Tasa de absorción específica

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La tasa de absorción específica (en inglés, y comúnmente, SAR, de specific absorption rate) es una medida de la potencia máxima con que un campo electromagnético de radiofrecuencia es absorbido por el tejido vivo, aunque, también se puede referir a la absorción de otras formas de energía por el tejido, incluyendo ultrasonido.[1] Se define como la potencia absorbida por la masa de los tejidos y tiene unidades de vatios por kilogramo (W/Kg).[2] Se emplea para frecuencias entre 100 kHz y 100 GHz,[3] es decir, radiación no ionizante, y en particular para teléfonos móviles.

Cálculo[editar]

La tasa SAR puede calcularse a partir del campo eléctrico medido dentro del tejido, de acuerdo con la ecuación:

\text{SAR} = \int_\textrm{muestra} \frac{\sigma(\mathbf{r}) |\mathbf{E}(\mathbf{r})|^2}{\rho(\mathbf{r})} d\mathbf{r}

donde

\sigma es la conductividad eléctrica de la muestra
E es la media cuadrática del campo eléctrico
\rho es la densidad de la muestra

Medición y reglamentación[editar]

El valor de SAR dependerá en gran medida de la forma que tenga la parte del cuerpo expuesta al campo, así como de la ubicación exacta y geometría de la fuente de radiofrecuencia. Por tanto, es necesario hacer pruebas con cada fuente específica (como un teléfono móvil) y en la posición de uso más habitual. El valor que se da para un modelo en particular es el máximo nivel medido en la parte del cuerpo estudiada.

El empleo más común de esta medida se refiere a teléfonos móviles, en cuyo caso el teléfono se ubica junto a la cabeza en la posición de habla más habitual, y se informa del valor SAR para la parte de la cabeza que más energía haya recibido. También puede emplearse para otros dispositivos de radiofrecuencia que se usen cerca del cuerpo, como equipos de manos libres o teléfonos inalámbricos de línea fija.

Algunos gobiernos, basándose en el principio de precaución, han definido límites de seguridad para la exposición máxima a la energía de radiofrecuencia procedente de teléfonos móviles. Estos límites en el SAR máximo que un teléfono móvil puede depositar están destinados a evitar hipotéticos daños relacionados con el incremento de temperatura que esa deposición de potencia pudiera provocar, ya que se recibe en su mayor parte en la cabeza o las extremidades.

Como límite de exposición para el cuerpo entero, se ha fijado un tope de 0,08 W/Kg promediado en toda la masa corporal.[4]

La regulación para la medida del valor SAR y sus máximos admisibles es establecida por la ANSI, IEEE y la ICNIRP.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]

Referencias[editar]

  1. http://asadl.org/jasa/resource/1/jasman/v104/i3/p1705_s1
  2. Jin, Jianming (1998). CRC Press, ed. Electromagnetic Analysis and Design in Magnetic Resonance Imaging. pp. §5.3.3 pp. 226ff. ISBN 978-0849396939. 
  3. http://www.icnirp.org/documents/emfgdl.pdf
  4. http://www.icnirp.org/documents/emfgdl.pdf A whole-body average SAR of 0.4 W/kg has therefore been chosen as the restriction that provides adequate protection for occupational exposure. An additional safety factor of 5 is introduced for exposure of the public, giving an average whole-body SAR limit of 0.08 W/Kg.