William Thomas Turner

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
El capitán Turner en el puente del RMS Lusitania (1915).

William Thomas Turner. (23 de Octubre de 1856 - 23 de Junio de 1933),fue un Marino inglés, comandante de la Real Armada perteneciente a la reserva, Comodoro de la Cunard Line, último capitán del RMS Lusitania hundido en 1915 y del RMS Ivernia hundido en 1917.

Biografía[editar]

Pertenecía a una familia de tradición marina, su padre Charles Turner era capitán de la Real Armada. Irónicamente su padre deseaba que fuese ministro de iglesia y no un marino, pero a temprana edad se escabulló del hogar en busca de la vida en el mar y se embarcó en un velero llamado Grasmere que se hundió en una ventisca en Belfast, Turner salvó a nado. A los 13 años fue marino de cubierta en el White Star y luego de dar la vuelta por el Cabo de Buena esperanza se encontró accidentalmente con su padre al mando del Queen of the Nations en las islas Guanape y le llevó a bordo.

Sirvió además del Queen of the Nations, en el War Spirit, Dun Graig, Royal Alfred, Prince Frederick, Thunderbolt como segundo oficial.

Sirvió en el Leyland y después pasó a la Cunard en 1878 como tercer oficial del Cherbourg.

Como veía que en la Cunard no iba a obtener ascensos si no tenía comandos previos retornó a los barcos de vela y recorrió varias veces el globo en un barco llamado Star of the East.

En 1883 vuelve a la Cunard, pero sin alcanzar grado de capitán, hasta 1903 que toma el mando del Aleppo, un pequeño trasatlántico que hacia ruta en el Mediterráneo.

En 1892 se casó con Alice Hitching y le dio dos hijos, Norman y Percy.

Después toma el mando en barcos más grandes tales como el famoso Carpathia, rescatador del Titanic, el Ivernia, el Umbria, el Caronia y el Carmania.

RMS Carpathia, uno de los barcos al mando de Turner.

En 1910, fue capitán del RMS Mauretania donde realizó el salvamento del vapor West Point en 1912 obteniendo una medalla de reconocimiento de la Shipwreck and Humane Society.

Para este entonces, a sus 57 años, Turner estaba bien rankeado en la compañía, y era para esta época ya era un hombre de relativa estatura y complexión robusta, algo tosco de modales y poseedor de una fortaleza física excepcional que gustaba del boxeo y de jactarse de realizar algunas proezas físicas excepcionales para su edad ante sus subordinados más jóvenes.

En 1913, por una situación de protocolo real, se le nombra Comodoro de la Cunard y además es ascendido a Comandante de la Marina Real en reserva, títulos necesarios y exigidos para poder llevar a la familia real a bordo del RMS Mauretania en un tour por el Mediterráneo.

El 29 de mayo de 1914 toma el mando del nuevo RMS Aquitania realizando servicios de pasajeros en el Atlántico norte.

Finalmente en abril de 1915 tomá el mando del RMS Lusitania en reemplazo y lo lleva al muelle nº54 en New York, Estados Unidos El Lusitania es torpedeado por el U-20 el 7 de mayo de 1915 en aguas irlandesas, frente al faro de Old Kinsale, y se logra salvarse a nado al tocar el puente el agua, no obstante, pereciendo con el barco más de 1.198 personas.

RMS Lusitania.

Después del desastre del Lusitania en 1915, Turner fue calumniado públicamente de cobardía por los medios periodísticos y acusado por el Almirantazgo en un vergonzoso juicio a cargo del jurisconsulto Lord Mersey, este juicio estaba plagado de infames falsedades contra Turner de cargos de inoperancia y negligencia.

Lord Mersey lo restituyó casi al final del juicio al darse cuenta a último momento de las manipulaciones oscuras provenientes del Almirantazgo( Winston Churchill era en esa época Primer Lord del Almirantazgo). Lord Mersey declaró como sentencia absolutoria que:

-"Es mi opinión que el capitán Turner aplicó su criterio de acuerdo a su leal saber y entender, por tanto no es culpable de los cargos"-

Lord Mersey después del juicio sobre el Lusitania expresaría a sus íntimos:

"El caso del Lusitania fue un negocio sucio".

Su esposa Alice lo repudió por habarse salvado del Lusitania y se llevó sus dos hijos a Australia, nunca más los volvió a ver. Se le hizo llegar una pluma de ganso como símbolo de la cobardía de un capitán al negarse a hundirse con su barco.

La Cunard Line no lo pasó a retiro ni lo despidió, encomendándole el transporte de mulas Ultonia por dos años y luego el antiguo y desvencijado transatlántico Ivernia el cual sería hundido en 1917 por torpedos alemanes y nuevamente Turner salta por la borda salvando a nado. La Cunard después del Ivernia decidió que Turner estaba "maldito" y lo colocó en labores administrativas. Siguió en la Cunard hasta su retiro previsto en 1919. Murió en 1933 a la edad de 76 años en Connecticut, Inglaterra repudiado por el estigma del Lusitania y olvidado de todos quienes le conocieron.

El capitán Turner obviamente dio claros ejemplos en su larga vida marina de que el mito " El capitán siempre se hunde con su barco".... no estaba entre sus opciones.