ermin's Press (2004), ISBN 1-903608-05-8
  5. Pavel Sudoplatov, Special Tasks: The Memoirs of an Unwanted Witness, a Soviet Spymaster, 1994. page 37.

Referencias[editar]

  • Barmine, Alexander, One Who Survived, New York: G.P. Putnam's Sons (1945)
  • Orlov, Alexander, The March of Time, St. Ermin's Press (2004), ISBN 1-903608-05-8
  • Quinlivian, Peter (2006). Forgotten Valour: The Story of Arthur Sullivan VC. Sydney: New Holland. ISBN 978-1-74110-486-8.