Tambor magnético

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Tambor magnético.

La memoria de tambor es un dispositivo de almacenaje de datos. Fue una temprana forma de memoria de ordenador que extensamente fue usada en los años 1950 y 1960, inventada por Gustav Tauschek en 1932 en Australia. Para muchas máquinas, el tambor formó la memoria de trabajo principal de la máquina, con datos y programas cargados sobre el tambor, que usa medios de comunicación como la cinta de papel o tarjetas perforadas. Los tambores comúnmente eran tan usados para la memoria de trabajo principal que las máquinas, a menudo, eran mencionadas máquinas de tambor.

Características[editar]

El tambor magnético es un cilindro de metal hueco o sólido que gira en una velocidad constante (de 600 a 6.000 revoluciones por minuto), cubierto con un material magnético de óxido de hierro sobre el cual se almacenan los datos y programas. A diferencia de los paquetes de discos, el tambor magnético físicamente no puede ser quitado. El tambor queda permanentemente montado en el dispositivo. Palancas magnéticas que son capaces de recoger datos a mayores velocidades que una cinta o una unidad de disco, pero no son capaces de almacenar más datos que aquellas.

La superficie del tambor magnético se podía magnetizar debido al material que lo rodeaba. El tambor giraba y sobre su superficie existían numerosas cabezas de lectura y escritura. Se almacenaban los datos en pistas paralelas sobre la superficie del tambor. Al girar el tambor la información almacenada pasaba por debajo de los cabezales de lectura/escritura.

Diferencias entre disco y tambor[editar]

Un tambor magnético se diferencia de un disco magnético en que las pistas en las cuales los datos son almacenados, son asignadas a canales localizados alrededor de la circunferencia del tambor. Es decir, los canales forman cintas circulares alrededor del tambor. Las funciones básicas de las cabezas de lectura/escritura son colocar puntos magnetizados (0's y 1's binarios) en el tambor durante una operación de la escritura y detectar estos puntos durante una operación de lectura. La función de leer y escribir de un tambor magnético funciona de una manera similar a las de una unidad de cinta magnética o una unidad de disco.

Montaje[editar]

Algunos tambores son montados en posición horizontal, mientras que hay otros que son montados en posición vertical.

Para tener una idea de la velocidad y capacidad de almacenaje, algunos tambores de alta velocidad son capaces de transferir más de un millón de caracteres de datos por segundo, que es aproximadamente el equivalente a la lectura de un montón de tarjetas perforadas. Las capacidades de almacenaje de tambores magnético varían entre 20 millones y más de 150.000 millones de caracteres de datos.